EL CASO GÜRTEL Y  MARIANO RAJOY BREY

 

las noticias, a día 

RAJOY VE AHORA “DE PURA NORMALIDAD” ACUDIR A DECLARAR COMO TESTIGO EN GÜRTEL

EL PP ARREMETE CONTRA EL JUEZ DE LA AUDIENCIA NACIONAL Y CONTRA EL PSOE

LOS CINCO MOTIVOS PARA CITAR A MARIANO RAJOY EN EL JUICIO A LA TRAMA GÜRTEL

RAJOY TIENE QUE DECLARAR DE FORMA PRESENCIAL: POR VIDEOCONFERENCIA O EN SU DESPACHO

EL PP, EN ESTADO DE 'SHOCK' TRAS LA CITACIÓN DE MARIANO RAJOY EN EL JUICIO DEL CASO GÜRTEL

EL PP VE EN LA DECISIÓN DE CITAR A RAJOY UN "ABUSO DE DERECHO" Y DESCALIFICA A LA ACCIÓN POPULAR

MARIANO RAJOY TENDRÁ QUE DECLARAR COMO TESTIGO EN EL JUICIO DEL CASO GÜRTEL

RAJOY TESTIFICARÁ EN EL JUICIO DE GÜRTEL PESE AL RECHAZO DE LA FISCALÍA

LA ACUSACIÓN POPULAR PIDE AL TRIBUNAL DE 'GÜRTEL' QUE LLAME A DECLARAR A RAJOY COMO A TODOS LOS QUE FUERON 'NÚMERO 2' DEL PP

UNA ACUSACIÓN POPULAR PIDE QUE RAJOY DECLARE EN EL JUICIO GÜRTEL
 



RAJOY VE AHORA “DE PURA NORMALIDAD” ACUDIR A DECLARAR COMO TESTIGO EN GÜRTEL

El presidente del Gobierno se ofrece a testificar como le piden los tribunales

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, se ha mostrado este jueves “encantado” de ir a declarar como testigo en el juicio del caso Gürtel que se sigue en la Audiencia Nacional. Rajoy ha calificado esa citación como “un acto de pura normalidad” y lo ha relacionado con su posición ante otros asuntos, como el desafío separatista en Cataluña, al decir que siempre ha defendido que los gobernantes deben colaborar siempre con las actuaciones judiciales.

Rajoy ha acudido este jueves a un acto en la asamblea de la patronal CEOE en la sede de Telefónica en el barrio de Las Tablas en Madrid y allí se le ha preguntado, a la entrada, cómo afronta haber sido citado como testigo en el juicio de Gürtel. Rajoy ha contestado: “Bueno, con absoluta normalidad, yo llevo diciendo desde hace mucho tiempo que cumplir la ley y las resoluciones de los tribunales es algo obligado para todos, me he referido también a los gobernantes, y en mi caso también iré encantado pues a responder a lo que tengan a bien preguntar y a aclarar lo que pueda aclarar, eso ya lo veremos en su momento, pero este es un acto de pura normalidad”.

El jefe del ejecutivo no ha aclarado cómo piensa cumplir ese compromiso, si a través de una videoconferencia desde su despacho en La Moncloa o de forma presencial, pero sí ha adelantado que hará lo que le digan los jueces de la Audiencia: “Cómo me digan los tribunales, estaré a lo que diga el tribunal”.

El líder del PP tampoco ha querido pronunciarse sobre las críticas que desde su partido se han efectuado a los jueces de la Audiencia Nacional que ahora han aceptado su comparecencia en el juicio cuando en dos ocasiones anteriores la habían denegado. Rajoy ha dicho: “No voy a comentar las resoluciones de ningún tribunal me parezcan razonables o no, no lo he hecho nunca, en tres ocasiones anteriores dijeron que no debía ir como testigo, ahora dicen que sí, no dije nada en las otras oportunidades y ahora tampoco, es mi opinión, es la propia de un presidente del Gobierno, y no la voy a cambiar”.

http://politica.elpais.com/politica/2017/04/20/actualidad/1492686048_926305.html

EL PP ARREMETE CONTRA EL JUEZ DE LA AUDIENCIA NACIONAL Y CONTRA EL PSOE

Rafael Hernando defiende que el tribunal se dejó afectar por las "presiones espurias" de una asociación que ejerce de "Ausbanc y manos sucias" de los socialistas

El PP y Mariano Rajoy llevan dos días en la cueva, a refugio del resurgimiento del caso Gürtel al máximo nivel y tras la conmoción provocada este miércoles con la detención del expresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, una figura de primer nivel en el partido. Rajoy no ha tenido ningún acto ni comparecencia en dos días e intentará en las próximas fechas eludir al máximo las preguntas sobre la corrupción que tanto están empañando su relanzamiento internacional y su imagen de estabilidad política.

La dirección del PP ha optado este martes por emitir al final un duro comunicado, con acusaciones más o menos indirectas contra el PSOE y su uso de la acusación particular en el caso Gürtel. Y este miércoles ha emitido con rapidez otro comunicado anunciando la suspensión provisional de militancia sobre González. En el Congreso, el portavoz, Rafael Hernando, arremetió de nuevo duramente contra el PSOE y contra los jueces de la Audiencia Nacional por dejarse presionar con la "persecución espuria" y política de ese partido contra Rajoy.

El encargado de dar la cara este miércoles ante el resurgimiento de los problemas con la corrupción del PP ha sido otra vez el portavoz parlamentario en el Congreso. Los demás dirigentes y ministros del ejecutivo de Rajoy que han hablado antes se limitaron a subrayar la obviedad de que la justicia funciona y actúa en España. Ha sido la consigna a la que se agarraron antes el ministro del Interior, José Ignacio Zoido, y el coordinador general del PP, Fernando Martínez Maillo.

El portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando, ha comparecido ante los periodistas como suele ser su norma: al contraataque. En este caso contra el PSOE, contra ADADE, la asociación de abogados que ha reclamado insistentemente que Rajoy acuda como testigo al juicio del caso Gürtel, y como gran novedad ahora contra los jueces de la Audiencia Nacional que han acordado aceptar esa comparecencia.

Hernando ha empezado por acusar a esa asociación, ADADE, de actuar con motivaciones políticas: "Todo el mundo conoce que lo de ayer (el pronunciamiento de la Audiencia Nacional) tiene que ver con la posición de una asociación de tipo político en los tribunales que lleva actuando de forma espuria". El portavoz popular ha añadido que respeta la decisión del tribunal "incluso cuando cambia de criterio" aunque no la comparte. El dirigente del PP ha acusado así al tribunal y en particular al juez que ha cambiado su posición anterior contra la presencia de Rajoy de dejarse condicionar "por la presión de una asociación vinculada al PSOE que lleva intentando que Rajoy se siente ante un tribunal en calidad de lo que sea".

El portavoz del PP ha explicado su criterio de que no tiene sentido esa comparecencia judicial de Rajoy porque en 2003 no tenía ninguna responsabilidad relevante en el partido, no era presidente ni responsable de las campañas, y la acusación que se investiga tiene que ver con la organización de dos actos muy locales en Majadahonda y Arganda. Hernando ironizó con que en España hay 8.000 municipios y los partidos hacen en cada campaña electoral unos 100.000 actos por lo que es difícil que Rajoy estuviera al tanto de esas dos actividades tan concretas en pueblos de Madrid.

Todos esos argumentos los ha utilizado Hernando para acusar al PSOE y a ADADE, a los que ha identificado como una misma cosa, de usar "de forma espuria la figura judicial de la acusación particular con fines políticos". Y ha añadido en esa línea: "Se trata de desprestigiar a alguien a sabiendas de que esa persona no tiene nada que decir ni responsabilidades sobre ese asunto". El objetivo, según Hernando, es "difamar, desprestigiar y triturar el honor de las personas" y, en suma, "politizar y utilizar de forma intolerable la justicia para obtener beneficio político en los tribunales".

Lanzado y crispado contra el PSOE, contra ADADE y contra los jueces que han variado su criterio en este caso, Hernando ha decalificado a esa asociación de abogados "como el Ausbanc del PSOE" y "no quiero decir el manos sucias del PSOE". El portavoz del PP se ha quejado: "¡Ya está bien!". Ha asegurado así que la presión de esa asociación "ha torcido la voluntad del tribunal al amenazar con la nulidad del proceso".

Rafael Hernando ha aprovechado para recuperar la posición crítica y ahora contraria del PP contra la figura de la acusación particular en manos de los partidos políticos y ha recordado que esa es ahora una postura que tienen también otros partidos y que podrá abordarse para modificarla cuando el PSOE tenga un nuevo liderazgo político a partir de que se resuelvan las primarias el 21 de mayo. Mantiene que Ciudadanos le ha expresado su tesis favorable a cambiar esa posibilidad actual. El dirigente del PP ha avanzado que su partido "no le ve sentido" a que Rajoy, que tendrá que testificar ante la Audiencia Nacional, tenga además que comparecer ante el Congreso de los Diputados en la comisión de investigación sobre la financiación irregular de ese partido como reclama Podemos. Sostiene que Rajoy y el PP ya han dado explicaciones más que suficientes "por cielo, tierra, mar y aire" y con su exposición ante un pleno del Senado en agosto de 2013.

El dirigente del PP ha rechazado que este rebrote de casos de corrupción esté dañando la imagen internacional de Rajoy y de su partido: "La imagen de España y del presidente está a salvo, el Gobierno se dedica a lo que se tiene que dedicar, a que las familias salgan de la crisis, a legislar, esto es lo importante, y otros a enredar y a desprestigiar al presidente del Gobierno".

http://politica.elpais.com/politica/2017/04/19/actualidad/1492604025_680333.html

LOS CINCO MOTIVOS PARA CITAR A MARIANO RAJOY EN EL JUICIO A LA TRAMA GÜRTEL

El tribunal ha decidido por mayoría llamar a declarar al presidente del Gobierno porque en contra de la opinión de la Fiscalía y de la Abogacía del Estado, han sido constatados hechos nuevos durante el juicio que acreditan la pertinencia de la declaración

Dos de los tres magistrados del juicio en el caso Gürtel, José Ricardo de Prada y Julio de Diego, consideran útil y pertinente para el procedimiento la citación como testigo de Mariano Rajoy porque a su entender y a pesar de lo afirmado por la Fiscalía y la Abogacía del Estado, durante el transcurso del juicio a la trama se han producido hechos nuevos que requieren de la explicación del presidente del partido. Son estos:

Correa desveló en su declaración que llevó millones producto de la trama del 3% a Luis Bárcenas y a Génova, cuando Rajoy era vicesecretario y secretario general del partido. ¿Vio al líder de la Gürtel entrar en la sede, donde según sus palabas, estaba más que en su despacho?, ¿sabía a qué iba?.

En el mismo sentido, el empresario acusado, Alfonso García Pozuelo, confesó que dio dinero para “organismos centrales”. ¿Qué sabe de esto?.

Bárcenas ha declarado que el yerno de un empresario donante a la caja b del PP, Joaquín Molpeceres, advirtió a Rajoy en 2004 de que Correa estaba utilizando el nombre del partido para sus actividades ilícitas, y que por eso le echó, dando instrucciones para que el líder de la Gürtel dejara de contratar con el PP.

No obstante, no solo no le denunció, sino que la trama siguió trabajando para el PP de Madrid y Valencia hasta que la organización fue desarticulada cinco años más tarde. ¿De verdad dio esas instrucciones Rajoy?, ¿de qué forma y a quién?.

Bárcenas también aseguró, y lo corrobora la prueba documental, que el PP contrató a la marca valenciana de la Gürtel, Orange Market, para organizar parte del congreso nacional que supuso la reelección de Rajoy como presidente del partido en 2008, con el visto bueno del entonces secretario general, Ángel Acebes. Es decir, cuatro años después de que el propio Rajoy, supuestamente, hubiera ordenado que se dejara de contratar con la trama. ¿Sabía de esa contratación?.

Tanto Guillermo Ortega, ex alcalde de Majadahonda, como José Luis Peñas, han declarado que el extesorero Álvaro Lapuerta llamó al Consistorio en 2001 para pedir que contrataran a empresas donantes a la caja b. ¿Sabía Rajoy entonces, como vicesecretario general del partido, de estos comportamientos?.

Además de estos hechos objetivos, acontecen otras circunstancias, que también justifican la citación. La primera es una cuestión de congruencia: si el tribunal ha aceptado que declaren como testigos todos los secretarios generales que ha tenido el Partido Popular, ¿por qué dejar fuera a uno de ellos, Mariano Rajoy, que ocupó ese cargo entre 2003 y 2004, periodo investigado?

En segundo lugar, si el PP se ha negado a declarar cuando se le dio oportunidad de hacerlo como partícipe a título lucrativo, ¿qué mejor que poder preguntar a su presidente, para resolver las dudas al respecto? Además, si está en cuestión la financiación del PP en diversas campañas electorales a cuenta de la trama, ¿quién mejor para responder que quien las dirigía?, porque Rajoy fue director de campaña del PP de cinco elecciones en el periodo investigado.

Y la definitiva. El tribunal ha permitido a la Fiscalía que pregunte durante todo el juicio por la caja b del PP, a pesar de que no es objeto de este procedimiento sino de la pieza separada que será enjuiciada en su día, y que cite a testigos solo para hablar de esa caja negra, como a los exdiputados Jaime Ignacio del Burgo, Calixto Ayesa o al exdirigente del PP, Santiago Abascal.

La mayoría del tribunal considera pertinente ahora que Rajoy también pueda ser citado para declarar por esa caja b, de la que supuestamente cobró sobresueldos, y de la que se pagó con 1.5 millones en negro la reforma de la sede central, ocupando Rajoy la presidencia del partido.

Rajoy no podrá declarar por escrito

La ley es muy clara al respecto. Los presidentes del Gobierno solo pueden declarar por escrito si conocieron los hechos enjuiciados por razón de su cargo. Y no es el caso porque Rajoy supo de ellos mucho antes de ser presidente del Gobierno en 2011. Por tanto, tendrá que declarar en directo, someterse a todas las preguntas de las partes para no conculcar los principios de contradicción e inmediatez, y con la obligación de decir verdad.

Queda por resolver si declarará en la Audiencia Nacional, donde se desarrolla el juicio, si lo hace desde su despacho, para lo que tendría que desplazarse el tribunal y decenas de abogados de las partes hasta Moncloa, cosa que parece inviable aunque no es descartable, según fuentes jurídicas, o si puede declarar por vídeoconferencia. Por plasma.

Al respecto, las fuentes jurídicas consultadas recuerdan que solo se suele permitir esta prerrogativa por razones de distancia, que no es el caso, o de seguridad. “¿Y qué más seguridad hay que en el desolado polígono industrial de San Fernando de Henares, donde se celebra el juicio, custodiado por decenas de policías nacionales?”, apuntan las mismas fuentes. Además, este tribunal “tiene una cultura de no aceptar vídeoconferencias”. Han sido muchas las reclamadas y las ha rechazado todas “porque se pierde inmediatez y solidez” en la prueba.

Comienzo del vía crucis de Rajoy

La decisión del tribunal tiene consecuencias imprevisibles. Primero, y aunque improbable, Rajoy va a tener que trabajar la declaración porque si el tribunal advierte que intenta confundir, esquivar las preguntas o miente durante su declaración, puede deducir testimonio por fraude procesal o falso testimonio contra el presidente del Gobierno.

Pero esta citación, puede no ser la única sino simplemente la primera. Ya que si en esta pieza de la Gürtel, en la que a priori tiene poco que ver, es citado como testigo, lo lógico es esperar que también sea llamado a declarar cuando tenga lugar el juicio por la caja b del PP.

Porque desde esa caja b, “ya acreditada” según la Fiscalía, supuestamente se abonaron sobresueldos durante años al propio Rajoy, y se pagaron en negro las obras de la sede, siendo Rajoy presidente del Partido Popular.

Mariano Rajoy siempre ha esperado sin hacer nada a que el paso del tiempo solucionase los problemas que le acuciaban. En esta ocasión, juega en su contra. El inexorable paso del tiempo le conduce directo y de lleno, hasta el problema.

http://cadenaser.com/ser/2017/04/19/tribunales/1492585557_702294.html

RAJOY TIENE QUE DECLARAR DE FORMA PRESENCIAL: POR VIDEOCONFERENCIA O EN SU DESPACHO

Otros líderes ‘populares’ como Aznar y Aguirre ya lo hicieron, sin que supusiera un trauma democrático

Este martes 18 de abril la noticia política del día es que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, tendrá que declarar como testigo en el caso Gürtel. Lo hará en calidad de presidente del Partido Popular, dado que lo que se investiga en este caso es la presunta financiación ilegal de su partido. En la Audiencia Nacional se está fiscalizando la primera época del mayor caso de corrupción de España. Es la primera vez que a Rajoy se le reclaman cuentas desde que el caso Gürtel fuera destapado en 2009 y saliese él mismo a la palestra a denunciar que “no es una trama del PP, es una trama contra el PP”.

El tribunal tomó la decisión por dos votos a uno. Un tribunal que, hasta ahora, se ha mostrado bastante dividido sobre qué hacer con Mariano Rajoy. La Sala está presidida por Ángel Hurtado y compuesta por José Ricardo de Prada y Julio de Diego y, en febrero de 2016, rechazaron pedir la comparecencia de Rajoy, tras una fuerte división entre los dos últimos magistrados, que se zanjó con un auto que dejaba abierta la puerta a una futura citación. La misma decisión se tomó en octubre, pero ahora ADADE ha insistido con un escrito que adelantó ELPLURAL.COM y que está cargado de razones para que Rajoy dé explicaciones.

Puede evitar 'el paseillo'

Rajoy tiene que declarar de forma presencial (no puede hacerlo por escrito), pero como Presidente del Gobierno tiene el privilegio de evitar pisar la Audiencia Nacional. Tiene dos posibilidades, por videoconferencia -cómo hizo Bárcenas en la demanda que le puso Cospedal- o en uno de sus despachos, el de La Moncloa o el de la sede del PP, a donde se tendrían que trasladar los jueces y los abogados de las partes. Lo que señalan fuentes del PP es que evitará por todos los medios la imagen del 'paseíllo' de todo un presidente del Gobierno entrando en la Audiencia Nacional.

Lo noticioso hubiera sido que el tribunal decidiera no citar a Rajoy, porque dicha negativa contrastaría con el trato que otros dirigentes de idéntico nivel han recibido en España. Y porque habría confirmado que el actual presidente del Gobierno vive protegido de la Justicia en una “urna de cristal”, como denunció la acusación popular que ha reclamado que se interrogue a Rajoy.

Casos de presidentes de Ejecutivo que han declarado hay varios, aunque con el estigma de estar imputados. Francisco Camps declarando en Valencia por la Gürtel, Ignacio González declarando en Estepona por el caso Ático o recientemente Pedro Antonio Sánchez, en Murcia, por el caso Auditorio.

Como presidentes de partido, hay casos que tampoco pronostican lo mejor para Mariano Rajoy. En 2013, Esperanza Aguirre ya no era presidenta de la Comunidad de Madrid, pero sí del PP regional, y tuvo que declarar como testigo ante el juez Pablo Ruz por las adjudicaciones de su gobierno a la Gürtel. Y hasta el mismísimo José María Aznar, en 1991, como presidente del PP, fue citado a declarar ante la Audiencia Provincial de Burgos, con motivo del caso de la Construcción.

Hay que recordar que tanto Aznar como Aguirre se acogieron a su derecho a declarar por carta, algo que se les permite por ser aforados, aunque no podrían mentir, bajo riesgo de ser acusados de perjurio. Y, en el caso de Rajoy, las preguntas de la acusación popular tendrían que ser antes aceptadas por el tribunal.

La pieza que ahora se juzga es la relativa al lapso entre 1999 y 2005. En aquella época, Rajoy fue en el PP vicesecretario general, secretario general y presidente del Partido Popular. Además de director de las campañas electorales de 1995, 1996 y 2000, que podrían haber sido financiadas ilegalmente.

Y el tribunal ha citado a declarar a Francisco Álvarez-Cascos, Javier Arenas y Ángel Acebes por haber sido secretarios generales. A Jaime Mayor Oreja por haber sido vicesecretario y a Rodrigo Rato también por haber sido vicesecretario y estar al tanto de cómo se financiaban las campañas electorales de esos años.

Con todos estos mimbres y coincidencias, no debería suponer ningún trauma democrático que Mariano Rajoy fuese llamado a declarar para dar explicaciones sobre qué pasaba en el partido que lleva supervisando casi 30 años. Sería lo normal, lo lógico. La noticia sería que decidieran mantenerle en una “urna de cristal”.

http://www.elplural.com/politica/2017/04/17/rajoy-debe-declarar-en-gurtel-lo-contrario-seria-noticia

EL PP, EN ESTADO DE 'SHOCK' TRAS LA CITACIÓN DE MARIANO RAJOY EN EL JUICIO DEL CASO GÜRTEL

Sorpresa en Génova y en la Moncloa. Los colaboradores del presidente estudian las posibilidades legales para evitar que se monte un circo

En las filas populares se han llevado toda una sorpresa. No se esperaban que la mayoría del tribunal, que desde hace meses juzga el caso Gürtel, decidiera finalmente citar a Mariano Rajoy para declarar como testigo. Será el primer presidente del Gobierno en ejercicio que deba hacerlo. Y, por eso mismo, los que le rodean reconocen que les ha pillado desprevenidos. Se han quedado en “estado de shock”.

En público aún no se ha hecho ninguna valoración. El coordinador general del PP, Fernando Martínez Maíllo tiene previsto dar esta tarde una rueda de prensa desde Zamora. Para entonces se espera la primera reacción oficial.

Aunque tanto desde Génova como desde la Moncloa, en privado, ya se remiten al consabido “respeto y colaboración con la Justicia”. Los colaboradores del jefe del Ejecutivo están estudiando las posibilidades legales (con la Ley de enjuiciamiento criminal entre las manos). La idea es que no tenga que acudir físicamente a la sede judicial. Quieren que se monte el menor circo posible.

Y aunque se pretender afrontar todo esto con normalidad, la verdad, es que entre los conservadores se detecta malestar. No pueden ocultar su disgusto porque llevan años tratando de enterrar toda esta etapa, achacando siempre lo que ocurrió a José María Aznar.

Además, todo lo que tiene que ver con corrupción incomoda mucho a Rajoy. Se nota cada vez que se le pregunta por ello. Algo que hoy no se podrá hacer porque no tiene ningún acto en agenda.

El PP respeta la decisión pero señala "la cercanía al Partido Socialista" de la Asociación ADADE

Horas más tarde de conocerse la decisión del tribunal, el Partido Popular ha emitido un comunicado en el que reitera su respeto pero mostrando su disconformidad:

El Partido Popular respeta, pero no puede compartir la decisión adoptada por la mayoría del Tribunal. El PP espera conocer la resolución judicial y su fundamentación antes de poder establecer una valoración detallada de la misma.

La decisión adoptada hoy contradice claramente su propia doctrina, de febrero y octubre de 2016, en la que el mismo Tribunal rechazó el testimonio Mariano Rajoy con el argumento de que no era “ni pertinente, ni útil” para la causa.

El instructor de la causa, Pablo Ruz, también rechazó en su día el testimonio solicitado por la misma acusación popular “por adivinarse en la motivación de la solicitud” un interés ilegítimo y de carácter extraprocesal.

Estos argumentos han sido refrendados tanto por el Ministerio Fiscal como por la Abogacía del Estado. El Partido Popular quiere significar el carácter absolutamente excepcional de la admisión de una prueba testifical solicitada por la acusación popular en contra del criterio de la Fiscalía.

El Partido Popular pone en evidencia el error al que induce la acusación popular al hacer uso de alegaciones falsas y atribuir a Rajoy unas funciones que no correspondían a sus cargos y responsabilidades orgánicas.

Aunque el hecho cierto e indiscutible es que el presidente del Partido Popular ha sido citado como uno más de los 300 testigos admitidos en la causa y, por tanto, sin que se le atribuya ningún tipo de responsabilidad en los hechos que se juzgan, hay que destacar que la declaración de Mariano Rajoy en el procedimiento es una muestra del proceso mediático que la acusación popular de ADADE pretende seguir. Consideramos que todo ello supone una situación de abuso de derecho, por cuanto una petición con clara intencionalidad política se enmascara bajo un interés jurídico inexistente.

De hecho la Asociación ADADE está liderada por dos personas, Javier Ledesma y Mariano Benítez de Lugo, muy conocidas por su cercanía al Partido Socialista. Esta formación política siempre se ha sumado a las peticiones de ADADE.

El Partido Popular reitera su respeto a las decisiones de los tribunales y manifiesta su voluntad de colaboración con la justicia.

http://cadenaser.com/ser/2017/04/18/politica/1492522659_507128.html

EL PP VE EN LA DECISIÓN DE CITAR A RAJOY UN "ABUSO DE DERECHO" Y DESCALIFICA A LA ACCIÓN POPULAR

Sostiene en un comunicado que esta decisión "contradice claramente la doctrina" del propio tribunal

El coordinador general del Partido Popular, Fernando Martínez-Maillo, dice que la decisión de la Audiencia Nacional "no tiene ningún recorrido" y que es "excepcional"

El PP respeta la decisión adoptada por el tribunal de la Audiencia Nacional que juzga la Gürtel de citar como testigo al presidente del Gobierno pero, al tiempo, sostiene que este paso "contradice claramente su propia doctrina, de febrero y octubre de 2016, en la que el mismo tribunal rechazó el testimonio Mariano Rajoy con el argumento de que no era 'ni pertinente, ni útil' para la causa".

Los conservadores emitieron un comunicado en el que tildan la resolución de "abuso de derecho", ya que creen que en la petición de la acusación popular de Adade para que declare Rajoy hay una "clara intencionalidad política" que "se enmascara bajo un interés jurídico inexistente".

El PP recuerda que el instructor de la causa, Pablo Ruz, también rechazó en su día el testimonio solicitado por la misma acusación popular “por adivinarse en la motivación de la solicitud” un interés ilegítimo y de carácter extraprocesal. "Estos argumentos han sido refrendados tanto por el Ministerio Fiscal como por la Abogacía del Estado", recuerdan.

Insiste el PP en descalificar la acción popular que ejerce en el caso Adade: "Es una muestra del proceso mediático que la acusación popular pretende seguir". Recuerda, en este sentido, que la asociación está liderada por dos personas, Javier Ledesma y Mariano Benítez de Lugo, "muy conocidas por su cercanía al Partido Socialista".

Por su parte, el coordinador general del Partido Popular, Fernando Martínez-Maillo, ha asegurado que la decisión de la Audiencia Nacional "no tiene ningún recorrido" y es "excepcional". Martínez-Maillo ha asegurado respetar la decisión judicial aunque también ha mostrado su discrepancia con ella porque Rajoy no ocupaba las responsabilidades que le atribuye la asociación que ejerce la acción popular en este caso, que ha vinculado al Partido Socialista y a la que ha acusado de tener "fines políticos o espúreos".

http://www.infolibre.es/noticias/politica/2017/04/18/el_la_decision_citar_rajoy_abuso_derecho_descalifica_accion_popular_63969_1012.html

MARIANO RAJOY TENDRÁ QUE DECLARAR COMO TESTIGO EN EL JUICIO DEL CASO GÜRTEL

El tribunal asume la petición de una de las acusaciones populares en contra de la opinión de la Fiscalía La fiscala consideraba "inútil" citar al presidente del Gobierno porque la caja b del PP está "acreditada"

El tribunal que juzga la primera etapa del caso Gürtel ha acordado por mayoría, es decir, por dos votos a uno, que el presidente del Gobierno Mariano Rajoy comparezca como testigo en una fecha todavía por determinar. Los magistrados adoptan esta decisión a pesar del rechazo expresado por la Fiscalía Anticorrupción y la Abogacía del Estado, que consideraban “inútil y redundante” citar como testigo a Rajoy porque tanto la caja b del PP como el beneficio obtenido por este partido para financiarse “ya están acreditados".

En una decisión sin precedentes en la justicia española, un tribunal ha ordenado por primera vez en la historia la citación como testigo de un presidente del Gobierno en un juicio oral. Felipe González declaró en 1991 por el caso GAL, pero se trataba de la fase de instrucción y pudo hacerlo por escrito. La segunda vez, de forma presencial y ante el Supremo, lo hizo ya como expresidente en 1998, por el secuestro de Segundo Marey.

Después de un profundo debate y a pesar del rechazo de la Fiscalía, de la Abogacía del Estado, las defensas y el propio Partido Popular, los magistrados José Ricardo de Prada y Julio de Diego, han impuesto su criterio y han aprobado la citación en contra del parecer del presidente del tribunal, Ángel Hurtado, que se ha opuesto y ha quedado en minoría.

Rajoy tendrá que declarar de forma “presencial”

Artículo 412
1. Estarán exentas también de concurrir al llamamiento del Juez, pero no de declarar, pudiendo hacerlo por escrito, las demás personas de la Familia Real.

2. Están exentos de concurrir al llamamiento del Juez, pero no de declarar, pudiendo informar por escrito sobre los hechos de que tengan conocimiento por razón de su cargo:


1.º El Presidente y los demás miembros del Gobierno.

2.º Los Presidentes del Congreso de los Diputados y del Senado.

3.º El Presidente del Tribunal Constitucional.

4.º El Presidente del Consejo General del Poder Judicial.

5.º El Fiscal General del Estado.

6.º Los Presidentes de las Comunidades Autónomas.
3. Si fuera conveniente recibir declaración a alguna de las personas a las que se refiere el apartado 2 anterior sobre cuestiones de las que no haya tenido conocimiento por razón de su cargo, se tomará la misma en su domicilio o despacho oficial.

4. Quienes hubiesen desempeñado los cargos a que se refiere el apartado 2 del presente artículo estarán igualmente exentos de concurrir al llamamiento del Juez, pero no de declarar, pudiendo informar por escrito sobre los hechos de que hubieren tenido conocimiento por razón de su cargo.

5. Estarán exentos también de concurrir al llamamiento del Juez, pero no de declarar, pueden hacerlo en su despacho oficial o en la sede del órgano del que sean miembros:

1.º Los Diputados y Senadores.

2.º Los Magistrados del Tribunal Constitucional y los Vocales del Consejo General del Poder Judicial.

3.º Los Fiscales de Sala del Tribunal Supremo.

4.º El Defensor del Pueblo.

5.º Las Autoridades Judiciales de cualquier orden jurisdiccional de categoría superior a la del que recibiere la declaración.

6.º Los Presidentes de las Asambleas Legislativas de las Comunidades Autónomas.

7.º El Presidente y los Consejeros Permanentes del Consejo de Estado.

8.º El Presidente y los Consejeros del Tribunal de Cuentas.

9.º Los miembros de los Consejos de Gobierno de las Comunidades Autónomas.

10.º Los Secretarios de Estado, los Subsecretarios y asimilados, los Delegados del Gobierno en las Comunidades Autónomas y en Ceuta y Melilla, los Gobernadores civiles y los Delegados de Hacienda.
6. Si se trata de cargos cuya competencia esté limitada territorialmente, sólo será aplicable la exención correspondiente respecto de las declaraciones que hubieren de recibirse en su territorio, excepción hecha de los Presidentes de las Comunidades Autónomas y de sus Asambleas Legislativas.

7. En cuanto a los miembros de las Oficinas Consulares, se estará a lo dispuesto en los Convenios Internacionales en vigor.

Artículo 412 redactado por L.O. 12/1991, 10 julio («B.O.E.» 11 julio), por la que se modifican los artículos 411 a 415, 702 y 703 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal.

Mariano Rajoy tendrá que declarar de forma “presencial” ante el tribunal y someterse a todas las preguntas que formulen las partes, según fuentes jurídicas de la Audiencia Nacional consultadas por la Cadena SER, que invocan el “principio de contradicción” de la prueba en cualquier juicio, el de inmediatez, y los artículos 412, 702 y 703 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal.

El artículo 412, que en cualquier caso se refiere al proceso de instrucción, recalca que los presidentes del Gobierno tendrán que declarar, bien en el juzgado o desde su despacho, si se trata de cuestiones de las que no haya tenido conocimiento por razón de su cargo, como es el caso. “Solo si hubiera tenido conocimiento” de los hechos al ser o por ser presidente, tendría la prerrogativa de declarar por escrito, insisten estas fuentes. Y las circunstancias enjuiciadas tuvieron lugar mucho antes de que Mariano Rajoy alcanzara la presidencia del Gobierno.

Los artículos 702 y 703 hacen referencia a lo mismo pero en la fase del juicio oral, en la que se encuentra en estos momentos el procedimiento. En síntesis, estos artículos exponen que los únicos que pueden declarar por escrito al ser llamados como testigos en un juicio son la Familia Real, otros cargos públicos y los presidentes del Gobierno, siempre que en el caso de estos últimos, "hubieren tenido conocimiento por razón de su cargo de los hechos de que se trate". Y Mariano Rajoy no ha tenido conocimiento de la Gürtel por razón de su cargo como presidente del Gobierno a partir de 2012, sino mucho antes, en el año 2004.

No obstante, fuentes de Moncloa aseveran que Rajoy tiene la facultad de escoger si su declaración será presencia o por escrito.

La acusación popular de la Asociación de Abogados Demócratas de Europa (ADADE) había reclamado la citación de Rajoy porque dirigió cinco campañas electorales en el periodo bajo sospecha de que el Partido Popular obtuvo financiación ilegal gracias a la trama, y es el único de los secretarios generales del PP que no ha declarado en sede judicial. “Resultaría anómalo”, dijo ADADE, que en una empresa investigada, declarase todo su consejo de administración y no lo hiciera su presidente. Pues aquí comparece todo el consejo de la “empresa” investigada PP, y no lo hace su principal responsable, protegido en una “urna de cristal” por la justicia, dice ADADE.

El rechazo de la fiscal Concepción Nicolás

A primera hora de la mañana, la fiscal Anticorrupción, Concepción Nicolás, había rechazado la petición. Nicolás expuso que la citación de Rajoy “ni es útil ni necesaria” porque los hechos fundamentales por los que está involucrado el Partido Popular “ya están acreditados” por el resto de pruebas practicadas y por tanto, su comparecencia sería “redundante”. Al respecto, la fiscal manifestó que “sobre la existencia de la caja b” en el PP, las declaraciones de Luis Bárcenas, y de los testigos Santiago Abascal y Jaime Ignacio del Burgo, y la prueba practicada, ya confirman su existencia, por lo que la declaración de Mariano Rajoy sería reiterativa.

Respecto al “beneficio” obtenido por el PP en Majadahonda y Pozuelo, también ha sido “acreditado” al entender de la Fiscal por las declaraciones de imputados como Jesús Sepúlveda, Guillermo Ortega y otras testificales, así como por “la negativa a declarar del PP” en su condición de partícipe a título lucrativo, que supone el reconocimiento de los hechos. De ahí que a juicio de la Fiscalía, no es “relevante ni imprescindible” la citación de Rajoy como testigo porque además, “no ha aparecido ningún hecho nuevo” que provoque su comparecencia.

En similares términos se pronunció el abogado del Estado, Edmundo Bal, para quien los “hechos nuevos” apreciados a lo largo del juicio que suponían la citación del presidente del Gobierno eran “irrelevantes” o extemporáneos. En este sentido ha manifestado que “ninguna gestión parece que tuvo Rajoy” en la supuesta trama del tres por ciento desvelada por el líder de la trama, Francisco Correa, durante la presidencia de José María Aznar. También aprecia “irrelevante” para los “cohechos” juzgados en el procedimiento que Rajoy explique si acabó con la relación del PP nacional con Correa, y recalca que “excede al ámbito temporal” de este procedimiento, que comprende los delitos cometidos entre 1999 y 2005, que supuestamente, Luis Bárcenas entregara en 2008 la última copia de los documentos manuscritos de la caja b del PP a Mariano Rajoy y que éste la destruyera en una trituradora de papeles.

Las defensas de los acusados y el PP se habían adherido al rechazo expresado por la Fiscalía y la Abogacía del Estado. El Partido Popular ha calificado de “populismo reivindicatorio” la petición de ADADE. Sostiene su letrado la “absoluta improcedencia” de la declaración de Rajoy al considerar que la misma “ni es pertinente, ni es absolutamente necesaria y puede ser enormemente perturbadora”. El PP ha criticado la “finalidad espúrea y extra procesal” de la acusación popular de ADADE al reclamar por tercera vez la declaración de Rajoy, y la acusa de “faltar a la verdad” porque “nunca ha sido vicesecretario responsable de asuntos electorales”, como manifestaba en su escrito.

Artículos 702 y 703

Artículo 702

Todos los que, con arreglo a lo dispuesto en los artículos 410 a 412 inclusive, están obligados a declarar, lo harán concurriendo ante el Tribunal, sin otra excepción que las personas mencionadas en el apartado 1 del artículo 412, los cuales podrán hacerlo por escrito.

Artículo 702 redactado por L.O. 12/1991, 10 julio («B.O.E.» 11 julio), modificadora de los artículos 411 a 415, 702 y 703 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal.

Artículo 703

Sin embargo de lo dispuesto en el artículo anterior, si las personas mencionadas en el apartado 2 del artículo 412 hubieren tenido conocimiento por razón de su cargo de los hechos de que se trate, podrán consignarlo por medio de informe escrito, de que se dará lectura inmediatamente antes de proceder al examen de los demás testigos.

No obstante lo anterior, tratándose de los supuestos previstos en los apartados 3 y 5 del artículo 412, la citación como testigos de las personas a que los mismos se refieren se hará de manera que no perturbe el adecuado ejercicio de su cargo.

http://cadenaser.com/m/ser/2017/04/18/tribunales/1492509271_638956.html

RAJOY TESTIFICARÁ EN EL JUICIO DE GÜRTEL PESE AL RECHAZO DE LA FISCALÍA

El tribunal, por mayoría, acoge las pretensiones de la acusación popular de Adade

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, deberá declarar como testigo en el juicio de la trama central del caso Gürtel. Así lo decidió este martes por dos votos contra uno el tribunal que enjuicia la causa, la Sección Segunda de lo Penal de la Audiencia Nacional. Los magistrados, que en dos ocasiones anteriores rechazaron citar a Rajoy, dieron esta vez la razón a las acusaciones populares frente al criterio de la Fiscalía Anticorrupción, que considera que la testifical del jefe del Ejecutivo no es “ni útil ni necesaria”. El PP acogió con estupor la decisión judicial y la oposición la empleó de inmediato como munición política.

El caso Gürtel de corrupción es para el PP como esas bombas de relojería de los dibujos animados que el protagonista trata de desactivar ocultándola debajo de una alfombra y haciendo como que no está. Este martes, el artefacto volvió a estallarle al partido —lo hace con cierta frecuencia— y esta vez dejó seriamente tocado a su líder. Mariano Rajoy será el primer presidente del Gobierno español en ejercicio que debe acudir a declarar como testigo ante un tribunal de justicia. Y lo hará por un caso de corrupción que tanto él como el PP llevan años —desde febrero de 2009— intentando borrar del horizonte y que se empeña en no desaparecer.

El tribunal que enjuicia la trama central del caso Gürtel —la llamada Época I (1999-2005)— desde el pasado octubre corrigió ayer su negativa a citar a Rajoy como testigo y dio luz verde a que declare, con obligación de decir la verdad y de contestar a todas las preguntas de las partes. La decisión, de indudable trascendencia política, contó con el voto contrario de uno de los tres magistrados de la sala —fuentes jurídicas apuntan a su presidente, el conservador Ángel Hurtado, aunque la Audiencia Nacional no ha confirmado oficialmente este extremo—.

El PP "respeta, pero no comparte" la decisión del tribunal

El Partido Popular ha anunciado en un comunicado "que respeta, pero no comparte", la decisión adoptada por la mayoría del tribunal. Los populares aseguran que esperarán a conocer la resolución judicial antes de hacer una valoración en detalle de la misma porque respetan las decisiones de los tribunales y tienen voluntad de colaborar con la justicia.

El PP sostiene que la decisión de este martes contradice la anterior posición del mismo tribunal, de febrero y octubre de 2016, en la que rechazó el testimonio Mariano Rajoy con el argumento de que no era "ni pertinente, ni útil" para la causa.

Los populares también señalan el carácter excepcional de la admisión de una prueba solicitada por la acusación popular por parte de la Asociación ADADE, en contra del criterio de la Fiscalía. Y hacen hincapié en el hecho de que la acusación está liderada por dos personas, Javier Ledesma y Mariano Benítez de Lugo, "muy conocidas por su cercanía al Partido Socialista", según recoge el comunicado. "Consideramos que todo ello supone una situación de abuso de derecho, por cuanto una petición con clara intencionalidad política se enmascara bajo un interés jurídico inexistente", indican.

El partido del Gobierno añade a su postura que el instructor de la causa, Pablo Ruz, también rechazó en su día el testimonio solicitado por la misma acusación popular "por adivinarse en la motivación de la solicitud" un interés ilegítimo y de carácter extraprocesal.

Fue la acusación popular de la Asociación de Abogados Demócratas por Europa (Adade), encabezada por el veterano letrado progresista José Mariano Benítez de Lugo, la que reclamó al tribunal la testifical de Rajoy el pasado 31 de marzo. Era la tercera vez que lo pedía. La primera fue en enero de 2015, y fue desestimada. El tribunal, sin embargo, accedió en julio de 2016, a petición del extesorero del PP Luis Bárcenas, a que declarasen como testigos antiguos miembros de la cúpula del PP como Francisco Álvarez-Cascos, Javier Arenas, Ángel Acebes, Jaime Mayor Oreja y Rodrigo Rato. Estas citaciones contaron con un voto discrepante del magistrado Hurtado, al que le tocó presidir la sala después de que fuera recusada la presidenta de la Sección Segunda, Concepción Espejel.

La segunda petición de Adade de citar a Rajoy se produjo en la fase de cuestiones previas, en la primera sesión de la vista oral, el 4 de octubre pasado. El tribunal denegó la solicitud de viva voz, aunque dejó la puerta abierta a convocar al presidente del Gobierno “de considerarlo necesario, a la vista del desarrollo del juicio oral”.

En su escrito del 31 de marzo, Adade sostiene que ese momento ha llegado. La acusación popular argumentaba que el panorama ahora es distinto al de octubre después de que al inicio de la vista oral Francisco Correa, cabecilla confeso de la red, declarara que se repartió comisiones con Luis Bárcenas por mediar en contratos del Estado durante la presidencia de José María Aznar. Correa dijo que Bárcenas le manifestó que el dinero era para el partido y que con la llegada de Rajoy a la presidencia del PP en 2008 se acabaron sus negocios con la formación conservadora. El extesorero popular ha negado siempre esta versión.

Adade también consideraba “indefendible” que el tribunal haya citado a todos los secretarios generales del PP, excepto a Rajoy, el hombre que durante más tiempo ha ocupado altos cargos en el partido. “No convocarle como testigo supondría ubicarle en una situación de ignorancia rayana en la estulticia”, argumentaba el letrado Benítez de Lugo.

Esta vez el tribunal le ha dado la razón, con los votos favorables del magistrado progresista José Ricardo de Prada y del moderado Julio de Diego, que ha resultado decisivo. La resolución, comunicada oralmente por Hurtado en la sesión de del juicio de Gürtel de este martes, contó con la oposición de la Fiscalía Anticorrupción y de la Abogacía del Estado, que consideran que la declaración de Rajoy no es “ni útil ni pertinente”.

La caja b, "acreditada ya"

La fiscal Concepción Nicolás, sin embargo, deslizó una nueva pulla para el PP. Según ella, la testifical del presidente es, además, “redundante” para probar la existencia de la caja b del PP, porque esta existencia “está suficientemente acreditada” ya.

La portavoz de Podemos en el Congreso, Irene Montero, ha dicho que el hecho de que Mariano Rajoy deba declarar como testigo en el caso Gürtel es un motivo más para pedir que asuma responsabilidades políticas, y ha instado al jefe del Gobierno a colaborar con la Justicia y no esconderse detrás de "un plasma". "Esperamos que el PP y el Gobierno colaboren con la Justicia y que esa comparecencia se produzca", ha dicho la portavoz parlamentaria de Unidos Podemos. Montero ha acusado al Partido Popular de haber "instalado la corrupción como forma de Gobierno" y haber beneficiado "a sus amigos en grandes empresas" mientras el coste de la crisis recaía en las espaldas de los ciudadanos.

La portavoz nacional de Ciudadanos Inés Arrimadas ha dicho que a su partido no le extraña que con la de casos de corrupción que tiene el PP, al final su presidente tenga que ser llamado a declarar como testigo para aclarar los hechos. "Si fuera imputado por un delito de corrupción política, solicitaríamos su dimisión, como se firmó en el acuerdo de investidura. Esto demuestra la necesidad de las medidas que ha impulsado Ciudadanos”.

LO QUE DICE LA LEY
La Ley de Enjuiciamiento Criminal, en su artículo 412, establece que, al menos en fase de instrucción, el presidente del Gobierno, entre otros altos cargos de la nación, está obligado a declarar como testigo cuando lo soliciten los jueces. La ley da la posibilidad de que declare por escrito cuando el testimonio se refiere a hechos conocidos por razón de su cargo de jefe del Ejecutivo. Cuando la declaración, como sucede en este caso, versa sobre hechos que no tienen que ver con su función como presidente, la norma da la opción de que pueda declarar en su domicilio o despacho oficial.

La declaración de los testigos durante el juicio oral se regula en los artículos 702 y 703 de la misma Ley de Enjuiciamiento Criminal. El primero de estos artículos permite declarar por escrito solo a los miembros de la Familia Real, y también al presidente del Gobierno y otros altos cargos, pero solo sobre hechos conocidos por razón de su cargo. En el resto de casos deberán declarar de forma oral. Será el tribunal, que se ha dividido a la hora de decidir si era pertinente citar a Rajoy, el que deberá arbitrar la fórmula bajo la que comparezca aquel. La ley apenas establece que la declaración como testigo del presidente "se hará de manera que no perturbe el adecuado ejercicio de su cargo".

http://politica.elpais.com/politica/2017/04/18/actualidad/1492501889_007429.html

LA ACUSACIÓN POPULAR PIDE AL TRIBUNAL DE 'GÜRTEL' QUE LLAME A DECLARAR A RAJOY COMO A TODOS LOS QUE FUERON 'NÚMERO 2' DEL PP

El Convenio Europeo contra la Corrupción se perfila como pieza clave en el alegato que este martes lanzará Adade

La asociación coloca al tribunal ante el dilema de mantener al presidente como el "Gran Ausente" o citarlo como testigo para que explique qué sabía sobre el beneficio que la trama habría reportado al partido

La asociación de abogados Adade, la más activa de las acusaciones populares en el primero de los juicios sobre la trama Gürtel encomendados a la Audiencia Nacional, ha colocado al tribunal ante un dilema cuya solución se conocerá previsiblemente este martes. Salvo nueva demora –poco probable pero no imposible–, los magistrados Ángel Hurtado, José Ricardo de Prada y Julio de Diego se pronunciarán en la sesión de hoy sobre la petición de Adade para que incluya en la lista de testigos a Mariano Rajoy como ya ha hecho con los otros tres dirigentes que, antes o después que el hoy presidente del Gobierno, ocuparon el cargo de secretario general del PP durante el periodo investigado (1999-2005): Francisco Álvarez Cascos, Javier Arenas y Ángel Acebes. Aunque el tribunal ha instado a todas las partes presentes en la causa a pronunciarse sobre la petición, Adade no había recibido este lunes notificación de ningún escrito. Hoy, y una vez que el abogado de Adade, José Mariano Benítez de Lugo, defienda su solicitud en la sala con un alegato donde el Convenio Europeo contra la Corrupción se perfila como pieza clave, tanto la Fiscalía Anticorrupción como el PP deberán pronunciarse.

En la estructura orgánica del PP, el secretario general es el número 2 del partido. Y el que, en la práctica, lleva las riendas de la organización, que en este juicio ostenta la incómoda condición de partícipe a título lucrativo. Es decir, la de beneficiario económico de los manejos de la trama Gürtel. Y esa razón, sostiene Adade, resulta esencial para que Rajoy deje de ser la única excepción a la norma aplicada por el tribunal, el "Gran Ausente" del proceso. El jefe del Ejecutivo debe explicar –es el argumento central de Adade, siglas de la Asociación de Abogados Demócratas de Europa– qué sabía sobre las ventajas económicas que, supuestamente, le reportó el grupo de Francisco Correa. El abogado que representa al PP en la causa sostuvo al inicio de la vista que el beneficio económico –245.000 euros, según la Fiscalía– no tuvo como destinatario al partido como tal sino, en todo caso, para las agrupaciones madrileñas de Pozuelo y Majadahonda, cuyos exalcaldes, Jesús Sepúlveda y Guillermo Ortega, son dos de los más conspicuos procesados. Adade pretende que Rajoy “confirme o desmienta ese traslado de responsabilidades” o si, “como es más que probable, funcionaba la cadena de mando”. Y, también, que desvele "qué cosas ciertas como dijo ante los medios existen respecto de los hechos investigados".

El tribunal, opina Adade, ha de hacer caso omiso del hecho de que Rajoy sea ahora presidente del Gobierno. Debe llamarlo –enfatiza– por su trayectoria orgánica, no por la institucional. Y dispara un ejemplo a modo de dardo: "¿No sería extraño que se citase a todo el consejo de administración (como se ha hecho con los máximos cargos del PP) pero no a su vértice, el presidente ejecutivo de la entidad desde casi tiempo inmemoriable?".

Contratos amañados y comisiones ilegales

En el escrito donde reclama su citación, Adade recuerda que con anterioridad a su nombramiento como secretario general del PP –puesto que desempeñó entre septiembre de 2003 y octubre de 2004, cuando ascendió a la presidencia del partido– Rajoy ya había ocupado otros cargos que lo situaban en la sala de máquinas, especialmente, el de coordinador de campañas electorales: las de las autonómicas y municipales de 1995, la que en 1996 catapultó a José María Aznar a la Moncloa y la que en 2000 le deparó mayoría absoluta. Y todos esos años pertenecen a la etapa en que, según las declaraciones prestadas en el juicio tanto por Francisco Correa como por el empresario Alfonso García Pozuelo, el amaño de contratos se traducía en comisiones ilegales. Antiguo propietario de Constructora Hispánica, García Pozuelo lanzó en octubre una misteriosa confesión cuando dijo que el dinero que pagaba era para "organismos centrales". Adade interpreta que se refería a la ejecutiva del PP.

Para convencer al tribunal de que, lejos de mantener a Rajoy en una "urna de cristal", debe "cruzar esa aparente línea roja" o ese "cierto temor reverencial" que, según Adade, ha librado hasta ahora a Rajoy de prestar testimonio, su abogado, José Mariano Benítez de Lugo, planea invocar este martes en su alegato ante la sala el Convenio Europeo contra la Corrupción. Suscrito en 1999 y validado por España en 2010, ese acuerdo vino a consagrar lo que el Código Penal conceptúa como partícipe a título lucrativo. Su artículo 18 estipula que cada país firmante "adoptará las medidas necesarias para garantizar que se pueda hacer responsable a una persona jurídica cuando la falta de vigilancia o de control por parte de una de las personas físicas [directivas] haya hecho posible la comisión, por parte de una persona física sometida a su autoridad" de los delitos de corrupción "en beneficio de dicha persona jurídica". El texto europeo pone así el acento en el vínculo irrompible que hay entre la falta de vigilancia por parte de dirigentes o directivos de una "persona jurídica" –y los partidos políticos, como las empresas, lo son– y el beneficio espurio que las prácticas corruptas aseguren a esa "persona jurídica".

Atendiendo a lo sucedido con Cascos, Arenas, Acebes y otros exdirigentes como Jaime Mayor Oreja y Rodrigo Rato, que declararán entre el 19 y el 20 de junio, los observadores del caso creen que el tribunal se encuentra dividido respecto a Rajoy: De Prada y De Diego, que en el verano de 2016 atendieron la petición del extesorero del PP Luis Bárcenas para citar como testigos a Cascos, Arenas y Acebes además de a otros exdirigentes como Jaime Mayor Oreja y Rodrigo Rato –ambos, exvicesecretarios generales–, serían partidarios de llamar a Rajoy. Y el presidente del tribunal, Ángel Hurtad0, que entonces se opuso a la citación con un voto particular, se opondría a ello de manera tajante.

http://www.infolibre.es/noticias/politica/2017/04/18/adade_rajoy_testigo_63923_1012.html

UNA ACUSACIÓN POPULAR PIDE QUE RAJOY DECLARE EN EL JUICIO GÜRTEL

ADADE reclama al tribunal que cruce la “línea roja” y que cite como testigo al “Gran Ausente”, el único ex secretario general del PP que no ha comparecido

¿Quién es el “Gran Ausente” del juicio Gürtel? Hablamos de Mariano Rajoy, el presidente del Gobierno y del Partido Popular, a quien la acusación popular ADADE quiere citar como testigo para que declare ante el tribunal que juzga el mayor caso de corrupción de España y que afecta a la formación política que él lidera.

ADADE ha dirigido una petición al tribunal para que cite a Mariano Rajoy y rompa la “urna de cristal” en la que se encuentra, protegido de la Justicia. El escrito, al que ha tenido acceso ELPLURAL.COM, llega justo cuando se ha publicado el calendario de la nueva oleada de testigos del caso, entre los que están Javier Arenas, Ángel Acebes y Francisco Álvarez Cascos. Todos ellos fueron secretarios generales del PP en la época de la Gürtel, además de Rajoy, que también ocupó el puesto número dos en Génova pero a quien el tribunal no ha citado tampoco ahora.

Esta excepción no cuadra a ADADE, que vuelve a pedir al tribunal que supere “el cortafuegos existente” y cite a Rajoy como testigo para tomarle declaración. Una petición que consideran “pertinente, relevante, legítima y útil” porque, además de su mando en el partido, Rajoy fue “Director de diversas campañas electorales” por lo que “resulta imprescindible oírle”.

La acusación señala a Rajoy como una “figura clave” dentro de un partido que hizo “de los comportamientos corruptos su ADN” para conseguir “financiación ilegal”. Hablamos, según ADADE, del “eslabón fundamental” de un partido con “una estructura muy piramidal”, y Rajoy es quien “ostenta la máxima jerarquía en la Organización”.

Por ello, “resultaría anómalo” no citarle a declarar mientras se admite la estrategia de la defensa del PP, que pasa por pasar la responsabilidad de las “ilícita subvenciones” a “escalones inferiores”, “viéndose clara la intención de evitar molestias, de salvar al jefe Rajoy”.

Para ADADE, “lo deseable habría sido que él, motu propio hubiera manifestado al Tribunal que deseaba declarar como testigo, pero ha hecho honor a su imagen pública de impasibilidad; sin embargo hay que suplir su desgana, y la Sala puede y debe hacerlo, cruzar esa aparente línea roja existente hasta ahora”.

http://www.elplural.com/politica/2017/03/31/una-acusacion-popular-pide-que-rajoy-declare-en-el-juicio-gurtel

VOLVER

© Copyright. 1998 - 2017. www.losgenoveses.net . Ningún derecho reservado. Aquí es todo de gratis y sin comisiones
( Página diseñada para ver con Explorer 9 o superior  a 1024 x 768 píxeles )