LOS JUECES DIVINOS : TAL CUAL

CARLOS DÍVAR BLANCO

MATERIAL DE LECTURA

Auto Tribunal de Cuentas. Junio 2012
RELACIÓN DE VIAJES EFECTUADOS POR CARLOS DIVAR
AUTO TRIBUNAL SUPREMO ARCHIVANDO QUERELLA CONTRA DÍVAR. 18.06.12
Texto íntegro de los cuatro vocales del CGPJ que piden la dimisión Carlos Dívar. 16.06.12
DEMANDA ANTE EL TRIBUNAL DE CUENTAS. ADADE 08.06.12
SOLICITUD 3 CONSEJEROS PODER JUDICIAL COMPARECER CONGRESO
SOLICITUD 3 CONSEJEROS PODER JUDICIAL COMPARECER SENADO
SOLICITUD PSOE COMPARECENCIA DÍVAR EN EL CONGRESO DE LOS DIPUTADOS
DECRETO FISCALÍA ARCHIVO 21.05.12
TEXTO DENUNCIA SOBRE PRESUNTA MALVERSACIÓN DE FONDOS.08.05.12
COMUNICADO DÍVAR PARA SALIR DEL PASO.09.05.12
CLASES DE CONTABILIDAD CON EL GRAN CAPITÁN. JOSÉ YOLDI. 27.05.12
QUIEN PUEDE NO SIEMPRE DEBE. JOSÉ MARÍA RIDAO. 23.05.12
CUANDO VIVIR COMO UN CURA QUEDA DESFASADO. JOSÉ YOLDI. 14.05.12 
Carlos Dívar : ¿ Uno de los nuestros ? MAYO 2012
OJALA EL 15-M......SOLEDAD GALLEGO DÍAZ. 13.05.12
Carlos Dívar : Entre el cielo y la tierra . Mayo 2012
DIVAR A UN PASO DEL ABISMO. JULIO. M. LAZARO.12.05.12
UN PRESIDENTE DE ADORACIÓN NOCTURNA. Interviú. Sept.2008
EL EMPERADOR DESNUDO Y OTROS CUENTOS INCREÍBLES. JOSÉ YOLDI. 15.03.10
Justicia y Juan Pablo II por Carlos Divar..Enero 2001
Justicia Divina : No gracias. NOVIEMBRE 2010

VIDA, OBRA Y ESPÍRITU SANTO

Nace en Málaga un 31 de diciembre de 1942.En 1969 ingresó en la Carrera Judicial tras haberse licenciado en Derecho, que estudió en la Universidad de Deusto ( Jesuitas ) y la de Valladolid, ejerciendo como juez en las localidades de Castuera, Durango y Orgaz. Como magistrado, le es asignado un puesto en San Sebastián en 1979, y posteriormente, a partir del 1980, en el Juzgado Central de Instrucción número 4 de la Audiencia Nacional como juez de instrucción. Fue elegido Presidente de la Audiencia Nacional por el Consejo General del Poder Judicial en 2001, por un periodo de 5 años, sucediendo de esta manera al anterior presidente, Clemente Auger; en 2006 fue reelegido para el mismo cargo por unanimidad del Consejo.

En 2003 fue objetivo en una acción terrorista de ETA en el recorrido de Carlos Dívar desde su domicilio a la Audiencia Nacional, evitando el atentado al realizar un trayecto distinto.

Es una persona profundamente religiosa y tradicional. Peregrina asiduamente a Tierra Santa, atribuyó su salvación en el atentado de ETA a la Virgen de Fátima y es conferenciante en el Arzobispado de Madrid. Según dice El País, Dívar no servía para investigar ni para ordenar a la policía la búsqueda de pruebas para averiguar la verdad, pero gestionaba de maravilla el material que las fuerzas de seguridad ponían a su disposición.

Tras el pacto alcanzado entre el Partido Popular y Partido Socialista Obrero Español para renovar el Consejo del Poder Judicial, fue elegido por unanimidad Presidente de dicho órgano y del Tribunal Supremo, sustituyendo así a Francisco José Hernando. Su designación causó sorpresa debido a su inusual religiosidad y a sus fuertes convicciones políticas conservadoras, a lo que se suma el hecho de que jamás había formado parte de un órgano judicial colegiado (siempre había sido titular de juzgados), circunstancia que para muchos de sus compañeros constituía un notable inconveniente.

Durante su presidencia destacó la suspensión cautelar de Baltasar Garzón como juez de la Audiencia Nacional acordada por el Consejo el 14 de mayo de 2010, después de que el magistrado instructor del Tribunal Supremo, Luciano Varela, acordara la apertura de juicio oral contra Garzón por presunta prevaricación por la decisión de declararse competente para investigar los crímenes de la represión franquista desde su juzgado de la Audiencia Nacional.

Soltero y sin compromiso. Según figura en el proyecto de Presupuestos Generales para  2012 tiene asignado un sueldo bruto anual de 130.152,62 euros. Tiene varios sobrinos, uno de ellos viste también toga y ejerce en Marbella

http://es.wikipedia.org/wiki/Carlos_D%C3%ADvar  09.05.12

LAS NOTICIAS SOBRE EL SUSODICHO

EL PRESIDENTE DEL PODER JUDICIAL RESPALDA QUE DÍVAR SEA INDEMNIZADO

La Comisión de Estudios e Informes del CGPJ ha apoyado que sea compensado

Si los vocales ratifican el informe, el expresidente del Supremo cobrará 208.080 euros en dos años

El presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Gonzalo Moliner, apoya la petición de su antecesor en el cargo, Carlos Dívar, de recibir la indemnización de más de 208.000 euros que le corresponde por su condición de ex alto cargo del Estado. Moliner ha asegurado que el Consejo "incumpliría la ley" si no aprobara la compensación. La Comisión de Estudios e Informes del CGPJ ha respaldado también la reclamación de Dívar, pero lo ha hecho con los votos mínimos para hacerlo, tres de cinco, según fuentes citadas por la agencia Europa Press.

Solo la vocal Margarita Robles votó en contra de que Dívar perciba la indemnización, con el argumento de que la voluntad de la ley es reconocer a los cargos que han cumplido su mandato o se han visto abocados a dejarlo antes por razones justificadas, como puede ser por enfermedad. El vocal Carles Cruz prefirió no pronunciarse a la espera de que la cuestión sea examinada con mayor profundidad y elevada al Pleno, y los vocales Margarita Uría, Claro José Fernández-Carnicero y Concepción Espejel votaron a favor. 

Si los 20 vocales que forman el pleno del CGPJ ratifican el informe de la Comisión, Dívar tendrá derecho a percibir mensualmente el 80% de sus retribuciones (130.152 euros brutos al año) durante un plazo máximo de dos años, es decir, los más de 208.000 euros.

"El informe no puede decir otra cosa. No hay otra posibilidad. Está reglamentado y si no lo hiciéramos incumpliríamos la ley", ha afirmado el presidente del Consejo del Poder Judicial, Gonzalo Moliner.

El pleno del CGPJ debatirá el próximo lunes la petición de Dívar, y si finalmente decide aprobarla, deberá asignar una partida dentro de los Presupuestos Generales de 2013 y estudiar si en el presente presupuesto hay crédito suficiente para poder hacer frente a este nuevo gasto.

Esta indemnización como ex alto cargo del Estado es incompatible con el cobro de la pensión de jubilación que Dívar tiene como miembro de la carrera judicial, por lo que, el expresidente del CGPJ y del TS ya ha presentado ante Hacienda su renuncia a obtener esta pensión de jubilación.

Quien fuera presidente del Tribunal Supremo y del órgano de gobierno de los jueces presentó un escrito en el Consejo, cuatro días antes de que su dimisión fuera publicada en el Boletín Oficial del Estado, para que el CGPJ le reconociera una pensión indemnizatoria prevista en la ley 74/80.

Así, Dívar cobraría unos 8.670 euros al mes durante dos años (208.080 en total), cantidad a la que habría que sumar su pensión de jubilación, que le corresponde por su condición de magistrado jubilado desde el pasado 31 de diciembre, y que el expresidente del Tribunal Supremo se encargó de tramitar en enero.

El expresidente del CGPJ se vio obligado a dimitir del cargo después de que los vocales se lo exigieran tras haber cargado al presupuesto del Consejo los gastos de desplazamiento, alojamiento, manutención y atenciones protocolarias a otras autoridades de 32 viajes de fin de semana de al menos cuatro días. Dívar defendió que se trataba de desplazamientos oficiales y por motivos de servicio, pero se demostró que eran privados, ya que sus coartadas fueron desmentidas por diversas autoridades judiciales, municipales y autonómicas.

Tras conocerse la noticia de que Dívar está más cerca de cobrar la indemnización, el portavoz de Jueces para la Democracia, Joaquim Bosch, ha criticado esta decisión. Bosch ha asegurado en declaraciones a Servimedia que "con independencia de que se ajuste a la legalidad", no es aceptable "en un momento en el que se están produciendo tantos recortes y se están exigiendo tantos sacrificios a los ciudadanos".

http://politica.elpais.com/politica/2012/07/26/actualidad/1343294168_939852.html

EL TRIBUNAL DE CUENTAS DECIDE INVESTIGAR LOS GASTOS DE LOS VIAJES DE DÍVAR 

El fiscal ha apoyado la investigación de los gastos presentado por el expresidente del Supremo 

El Tribunal de Cuentas ha decidido investigar los gastos de los viajes de fin de semana largos del expresidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Dívar, según una resolución del citado órgano al que ha tenido acceso este periódico. 

Las presuntas irregularidades de Dívar en la justificación de los gastos al cargar al presupuesto del Consejo en forma de “indemnizaciones por razones de servicio” y de “atenciones protocolarias” lo que tenían apariencia de actividades privadas fueron denunciadas ante el Tribunal de Cuentas por la Asociación de Abogados Demócratas por Europa (ADADE). El abogado José Mariano Benítez de Lugo, en su representación, interpuso una demanda de alcance, con la pretensión de que el dimitido presidente del Supremo devolviera al erario las cantidades indebidamente justificadas. 

El consejero Felipe García Ortiz ha abierto unas diligencias preliminares en las que señala que de la documentación aportada al Tribunal de Cuentas, “podría deducirse, de forma indiciaria, unas supuestas irregularidades en la justificación de los gastos realizados en concepto de indemnizaciones por razones de servicio y atenciones protocolarias, que podrían dar lugar a la apertura de un procedimiento jurisdiccional contable”. 

“De hecho”, continúa la resolución, “la jurisdicción contable ha venido pronunciándose, en múltiples procedimientos incoados, sobre la exigibilidad al perceptor y gestor de fondos públicos, recibidos en concepto de viajes, indemnizaciones, gastos protocolarios o representativos, que la rendición de cuentas debe hacerse en forma suficientemente acreditativa de que los caudales se aplicaron a la finalidad predeterminada y que los gastos obedecieron a la actividad institucional propia del receptor de los mismos en relación con su cargo, pudiendo, en el supuesto contrario de que se hubieran realizado sin relación alguna con su cargo, constituir la figura del alcance”. 

Por ello el consejero ha dado traslado de las actuaciones a la sección de Enjuiciamiento del Tribunal para que ésta proponga el nombramiento de un delegado instructor para que practique las diligencias de investigación pertinentes. 

El teniente fiscal, Luis Rueda, se había pronunciado en el mismo sentido por entender que en el escrito de la demanda se destacaba que “con cargo a los fondos públicos del Consejo del Poder Judicial”, habían sido realizado “gastos carentes de justificación” y, además, se identificaban e individualizaban esos “actos susceptibles de dar lugar a la existencia de responsabilidad contable”. 

Como únicamente procedería el rechazo de la demanda si los hechos, manifiestamente, no revistieran caracteres de alcance, y de lo expuesto “no resultan palmariamente ajenos al concepto de alcance y se encuentran individualizados, no procede el archivo de los mismos”. Por ello, el fiscal ha considerado pertinente el nombramiento de delegado instructor para que investigue las cuentas. 

Por su parte, la abogado del Estado jefe, Catalina Miñarro, tampoco se ha opuesto al nombramiento de delegado instructor. 

La decisión del Tribunal de Cuentas y la postura de la Fiscalía de ese órgano contrasta con la resolución de la Sala Segunda del Tribunal Supremo, que por 11 votos a favor y cuatro en contra decidieron archivar la querella presentada contra Dívar por estafa o malversación de caudales públicos por los viajes a Marbella. Además, la fiscalía, sin entrar a investigar el fondo de los hechos, también archivó la denuncia por malversación presentada ante la Fiscalía General del Estado por el vocal José Manuel Gómez Benítez. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/29/actualidad/1340984583_803004.html

UN INFORME DEL PODER JUDICIAL CONCLUYE QUE NO TIENE MÁS ‘CASOS DÍVAR’ 

Los vocales aprueban el plan de austeridad que limita sus gastos

El Consejo pagó a dos vocales viajes a China y Australia en 2009 para reuniones 

El Consejo del Poder Judicial se resiste a publicar con detalle los gastos protocolarios y de viajes de sus vocales (una media de 22.000 euros por cabeza en 2011). Solo lo hará ante el Congreso y/o el Senado, si estos se lo piden. Fue lo que acordó este jueves el pleno del Consejo, que por primera vez presidía Fernando de Rosa en sustitución de Carlos Dívar, envuelto en el escándalo de sus 32 viajes de largos fines de semana, que parcialmente cargó al arcas públicas. A diferencia de lo ocurrido en las últimas sesiones, el de este jueves fue un pleno relajado, al que incluso asistió Dívar para despedirse de los vocales. Por unanimidad, el pleno acordó dejar constancia de su “permanente disponibilidad” ante el Congreso y el Senado para que los vocales den “cuenta de su actividad tanto colectiva como individualmente”. Este punto fue propuesto por José Manuel Gómez Benítez, el vocal avalado por el PSOE que destapó el escándalo Dívar. 

Cuatro de los 20 vocales del órgano de gobierno de los jueces —Félix Azón, Carles Cruz, Margarita Robles e Inmaculada Montalbán— apoyaron este acuerdo, pero exigieron una opción más potente aún, a la que se adhirió Margarita Uría, vocal propuesta por el PNV. Es decir, que el Poder Judicial, a través del presidente De Rosa, exprese a los responsables del Congreso y del Senado la disposición de los vocales, al menos de ellos, a “comparecer ya” ante ambas cámaras para dar explicaciones de sus actividades y gastos. Esta propuesta solo contó con los cinco votos a favor de los peticionarios. Los 15 vocales restantes se abstuvieron en un pleno en el que, además, la portavoz del Consejo, la progresista Gabriela Bravo, informó de un aspecto trascendente. 

El Consejo encargó hace más de una semana al secretario general de este órgano, Celso Rodríguez Padrón, que indagase las cuentas y facturas del resto de los vocales. La finalidad era determinar si, aparte de Dívar, existe algún vocal más que, de forma “reiterada y sin justificación de una actividad oficial contrastada”, haya cargado al erario del Consejo gastos realizados en fin de semana y esgrimiendo su carácter reservado, como hizo Dívar. “Se puede afirmar categóricamente que no hay ningún caso análogo al de Dívar. Todos los gastos y viajes de fin de semana de los vocales han sido hacia sus respectivos lugares de residencia. Y si hubiera algún gasto en fin de semana fuera del lugar de residencia, sería excepcional”, destacó la portavoz, haciéndose eco del informe de Rodríguez Padrón, que ha analizado el 90% de la documentación disponible. 

Azón y Montalbán afirman que sus gastos están fiscalizados 

Apenas se habló en el pleno de los viajes internacionales de los vocales y demás altos cargos del Poder Judicial. Bravo destacó que no hay nada irregular en ellos, puesto que fueron autorizados por la Comisión Permanente del Consejo y están fiscalizados por los interventores. Y se hicieron “en cumplimiento de sus funciones y para contribuir al prestigio de la justicia española” en el exterior. 

Eso sí, como respuesta del Poder Judicial “al deterioro de su imagen” por el impacto del caso Dívar, los vocales aprobaron este jueves, también por unanimidad, el plan de austeridad y transparencia, que obligará a todos ellos a justificar ampliamente sus actividades y gastos. Bravo señaló que el plan de austeridad trata de mitigar la “sombra de sospecha” que se ha extendido sobre los gastos de todos los vocales del Poder Judicial. Se trata de “unas nuevas normas de control y gestión del gasto que a partir de ahora exigirán a los vocales que justifiquen los motivos y fecha de todos sus desplazamientos”, señaló la portavoz. “Hemos ido más allá de lo que tiene ninguna Administración pública, y más allá incluso de la futura Ley de Transparencia”, destacó el vocal progresista Gómez Benítez. 

El plan de austeridad y transparencia aprobado este jueves para fiscalizar los desembolsos de dinero público de los consejeros establece que los vuelos se hagan en clase turista si son de menos de tres horas de duración (los de Bruselas, los más frecuentes, son de dos horas y media), y que la dieta por alojamiento en territorio nacional no exceda de 102,56 euros. Si cuesta más la habitación, lo pagará cada vocal de su bolsillo. 

Los vocales, además, no podrán alargar sus viajes más allá del día anterior y posterior al día del evento al que acuden. Y aquellos que sean de fuera de Madrid no podrán cargar al Consejo más que un viaje de ida y vuelta a su domicilio los fines de semana y festivos. 15 de los 20 vocales de que dispone el Poder Judicial residen fuera de la capital. Si hay invitaciones a comidas, los consejeros deberán identificar, en un formulario, la actividad y a quién se invita. La norma también busca adelgazar los viajes al extranjero. 

Un aspecto protocolario significativo de la nueva norma, que sustituye a una de 1996 que permitía a los consejeros no tener que dar cuentas de sus gastos, es el de la agenda de actividad. Es decir, las agendas de los vocales se harán públicas, de tal forma que tendrán que informar diaria y puntualmente al secretario general de sus actividades. Y publicar estas en la web del Poder Judicial cada cierto tiempo (dos semanas). Antes no lo hacían por motivos de seguridad. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/27/actualidad/1340824778_061386.html

EL PODER JUDICIAL PAGÓ BILLETES DE MILES DE KILÓMETROS PARA DAR CONFERENCIAS


El presidente en funciones fue dos veces en seis meses a la Patagonia a hablar de modernización

Otro vocal viajó a Colombia a preparar una reunión 

El Consejo General Poder Judicial costeó en 2011 viajes que hacían sus vocales, en ocasiones en primera clase y en muchos casos a miles de kilómetros de distancia para pronunciar conferencias, asistir a reuniones preparatorias de otras reuniones o participar en acontecimientos judiciales. 

El Consejo General del Poder Judicial se niega, de momento, a detallar los 360.000 euros gastados en 2011 en los viajes internacionales realizados por sus vocales. Tras la dimisión de Carlos Dívar como presidente por el uso de dinero público para sus desplazamientos privados de fin de semana (hasta 32 en menos de cuatro años), los vocales del Consejo del Poder Judicial dirimen ahora si aprueban un plan de austeridad para evitar despilfarros y si hacen público sus gastos del último año. Esto podría ser debatido en el pleno del Consejo que se celebra mañana. 

El presidente en funciones del Consejo, Fernando de Rosa, elegido vocal a propuesta del PP y exconsejero de Justicia de la Comunidad Valenciana, viajó en 2011 en dos ocasiones a la Patagonia, región situada en la zona más austral de América, y en concreto a la ciudad de Ushuaia, en la provincia argentina de Tierra del Fuego, a 12.000 kilómetros de Madrid. Solo el billete de avión de ida y vuelta cuesta, aproximadamente, 3.500 euros. 

El Consejo del Poder judicial explicó este martes a EL PAÍS que De Rosa, que preside la comisión de modernización judicial del Consejo, viajó en mayo a Ushuaia para participar en las Jornadas Nacionales de Modernización y reforma del sistema judicial. En ese viaje, “que comprendía las fechas del 9 al 14 de mayo”, se desplazó a Chile “atendiendo una invitación oficial del presidente de la Corte Suprema de Chile para conocer la experiencia en materia de modernización del sistema judicial de aquel país”. 

De Rosa visitó Ushuaia con su esposa, que pagó sus gastos

Solo seis meses después, De Rosa regresó a Ushuaia para unas jornadas semejantes pero en este caso “en atención a una invitación oficial cursada por la vicepresidenta de la Junta Federal de Cortes y Superiores Tribunales de Justicia de las Provincias Argentinas y Ciudad Autónoma de Buenos Aires, para participar en el Seminario Taller sobre Gestión aplicada a la modernización del Poder Judicial”. De Rosa viajó acompañado de su esposa, que pagó de su bolsillo el viaje y el resto de gastos. 

El vocal Miguel Collado viajó a Ciudad de Leyva (Colombia) en agosto de 2011 para asistir a la reunión preparatoria de la Asamblea General de la Red de Escuelas Judiciales de Iberoamérica, que se celebró en octubre en Cartagena de Indias. Según el propio Collado, en la reunión se tenían que adoptar “decisiones difíciles”, de ahí su importancia, cuando en otras ocasiones se participa por videoconferencia. El vocal asegura que viajó sin compañía y que el Consejo solo pagó el billete, “y fue el más barato”, añade. Miguel Collado es miembro del Consejo Rector de la Escuela Judicial y, en tal condición, asistió a dicha reunión. 

Collado asegura que el Consejo solo pagó el billete “más barato”

Estos viajes fueron autorizados por la comisión permanente del Consejo General del Poder Judicial que presidía Carlos Dívar y en la que había dos vocales conservadores y dos vocales progresistas. 

El propio Dívar gastó 40.000 euros en 2011 en un viaje que duró 15 días a tres países de Latinoamérica (Colombia, Panamá y República Dominicana) acompañado por cinco asesores, todos viajaron en preferente a razón de 5.500 euros cada billete de avión. Ese desplazamiento provocó las preguntas de Gómez Benítez en el Consejo que dieron lugar a su denuncia posterior. Meses después, Dívar tuvo que renunciar a otro viaje que tenía previsto a Costa de Marfil cuando lo normal es que hubiera acudido a la Cumbre Judicial Iberoamericana. Finalmente, no viajó a ninguno de los dos destinos. 

Por lo conocido hasta ahora, ninguno de los 20 vocales pasó gastos por viajes de fin de semana en España como hizo Dívar. 

Desde ahora, viajes en turista y a hoteles de 102 euros por noche 

El pleno del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) aprobará este jueves un "plan de transparencia" que, tras la polémica por los viajes en fin de semana de su presidente, Carlos Dívar, contempla que los vocales viajen en clase turista y a hoteles de no más de 102,56 euros por noche. 

El "plan de austeridad y transparencia", al que ha tenido acceso Efe y con el que el CGPJ pretende recuperar parte de la credibilidad perdida por el escándalo de los gastos de viajes de Dívar, obligará también a los vocales a justificar el motivo de sus desplazamientos. 

De esta forma se actualizará el reglamento del Consejo, que data de 1996, y que no exigía a los miembros del órgano de gobierno de los jueces que detallarán el motivo de sus viajes, una de las razones por las que la Fiscalía y el Tribunal Supremo consideraron que Dívar no cometió ninguna irregularidad porque se rigió por las normas vigentes en el CGPJ. 

Ahora se prevé que se detalle "la actividad concreta" a la que acudan el presidente, los vocales y el secretario general del Consejo, quienes además deberán identificar a los invitados a cualquier acto que se realice "por cuenta" de este órgano con la "única excepción" de las "reuniones o eventos reservados". 

Según el plan, los desplazamientos en avión de los altos cargos del CGPJ se acogerán a la tarifa más económica, aunque podrán utilizar la clase superior "exclusivamente en viajes de más de tres horas de duración". 

Los desplazamientos en AVE, por su parte, se harán siempre en tarifa turista y en ambos casos de procurará planificar los viajes con tiempo suficiente para poder "acogerse, en cualquier caso, a las tarifas más económicas posibles". 

El documento que estudiará el próximo jueves el pleno del Consejo contempla también que los vocales no puedan alargar sus viajes más de un día por delante y por detrás de la fecha en la que se celebre la actividad en la que van a participar. 

Además, los que tengan su domicilio fuera de Madrid sólo podrán cargar al presupuesto del CGPJ un viaje de ida y vuelta a la semana y otro por cada festivo o periodo vacacional. 

Otra de las medidas de ahorro que contempla el plan son la "limitación y progresiva reducción del personal al servicio del Consejo en todos sus niveles", de modo que no se cubrirán las bajas que se produzcan por jubilación, fallecimiento o excedencia. 

También se "racionalizarán" las actividades formativas presenciales, de manera que en las que se desarrollen en otros países se recurrirá a medidas tecnológicas "mediante fórmulas de intervención a distancia", como las videoconferencias. 

Por último, y para reforzar la transparencia de la actividad económica del Consejo, el plan incluye el compromiso de que la Comisión Presupuestaria elabore anualmente el documento "Presupuesto CGPJ" y trimestralmente otro llamado "Estado de ejecución del Presupuesto del CGPJ". 

"Ambos documentos presentarán el desglose del presupuesto clasificado por programas, capítulos y conceptos", añade el texto, que señala asimismo que serán publicados en la web del Consejo (www.poderjudicial.es) "en una pantalla separada y fácilmente localizable". 

Aparte de estos documentos, el pleno del CGPJ efectuará, con carácter periódico, "y en todo caso cada seis meses" una evaluación de los niveles de transparencia alcanzados, "disponiendo en su caso las actuaciones pertinentes". 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/26/actualidad/1340740590_713431.html 

DÍVAR: “HE SUFRIDO UN PROCESO PARALELO CON INSTRUCCIÓN Y CONDENA” 

"Quizás debí salir al paso en el primer momento", asegura el expresidente del Supremo

Reconoce que decidió renunciar al cargo tras ver que las asociaciones de jueces lo reclamaban 

El expresidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo Carlos Dívar ha asegurado esta mañana que ha sufrido una campaña "cruel y desproporcionada, con ensañamiento". En la cadena Cope, en su primera entrevista tras abandonar ambos cargos debido al escándalo de sus largos fines de semana, 32 viajes, a cargo del órgano de gobierno de los jueces, Dívar ha dicho que esa campaña "ha tenido aspectos de proceso paralelo, en el que ya se instruye, se sentencia y se condena". "Ha habido una orquestación con dirección", ha añadido.  

Dívar también ha tildado la "campaña" de "burda": "Se han metido en mi vida privada y religiosa y cada día se ha hecho una bola de nieve más grande". "No sé si esto ha sido una venganza, pero ha sido un procedimiento anormal", ha explicado el expresidente del Poder Judicial. "Es la primera vez en la historia del Consejo que un vocal denuncia penalmente ante el fiscal a su presidente". 

El expresidente del Supremo, quien ha asegurado que tiene la conciencia tranquila, ha dicho que el hecho de que también las asociaciones de jueces pidieran su dimisión precipitó su salida, con la intención de que "no se afectara a la justicia". "En algún momento sí me sentí solo", ha reconocido. 

Dívar ha reiterado que los viajes personales fueron pagados de su bolsillo. "Aquellos que yo he usado particularmente, o los días de más añadidos a un viaje oficial, los he pagado yo por mi cuenta. Todos los gastos los pagué yo por mi cuenta", ha asegurado. Sí ha reconocido que quizás debió "salir al paso en el primer momento". "He estado callado pero es que siempre he criticado las filtraciones, no la investigación periodística, que es sana, sino los procesos paralelos", ha afirmado. 

Preguntado sobre si todos los vocales del Poder Judicial deben rendir cuentas de sus desplazamientos, Dívar ha dicho que no quiere opinar y que al vocal que le denunció, José Manuel Gómez-Benítez, no le guarda ningún rencor. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/26/actualidad/1340695848_467102.html

ROSA: “SE HA HECHO UN DAÑO IRREPARABLE A DÍVAR AL ENTRAR EN CUESTIONES PRIVADAS” 

 “Se ha realizado un daño irreparable a Dívar al entrar en cuestiones privadas”, ha afirmado esta mañana el nuevo presidente interino del Poder Judicial, Fernando de Rosa, que ha sustituido al dimitido Carlos Dívar, tras el escándalo de los 32 viajes a cargo del erario público. Además, ha justificado la dimisión del presidente saliente en que no quería hacer más daño a la carrera judicial. 

De Rosa, en una entrevista en Onda cero, ha dado por hecho que no hay ningún comportamiento injustificado por parte de Dívar. Ha argumentado que ni la Fiscalía ni el Tribunal Supremo han hallado indicios de delito y ha insistido en que el escándalo ha tenido que ver con “cuestiones personales que no venían al caso”, más propias de “la prensa del corazón” y ha obviado la falta de justificación de los 32 desplazamientos de Dívar en largos fines de semana. A lo que ha apostillado: “Si había algo en su actuación pública era donde debía haberse centrado el debate”. 

La portavoz del Consejo General del Poder Judicial, Gabriela Bravo, también ha concedido hoy una entrevista, en su caso a Los Desayunos de TVE. En ella ha reconocido que Carlos Dívar debería haberse explicado mejor y que ha actuado con “opacidad”. Según Bravo, la opinión pública ha considerado que las explicaciones eran insuficientes y “esa insuficiencia ha generado una sombra de sospecha de tal forma que no era posible salir hacia adelante sin una dimisión". “No nos podemos permitir el lujo ni siquiera de tener sospechas. El presidente tiene que actuar con la máxima ejemplaridad y no sólo parecer que no usa los fondos públicos”, ha añadido. 

Bravo ha hablado de una "imagen de desprestigio que ha afectado al Supremo, al Consejo y a la credibilidad de la Justicia". La situación generada hacía “imposible poder seguir funcionando y dar estabilidad a la marcha normal de cada día sin una decisión drástica". 

Sobre la utilización de fondos públicos para fines privados, la portavoz del Poder Judicial ha reiterado en varias ocasiones que no le parece normal ni lo acepta. Pero en el caso de Dívar, al igual que De Rosa, ha sacado a relucir las dos resoluciones que determinaron que los hechos “no eran constitutivos de delito”. 

Bravo dice que la “gravísima crisis institucional” abierta, “la mayor en toda la historia de este país”, les ha servido para “hacer examen de conciencia” y darse cuenta de que tal vez no han actuado con la suficiente transparencia. Por eso se va a proceder a "una adecuada concreción del gasto de los vocales en relación con su actividad". 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/22/actualidad/1340354867_490294.html  

EL GOBIERNO CALIFICA DE CONTACTOS LAS PRESIONES AL PNV EN FAVOR DE DÍVAR 

 “Me ha llamado la vicepresidenta del Gobierno para pedirme tu móvil”, le dijo Josu Erkoreka, portavoz en el Congreso del PNV, a la vocal del Consejo General del Poder Judicial Margarita Uría, en vísperas del pleno en el que se trataba la situación de Carlos Dívar. Soraya Saénz de Santamaría trasladó al portavoz del PNV el interés del Gobierno para que Dívar siguiera al frente del Consejo. Y pretendía hablar con Uría para pedirle directamente que colaborara para proteger a Dívar y evitar su dimisión, según fuentes directas conocedoras de la conversación. La vicepresidenta habló también con otros dirigentes políticos para inclinar la balanza en el Consejo a favor de su presidente. Por ejemplo, con el presidente del PNV, Iñigo Urkullu, y con dirigentes de CiU. 

Uría le dijo a Erkoreka que no deseaba hablar con la vicepresidenta, entre otras cosas porque ella no iba a cambiar su posición y porque en público ya había dicho que Dívar debía dimitir, según su versión. La vicepresidenta del Gobierno admitió este viernes haber mantenido esas conversaciones sobre la situación de Carlos Dívar y el Consejo. 

En el pleno del CGPJ del pasado sábado, la vocal Margarita Uría denunció llamadas del Gobierno a dirigentes de su partido, el PNV, para que apoyara la continuidad del presidente, Carlos Dívar. La vocal hizo constar su malestar por lo que entendía como presiones en favor de la continuidad del presidente del Consejo y del Tribunal Supremo. 

“Es normal que hablemos de cómo podemos trabajar para fortalecer las instituciones, lo raro sería no hacerlo”, aseguró Saénz de Santamaría, que no quiso profundizar en cómo han interpretado esos contactos las personas llamadas. “Yo, desde luego, intercambiaré opiniones con otros representantes políticos cuando alguna institución esté en situación delicada. No sería normal no hacerlo. También puedo decir que algunos me preguntaron a mí antes de que yo les preguntara a ellos”, añadió la número dos del Gobierno. 

El Ejecutivo de Mariano Rajoy ha mantenido un respaldo público a Dívar hasta el final. Así, tras el primer pleno que se celebró en el Consejo tras publicarse sus viajes privados pagados con fondos públicos, Alberto Ruiz-Gallardón se felicitó de la continuidad de Dívar. El ministro de Justicia aseguró que la decisión fortalecía la institución y se pronunció en contra de que el presidente del Consejo compareciera en el Congreso para explicar sus gastos. 

La vicepresidenta expresó este viernes su respeto por el Consejo y por el Tribunal Constitucional. De este último, Saénz de Santamaría eludió respaldar las palabras de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, en las que tachaba al tribunal de “político” y pedía su supresión para convertirlo en una sala del Tribunal Supremo. La número dos del Gobierno se limitó a explicar que trabajan para cubrir las vacantes pendientes hace cuatro años y que esperan culminar esa negociación con el PSOE en el plazo previsto en el Congreso, es decir, el próximo viernes 29 de junio. 

“Alguno puede decir qui prodest (a quién aprovecha). Yo alguna vez lo he utilizado en sede parlamentaria, pero no voy a entrar ahí. Se trata de renovar el Tribunal Constitucional, el Tribunal de Cuentas y alguna otra institución y que podamos fortalecer su trabajo y su composición. Espero que podamos hacerlo en el plazo marcado. Es la voluntad del Gobierno y del partido que lo sustenta”, aseguró. 

Lo que sí hizo fue justificar la crítica desde el Gobierno a la sentencia del Tribunal Constitucional que legaliza Sortu. Saénz de Santamaría explicó que esa crítica es coherente con la actuación que ha mantenido el Estado, es decir, el Gobierno, representado por la Abogacía del Estado y el ministerio fiscal, en favor de la ilegalización de Sortu. Incluso, sin mencionarlo expresamente, se refirió a que esa era también la posición de quien era ministro del Interior y portavoz del anterior Gobierno, es decir, el actual líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba. Según dijo, es el PSOE el que ha cambiado de posición. “Este Gobierno cuando tomó posesión asumió íntegramente la posición del Gobierno anterior”, dijo. 

La Ejecutiva Federal del PSOE hizo público un comunicado en el que recuerda a la vicepresidenta que “lo que ha cambiado desde hace un año es que ETA ha declarado el fin de la violencia”. El PSOE lamenta que el Gobierno “no valore la importancia del comunicado de ETA del fin del terrorismo y lo que eso significa”. 

Sobre las peticiones de la izquierda abertzale y otros partidos vascos para que Arnaldo Otegi sea excarcelado, la vicepresidenta aseguró que “deben cumplirse íntegramente las sentencias que se imponen, y más en casos de naturaleza tan grave como los delitos de los que estamos hablando”. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/22/actualidad/1340396197_610755.html 

DÍVAR DEJA EN EVIDENCIA A GALLARDÓN 

El ministro declaró “fortalecido” al expresidente del Supremo cuando el fiscal archivó el caso 

En las seis semanas que ha durado el caso Dívar —desde que salió a la luz que la máxima autoridad judicial de España usó dinero público en viajes supuestamente privados hasta su dimisión anunciada esta mañana—, al ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, no se le ha escuchado ni una sola palabra de reprobación. Es más, aprovechó el archivo inicial de la denuncia por parte de la fiscalía, el pasado 21 de mayo, para felicitar públicamente al presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar: “Sale fortalecida la institución, el presidente y por lo tanto el Estado de Derecho”, dijo. 

Dívar no salió fortalecido: todo siguió torciéndose para él y ha acabado dimitiendo. Y, de todo el Gobierno, el ministro más expuesto y que, por tanto, puede salir más debilitado del caso es, precisamente, Gallardón. Después de dar a Dívar por “fortalecido” se opuso a que compareciera en el Congreso como pedía la oposición, y siguió aplaudiendo la “muestra de responsabilidad” del Consejo General del Poder Judicial tras la reunión del 31 de mayo en la que la institución no forzó la dimisión de su presidente pero acordó cambiar el reglamento de gastos. 

Si el ministro de Justicia ha actuado así por convicción propia o recibió el encargo del presidente Mariano Rajoy de intentar sostener a Dívar en el cargo el máximo tiempo posible para evitar la guinda de este escándalo en plena convulsión nacional por el rescate financiero, solo ellos lo saben. “El Ejecutivo ha querido evitar otra crisis en las semanas más delicadas para España de los últimos años, cuando transmitir confianza como país era fundamental. El titular de ‘dimite el presidente del Supremo español’ en toda la prensa internacional en este momento es muy perjudicial”, señalan fuentes del ministerio. Sin embargo, estos responsables niegan tajantemente que Gallardón presionara a los vocales del Poder Judicial para que mantuvieran a Dívar; algún vocal, como Margarita Uría, del PNV, ha denunciado que altos cargos del Gobierno lo hicieron, y fuentes del Consejo aseguran que Uría apuntó a la propia vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría. 

Cuando estalló el caso Dívar, tras la denuncia presentada contra él por el vocal José Manuel Gómez Benítez (elegido a propuesta del PSOE), el Gobierno lo interpretó como una vendetta del sector progresista contra el presidente del Supremo —aunque este lo era por consenso de PSOE y PP— como respuesta a los juicios contra el juez Baltasar Garzón. “Parecía una maniobra, un ataque en clave política”, alegan fuentes del Ejecutivo. Luego empezaron a salir las facturas de los viajes, la relación de los gastos sin justificar de Dívar, sus coartadas y los desmentidos a sus coartadas —como el del expresidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, que acusó directamente al presidente del Supremo de “mentir”—... Pero aun así el Gobierno no llegó a censurar a Dívar. 

Tampoco lo hizo, durante muchos días, el PSOE —Dívar fue elegido presidente del Poder Judicial y del Supremo en 2008 a propuesta de José Luis Rodríguez Zapatero—, aunque finalmente los socialistas sí exigieron su dimisión la semana pasada. 

El Ministerio de Justicia está preparando una reforma de la ley que regula el Poder Judicial para que entre en vigor en otoño de 2013, cuando toca renovar el Consejo. Fuentes del Gobierno filtraron hace siete días, con Dívar ya en caída libre, un aspecto de esa reforma: si se lleva a cabo, solo cinco de los 20 vocales del órgano de gobierno de los jueces cobrarán el sueldo íntegro que ahora perciben los 20 (unos 112.000 euros brutos anuales, bastante más que el presidente del Gobierno); el resto de consejeros, sin dedicación exclusiva, cobrarían únicamente dietas por acudir a los plenos. La dimisión de Dívar y la crisis del Poder Judicial, paradójicamente, podrían ayudar a Ruiz-Gallardón a dar un baño de popularidad a esa reforma. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/21/actualidad/1340260626_731694.html

El día que Carlos Dívar se mojó

El presidente del Supremo se opuso a la Ley del Aborto
Votó a favor del juez que no ejecutó la condena de cárcel contra el pederasta que mató a la niña Mari Luz Cortés
Se pronunció por la ilegalización de Bildu y Sortu que el Constitucional ha anulado

En sus últimos años al frente de la Audiencia Nacional, del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, apenas tuvo oportunidad de mojarse en su función de juez o, simplemente, de árbitro. Cuando lo hizo, sus decisiones resultaron inútiles para frenar leyes o iniciativas a las que se opuso. Los hitos principales de su paso por el Poder Judicial y por el Supremo fueron tres.

- CASO TIRADO. Nada más aterrizar en la presidencia del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, el fiscal presentó un recurso contra la decisión de ese organismo de sancionar con falta leve –multa de 1.500 euros- en lugar de suspender en sus funciones al juez Tirado, que mantuvo sin ejecutar una condena de cárcel contra el pederasta que acabó con la vida de la niña Mari Luz cuando estaba libre pese a que debía estar preso. Gobierno, PSOE y PP, reclamaban penas duras contra Tirado entre la indignación social. Los vocales jueces del Consejo General del Poder Judicial se conjuraron para evitar una sanción más grave a Tirado. Dívar votó con ellos.

- LEY DEL ABORTO. La nueva Ley del Aborto que el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero sacó adelante en el último tramo de su segunda legislatura tenía que ser informada por el Consejo General del Poder Judicial, como es preceptivo. Dívar, que fue nombrado gracias al dedo de José Luis Rodríguez Zapatero, impuso sus profundas creencias religiosas sobre el proyecto de ley que se estudiaba para votar con el grupo conservador, lo que forzó un empate a 10 votos más una abstención, del vocal elegido a propuesta de CiU en el Consejo. Eso hizo que no hubiera informe del Poder Judicial sobre la nueva Ley del Aborto, un hecho insólito en ese organismo bajo la presidencia de Dívar.

- BILDU Y SORTU. Como presidente de la Sala del 61 del Tribunal Supremo que dirime las cuestiones relacionadas con al Ley de Partidos Políticos, Dívar tuvo que pronunciarse sobre la ilegalización de Bildu y de Sortu. En ambos casos, votó con los magistrados más conservadores para evitar que las formaciones abertzales pudieran estar presente en las elecciones. En ambos casos, el Tribunal Constitucional acabó anulando las sentencias del Tribunal Supremo.

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/21/actualidad/1340267484_526033.html

EL SUPREMO NO APRECIA “ABUSO” DE DÍVAR POR LOS GASTOS EN EL EJERCICIO DE SU CARGO 

El Tribunal Supremo ha hecho público el auto por el que inadmitió a trámite la querella contra el dimitido presidente del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Dívar, en que el concluye que “no cabe apreciar abuso del cargo en los gastos a que se refiere la querella”. El auto incorpora los votos disidentes de cuatro magistrados que sostienen que los hechos presentaban “una clara apariencia de delito” y eran suficientes para iniciar una investigación. 

Según el Supremo, la querella no reúne requisitos para ser admitida, al haberse limitado a presentar las informaciones periodísticas de El PAÍS “sin aportar ningún dato objetivo adicional”. “La mera publicación de informaciones en los medios de comunicación no puede justificar la apertura de un procedimiento penal para su investigación si la querella que los incorpora no aporta u ofrece algún indicio de su comisión que pueda ser calificado de accesible y racional", dice el Supremo. 

El Supremo rechaza que se pudiesen calificar los hechos como delitos de estafa, porque no existió engaño, o apropiación indebida, porque no concurre el elemento de “abuso del cargo”. De la documentación remitida por el fiscal, consistente en facturas y justificantes, se deduce que Dívar “cumplió con la obligación de presentar justificación documental del gasto y hacer constar la condición de quien lo efectuaba”. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/22/actualidad/1340373261_782761.html 

EL PODER JUDICIAL DESTAPA QUE LOS VOCALES GASTARON 830.733 EUROS EN VIAJES EN 2011 

El Consejo dejó sin gastar el 41,6% de lo previsto para representación. El presupuesto del 2013 volverá a niveles del de 2006 

En gastos de representación y protocolo (viajes por España y el extranjero, alojamiento y comidas), los altos cargos del Consejo del Poder Judicial, es decir, los 20 vocales, el que ya es su expresidente, Carlos Dívar,  y el secretario general de la institución, gastaron en 2011 un total de 830.733 euros; es decir, una medida de 37.000 euros en solo un año. Aunque no todos los vocales endosaron la misma cantidad de gastos ni viajaron con la misma intensidad (unos mucho más que otros), la media es muy significativa del derroche de viajes realizados en general por los vocales en plena crisis económica. La cifra de 830.733 euros fue facilitada ayer por el órgano de gobierno de los jueces, al día siguiente de la dimisión de Dívar. Y pretende ser un gesto de transparencia de las cuentas del Poder Judicial previo a la presentación del programa de transparencia y austeridad que aprobará el pleno del Consejo el próximo día 28 tras el caso Dívar.  

La dimisión de Carlos Dívar se ha debido, entre otras cosas, a que no detalló los gastos que cargó al Consejo por los 32 viajes de larguísimos fines de semana que giró a Marbella (en concreto 22 a esta ciudad) y otros destinos de España (12) y que importaron a las arcas públicas cerca de 28.000 euros. El problema de estos 28.000 euros es que Dívar no ha explicado en concepto de qué los gastó, y no existe constancia de que se tratase de viajes de carácter oficial. 

De los 830.733 euros, 470. 645 se refieren a gastos realizados por estos 22 altos cargos en territorio español; y el resto, unos 360.000 en el extranjero; es decir, a los viajes de los vocales cargados al capítulo de relaciones internacionales. A estas cantidades hay que añadir, además, lo pagado por el órgano de gobierno de los jueces para viajes de personal de su parque móvil y la manutención de los escoltas (Dívar tenía siete por cada turno) con los que el Ministerio del Interior dota los desplazamientos de estos consejeros, que suman otros 295.271,04 euros más. El consejo no detalló los gastos realizados por cada vocal, lugar y motivo del desplazamiento. Es decir, más de un millón de euros. El presupuesto del Poder Judicial superó en 2011 los 70 millones de euros. 

El citado plan de austeridad y transparencia del Consejo impondrá a los consejeros la obligación de justificar debidamente todos los gastos de protocolo y relaciones públicas que desarrollen. Los vocales no están obligados de momento a explicar el motivo de las facturas de los gastos que aportan al Consejo ni con quién han estado o compartido mantel. Existe un acuerdo del Poder Judicial de 1996 que aparentemente les exime de detallar tales conceptos. Basta que aporten la factura y el Consejo se la abona. 

Dívar se escudó precisamente en esta norma y en el "carácter reservado" de sus encuentros para no justificar esos 28.000 euros. Desde 2008 y hasta su dimisión los gastos de Dívar han sido muy superiores, si bien los cuestionados son esos 28.000 euros cargados por esos 32 fines de semana, la mayoría en Marbella. Cuando el día 28 se apruebe el plan de austeridad y transparencia, los vocales sí tendrán la obligación de hacerlo. Y salvo que se trate de un asunto relacionadocon la seguridad, también estarán obligados a dar cuenta de los gastos aunque, en algunos casos, puedan eludir dar publicidad a las personas con las que se reúnen o invitan, por ejemplo, a almorzar. 

Entre otros puntos, el plan de transparencia también obligará a que todos los desplazamientos se realicen en clase turista —a día de hoy algunos vocales utilizan las tarifas más económicas, pero otros no— y a regular el tema de los consejeros de fuera de Madrid (que en este Consejo son un total de 15) que no disponen de residencia en la capital y que a día de hoy pueden desplazarse si quieren diariamente hasta su lugar de origen, cargando este gasto a la institución, informa Europa Press. 

La cifra de 830.000 euros se refería solo a los vocales. La suma global de gastos de desplazamientos pagados por el Poder Judicial, no solo para los vocales, durante el pasado año, y para los 5.218 jueces que conforman la carrera judicial, se eleva a un total de 3,4 millones de euros. Muchas veces el Consejo paga los gastos de jueces a los que encomienda determinadas tareas o la asistencia a actos o cursos de índole judicial. El Consejo, no obstante, dejó sin gastar el 41,6% de lo previsto para representación y protocolo. 

Además, el Tribunal Supremo, los tribunales superiores de justicia y las audiencias provinciales gastaron el año pasado 148.013,62 euros en protocolo y otros 11.215,12 euros se refieren a gastos representativos vinculados a relaciones internacionales. La Escuela Judicial destinó a protocolo otros 49.938,90 euros. 

Por lo que se refiere al Presupuesto del Consejo, este año ascendió a 71.352.510 euros, de los que a estas alturas del año se ha gastado en torno al 35%. Para 2013, el Consejo espera obtener un presupuesto mucho menor, de 67.252.235 euros, retrotrayéndose a niveles de 2006 o 2007. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/22/actualidad/1340373616_499929.html

DÍVAR DIMITE: “HE SIDO VÍCTIMA DE UNA CAMPAÑA CRUEL Y DESPROPORCIONADA”

"No tengo conciencia de haber hecho nada malo, pero la situación era insostenible", asegura

De Rosa, vicepresidente del órgano, aclara que no ha habido votación 

Carlos Dívar ha dimitido. Tras más de un mes de presiones, el presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo termina así su ciclo como máxima autoridad judicial del Estado tras el escándalo de sus viajes. Apenas 15 minutos después de empezar el pleno extraordinario, en torno a las 11.25, ha presentado su dimisión. El orden del día incluía tres puntos a debatir: la situación general del Poder Judicial, el estudio de la petición de dimisión formulada por cuatro vocales del Consejo, Félix Azón, Margarita Robles, Inmaculada Montalbán y Carles Cruz, y un tercero, propuesto por el vocal José Manuel Gómez Benítez, que pedía su destitución o remoción en el cargo. 

La sucesión de Dívar

La sucesión del ya expresidente del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, depende ahora, en primer lugar, de Alberto Ruiz-Gallardón. Una vez trasladada la decisión al ministro de Justicia, este tendrá que llevarla al Consejo de Ministros para que apruebe el decreto. Según fuentes del ministerio, es probable que se lleve al de la semana que viene. Tras la firma del Rey y la publicación en el BOE, comenzará el periodo de interinidad, en el que el vicepresidente del Consejo, Fernando de Rosa, se convertirá en la máxima autoridad judicial del Estado. A partir de ese momento, la convocatoria de elecciones dependerá de los vocales del Consejo

El vicepresidente del órgano de gobierno de los jueces, Fernando de Rosa, ha aclarado que "nada más comenzar el pleno", Dívar  "ha manifestado su voluntad de renuncia y no ha habido votación". De Rosa ha añadido en una comparecencia ante los medios que "hasta que no sea efectiva la dimisión", esto es, hasta su publicación en el BOE, no "se pondrá en marcha ningún tipo de mecanismo para la elección del presidente". La rapidez depende ahora Alberto Ruiz-Gallardón, quien es el que tiene que tramitar el decreto de cese que deberá firmar el Rey. El ministro de Justicia ha considerado, además, que este es el momento de "mirar adelante" y trabajar para fortalecer el prestigio de los jueces. 

"No tengo conciencia de haber hecho nada malo, pero la situación era insostenible" para la judicatura, ha asegurado Dívar, compungido, según fuentes del Consejo. El ya expresidente ha dicho que se considera "víctima de una campaña cruel y desproporcionada" y ha dejado claro, además, que no guarda "rencor" a nadie, y ha mencionado expresamente a los periodistas. En cualquier caso, ha aclarado que ha dimitido en consideración a "los jueces sencillos". Dívar, que al dirigirse a los miembros del pleno ha mirado en más de una ocasión al vocal que denunció sus viajes, José Manuel Gómez Benítez, ha afirmado que siempre ha actuado conforme a las normas y ha insistido en que no se siente "culpable de nada". 

El ya expresidente de los jueces ha querido poner en valor la unidad de la institución, en la que también ha hecho hincapié De Rosa en su comparecencia. Precisamente con el objeto de dar una imagen de unidad, los vocales habían acordado arropar públicamente al vicepresidente durante su intervención. No obstante, han faltado tres vocales: el progresista Miguel Carmona, la conservadora Concepción Espejel y el jurista independiente Claro Fernández-Carnicero. 

Esta es la decisión "rotunda y contundente" que anunció en el pleno del pasado sábado y que hoy ha comunicado al pleno del consejo. El anuncio supone además el comienzo, en palabras de algunos vocales, de una etapa de “regeneración y transparencia” que destierre el viejo hábito de cargar gastos a las arcas del Poder Judicial sin necesidad de justificar cómo, en qué y con quién se ha producido el desembolso de dinero público en un órgano (el que gobierna a los más de 4.500 jueces españoles) que maneja 74 millones de euros de presupuesto. Con Dívar se irá, señalan fuentes del Consejo, la práctica de cargar viajes a las arcas del Poder Judicial sin que exista constancia oficial de los mismos, y la de los fines de semana caribeños. Esos que él, en algunas ocasiones, estiró de jueves a martes. 

La portavoz de este órgano, Gabriela Bravo, había señalado esta mañana en la cadena SER que "lo previsible es que Dívar anuncie su dimisión". En su primera entrevista que concede desde que estalló la crisis por los viajes del también presidente del Tribunal Supremo, Bravo ha confiado en que se "recupere parte de la credibilidad perdida estos días". No ha sido ella, sin embargo, la encargada de comparecer tras el pleno extraordinario de hoy, como es habitual. Lo ha hecho el vicepresidente, Fernando de Rosa, que ha querido lanzar un mensaje de tranquilidad al indicar que “si bien habrá una interinidad en la jefatura tanto del Consejo como del Supremo", todos los vocales "seguirán trabajando intensamente en la resolución de los problemas de la justicia y de proyectos muy importantes”. El vicepresidente ha manifestado también que los vocales son “conscientes” de que el ‘caso Dívar’ “ha dañado la imagen de la institución”. No obstante, ha asegurado que todos los vocales, “por unanimidad”, han expresado “su reconocimiento” al trabajo realizado por el ya expresidente. 

En calma tensa afrontaban los vocales del Poder Judicial el pleno de hoy. Algunos han llegado a la sede del órgano en Madrid más de una hora antes del pleno. Ayer se sondearon entre ellos y aparentemente no había deserciones en la idea de que la presidencia de Dívar hoy pasará a ser historia. Se ha convertido así en el primer presidente del Tribunal Supremo y del Poder Judicial que deja el cargo forzado por los mismos que le eligieron. A sus 70 años, a Dívar solo le queda ahora la jubilación. Sin excepción, todos los consejeros interpretan que sus palabras en el pleno del pasado sábado, las que pronunció tras mirar a su alrededor y solo ver soledad (“voy a adoptar una medida rotunda y contundente”) estrangulan cualquier margen de maniobra. 

Desde que estalló el escándalo de sus 32 viajes en larguísimos fines de semana a Marbella y otros destinos se aferró numantinamente al cargo. Hijo y nieto de juez, en su mente se instaló la idea de que dimisión es asunción de culpa. Y a esto se agarró durante la primera fase del escándalo de sus viajes. El respiro de alivió que sintió al cotejar que la Fiscalía General del Estado archivaba la denuncia por malversación que le interpuso, el pasado 8 de mayo, el vocal progresista José Manuel Gómez Benítez se disipó pronto. Entonces, se sintió medio arropado cuando vio que solo cinco vocales pedían su dimisión y que, paradójicamente, otros siete se la exigían Gómez Benítez por haber actuado este por libre. Sin consulta previa al pleno. 

Dívar se encerró en sí mismo y se olvidó de la calle, donde su caso crecía en medio de la indignación. Y que, lejos de mitigarse, se agigantaba con nuevas revelaciones de EL PAÍS que elevaban los primeros 12 viajes por importe de casi 13.000 euros hasta 32, y por un total de 28.000 euros 

Tras el archivo de los 12 viajes en la Fiscalía General, el asunto llegó al Tribunal Supremo. Su propio tribunal le dio carpetazo al asunto. Por once votos contra cuatro, el Supremo no vio reproche penal en su conducta. Fue cuando Dívar se presentó ante la prensa y se mantuvo en sus trece; es decir, en el “carácter reservado” de sus viajes y en que no tenía obligación de dar explicaciones detalladas del motivo y con quién o quiénes había compartido los manteles de sus más de 40 cenas y/o almuerzos en restaurantes de lujo endosados al Consejo durante esos dilatados fines de semana. En cambio, en la calle, en las asociaciones judiciales e incluso en el PSOE, el clamor era que, al menos, sí concurría un reproche ético. Y que debía irse. Así ha sido. 

Dívar siguió sin dar explicaciones y arrecieron todavía más los gritos de dimisión. Cuatro vocales (Inmaculada Montalbán, Carles Cruz, Margarita Robles y Félix Azón) y un quinto, Gómez Benítez, forzaron un pleno extraordinario 72 horas después, el del pasado sábado. Y estos cinco, partidarios de su marcha, se convirtieron en muchos más en el pleno. De sus bocas, delante de él, salió el sentir generalizado de que la situación “era insostenible”. Dívar volvió a mirar entonces a su alrededor y se sintió aún más solo. Y con la tenaza de que los mismos que le sugerían su salida, por las buenas, podían forzar una votación y destituirle. Ese era una de los puntos del orden del día. Con doce, mayoría de tres quintos, hubiera bastado. 

Acorralado y delante de todos, Dívar soltó entonces nsu famosa frase premonitoria: “En los próximos días adoptaré una medida rotunda y contundente”. Y por “responsabilidad institucional” pidió a los consejeros que le dejasen varios días para estar presente en los actos del bicentenario, que empezaban el lunes y a los que el Rey iba a asistir. Se fue del pleno y los vocales, unánimemente, accedieron a su petición: dejarle uno días más y que dimitiera. El pasado lunes Dívar solo pudo hacerse la foto con el príncipe Felipe (don Juan Carlos cambió su agenda y viajó a Arabia Saudí a dar el pésame por la muerte del príncipe heredero). La inasistencia ayer de Dívar a los actos de la Constitución de Cádiz de 1812 tras la fría foto del lunes sin el Rey, agita la convicción de que hoy es el día D de Dívar. El de sus últimas palabras como primera autoridad judicial del Estado. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/21/actualidad/1340263648_089791.html

DÍVAR RECONOCE QUE NO PUEDE SEGUIR SIN EL APOYO DE LOS VOCALES DEL CONSEJO 

El presidente del Supremo habla de que se ha orquestado una campaña en su contra 

El presidente del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Dívar, es consciente de que no puede seguir al frente de la institución contra la voluntad "ampliamente mayoritaria" de sus vocales, pero se resiste a confirmar que vaya a dimitir en el pleno extraordinario de este jueves. "He dicho que haré una manifestación contundente y clara sobre la dimisión que me han pedido", señala hoy en el periódico El Mundo, pero añade que "en estos momentos" no tiene claro cuál va a ser esa respuesta. Agrega no obstante que si la solución es que él se marche, no pondrá "ningún obstáculo". 

En la entrevista, realizada después de que el sábado los vocales le comunicasen que ha dejado de tener su confianza, Dívar achaca esa pérdida de apoyo a una campaña orquestada en su contra. "Tras el cambio de Gobierno ha habido en el Consejo una alteración de poderes que ha llevado a algunos a esa campaña", afirma el también presidente del Tribunal Supremo. No entra a valorar sin embargo si José Manuel Gómez Benítez, el vocal que le denunció, debería marcharse del Consejo. 

Estamos haciendo un mundo, cuando son viajes desde 2008” 

Dívar habla en varias ocasiones de que lo importante son las instituciones y apunta: "Cuando atacamos sistemáticamente a la persona estamos atacando a la institución y esto es lo que ha pasado". Reitera además que no ha cometido ninguna irregularidad. "Estamos haciendo un mundo, cuando son viajes desde 2008", comenta respecto a los 32 viajes de fin de semana largos a Puerto Banús y otros destinos. "En aquellos desplazamientos en que me he quedado algún día privadamente, los gastos están en mi haber personal", dice y lamenta haber sufrido "un proceso paralelo", en el que "se han metido con aspectos privados, religiosos,...". 

Sobre su alojamiento en hoteles de lujo y si no considera que el gasto fue excesivo en la situación de crisis por la que atraviesa el país, Dívar indica que "al ser un cliente habitual obtenía precios menores". La periodista le pregunta también si tiene algo que decirles a los jueces de a pie que trabajan en "condiciones precarias" y se han visto afectados por la polémica. "Mi corazón sangra precisamente por los jueces sencillos que trabajan en esas condiciones, como he trabajado yo muchos años. Ellos no tienen la culpa de esta situación, que yo no inicié, son los que verdaderamente me preocupan", contesta. 

Preguntado por si reconoce algún error en la gestión de esta crisis responde: "Tal vez hablar antes". Y explica que si no lo ha hecho es porque siempre ha mantenido que hay que guardar silencio mientras los tribunales se están pronunciando. En la necesidad de guardar silencio hasta que las instituciones se pronunciasen justifica que no se haya planteado marcharse antes. "A lo mejor no he sabido transmitir a la opinión pública la verdad de los hechos. Pido disculpas por ese error", continúa. 

Esta entrevista se publica en el día en el que se celebra el acto institucional conmemorativo del bicentenario del Tribunal Supremo. Inicialmente estaba previsto que este evento fuese presidido por el Rey, pero don Juan Carlos modificó su agenda para poder viajar a la ciudad saudí de Yeda y dar el pésame a la familia real por la muerte del príncipe heredero, de 78 años. El Rey será sustituido por el príncipe Felipe. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/18/actualidad/1340000467_446599.html 

VOCALES DEL PODER JUDICIAL BUSCAN YA UN SUSTITUTO PARA CUANDO CAIGA DÍVAR 

El Consejo y el Supremo tendrán presidentes distintos hasta la elección 

La deslucida celebración del bicentenario del “Supremo Tribunal de Justicia”, como lo denominó inicialmente la Constitución de Cádiz de 1812, con el presidente del alto tribunal envuelto en el escándalo y al filo de la dimisión y el Príncipe de Asturias presidiendo la solemne ceremonia que debía encabezar el Rey, tendrá hoy como contrapunto los primeros escarceos para buscar sustituto a Carlos Dívar, a los que ya se vienen entregando desde hace días magistrados y consejeros judiciales. 

Con Dívar todavía de cuerpo presente, las propuestas varían para situar al frente del Consejo General del Poder Judicial desde un presidente de Sala del Supremo a un magistrado de prestigio cercano a la jubilación o mantener la situación de bicefalia el tiempo que le queda a este Consejo, es decir, hasta octubre de 2013. 

Según fuentes del Supremo, a partir del momento en que Dívar renuncie o le destituyan el próximo día 21, será sustituido al frente del Consejo por el vicepresidente, Fernando de Rosa Torner, propuesto por el PP y de perfil político muy conservador. De Rosa seguirá en el cargo hasta que los 20 vocales del organismo elijan un nuevo presidente, que lo será también del Tribunal Supremo. 

Paralelamente, la presidencia en funciones del Tribunal Supremo recaerá en el presidente de la Sala más antiguo, que es el presidente de la Sala de lo Civil, Juan Antonio Xiol, un progresista de gran prestigio como jurista entre todos sus compañeros. 

De entrada, mientras sería perfectamente factible que Xiol fuese elegido para presidir el Consejo del Poder Judicial y el Supremo, la situación inversa, que De Rosa fuese el elegido, parece mucho más problemática. Tras el fiasco de Dívar, único magistrado que ha presidido el Supremo sin tener la categoría de magistrado del Tribunal Supremo, en la carrera están convencidos de que el próximo presidente será un magistrado del alto tribunal, y De Rosa no lo es. Como juez no ha pasado de los puestos del fondo del escalafón, aunque ha ocupado diversos cargos políticos hasta alcanzar el de consejero de Justicia de la Comunidad Valenciana. Parece virtualmente imposible que, con su perfil y sus vinculaciones con el Ejecutivo del expresidente valenciano Francisco Camps, obtuviese entre los consejeros los 13 votos necesarios para ocupar el puesto. 

En el alto tribunal están convencidos de que será uno de sus magistrados 

La cuestión es si se mantiene la bicefalia en Supremo y Consejo hasta octubre de 2013, solución que tiene sus adeptos, o se procede a elegir presidente y en ese caso, a quién. El primer factor a tener en cuenta es que el cargo tendrá una duración de poco más de un año, hasta octubre de 2013, lo que resulta poco apetecible para los magistrados, que, sin tener garantizada una reelección, se arriesgarían a estar un año presidiendo el Supremo para volver luego a su Sala como magistrados de a pie. Aunque la salida natural de los tres últimos presidentes del Supremo ha sido el Tribunal Constitucional —no parece que ese vaya a ser el caso de Dívar—, la renovación de cuatro magistrados prevista para 2013 cae en el mes de junio, y el presidente del Supremo tendría que estar hasta octubre, lo que deja en el aire esa salida. También podría ser renovado para el siguiente Consejo, pero el Gobierno ha anunciado una profunda reforma del mismo y será difícil que para entonces no quiera entronizar a su propio candidato. 

Al problema del escaso tiempo de mandato se une el de presidir el avispero del propio Consejo, tras el rechazo causado por la actuación del vocal Gómez Benítez denunciando a su presidente en la fiscalía, o la encarnizada persecución a Dívar por los consejeros capitaneados por la vocal Margarita Robles. 

En cualquier caso, el Consejo se reunirá para elegir presidente posiblemente una semana después de que caiga Dívar. Si optan por los primeros escalones, es decir, por un presidente de Sala, las principales opciones pueden recaer sobre el presidente de la Sala de lo Contencioso, José Manuel Sieira, no afiliado a ninguna asociación, con prestigio y grandes dotes de organización, y al que apoyaría el sector de Margarita Robles para conseguir los 13 votos si le apoya la conservadora Asociación Profesional de la Magistratura (APM). 

Algunos no descartan que se mantenga la bicefalia hasta 2013 

Juan Antonio Xiol sería el presidente idóneo para un gran sector de magistrados como jurista de gran prestigio, moderadamente progresista y dialogante, aunque puede tener dificultades con los vocales de la APM. “Xiol quiere ir al Constitucional, aunque tampoco le importaría darse una vuelta por la presidencia del Supremo”, comentan fuentes distintas del alto tribunal. 

Tampoco cabe descartar al presidente de la Sala Penal, Juan Saavedra, de la asociación centrista Francisco de Vitoria, aunque su actuación en el caso Garzón le costó ser apartado de la presidencia de dos las causas y no goza del prestigio de los otros dos. 

Dado el escaso tiempo de mandato, el perfil idóneo parece ser el de los magistrados muy próximos a la jubilación, a los que les queda alrededor de año o año y medio en la carrera y que alcanzando la presidencia del Supremo podrían finalizar con broche de oro su trayectoria. Si la elección recae en estos segundos escalones, por parte de la APM se ha barajado el nombre de algún magistrado que ha alcanzado la edad de jubilación y permanece como emérito, como Jesús Corbal, de la Sala Civil, o Ricardo Henríquez, magistrado de la Sala de lo Contencioso. Sin embargo, ambos pueden suscitar rechazo de los vocales progresistas, refractarios a situar a un presidente de la APM junto a un vicepresidente también conservador como De Rosa. A su vez, los progresistas preferirían otros nombres, como el del ex fiscal del Estado Carlos Granados, de la Sala Penal; José Luis Calvo, de la Sala de lo Militar, y en el caso de optar por una mujer, Encarnación Roca, de la Sala de lo Civil. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/17/actualidad/1339960070_326015.html 

EL REY NO ASISTIRÁ AL BICENTENARIO DEL SUPREMO QUE PRESIDE DÍVAR 

El Monarca modifica su agenda para viajar a Arabia Saudí a dar el pésame a la familia real por la muerte del príncipe heredero 

El Rey no asistirá este lunes, en contra de lo previsto, a los actos del bicentenario del Tribunal Supremo, que encabezará Carlos Dívar, presidente de la institución y del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), quien se encuentra en el ojo del huracán por sus polémicos viajes privados. La Casa del Rey anunció al mediodía de este domingo que don Juan Carlos modificaba su agenda para poder viajar a la ciudad saudí de Yeda y dar el pésame a la familia real por la muerte del príncipe heredero, de 78 años. El Monarca, que acude en compañía del ministro de Exteriores, José Manuel García-Margallo, visitará primero Taifa, para presentar sus condolencias al rey saudí, que se encuentra en esa ciudad. 

Este repentino desplazamiento no hará posible una foto del Rey junto a Dívar. El príncipe Felipe será el encargado de sustituir a su padre en el acto del Tribunal Supremo. 

El Consejo comunica a Dívar por unanimidad que no tiene su confianzaEl Gobierno alaba la decisión del CGPJ ante el acto del lunes con el ReyCarambola de salida honorable, por JOSÉ YOLDILa Casa del Rey asegura que la ausencia de don Juan Carlos en el Supremo se debe únicamente a cuestiones de agenda. Según la versión oficial, era imposible que a Yeda acudiera el Príncipe, ya que, tras el acto del Supremo, viaja este lunes a Casablanca para asistir al Foro de Inversiones y Cooperación Empresarial Marruecos-España y a cenar con el hermano del rey marroquí. De allí, don Felipe se trasladará a Estados Unidos, en compañía de la princesa Letizia, donde visitarán Nueva York y Boston. En esta última ciudad dará una conferencia sobre Iberoamérica en la prestigiosa universidad de Harvard. 

Sin embargo, en octubre de 2011, cuando falleció el anterior príncipe heredero saudí, Sultán bin Abdulaziz, fue don Felipe quien representó en Riad al Rey. La familia real española y la saudí mantienen una estrecha amistad, que entre otros proyectos ha propiciado el del AVE a La Meca. Son, además, frecuentes sus contactos. El último fue la audiencia que don Juan Carlos mantuvo con el príncipe Salman bin Abdelaziz, ministro de Defensa, hace diez días. 

La Casa del Rey anunció el miércoles la presencia del Monarca en el acto del Supremo y desde entonces ha negado que se contemplara la posibilidad de anular su asistencia por los momentos turbulentos que vive su presidente. El cambio en la agenda real se produce, sin embargo, 24 horas después de la muerte de Nayef bin Abdelaziz y tras conocerse el resultado de la reunión del pleno del CGPJ, que permitió a Dívar continuar en su cargo. En esta reunión, el presidente de la institución no mencionó la palabra dimisión, pero la dejó entrever al anunciar, delante de los 20 vocales, que en los próximos días tomará una decisión “contundente”. No concretó la fecha, pero todos sus colegas dieron por hecho que abandonará el cargo durante el pleno extraordinario que él mismo convocó para el próximo jueves. 

Dívar apeló ante sus colegas a la “responsabilidad institucional” para que pudiera estar unos días más al frente del primer sillón de la judicatura española, ya que entre el lunes y el miércoles el Tribunal Supremo celebra su bicentenario, a cuyos fastos estaba previsto que acudieran el Rey y numerosos presidentes de cortes de justicia extranjeras. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/17/actualidad/1339928813_370279.html 

EL CONSEJO COMUNICA POR UNANIMIDAD A DÍVAR QUE HA PERDIDO SU CONFIANZA 

Los vocales dan por hecho que el jefe de los jueces dimitirá el próximo jueves 

El presidente del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, eludió este sábado mencionar la palabra dimisión (su dimisión), pero sí la dejó entrever al anunciar, delante de los 20 vocales del Consejo General del Poder Judicial, que en los próximos días tomará una decisión “rotunda y contundente”. No concretó la fecha, pero todos sus colegas, conservadores y progresistas, dan por seguro que abandonará el cargo durante el pleno extraordinario que él mismo ha convocado para el próximo jueves, día 21. 

Dívar, que también es presidente del Consejo General del Poder Judicial, apeló ante sus colegas a la “responsabilidad institucional” para que le permitan estar unos días más al frente del primer sillón de la judicatura española. Quiso ganar unos días porque entre este lunes y el miércoles el Tribunal Supremo celebra su bicentenario, a cuyos fastos tienen previsto acudir el Rey y numerosos presidentes de cortes de justicia extranjeras. 

Unas tres horas duró el pleno. Comenzó hablando él. Tono serio y ninguna sonrisa. Señaló que se sentía “muy dolido” por los acontecimientos y el impacto social negativo que había generado en la carrera judicial el asunto de sus viajes, aunque admitió que la situación ya era insostenible. Las tres principales asociaciones de jueces, 17 jueces decanos de grandes ciudades e incluso el PSOE, el partido que le nombró, han pedido su dimisión. El Gobierno, que en su día jaleó su nombramiento, quería mantenerle en el cargo varios meses más, pero los consejeros, prácticamente todos, sabían que el escándalo de los viajes hacía “insostenible” su continuidad. 

Dos puntos constituían el orden del día del pleno: uno, suscrito por cinco vocales, en el que se pedía a Dívar que dimitiera ya, sin esperar siquiera al lunes. El segundo consistía en su remoción/destitución, que abandera el progresista José Manuel Gómez Benítez, el vocal que ha destapado el escándalo de los viajes en larguísimos fines de semana de Dívar a Puerto Banús (Marbella) y a otras ciudades españolas cargando parte de los gastos al erario. 

Tras Dívar, intervinieron 14 de los 20 vocales. Unos, como los progresistas Félix Azón, Inmaculada Montalbán o Margarita Robles, para insistir en que no debía dilatar su renuncia al cargo. Opción a la que este sábado se adhirió la consejera Margarita Uría, propuesta por el PNV. Gran parte de las otras intervenciones tendieron a facilitarle una salida que no forzase el mecanismo de la destitución. E instaron a Dívar “a abrir” en su mente un “periodo de reflexión” que despejara el camino de su salida. Fue la tesis, entre otros, de vocales como Miguel Carmona, el vicepresidente Fernando de Rosa y Manuel Torres Vela, quien preguntó a Dívar si tenía o no previsto dimitir. Fue entonces cuando el presidente del Supremo, consciente de su soledad, avanzó su intención de adoptar una decisión “rotunda y contundente”. No señaló el día. Tras el anuncio, se hizo un receso y Dívar se ausentó del pleno. De sus palabras, los demás consejeros dedujeron que ese era el anuncio de su dimisión. Debatieron y por unanimidad acordaron dejarle un periodo de reflexión que “ineludiblemente” debía conducir a su renuncia formal el próximo jueves. Si no lo hace, sus colegas (que son quienes le eligieron) activarán los mecanismos legales para destituirle. Para el pleno del jueves persiste el mismo orden del día: dimisión y/o remoción. 

Ninguno albergaba dudas de que a Dívar apenas le quedan cuatro días en el cargo y de que sus palabras significan una asunción de responsabilidades por no haber explicado ni detallado el motivo de sus 32 viajes ni los casi 30.000 euros de ellos cargados a las arcas del Poder Judicial. Dívar abandonó el salón de plenos “cabizbajo”, con mirada “de pocos amigos”. No todos los vocales ven adecuado que Dívar acompañe a don Juan Carlos en los actos del lunes en el Tribunal Supremo. 

Si, como parece previsible a juzgar por sus palabras, finalmente se va, con él tendrá que marcharse su séquito (cuatro secretarias, su jefe de gabinete y el de seguridad, con hasta siete escoltas por turno). Será el primer presidente del Consejo y del Supremo que se ve forzado a abandonar el cargo por un escándalo que ha logrado ladear el reproche penal pero no el ético. 

De forma interina, sería sustituido al frente del Consejo por el actual vicepresidente, el conservador Fernando de Rosa; y al frente del Tribunal Supremo por el magistrado Juan Antonio Xiol, presidente de la Sala de lo Civil del alto tribunal. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/15/actualidad/1339787798_985019.html 

EL GOBIERNO ALABA LA RESPONSABILIDAD DEL CGPJ ANTE EL ACTO DEL LUNES CON EL REY 

PSOE, Izquierda Unida y asociaciones judiciales creen que Dívar debía haber dimitido hoy 

El Gobierno valora la "responsabilidad" de los miembros del Consejo General del Poder Judicial, que han optado hoy por no votar la dimisión de su presidente, Carlos Dívar, a cambio de su compromiso a renunciar la semana que viene, pasados los actos del bicentenario del Tribunal Supremo que presidirá el Rey. 

"El Gobierno valora la responsabilidad de los miembros del CGPJ al optar por la estabilidad de la institución en este momento", han señalado a Efe fuentes del Ejecutivo, en alusión a la inminencia de la celebración de los actos de conmemoración del bicentenario de la creación del alto tribunal, que comenzarán el lunes con la presencia de don Juan Carlos en el alto tribunal. 

De hecho, en la rueda de prensa posterior al pleno extraordinario en el que Dívar se ha comprometido a anunciar en los próximos días una decisión "rotunda y contundente" sobre su dimisión, la portavoz del Consejo ha confirmado la presencia de este en los actos, que se prolongarán hasta el próximo miércoles. Las fuentes del Gobierno consultadas por Efe han subrayado también el "respeto" del Ejecutivo por la decisión del CGPJ, por esta institución y por la separación de poderes. 

Sin embargo, no todo han sido elogios para el CGPJ. El PSOE, IU y la mayoría de las asociaciones judiciales han considerado que la dimisión de Dívar es la mejor solución, pero han insistido en que debía haber renunciado hoy para no deteriorar más la imagen de la Justicia. "Cada día que permanece al frente del CGPJ y del Tribunal Supremo es un día más de descrédito para la institución y para el conjunto de la Justicia", ha lamentado el secretario socialista de Relaciones Institucionales, Antonio Hernando, a través de un comunicado. 

El diputado de Izquierda Unida y portavoz en la Comisión de Justicia del Congreso, Gaspar Llamazares, ha valorado este sábado la intención de Carlos Dívar de abandonar el CGPJ, si bien dijo que es preciso depurar responsabilidades administrativas y, si caben, judiciales. En una nota, Llamazares apunta que Dívar "llevaba ya tiempo cesado judicial y democráticamente, aunque en este mismo tiempo se haya querido seguir aferrando a un cargo del que por su actuación dejó de estar a la altura moral y profesionalmente". 

Además, el portavoz de la asociación centrista de jueces y magistados Francisco de Vitoria, José Luis González Armengol, ha considerado que el cese de Dívar es "la mejor solución". González Armengol ha dicho a Efe que, desde hace tiempo, en el órgano de gobierno de los jueces "no se está haciendo absolutamente nada más que discutir sobre los viajes de Dívar". 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/16/actualidad/1339852202_158044.html

17 jueces decanos reclaman al CGPJ que esté “a la altura de las circunstancias”

Los decanos sostienen que la situación afecta al funcionamiento del Estado de Derecho

A las críticas vertidas por las asociaciones de jueces por la situación creada por el enrocado presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Dívar, se han unido 17 jueces decanos que han suscrito un comunicado en el que reclaman al Consejo que esté “a la altura de las circunstancias” ante un escenario que califican de “grave”.

Los decanos relatan en su escrito el sentimiento de “vergüenza y tristeza” que la situación ha generado en el colectivo judicial que, además, consideran que es “gravemente perjudicial para la imagen del Poder Judicial ante los ciudadanos y afecta al mismo funcionamiento del Estado de Derecho”. El CGPJ celebra mañana un pleno extraordinario para analizar la polémica creada después de que uno de los vocales del Consejo, José Manuel Gómez Benítez, le denunciara por cargar a las arcas públicas 32 viajes a Puerto Banús (Marbella) y a otras ciudades españolas.

“Los jueces decanos abajo firmantes lamentan profundamente la situación de desprestigio que amenaza a la carrera judicial debido a los recientes acontecimientos por todos conocidos, que nada tienen que ver con el trabajo cotidiano de los 4.800 jueces y magistrados de este país, cuya labor responsable, seria y abnegada, puede quedar desprestigiada por razones que les son totalmente ajenas, máxime cuando la austeridad ha sido siempre consustancial al trabajo y a la misma actitud de los jueces", indican sin mencionar los viajes cargados al erario realizados por el presidente del CGPJ. El escrito firmado por los decanos de Albacete, Alicante, Barcelona, Bilbao, Granada, Jerez de la Frontera, Madrid, Málaga, Murcia, Palma de Mallorca, Las Palmas de Gran Canaria, Orense, Sevilla, Valencia, Vitoria, Vigo y Zaragoza.

El comunicado también aprovecha para criticar la politización del Poder Judicial, “a menudo sumido en disputas internas alejadas de los problemas cotidianos de los jueces” y la presión que el Ejecutivo está haciendo sobre este que “no le dota de los medios humanos y materiales imprescindibles”.

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/15/actualidad/1339754824_867681.html

LAS TRES ASOCIACIONES DE JUECES REPRUEBAN CON DUREZA LOS VIAJES DE DÍVAR 

La APM, mayoritaria y conservadora, los censura por "abusivos, excesivos y frívolos"

Las otras dos reclaman la dimisión "inmediata" del presidente del Tribunal Supremo 

La judicatura española está profundamente molesta por el caso Dívar. Dos de las tres asociaciones de jueces han pedido la dimisión inmediata del presidente del Tribunal Supremo por cargar viajes de lujo al presupuesto del Consejo, y todas reprueban con dureza su comportamiento. La Asociación Profesional de la Magistratura (APM), mayoritaria y conservadora, quiere esperar a conocer el contenido literal de la resolución con la que el Tribunal Supremo archivó ayer la querella contra Carlos Dívar para reclamar o no el cese, pero censura los viajes por "excesivos, abusivos y frívolos". Los jueces lamentan el desgaste y el daño que el asunto está causando en la imagen de la justicia. 

La APM, mayoritaria, censura los viajes por "su frivolidad y el amplio número de ellos"

El portavoz de la APM, Pablo Llanera, considera que la actuación del presidente de los jueces no se encuadra en el plano de la ilegalidad, pero sí en el de la falta de ética. La asociación, con 1.400 afiliados, juzga como "radicalmente equivocados" los viajes de Dívar, "por su frivolidad y por el amplio número de ellos". "Son abusivos", apunta Llanera; "legales, pero éticamente han supuesto un desgaste innecesario". "El problema es que está en juego la imagen de la justicia", añade el portavoz, y por ende, "la credibilidad del país". 

La progresista Asociación de Jueces para la Democracia fue la primera en exigir la dimisión de Dívar por sus viajes. "Es necesario que dimita inmediatamente. Se está produciendo un daño muy importante en la credibilidad de las instituciones, cuanto más continúe la situación así más desgaste se provoca", defiende Joaquim Bosch, su portavoz. "Dívar debe devolver la credibilidad al poder judicial", añade. Jueces para la Democracia, con unos 500 afiliados, estima que la conducta del presidente del Supremo ha sido "contraria a la ejemplaridad". 

Su continuidad en el cargo ahonda en el profundo descrédito de la carrera judicial 

Asociación Francisco de Vitoria

"La reiteración de viajes no oficiales a cargo del presupuesto sin dar explicaciones, o con explicaciones que han sido desmentidas por múltiples autoridades, nos indica que se ha gastado dinero público en actividades privadas", apunta Bosch, que cree además que el Supremo archivó de forma "precipitada" la querella contra Dívar. En todo caso, concluye, aunque no tenga responsabilidad penal el presidente del Consejo "tiene responsabilidades políticas". 

También la asociación de jueces Francisco de Vitoria, centrista, reclamó ayer la "inmediata dimisión" del presidente Carlos Dívar, ante la "gravedad de la situación" y el "creciente deterioro de la imagen institucional" del máximo órgano de gobierno de los jueces". El hecho de que la decisión del Supremo no fuera adoptada por unanimidad es "motivo suficiente" para la renuncia de Dívar. "Su continuidad en el cargo no hace sino ahondar en el profundo descrédito del CGPJ y, por arrastre, de la propia carrera judicial, sin que ni uno ni otra deban soportar por más tiempo esa situación que les resulta totalmente ajena", añade el texto. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/14/actualidad/1339666155_738132.html 

EL VIAJE DE DÍVAR A CANTABRIA INCLUYÓ LA VISITA CON SÉQUITO A LA CUEVA DE EL SOPLAO 

El presidente del Supremo pidió las entradas a los responsables del parador de Limpias

Fue gratis y quedó impresionado por “la maravilla de creación de Dios” que era la gruta 

El supuesto viaje oficial de Carlos Dívar a Cantabria entre el 23 y el 25 de julio de 2010 a cargo del erario público incluyó una visita del presidente del Tribunal Supremo junto a su séquito de siete personas a la cueva cántabra de El Soplao. Todos accedieron sin abonar la entrada tras solicitar Dívar al director del parador en el que se alojó que le gestionara las invitaciones. El presidente del Consejo del Poder Judicial escribió tras el recorrido en el libro de visitas que había quedado impresionado por la "maravilla de creación de Dios” que era la gruta, según relata el director de la instalación turística en aquellas fechas, Fermín Unzué. 

Carlos Dívar se alojó en el Parador de Limpias (Cantabria) entre el 23 y el 25 de julio de 2010 para atender, según su versión —difundida el martes a través de un comunicado del Consejo General del Poder Judicial—, “una invitación oficial de la Consejería de Turismo de Cantabria”. Por ese viaje, el presidente del Supremo —cuyo sueldo es de 130.152 euros anuales— cargó como gastos al Consejo un total de 1.045 euros. Tanto el expresidente de Cantabria Miguel Ángel Revilla como su entonces consejero de Turismo, Javier López Marcano, negaron a este periódico haber invitado a Dívar. 

Aunque no invitado, Dívar sí pasó en Cantabria aquel fin de semana de julio, y el Ejecutivo regional tuvo conocimiento de su visita por otros motivos. El director general de Turismo tramitó las invitaciones de El Soplao para el presidente de los jueces españoles y su séquito, requerido por el director del parador en el que se alojaba Dívar. El alto cargo de Turismo le hizo el favor al responsable del parador porque le conocía personalmente. “Le conseguimos las entradas de la cueva a Dívar, ¡pero fue a petición suya!”, exclama Revilla. El director de El Soplao lo ratifica: “Se trató como una visita particular con el único añadido de que me avisaron de que era un vip”. Dívar no abonó el precio de las ocho entradas —a 11 euros cada una—, pero es habitual que a ciertas personalidades no se les cobre. El presidente del CGPJ se desplazó desde el parador, que se encuentra a más de 120 kilómetros de distancia. 

La visita se produjo el 24 de julio a las 11.15, y duró alrededor de una hora y media. El director de la gruta, Fermín Unzué, que hizo de guía para Dívar, recuerda con claridad las “constantes referencias religiosas” del presidente durante el recorrido. Dívar veía inequívocamente “la mano de Dios” en el origen de la cueva, y así lo plasmó en el libro de visitas. La gruta era, según escribió, una "maravilla de creación de Dios”. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/13/actualidad/1339618633_208077.html 

DÍVAR SE VE FORZADO A CONVOCAR UN PLENO EL SÁBADO PARA DEBATIR SU DIMISIÓN 

La reunión del órgano de gobierno de los jueces se celebrará a las once de la mañana 

Legalmente, a Carlos Dívar no le quedaba otra opción. Y si, como pretendía, se hubiese enrocado en su intención inicial de celebrar el pleno extraordinario el jueves día 21, se arriesgaba a una nueva denuncia; esta por prevaricación (es decir, no convocar el pleno en el plazo de 72 horas a sabiendas de que así lo estipula la ley). Por tanto, el presidente del Consejo del Poder Judicial y del Tribunal Supremo no ha tenido más remedio que convocar el pleno de su dimisión el próximo sábado a las once. Su estrategia de posponerlo hasta después de la visita que hará el lunes el Rey a los actos del bicentenario del Tribunal Supremo se ha resquebrajado. 

Tras el fallo judicial de la Sala Penal del Supremo que archivó este miércoles, por once votos contra cuatro, la querella por malversación de caudales públicos que le interpuso una asociación de abogados de Murcia denominada Preeminencia del Derecho, Dívar ideó adelantarse a ellos y convocar la sesión para el próximo jueves día 21. Prefería esa fecha porque a partir del próximo lunes y hasta el miércoles se celebran los actos del bicentenario del Tribunal Supremo, que él ha estado preparando al detalle en las últimas semanas. Entre otras autoridades, acudirá el Rey, el lunes. 

Por eso Dívar quería evitar a toda costa un pleno con semejante orden del día, su dimisión, casi la víspera del inicio de los fastos. Pero no le salió bien la jugada, ya que cinco de los 20 vocales que integran el Poder Judicial contrarrestaron su maniobra dilatoria al exigir formalmente la celebración de un pleno en un plazo de 72 horas. Si cinco vocales lo piden (un 25% del total), la ley no deja margen al presidente que hacerlo en ese plazo, que acababa el sábado. 

Los vocales que le han forzado nuevamente a dar la cara ante la visita del Rey y que quieren que dimita ya, antes del lunes, son Carles Cruz, Inmaculada Montalbán, Margarita Robles, Félix Azón y José Manuel Gómez Benítez. Este último, al igual que los otros, propuesto por el PSOE, catedrático de Derecho Penal y exabogado del juez Garzón, es el autor de la denuncia que ha desatado el escándalo de los 32 viajes de lujo de Dívar a Puerto Banús (Marbella, Málaga) y otras ciudades españolas. 

Las primeras peticiones de dimisión de Dívar por parte de estos cinco vocales se produjeron poco después de la denuncia que le interpuso Gómez Benítez el pasado 8 de mayo ante la Fiscalía General del Estado. Tras el archivo de la denuncia por parte de la fiscalía, Dívar convocó a los vocales en sesión extraordinaria para, según dijo, explicar sus viajes. Pero no lo hizo. Se limitó a decir que no había empleado dinero del Consejo para asuntos personales en sus viajes y que se acogía a su derecho a no revelar las personas o autoridades con las que había mantenido las 40 cenas y almuerzos que cargó a las arcas públicas del Poder Judicial. 

Desde noviembre de 2008, solo a Marbella ha girado un total de 20 viajes en largos fines de semana de hasta cinco días. En ese momento, los vocales se sintieron insatisfechos con las explicaciones y cinco de ellos le piden que deje el cargo ante el negativo impacto que su caso está acarreando a la imagen de la justicia. En ese pleno también hubo siete consejeros que reclamaron la dimisión de Gómez Benítez por haber denunciado ante el fiscal al presidente sin exponer haber informado antes al pleno. 

La turbulencia que sacude al Consejo del Poder Judicial le ha llevado, además, a suspender las jornadas de comunicación que se iban a celebrar en Bilbao a partir del día 25 de este mes. Ante la convulsión reinante por el caso Dívar, los vocales que iban a participar en ellas han preferido aplazarlas ante la dificultad de poder asegurar su presencia en ellas, según han informado fuentes del Consejo. Estas jornadas, que se celebran todos los años, se conciben como un marco de encuentro, reflexión y debate entre jueces y profesionales del mundo de la comunicación. 

Mientras, la Comisión de Justicia del Congreso ha acordado dirigirse directamente a Dívar para pedirle que comparezca “cuanto antes” y “a la mayor brevedad”. La decisión es consecuencia de la petición del diputado de IU Gaspar Llamazares para que el presidente del Supremo dé cuentas de sus viajes privados pagados con fondos públicos. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/14/actualidad/1339672256_609388.html

CINCO VOCALES FUERZAN EL ADELANTO DEL PLENO QUE DÍVAR QUERÍA HACER EL DÍA 21 

El presidente del Supremo convoca para el día 21 un pleno para abordar la situación del CGPJ 

Cinco vocales han forzado el adelanto del pleno que el presidente del Consejo General y del Poder Judicial, Carlos Dívar, quería celebrar el próximo jueves día 21. Tras conocer el resultado del pleno de la Sala de lo Penal del Supremo inadmitiendo la querella presentada por una asociación de abogados de Murcia contra Dívar, cinco vocales exigieron la convocatoria de un pleno extraordinario urgente, sin esperar al día 21. 

El pleno tendrá que celebrarse necesariamente en los tres siguientes días a esta petición, según el reglamento del Consejo del Poder Judicial. Por tanto, el sábado será el último día. Los vocales que instaron la celebración del pleno urgente son Margarita Robles, Félix Azón, Inmaculada Montalbán y Carles Cruz. Además, también ha pedido el adelanto del pleno y no esperar al día 21 el vocal José Manuel Gómez Benítez, primer denunciante del caso de los viajes de Dívar a Marbella. 

Los vocales estaban esperando la celebración del pleno de la Sala de lo Penal del Supremo para ver qué hacen con Dívar. La decisión del Supremo acordando archivar la querella presentada contra Dívar ha sido adoptada por 11 votos a favor y cuatro en contra. Los jueces Perfecto Andrés, José Manuel Giménez, Alberto Jorge Barreiro y Joaquín Giménez eran partidarios de investigar a su jefe por el delito de malversación de caudales públicos que le atribuye la asociación Preeminencia del Derecho, formada por abogados de Murcia. 

El presidente del Supremo se somete mañana de nuevo a un pleno de censura en el Consejo del Poder Judicial 

Antes de conocerse la decisión del Supremo, y a sabiendas de que un grupo de vocales pretendía que el presidente se sometiese cuanto antes un pleno extraordinario para volver a debatir su dimisión, Dívar se adelantó a ellos y convocó el pleno para el viernes próximo día 21. Entonces no se sabía lo que resolvería el Supremo y una mayoría de vocales (salvo los cinco citados) estaba de acuerdo en celebrarlo el viernes 21. Poniendo esa fecha, Dívar pretendía ganar tiempo y evitar celebrar un pleno en el que se le pide su dimisión días antes de la celebración del Bicentenario del Tribunal Supremo, prevista para el próximo lunes, actos en los que se ha volcado, invitando a personalidades de máximo nivel, como los Reyes y altos representantes de todas las instituciones del Estado. Esta previsto que esos fastos duren tres días. Pero Dívar no ha logrado su objetivo y su dimisión volverá debatirse antes el viernes o el sábado, según fuentes del Consejo. 

El presidente del Consejo del Poder Judicial, que hasta el momento se ha resistido a dimitir pese al escándalo de sus viajes, puede ser forzado, pues, a dimitir si una mayoría de tres quintos así lo decide en una sesión plenaria por "incumplimiento grave de su deber". 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/13/actualidad/1339568580_191194.html

EL PLENO DE LO PENAL DEL SUPREMO NO VE DELITO EN LOS GASTOS DE VIAJES DE DÍVAR 

Cuatro magistrados discrepan de la decisión de exonerar al presidente y presentarán votos disidentes 

El pleno de la sala de lo Penal del Tribunal Supremo ha resuelto no admitir a trámite la querella de la asociación Preeminencia del Derecho contra el presidente del alto tribunal, Carlos Dívar, y ha archivado las actuaciones, al no apreciar los delitos de estafa, apropiación indebida ni malversación de caudales en los gastos de 32 viajes a Marbella y a otros destinos cargados al presupuesto del Consejo General del Poder Judicial. 

La decisión ha contado con los votos particulares de cuatro de los 15 magistrados: son Perfecto Andrés Ibáñez, Joaquín Jiménez, Alberto Jorge Barreiro -todos ellos de la asociación progresista Jueces para la Democracia- y el conservador José Manuel Maza. 

Durante la deliberación del pleno, Dívar se ha anticipado a los vocales de que esperaban el resultado final para solicitar la convocatoria de un pleno en el que iban a exigirle su dimisión y ha convocado él un pleno extraordinario para el 21 de junio a las 10.30 de la mañana, para analizar la situación del Consejo del Poder Judicial. 

El movimiento del presidente tiene por objeto anticiparse a la maniobra de los vocales y asegurar su presencia en la solemne ceremonia del bicentenario del Tribunal Supremo, que se celebra el próximo lunes, bajo la presidencia del Rey. Al acto asistirán las primeras autoridades judiciales y los presidentes de las Cortes Supremas Iberoamericanas. El mismo día 21, Dívar tiene anunciada su presencia en una misa en la iglesia de Santa Bárbara y en la cena anual de los Procuradores de los Tribunales, en su calidad de presidente del Supremo. 

La Fiscalía del Supremo mantuvo en su informe al pleno que en el caso de Dívar no cabe el delito de estafa y que el de malversación de caudales exige una conducta que requiere ánimo de lucro para ser delictiva y que tampoco se aprecia. 

El Supremo ya había archivado antes una denuncia contra Carlos Dívar relacionada con los gastos privados de sus viajes a Marbella. La misma Sala Penal del Tribunal Supremo rechazó el pasado 30 de mayo la denuncia del abogado José Luis Mazón por un defecto de forma, ya que el Supremo ha reiterado que para actuar penalmente contra un aforado se exige la presentación de una querella y no basta una denuncia. 

Por otra parte, el Partido Popular cedió ayer y permitió la comparecencia del presidente del Supremo en el Congreso, aunque dejó en suspenso la fecha en la que se le citará. A la cuarta ocasión en la que la Mesa del Congreso estudiaba la petición de comparecencia de Dívar, el PP levantó el veto y aceptó tramitarla. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/13/actualidad/1339590156_537834.html 

REVILLA: “SI DÍVAR DICE QUE LE HEMOS INVITADO A CANTABRIA, MIENTE” 

El expresidente de Cantabria desmonta la coartada de Carlos Dívar sobre uno de sus viajes 

El exconsejero de Turismo, quien supuestamente le invitó: "No recuerdo haberlo hecho nunca" 

Una nueva institución desmonta la coartada de Carlos Dívar sobre uno de sus viajes a cargo del erario. El anterior Gobierno de Cantabria, presidido por Miguel Ángel Revilla, afirma que no invitó al presidente del Tribunal Supremo a ningún acto que justificara su viaje entre el 23 y el 25 de julio de 2010 a esa comunidad —por el que cargó 1.045 euros al presupuesto del Consejo—, tal y como Dívar ha justificado hoy en una nota de la presidencia del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ). El propio Revilla lo ha confirmado en conversación telefónica con EL PAÍS: “Si ese señor dice que le hemos invitado, miente, porque no es cierto”. 

“El viaje comprendido entre el 23 y el 25 de julio de ese mismo año [por 2010], que se menciona en la información aludida, tuvo por objeto atender una invitación oficial de la Consejería de Turismo de Cantabria”, dice el comunicado que Carlos Dívar ha difundido hoy a los medios, después de que este periódico informara de que había aportado datos falsos para justificar otros 12 viajes de fin de semana a cargo del erario. Se trataba de una visita a Santillana del Mar, según Dívar, para la que se alojó en el Parador de Limpias. 

La explicación del presidente del Supremo, de hecho, trataba de justificar su primera versión, que también se había demostrado falsa. El presidente del CGPJ había asegurado que viajó a Bilbao entre el 23 y el 25 de julio de hace dos años para asistir a la toma de posesión de Juan Luis Ibarra como nuevo presidente del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco. Pero el acto de toma de posesión de Ibarra, al que sí acudió Dívar junto al lehendakari, Patxi López, se celebró en otra fecha: el lunes 10 de mayo de 2010. 

"Si la Consejería de Turismo realizó una invitación oficial al presidente del Supremo, lo lógico es que yo, que era el consejero, estuviera informado" 

El presidente del Supremo reconoce, en el comunicado enviado a primera hora de la tarde, que efectivamente el acto de toma de posesión de Ibarra se celebró el 10 de mayo de 2010, y no cuando él había sostenido. A renglón seguido, cambia su versión y afirma que en esas fechas de julio estuvo de visita en Santillana del Mar, localidad cántabra a la que acudió, según escribe, para "atender una invitación oficial de la Consejería de Turismo de Cantabria". 

Revilla lo niega de forma rotunda: “Ni yo ni mi consejero de Turismo le hemos invitado. ¡Que nos enseñe la carta!”. El expresidente de Cantabria asegura además que no conoce personalmente a Dívar. “Yo solo le he visto una vez, en el funeral de Leopoldo Calvo-Sotelo”, defiende. “Por Cantabria no lo he visto en mi vida, jamás”, zanja. 

El exconsejero de Turismo de Cantabria Javier López Marcano, quien debía haber ordenado la invitación a Dívar, también ha negado a EL PAÍS que lo hiciera. “No recuerdo haberle invitado nunca”, asegura reiteradamente López Marcano. El desmentido del cargo público a quien Dívar atribuye la invitación llega incluso al absurdo: "Si la Consejería de Turismo de Cantabria realizó una invitación oficial al presidente del Supremo, lo lógico es que yo, que era el consejero de Turismo entonces, estuviera informado de ello". 

Con la invitación de Cantabria, Dívar trataba de justificar su primera versión sobre uno de los viajes, que también se había demostrado falsa 

Otros indicios apuntan a que el viaje oficial de Dívar a esa comunidad no se produjo. Como que no existe ningún comunicado del servicio de prensa del Gobierno de Cantabria del viernes 23 de julio de 2010 (el único día en el que podía haberse producido, porque los otros días en los que supuestamente estuvo fueron sábado y domingo) en el que se mencione. 

El presidente del Supremo —cuyo sueldo es de 130.152 euros anuales—cargó como gastos al Consejo por ese viaje el desplazamiento (645,94 euros), el alojamiento (222,18 euros), la manutención (99,7 euros) y las atenciones protocolarias (77,22 euros): 1.045 euros pagados por las arcas públicas. El "cercano Parador de Limpias", en el que Dívar asegura que durmió, está a más de 70 kilómetros de Santillana. 

Los Ayuntamientos de Marbella y Málaga también echaron abajo las coartadas de los viajes del presidente de los jueces españoles. Los dos consistorios, ambos gobernados por el PP, no quisieron confirmar a EL PAÍS que el motivo alegado por Dívar para justificar unos gastos endosados al Consejo General del Poder Judicial fuera cierto en cuanto a las fechas y la convocatoria de las que hablaba. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/12/actualidad/1339524872_697370.html

DÍVAR APORTA DE NUEVO DATOS FALSOS PARA JUSTIFICAR OTROS 12 VIAJES DE FIN DE SEMANA 

El presidente del Supremo acredita gastos públicos de cuatro días con actos que no se celebraron o que duraron unas horas 

El presidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, gastó otros 15.000 euros del erario en viajes, alojamiento en hoteles (algunos a razón de casi 500 euros la noche), manutención y atenciones protocolarias (comidas a las que invitó a otros comensales o a él mismo) celebrados en fines de semana que comenzaban el jueves o el viernes. 

Son nuevos desplazamientos, conocidos ahora por el Consejo General del Poder Judicial, que se unen a los otros 20 viajes, en este caso siempre a Marbella, para actos que se celebraban en otros puntos y que duraban solo unas horas o que ni siquiera han sido confirmados por las personas a las que Dívar dijo que había visto. 

Nota "aclaratoria" de Dívar 

La presidencia del CGPJ ha enviado sobre las dos de la tarde una nota en la que asegura lo siguiente:  

"En relación con la información que aparece publicada en la edición digital del diario EL PAIS en la que se acusa al Presidente del CGPJ de aportar datos falsos para justificar algunos de sus viajes, la Presidencia del CGPJ quiere manifestar que no se ha facilitado dato alguno sobre este asunto a ningún medio de comunicación, por lo que no es posible atribuir al Presidente la falsedad de los mismos. 

Respecto de la asistencia del Presidente del CGPJ al acto de toma de posesión de D. Juan Luis Ibarra como Presidente del TSJ del País Vasco, ésta tuvo lugar, y así consta oficialmente, el día 10 de mayo de 2010. 

El viaje comprendido entre el 23 y el 25 de julio de ese mismo año, que se menciona en la información aludida, tuvo por objeto atender una invitación oficial de la Consejería de Turismo de Cantabria, para visitar la localidad de Santillana del Mar, y se pernoctó en el cercano Parador de Limpias". 

En este caso, los 12 viajes son a Bilbao (4), Barcelona (2) Galicia (3), Valencia, Palma de Mallorca y Oviedo, y su detalle fue solicitado por el vocal del Poder Judicial José Manuel Gómez Benítez, el mismo que denunció ante la Fiscalía General del Estado a Dívar por un supuesto delito de malversación de fondos públicos. Entre las justificaciones de esos viajes, que no se han querido facilitar a Gómez Benítez pero que cuenta el diario El Mundo, figuran hechos que no ocurrieron en la fecha en la que Dívar los cita para justificar el gasto de dinero público. 

Además, según ha comprobado EL PAÍS, aunque los actos a los que Dívar acudió duraron un día (generalmente laborable, jueves o viernes), el presidente del Supremo extendió su estancia en esas capitales durante todo el fin de semana a costa del erario. 

Uno de los actos citados por Dívar para justificar su estancia en Bilbao entre el 23 de julio de 2010 y el domingo 25 de julio del mismo año es la toma de posesión de Juan Luis Ibarra como nuevo presidente del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco. El acto de toma de posesión de Ibarra, al que efectivamente acudió Dívar junto al lehendakari, Patxi López, se celebró el lunes 10 de mayo de 2010. Respecto a este desplazamiento, José Manuel Gómez Benítez señala: "Yo estuve allí y la toma de posesión de Ibarra fue un lunes de mayo y no un fin de semana de julio, como dice Dívar". El día antes de la toma de posesión de Ibarra, Dívar —que en una nota que ha difundido a primera hora de la tarde precisa que, efectivamente, la toma de posesión a la que él acudió fue el 10 de mayo— había estado de jueves a domingo en Palma de Mallorca, a razón de 1.752,05 euros cargados al Consejo. 

Dívar, sin embargo, ha querido aclarar en una nota que en esas fechas de julio (del 23 al 25) estuvo de visita en Santillana del Mar, localidad cántabra a la que acudió, según escribe, para "atender una invitación oficial de la Consejería de Turismo de Cantabria". Pero, pese a ser "una invitación oficial", tal y como el presidente del Supremo deja claro en su comunicado, cargó como gastos al Consejo el desplazamiento (645,94 euros), el alojamiento (222,18 euros), la manutención (99,7 euros) y las atenciones protocolarias (77,22 euros): 1.045 euros pagados por las arcas del Consejo por una "invitación" del Gobierno de Cantabria para una visita de viernes a domingo a la villa medieval (4.000 habitantes). El presidente del Supremo asegura que "se pernoctó en el cercano Parador de Limpias", a más de 70 kilómetros de Santillana. 

La supuesta conferencia en el colegio mayor Arosa de Santiago de Compostela que el presidente del Supremo cita para justificar gasto de dinero público en un fin de semana gallego, alojado en el Gran Hotel La Toja, no fue en junio sino en noviembre. 

La división en el Supremo obliga a llevar el ‘caso Dívar’ a pleno Además, Dívar justifica el gasto de otros 2.000 euros de dinero público en su visita de cuatro días a la Ciudad de las Artes y las Ciencias de Valencia. Para esa visita turística poco relacionada con el cargo de presidente del Supremo y del Poder Judicial, Dívar gastó 560 euros en el viaje, 766 euros en el alojamiento, 491 euros en manutención y 110 euros en atenciones protocolarias. Este viaje, según el vocal, "es claramente privado, porque no tiene nada que ver con los cargos oficiales que ostenta Dívar". 

Jerónimo Escorial, ayudante personal y jefe de seguridad de Dívar, es la persona que compartió con él muchas de las cenas en restaurantes de lujo de Puerto Banús (Marbella, Málaga), según confirman fuentes del Consejo, de la Audiencia Nacional y del equipo de seguridad del presidente. 

Dívar, al ser preguntado al respecto, dijo textualmente: “No era así”, pero no dio más explicaciones, y se remitió a la oficina de prensa del Consejo, que desde hace 10 días se ha negado a responder si Escorial era el segundo comensal. El jefe de seguridad, por su parte, no quiso hacer ningún comentario. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/12/actualidad/1339491168_936509.html#sumario_2 

DÍVAR VIAJÓ OTRAS 12 VECES EN FINES DE SEMANA LARGOS 

Además de los viajes a Puerto Banús, el presidente del Tribunal Supremo realizó otras salidas

Los 15.185 euros de gastos se cargaron al presupuesto del Consejo 

El presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Dívar, viajó, además de los 20 viajes de fines de semana de cuatro días a Puerto Banús (Marbella, Málaga), otras 12 veces en fines de semana largos a Barcelona, Bilbao, A Coruña, Santiago de Compostela, Oviedo, Valencia y Palma de Mallorca, según una nota de servicio interior de esa institución a la que ha tenido acceso este periódico. Dívar cargó al erario gastos de desplazamiento en todos los viajes, así como de alojamiento y manutención, también en todos los periplos menos en uno, a Santiago de Compostela en junio de 2010 (ver gráfico). 

También pasó gastos por atenciones protocolarias en todos los viajes, menos en uno a Barcelona, en marzo de 2009 y en otro a Galicia en octubre de 2008. Los importes por desplazamiento del presidente ascendieron a un total de 6.618 euros. Los gastos por alojamiento alcanzaron la cifra de 4.876 euros y los de manutención 2.291 euros. Las atenciones protocolarias de 10 de los viajes se elevaron a 1.398 euros. Los gastos de los nuevos viajes del presidente Dívar y la documentación que los soporta habían sido solicitados por el vocal José Manuel Gómez Benítez a la secretaría General, que custodia la documentación. 

El vocal tuvo que esperar varios días a que le proporcionaran los papeles, pero finalmente se le informó de que los originales habían sido entregados al presidente. Gómez Benítez, en una nota del servicio interior dirigida al secretario general, Celso Rodríguez Padrón, se queja de que Dívar ha retenido la documentación en su poder, “ilegalmente, ya que se trata de documentación oficial del Consejo, no del presidente, sino que, además, no ha permitido que sea fotocopiada”. 

El vocal señala que en esas circunstancias no solo se intenta impedir o retrasar que acceda a la documentación hasta el pleno de la Sala Segunda, que tiene que decidir sobre la admisión a trámite de una querella contra el presidente por sus viajes a Marbella, sino que “es posible cualquier manipulación de la documentación soporte”. Gómez ha pedido al presidente que explique los fines de esos viajes. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/12/actualidad/1339460862_195230.html 

DÍVAR PASÓ COMO GASTOS PROTOCOLARIOS LAS CENAS CON SU JEFE DE SEGURIDAD 

Es policía de la escala básica y desempeña funciones mucho más cualificadas 

Jerónimo Escorial, ayudante personal y jefe de seguridad del presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, es la persona que compartió con él muchas de las cenas en restaurantes de lujo de Puerto Banús (Marbella, Málaga), según confirman fuentes del Consejo, de la Audiencia Nacional y del equipo de seguridad del presidente. 

Dívar, al ser preguntado al respecto dijo textualmente: “No era así”, pero no dio más explicaciones, y se remitió a la oficina de prensa del Consejo, que desde hace 10 días se han negado a responder si Escorial era el segundo comensal. El jefe de Seguridad, por su parte, no quiso hacer ningún comentario. 

En la comparecencia ante la prensa, del 30 de mayo, Dívar aseguró que la persona con la que había cenado “tiene carácter público y oficial y no responde a relaciones personales”. Pero, se acumulan los datos en contra. 

En muchas ocasiones, el jefe de seguridad pasaba gastos por comidas, pero no por cenas, en las fechas en las que tenían lugar esas citas para dos comensales en restaurantes de lujo como el Marbella Club o Puente Romano. 

Por ejemplo en el viaje entre el 3 y el 7 de febrero de 2011, Escorial solo pasó gastos de cena el día 3, pero no el día 4 (cena en Villa Tiberio), ni el día 5 (en el Marbella Club). O también, en el viaje del 8 al 12 de septiembre de 2011, Escorial solo pasó gasto por cena el día 8, pero no los días 10 (cena en el Marbella Club) y 11 (cena en Puente Romano). 

Se da la circunstancia, además, de que escenas en las que aparecía este ayudante del presidente y que le acompaña en todos sus viajes, tanto en España como en el extranjero, habían sido retiradas la semana pasada de al menos cuatro vídeos oficiales a Colombia, Panamá, República Dominicana y Chile. 

La explicación ofrecida desde el Consejo fue que varios medios trataban de obtener imágenes de una de las personas que suele acompañar al presidente en todos sus viajes y que, según algunas fuentes, podría haber sido la persona que habría compartido las cenas en restaurantes de lujo con Dívar. 

Desde el Consejo se indicó que los vídeos se repondrían cuando se hubiera pixelado el rostro del asistente, porque es miembro de los Cuerpos de Seguridad del Estado, algo que no se había tenido en cuenta al publicar el vídeo original. Luego, se eliminaron las escenas y, finalmente, cuando este periódico anunció su intención de publicar la maniobra, se volvieron a subir a Internet todos los vídeos originales. 

Jerónimo Escorial lleva más de 15 años en el servicio de escolta de Dívar y es una persona de su absoluta confianza. Es un policía nacional de la escala básica, pero su ascendiente con Dívar le ha llevado a desempeñar funciones muy por encima de su cualificación profesional y hasta a sentarse en mesas oficiales en viajes institucionales. 

Empezó a su servicio cuando Dívar era juez central número cuatro en la Audiencia Nacional. Luego amplió sus funciones a jefe de sus escoltas cuando el magistrado fue nombrado presidente de la Audiencia Nacional. Al ser elegido presidente del Supremo, Dívar se lo llevó como su jefe de seguridad, título al que añadió el de ayudante personal, como figura en su tarjeta de presentación. 

Durante todos estos años en los que ha estado al servicio del presidente ha obtenido cinco condecoraciones. Así, entre 1996 y 2005, Escorial fue galardonado con una medalla al mérito policial con distintivo blanco. Otra, al merito de la Guardia Civil. Además fue condecorado con dos cruces de San Raimundo de Peñafort. Una de ellas es de categoría sencilla y la otra, distinguida. En 2010 le fue concedida la medalla al mérito policial con distintivo rojo. Este galardón conlleva una pensión del 10% de aumento en su salario de por vida. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/11/actualidad/1339445165_028502.html

LA DIVISIÓN EN EL TRIBUNAL SUPREMO OBLIGA A LLEVAR EL ‘CASO DÍVAR’ A PLENO 

La reunión de los 14 magistrados que tendrán que tomar una decisión se celebrará el miércoles

El acuerdo apunta a disensiones dentro de la sala y deja en una delicada situación a Dívar 

La sala de admisión de lo Penal del Tribunal Supremo ha acordado enviar al pleno de la sala, integrado por 14 magistrados, la decisión sobre la querella contra su presidente, Carlos Dívar, por presuntos delitos de estafa, apropiación indebida o malversación de caudales que había interpuesto la Asociación Preeminencia del Derecho por 20 sus viajes a Marbella. 

El pleno se celebrará a las 11.00 de la mañana del miércoles y estará integrado por 14 de los 15 magistrados, ya que de admitirse a trámite la querella sería designado juez instructor Francisco Monterde, que es el que no asistirá a la reunión. 

La avocación a pleno apunta a disensiones dentro de la sala de admisión, integrada por el presidente de la Sala de lo Penal, Juan Saavedra, y los magistrados Perfecto Andrés, José Ramón Soriano, José Manuel Maza y Miguel Colmenero. De haber estado todos de acuerdo con la inadmisión, se habría rechazado la querella, de acuerdo con el dictamen del Ministerio Fiscal, que no ve indicios de delito. 

El Supremo decide hoy el futuro de Dívar por sus 20 viajes a Marbella Una asociación de abogados demanda a Dívar ante el Tribunal de Cuentas El presidente del Supremo cargó al erario 24 cenas y 8 comidas para dos La decisión de la Sala deja en una delicada posición a Dívar, ya que viene a reflejar que el Supremo está dividido sobre su actuación y necesita de mayor respaldo. Para la imagen del presidente, un rechazo inmediato de la querella habría supuesto una reafirmación de su posición, con la que ahora no cuenta. 

El Pleno se celebrará dentro de 48 horas, para tener despejada la situación de cara al Bicentenario del Tribunal Supremo, que se celebra el próximo lunes con una ceremonia en la que está anunciada la presencia del Rey. 

Sobre la mesa se barajaban tres opciones tras la querella. La primera opción era rechazarla, con el argumento de que los pagos endosados al Consejo por esos desplazamientos no constituyen delito, como sostiene la fiscalía, que pide el archivo del asunto. La segunda alternativa era elevar el asunto al pleno de la Sala de lo Penal, opción por la que se han decantado. La tercera opción, la admisión a trámite de la querella, hubiese obligado a Dívar a presentar la dimisión. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/11/actualidad/1339405480_901026.html 

STALIN PERNOCTA EN EL PODER JUDICIAL 

El Consejo borra huellas y ‘limpia’ vídeos para eliminar el rastro de un asistente personal de Dívar 

 “A veces parece que fue una lástima que Noé y todos los de su grupo no perdiesen el barco”, decía el escritor Mark Twain, a principios del siglo XX, con una ironía rayana con el sarcasmo, porque en demasiadas ocasiones la conducta de los humanos rebasa el nivel máximo tolerable de estupidez. 

Iósif Stalin, que gobernó con mano de hierro la Unión Soviética durante los años treinta y cuarenta del siglo pasado, hasta su muerte en 1953, pasó a la historia por sus famosas purgas, en las que físicamente exterminaba a sus adversarios políticos —unos 700.000 fusilados— y uno de cuyos ejemplos más conocidos fue Trotski, asesinado en 1940 en México por el estalinista Ramón Mercader. Sin embargo, la eliminación física de los rivales no era suficiente, porque quedaba la memoria. Por eso, durante todos esos años, el régimen comunista se encargó de borrar toda huella del pasado que pudiera ser comprometida y de reescribir la historia. 

Así, el nombre del disidente que caía en desgracia era suprimido de libros y enciclopedias, y las fotografías en las que aparecía con Stalin o con otros líderes del partido o del Gobierno eran trucadas oficialmente y de forma inmisericorde. Del tipo no quedaba ni rastro, como se puede apreciar en las imágenes que ilustran la página. En la primera, se puede apreciar a Nikolái Yezhov, a la derecha, que era comisario político y mano derecha de Stalin (con la mano en el pecho dentro del abrigo) en la etapa de la Gran Purga, entre 1936 y 1938. Mólotov y Voroshílov aparecen junto a Stalin. Sin embargo, Yezhov cayó en desgracia y fue ejecutado en 1940, por lo que la imagen fue retocada y su figura suprimida. 

En los últimos días, el Consejo del Poder Judicial, que se ha convertido en una caja de sorpresas, parece haber decidido emular los procedimientos de Stalin. 

El jueves pasado retiró de Internet —en un principio la retirada era definitiva, pero luego solo fue de unas horas— cuatro vídeos de viajes internacionales de Carlos Dívar a Colombia, República Dominicana, Panamá y Chile. Fuentes del Consejo explicaron que con la medida trataban de evitar que algunos medios de comunicación obtuvieran imágenes de una de las personas que suele acompañar al presidente del Supremo en todos sus viajes y que, según algunas fuentes, podría haber sido la persona que había compartido cenas de lujo con él. 

Este periódico y algún diario digital, como vozpópuli, ya habían publicado fotos del personaje, aunque sin identificarle. Desde el Consejo explicaron que los vídeos se repondrían, pero con la cara de esta persona pixelada por tratarse de un miembro de los Cuerpos de la Seguridad del Estado. Sin embargo, en ninguno de los vídeos la cara del policía se retocó, sino que, como en las fotos de la Unión Soviética, se eliminaron escenas en las que aparecía esta persona, como una del vídeo de Colombia, en la que el presidente y su séquito bajaban por una escalera en Cartagena de Indias. Al final, y al conocer que EL PAÍS iba a informar del escándalo, los vídeos originales fueron repuestos. 

Pero ese no es el único rastro que el Consejo intentó borrar. Ese ayudante personal del presidente se instaló en unas dependencias de la primera planta del edificio, en lo que había sido un archivo, tanto es así que disponía hasta de puerta blindada. Y allí, en la entrada figuraba un flamante rótulo con su cargo: “Jefe de seguridad y ayudante del presidente”, seguido de su nombre. 

Hace unos días el letrero fue retirado, parece ser que para evitar que alguien pasara con una cámara y le hiciera una foto. Tras los jocosos comentarios del personal del CGPJ, el rótulo fue repuesto el viernes pasado. 

A la vista del cariz que toman los acontecimientos será mejor que tenga cuidado, no le vayan a desaparecer las cinco condecoraciones que ostenta: una medalla al mérito policial con distintivo blanco; otra medalla al mérito de la Guardia Civil con distintivo blanco, una cruz de San Raimundo de Peñafort sencilla y otra distinguida, todas ellas entre 1996 y 2005. En 2010 le fue concedida la medalla al mérito policial con distintivo rojo, es decir, pensionada de forma vitalicia con el 10% sobre su sueldo. Poca gente tendrá un historial como ese con el tipo de actividad que realiza. 

Y esperemos que no caiga ahora en desgracia, y que no le ocurra lo que a Yezhov, el rival de Stalin. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/10/actualidad/1339349356_113528.html 

TORRES-DULCE: “HABRÁ QUIEN PIENSE QUE PODRÍAMOS HABER INDAGADO DE OTRA FORMA” 

"No tiene por qué agotarse una investigación que ya no va a llevar a ninguna conclusión", dice 

El fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce, ha respondido a las críticas a la investigación que la fiscalía ha hecho sobre los viajes a Marbella (Málaga) del presidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y del Supremo, Carlos Dívar, diciendo que el Ministerio Público "ha hecho lo que debía hacer". 

"No tiene por qué agotarse una investigación que ya no va a llevar a ninguna conclusión, puesto que está claro que los hechos no merecen reproche penal", asegura en una entrevista el fiscal general, que avala "por completo" la decisión del teniente fiscal del Tribunal Supremo, Juan José Martín Casallo, de archivar la denuncia del vocal del CGPJ José Manuel Gómez Benítez contra Dívar. 

Éste se mostró "decepcionado" por las, a su juicio, escasas pesquisas, mientras que la Unión Progresista de Fiscales consideró que el archivo de la denuncia por malversación "refleja bien a las claras que los hechos denunciados (...) no han sido en absoluto investigados, habiéndose limitado las diligencias practicadas por la Fiscalía a recabar documentación fragmentaria e incompleta". 

El fiscal general, sin embargo, defiende la conclusión alcanzada a partir del análisis de la documentación aportada por el denunciante, la remitida de oficio por el propio CGPJ y de otra complementaria solicitada por Martín Casallo: "Eso es investigar también". 

"Naturalmente que hemos investigado, lo que sucede es que probablemente haya personas que piensen que podríamos haber hecho otro tipo de indagación", insiste Torres-Dulce, que añade: "Para nosotros fue suficiente. Esos hechos no son constitutivos de un delito de malversación de caudales públicos". 

En coherencia con esta postura, la fiscalía se ha opuesto también a que el Tribunal Supremo admita a trámite la querella contra Dívar que, por los gastos derivados de sus viajes a Marbella cargados a los presupuestos del CGPJ, ha presentado la asociación Preeminencia del Derecho, que además del de malversación incluye los delitos de apropiación indebida o estafa. 

A la espera de la decisión del Supremo, el Ministerio Público insiste en que no hay delito porque Dívar pagó parte de sus gastos y porque la normativa del órgano de los jueces no exige justificar el motivo del viaje. "Hemos entendido y seguiremos entendiendo que no hay un hecho delictivo", señala. 

El fiscal general añade que "no es una crítica" al Consejo el hecho de que la Fiscalía señalara que no dejaba "de generar alguna duda" que junto a cuatro viajes que no supusieron gasto alguno para el CGPJ hubiera otros cuatro con carácter oficial "de principio a fin" y doce más en principio con ese mismo carácter, pero que se prolongaron con actividades privadas. 

"No es una crítica, sino simplemente la constatación de las normas autorreguladoras que se da el Consejo General del Poder Judicial", que no exigen justificar el motivo de los viajes y que "podrán ser entendidas mejor o peor, compartidas o no compartidas, pero que son las reglas que el propio Consejo se ha dado a estos efectos", dice. 

Torres-Dulce recuerda, además, que la Intervención General del Estado dio su visto bueno a los gastos, por lo que "es difícil entender que si hay una autorregulación que se ha cumplido al respecto y una intervención que avala esa situación pueda haber una actividad contraria al tipo penal de malversación de caudales públicos". 

Por último, el fiscal general elude opinar sobre la situación en la que este asunto ha colocado al CGPJ -"no voy, ni quiero, ni puedo, ni debo hacer ningún tipo de pronunciamiento", dice- y se limita a desear "la máxima estabilidad" al órgano de gobierno de los jueces. 

"Estoy seguro de que el presidente y los vocales están en la tarea de transmitir esa imagen de estabilidad y transparencia para el Consejo", concluye. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/09/actualidad/1339256305_698400.html

UNA ASOCIACIÓN DE ABOGADOS DEMANDA A DÍVAR ANTE EL TRIBUNAL DE CUENTAS 

La exigencia de responsabilidades contables pretende que devuelva el dinero 

El abogado José Mariano Benítez de Lugo, en representación de la Asociación de Abogados Demócratas para Europa (ADADE), ejercitó ayer una acción pública para exigir responsabilidades contables de alcance al presidente del Consejo del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, por entender que ha cargado al erario gastos de actividades que no son oficiales de sus 20 viajes a Puerto Banús (Marbella, Málaga) en fines de semana de al menos cuatro días, más 24 cenas y ocho comidas en restaurantes de lujo para dos comensales, contabilizados como gastos protocolarios. 

La acción tiene como objeto que el Tribunal de Cuentas obligue a Dívar a “devolver a las arcas públicas lo que de ellas no debió salir; todo aquel dinero que de forma manifiestamente indebida cargó para satisfacer sus deseos, sus gustos o apetitos personales y privados”. 

El escrito sale al paso de la teoría de que el presidente del Consejo del Poder Judicial lo es las 24 horas del día, porque hay momentos en los que cualquier persona, por alto cargo que sea, actúa de forma privada. “Momentos en los que el alto dignatario deja su áurea para convertirse en un común y mortal ciudadano”, precisa. 

“Queremos que se reintegren los fondos indebidamente detraídos” La fiscalía ve “difícil” separar gasto público y privado de Dívar Dívar aceptó en 2009 que el Congreso controlase al CGPJ El Supremo se reúne el lunes para resolver la querella “Y nada más impropio que los dispendios que con tales motivos se originen vayan con cargo al Estado, y ello máxime cuando la crisis económica nos acucia, obliga en todos los ámbitos públicos a recortar sus gastos, por más que, como parece que declaró el ínclito denunciado”, recuerda el documento, “los mismos fuesen una miseria, palabras estas que, en el contexto que sea, reflejan perfectamente la laxitud de criterios, moral y jurídico del presidente del Consejo del Poder Judicial”. El montante de los gastos que Dívar cargó al presupuesto del Consejo asciende a 12.996 euros. 

La denuncia señala que el control de la corrupción forma parte de las tareas asignadas al Tribunal de Cuentas y considera que la actuación de Dívar “es algo no solo moralmente repugnante, sino también jurídicamente inadmisible”. 

La acción se ha entablado “por el empecinamiento del Presidente del CGPJ en no dar explicaciones precisas y concretas —tal como exige la ley— de esos numerosos viajes y estancias en Marbella y de quién le acompañó en sus comidas, pues lejos ello de ser curiosidad malsana, supone el intentar clarificar si, por ejemplo, la condición de su acompañante merecía costear su comida como gasto protocolario o representativo en razón del cargo público que pudiera ostentar”. 

La denuncia desgrana detalladamente en 38 folios todos los viajes de Carlos Dívar a Puerto Banús en fines de semanas de cuatro días o más, en los que se da la “peculiar circunstancia” de que en casi todos esos viajes el denunciado liquidó gastos con cargo al presupuesto de “atenciones protocolarias” del Consejo, correspondientes a cenas de dos comensales los viernes, sábados y domingos, y a comidas los sábados o domingos. 

El escrito recuerda que Dívar “no tiene su domicilio en Málaga, y no consta en los expedientes que se conocen, ni actividad oficial alguna que motivase dichos desplazamientos, ni la identidad de los comensales que motivan las supuestas actividades protocolarias, además de que dicha clase de actividades no suele tener lugar los fines de semana, y mucho menos con esa reiteración y en la misma localidad”. 

Tampoco existe constancia de que Dívar hubiera informado de ninguna actividad oficial en la provincia de Málaga durante los fines de semana a los vocales del Consejo encargados para Andalucía, ni al presidente del Tribunal Superior de Justicia, que legalmente representa al CGPJ en Andalucía. 

En el escrito se destaca que todos los datos relevantes de los viajes de Dívar fueron proporcionados por el jefe de Gabinete del presidente, Eduardo Menéndez, en lugar del secretario general del Consejo, que es a quien legalmente corresponde la expedición de certificados. 

“Queremos que se reintegren los fondos indebidamente detraídos” 

José Mariano Benítez de Lugo, miembro de ADADE, declaró ayer que su asociación había decidido iniciar las acciones contra Dívar por “motivos éticos y jurídicos, a la vista de la inoperatividad de las otras dos opciones para exigir responsabilidad al presidente: la penal y la política”. 

“Nuestra acción”, aseguró, “tiene por objeto que Dívar reintegre al erario los caudales que indebidamente detrajo y que fueron utilizados en los largos fines de semana en Marbella”. 

El letrado explicó que el proceso no es lento, porque no se trata de analizar exhaustivamente las cuentas globales de un organismo público, sino un procedimiento de enjuiciamiento en el que se analiza algún alcance (saldo deudor injustificado) en el erario, por eso se llama procedimiento de reintegro por alcance. 

En el caso de que se concluyera que Dívar había malgastado fondos públicos, se podría llegar hasta embargar los bienes del presidente del Supremo, aunque habida cuenta de las cantidades que se reclaman no parece probable que esa situación llegue a producirse. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/08/actualidad/1339182801_726186.html 

LA FISCALÍA VE “DIFÍCIL” SEPARAR LA ACTIVIDAD PÚBLICA Y PRIVADA DE DÍVAR 

El Ministerio Público dice que en su caso es difícil delimitar los gastos públicos de los privados 

Dívar, durante la comparecencia de prensa que dio para explicar sus viajes a Marbella. / La fiscalía sigue oponiéndose a la apertura de cualquier investigación judicial contra Carlos Dívar. El Ministerio Público, que ya archivó la denuncia presentada por el vocal José Manuel Gómez Benítez contra él por malversación de fondos públicos, se opone ahora a que el Supremo admita a trámite la querella por ese mismo delito y por el de estafa presentada por Preeminencia del Derecho, la asociación que preside el abogado murciano José Luis Mazón. La querella trata de perseguir los viajes, hoteles de lujo y cenas en restaurantes caros del presidente del Tribunal Supremo y del Consejo realizados en fin de semana y con cargo al órgano de gobierno de los jueces. 

El teniente fiscal del Supremo ha hecho llegar esta mañana a la Sala de Admisión a Trámite de ese tribunal en el que da por reproducidas las razones que le llevaron a archivar su propia investigación abierta al recibir la denuncia del consejero del Poder Judicial y reitera que "los hechos denunciados no son constitutivos de delito". La fiscalía diferencia entre las "autoridades" y "funcionarios públicos" que pueden cometer el delito de malversación, y asegura que en el caso de Dívar, al ser "autoridad", "resulta muy difícil separar o delimitar la actividad pública de la privada a efectos de establecer cuando debe darse por terminada una para entender comenzada la siguiente". 

El escrito se basa también en las normas de justificación de gastos del Consejo para recordar que ni los vocales ni su presidente deben acreditar los motivos de sus viajes. Además, recuerda que esa normativa no fue aprobada por el actual gobierno de los jueces, sino por el elegido en 1996, "de lo que se deduce que la normativa actualmente aplicable no ha sido establecida para tratar de justificar los hechos contenidos en el escrito de querella" de la asociación Preeminencia del Derecho, "sino que ha venido siendo aplicable a los desplazamientos efectuados por el presidente y los vocales de consejos anteriores". También señala que la Intervención General del Estado no puso reparos a ninguno de los viajes y cenas del presidente. 

Por último, el Ministerio Público se refiere al "hecho demostrado" de que Dívar "pagara determinados viajes, compartiera gastos con el CGPJ en otros o cargara a este la totalidad de los mismos, en una serie de ellos". Eso, según el fiscal, "no evidencia prueba alguna de su culpabilidad, sino de que fue acomodándose, caso por caso, viaje por viaje, a las exigencias derivadas de las funciones que le correspondía desempeñar. 

La Sala de Admisión a trámite del Supremo tiene previsto reunirse el lunes para examinar los argumentos de las partes y la documentación sobre los viajes que ha solicitado al Consejo. En caso de que aprecie indicios de delito y admita la querella a trámite nombrará un instructor para que investigue los hechos. Esa resolución, previsiblemente, también fijará una fianza que la asociación querellante tendrá que abonar para poder seguir ejerciendo la acción popular en el proceso. A partir de ese momento, el presidente de ese tribunal podrá considerarse imputado por sus propios compañeros. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/08/actualidad/1339159346_165511.html 

LAS COARTADAS DE DÍVAR PARA SUS VIAJES A MARBELLA Y MÁLAGA SE RESQUEBRAJAN 

El Ayuntamiento “no puede asegurar” que el alcalde se reuniera en febrero de 2011 con el presidente del Supremo. Marbella también desmiente otro acto oficial 

A la extendida sospecha de que Carlos Dívar, presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, utilizó dinero público —12.996 euros— para fines privados (días de descanso en Puerto Banús) y de que se tomó al menos 20 días libres en fechas laborables, principalmente de 2009, se une ahora la posibilidad de que el presidente de los 4.500 jueces españoles mintiera sobre las causas que motivaron algunos de sus desplazamientos oficiales a Marbella. 

Los Ayuntamientos de Málaga y Marbella, ambos gobernados por el PP, no han querido confirmar a EL PAÍS que el motivo alegado por Dívar para justificar unos gastos endosados al Consejo General del Poder Judicial sea cierto en cuanto a las fechas y la convocatoria de las que habla. 

Las respuestas evasivas y ambiguas de portavoces oficiales de ambos Ayuntamientos sobre hechos relativamente próximos en el tiempo —son del año pasado— y la inexistencia de notas informativas sobre esos actos aparentemente públicos, apuntan a que el presidente del Supremo utilizó excusas falsas para justificar los gastos endosados al erario público en al menos dos de sus 20 viajes a Marbella que una parte del Consejo General del Poder Judicial ha puesto en cuestión y por lo que ha pedido, sin éxito, la dimisión del presidente. 

Cinco vocales del Consejo que fueron a Málaga no vieron ni supieron de él 

Dívar aseguró a la Fiscalía General del Estado que estuvo en Málaga entre los días 3 y 7 de febrero de 2011 para tratar con el alcalde, Francisco de la Torre (PP), sobre la saturación de los juzgados de lo mercantil de la ciudad debido a las numerosas quiebras empresariales que se producían como consecuencia de la crisis económica. 

El Ayuntamiento de Málaga, gobernado por el Partido Popular, asegura que entre De la Torre y Dívar “efectivamente ha habido al menos dos encuentros para abordar la necesidad urgente de crear más juzgados de lo mercantil”. Sin embargo, las fuentes oficiales consultadas afirman: “El Ayuntamiento de Málaga no puede asegurar que los encuentros se produjeran en las fechas que señala Dívar”. 

Antes de esas fechas, afirma el consistorio, De la Torre mandó una carta a Dívar para exponerle el problema de los atascos en los juzgados mercantiles y el impacto negativo que ese hecho tenía en la economía de la ciudad. El presidente del Consejo General del Poder Judicial, según las fuentes oficiales del Ayuntamiento de Málaga, acusó recibo de esta comunicación. 

Otras fuentes próximas al alcalde de Málaga indicaron a EL PAÍS que en la agenda municipal no se ha encontrado ninguna referencia a una reunión entre el alcalde y Dívar en las fechas señaladas por el presidente del Consejo General del Poder Judicial. 

En las mismas fechas en que Dívar afirma haberse reunido con el alcalde de Málaga, visitaron la ciudad los cinco vocales del Consejo General del Poder Judicial que se ocupan de Andalucía: Miguel Carmona, Manuel Torres Vela, Pío Aguirre, Antonio Dorado e Inmaculada Montalbán. La suya fue una visita oficial, de trabajo: se reunieron con el presidente de la Audiencia provincial para hablar de una sala de lo Penal y de otra de lo Civil. Y esos cinco vocales no tuvieron noticia de la supuesta estancia de Dívar en la ciudad ni vieron a su presidente en ningún momento. 

En el caso de Marbella, Dívar justificó los gastos de un viaje a este municipio entre los días 24 y 27 de junio de 2011 para asistir a un “acto oficial organizado por el Ayuntamiento”. 

La alcaldesa marbellí, Ángeles Muñoz, del PP, recuerda que coincidió en un acto con Dívar ese verano. Sin embargo, no se trataba de un acto oficial del Ayuntamiento de Marbella, al que este hubiera convocado al presidente del Supremo, sino de un acto público, que fuentes municipales no supieron concretar, en el que colaboraba el consistorio. 

El Ayuntamiento de Marbella tampoco sabe precisar la fecha en la que se produjo ese encuentro ni puede confirmar la veracidad de lo que manifiesta el presidente del Supremo. 

Otro de los viajes a Marbella (Málaga) denunciados por el vocal del Poder Judicial José Manuel Gómez Benítez se produjo entre el 25 y el 29 de noviembre de 2010 y está relacionado con una supuesta entrevista del presidente del Supremo con el presidente de la Audiencia Provincial de Cádiz, Lorenzo del Río, ahora presidente del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía. Preguntado por EL PAÍS sobre ese encuentro, Lorenzo del Río no quiso confirmar si había comentado con otros presidentes de Tribunales Superiores que la reunión que Dívar alega que mantuvo con él no se había producido. “No voy a decir nada”, señaló a EL PAÍS. “Cuando haya que decir lo que sea, ya lo haré”. Preguntado si se lo diría al fiscal, respondió: “Por supuesto”, informa José Yoldi. 

Pero el fiscal no le preguntó y archivó la denuncia de Gómez Benítez sin investigar si los motivos de los desplazamientos que había explicado Dívar eran ciertos y si había trabajado los días en que el Consejo General del Poder Judicial le pagó el alojamiento, la manutención y los gastos protocolarios. 

El presidente de la Audiencia de Cádiz tampoco confirma otra supuesta cita 

Juan José Martín Casallo, teniente fiscal del Tribunal Supremo que archivó la denuncia contra Dívar, admitió en el documento de archivo “que la aplicación a cada caso particular de lo [conocido sobre los viajes] no dejará de generar alguna duda”. Y continuó: “Por ejemplo, en la determinación del día o la hora en que deba entenderse terminado el carácter oficial del viaje y, por tanto, iniciado el tratamiento particular del mismo”. Hasta tal punto era así, que el fiscal admitía que Dívar fuera unas horas a la imposición de una medalla a un cargo judicial de Málaga y pasara gastos por cuatro días de alojamiento y manutención en Marbella. “Hay que tener siempre presente”, explicaba el fiscal en su decreto de archivo, “la proyección que el cargo del presidente del Consejo General del Poder Judicial (uno de los más importantes del Estado) tiene sobre todas y cada una de las actividades que realiza la persona que lo desempeña”. 

Entre esas actividades, los vocales han conocido que Dívar cenó en solitario el día 6 de enero de este año, festividad de Reyes, en Puerto Banús. Y que endosó esa cena al presupuesto del Consejo General del Poder Judicial como gasto protocolario. 

El fiscal eludió examinar si las causas que motivaron los 20 desplazamientos a Marbella eran ciertas, porque un acuerdo del pleno del Poder Judicial de 11 de septiembre de 1996 establecía que se autorizasen las justificaciones de viaje de todos los vocales sin necesidad de hacer constar el motivo concreto de la actividad que provocaba el desplazamiento. 

Y para zanjar el asunto, el fiscal se remite a lo que le cuenta sobre los desplazamientos el jefe de gabinete de Dívar, un cargo de su máxima confianza: “No significa que no existiera actividad relacionada con la representación y funciones que tiene la presidencia y que en ocasiones puede tener una naturaleza no compatible con la publicidad”. 

Ese hecho no impidió a Dívar informar de su encuentro con el alcalde de Málaga para tratar sobre la falta de juzgados mercantiles en la ciudad y el atasco que padecían los existentes por las quiebras de empresas afectadas por la crisis económica. Encuentro que Dívar fijó entre el 3 y el 7 de febrero, por el que gastó del erario público 871 euros, y que el Ayuntamiento de Málaga “no puede asegurar” que se produjera. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/05/actualidad/1338925796_742423.html 

EL PRESIDENTE DEL SUPREMO CARGÓ AL ERARIO 24 CENAS Y 8 COMIDAS PARA DOS 

Incluyó como gasto protocolario una lujosa cena para él mismo la noche de Reyes 

El presidente del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, cargó como gastos protocolarios a los presupuestos de la institución que preside hasta 24 cenas y ocho almuerzos para dos personas, en restaurantes de lujo como Villa Tiberio, Marbella Club Golf Resort & Spa o Puente Romano, en los 20 viajes que realizó a Puerto Banús (Málaga), entre noviembre de 2008 y el pasado marzo, según fuentes del Consejo. No son los únicos gastos de protocolo que Dívar pasó para su abono por dicho organismo. 

Los gastos protocolarios o de representación de los que gozan algunas instituciones suelen tener como finalidad agasajar a otras personalidades de organismos similares de otros países o a representantes de otros poderes del Estado. En la empresa privada suelen estar orientados a obtener beneficios futuros, por lo que lo habitual es que se enmarquen dentro de una actividad económica de la empresa. 

Dívar cargó a los presupuestos, como gastos protocolarios, una cena de un solo comensal: él mismo 

En el Consejo del Poder Judicial, esos beneficios son más intangibles y van unidos al prestigio que debe tener una institución de esa naturaleza y, por tanto, esos gastos nunca pueden ser de naturaleza privada. Pero en el viaje que el presidente Dívar hizo a Puerto Banús del 2 al 9 de enero de este año cargó a los presupuestos, como gastos protocolarios, una cena de un solo comensal: él mismo. Fue la cena del viernes 6 de enero, día de Reyes, en el restaurante del hotel Puente Romano. En fecha tan señalada no hubo ninguna actividad oficial que justificase el cargo. 

Dívar, que probablemente se encontraba de vacaciones, abonó con cargo a su tarjeta personal los gastos de desplazamiento, alojamiento y manutención de ese viaje, pero no los gastos protocolarios. En ese periplo cargó al erario público una cena para dos personas, el 3 de enero, y dos comidas, también para dos, el 8 y el 9 de enero (domingo y lunes, respectivamente). Sin embargo, lo más singular es la cena de un solo comensal del día 6 de enero, en la que aparentemente el presidente se agasajó a sí mismo. 

En los tres primeros viajes de los 20 que Dívar reconoció que realizó a Puerto Banús en fines de semana de cuatro días o más, el presidente no pasó gastos protocolarios, sino únicamente los desplazamientos. En los viajes del 23 al 27 de abril de 2009, del 6 al 8 de noviembre de 2009, del 23 al 26 de septiembre de 2010, y del 25 al 29 de noviembre de 2010, Dívar solo pasó una cena para dos por viaje en restaurantes de lujo de Marbella. En el viaje del 9 al 14 de septiembre de 2009, además de la cena para dos, cargó una comida, lo mismo que en el periplo del 11 al 15 de septiembre de 2010, en el que incluyó una comida para dos personas en el Parador de Melilla. 

A partir de esas fechas, los gastos protocolarios aumentan notablemente y por cada desplazamiento se facturan al Consejo al menos dos cenas para dos en Villa Tiberio, el Marbella Club o Puente Romano. Así ocurre en los viajes del 3 al 7 de febrero de 2011, del 24 a 28 de marzo, del 10 al 15 de mayo, del 24 a 27 de junio, del 8 al 12 de septiembre y del 8 al 14 de noviembre, todos de 2011. En los tres viajes de 2012 que figuran en la documentación que el propio Dívar aportó a la fiscalía, y de los que abonó todos los gastos menos los protocolarios, constan dos cenas para dos y una para cuatro, en el viaje del 24 a 26 de febrero; dos cenas y dos comidas para dos, en el del 16 al 20 de marzo, y dos cenas —una de ellas la de un solo comensal— y dos comidas, en el viaje del 2 al 9 de enero 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/04/actualidad/1338840018_895257.html 

TRES VOCALES DEL CGPJ TENSAN LA BATALLA CONTRA DÍVAR Y PRESIONAN AL CONGRESO 

Robles, Azón y Montalbán solicitan explicar sus gastos en la Cámara y forzar, por comparación, al presidente del CGPJ a presentar su dimisión 

Los vocales del Poder Judicial Margarita Robles, Inmaculada Montalbán y Félix Azón se presentaron este miércoles en el Congreso de los Diputados para solicitar su comparecencia voluntaria ante la Comisión de Justicia con la finalidad de informar de todas sus actividades y detallar los gastos en los que han incurrido desde su nombramiento. Con esta iniciativa pretenden forzar la dimisión y poner en evidencia, por comparación, a su presidente, Carlos Dívar. En las últimas semanas, este se ha negado a dar explicaciones convincentes y satisfactorias sobre el escándalo de los 20 viajes a Puerto Banús (Marbella, Málaga) en fines de semanas de cuatro días o más, así como sobre las cenas para dos comensales en restaurantes de lujo. 

Los tres vocales, que en el último pleno del Consejo General del Poder Judicial ya solicitaron la dimisión de Dívar, son integrantes de la asociación Jueces para la Democracia. Este colectivo de magistrados progresistas celebró su congreso el pasado fin de semana y, por unanimidad de sus miembros, aprobó exigir la dimisión de Dívar como presidente del Supremo y del Consejo del Poder Judicial. 

En el congreso se acordó también que todos los vocales de la asociación hicieran públicos sus gastos en el Consejo, en contraposición con la opacidad de Dívar. 

Por ello, los tres vocales entregaron un escrito dirigido al presidente de la Comisión de Justicia, el popular Alfredo Prada, en el que pretenden explicar: 

a) los trabajos que vienen desarrollando en las distintas comisiones del CGPJ de las que forman parte. 

b) las actividades y gastos que han realizado desde el principio de su mandato, poniendo a disposición de la Cámara los documentos que justifican esos gastos. 

c) la posición que han mantenido en relación con los acontecimientos de los últimos 30 días, así como someterse a todas las preguntas que les quieran formular. Fuentes parlamentarias indicaron que el PP bloqueará la iniciativa de los tres vocales. 

Fuentes del PP y del PSOE informaron este miércoles de que Dívar estaba acusando las presiones de las informaciones publicadas en los últimos días en las que se ha conocido el detalle de las 24 cenas y los ocho almuerzos para dos comensales que mantuvo en restaurantes de lujo como el Marbella Club Golf Resort & Spa, Puente Romano o Villa Tiberio, incluida la cena para un solo comensal del día de Reyes, que cargó a los gastos protocolarios. 

Además, las coartadas ofrecidas para justificar algunos de los viajes por los que cargó al erario 12.996 euros se tambalean, ya que los Ayuntamientos de Málaga y Marbella, ambos regidos por el PP, se han negado a confirmar los motivos alegados por Dívar. 

La posibilidad de dimisión del presidente del Supremo era considerada ayer como “inminente”, en medios políticos, pero en el Consejo del Poder Judicial la tranquilidad era absoluta. 

El propio Dívar declaró a la cadena SER que se reafirmaba en su decisión de no dimitir y respecto a la iniciativa de Robles, Montalbán y Azón, señaló: “Que hagan lo que quieran”. 

Varios vocales elegidos a propuesta del PP y en su mayoría pertenecientes a la Asociación Profesional de la Magistratura, de naturaleza conservadora, mantuvieron reuniones este miércoles para buscar una salida a la situación, que consideran “insostenible”. Mientras tanto, Dívar decidió cancelar un viaje a Córdoba donde tenía previsto asistir este jueves a un congreso de procuradores, donde iba a coincidir con el fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce. Fuentes del Consejo del Poder Judicial señalaron que es uno más de los actos que ha anulado desde que estalló el escándalo. 

Por otro lado, fuentes del Consejo señalan que un asesor de Dívar, Luis Ugarte, ha decidido volcarse en las relaciones internacionales de la institución y apartarse del gabinete de la Presidencia, por divergencias con su funcionamiento. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/06/actualidad/1339010778_812747.html

EL PSOE PEDIRÁ LA DIMISIÓN DEL PRESIDENTE DEL SUPREMO 

Los socialistas esperarán a que se rechace de nuevo la petición de comparecencia del presidente del Supremo en el Congreso 

El PSOE esperará a agotar todas las vías de control parlamentario para pedir la dimisión de Carlos Dívar, presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo. Para eso, volverá a presentar en la Mesa del Congreso y, si es rechazada de nuevo la petición, recurrirán en amparo ante el Tribunal Constitucional, con el precedente de la sentencia de 2003 que obligó a una comparecencia similar. 

En ese caso, la dirección del PSOE asegura que pedirá la dimisión de Dívar, por entender que se ha negado a dar explicaciones sobre sus gastos. La posición del PSOE en este asunto se ha ido modulando, según los acontecimientos. Primero no se pronunció, a la espera de que fuera el propio CGPJ el que exigiera explicaciones. Al comprobar que eso no se produjo, el propio Alfredo Pérez Rubalcaba mostró su disgusto por la actuación de Dívar. 

Cuando el presidente del Consejo compareció ante la prensa, pero no aclaró nada, la dirección del PSOE decidió pedir su comparecencia. Ahora, si esta no se produce, entenderá que no quiere explicar su posición y, por eso, pedirá su dimisión. Fuentes de la dirección aseguran que "pedir la dimisión del presidente del CGPJ no es cualquier cosa y hay que cargarse de razones". 

Esas fuentes no ocultan su rechazo a la actuación de Dívar, en coincidencia con la posición de parlamentarios socialistas. También mantienen esta posición diputados del PP, pero en este caso, el Gobierno ha decidido proteger al presidente del CGPJ. 

La propia vicesecretaria general del PSOE, Elena Valenciano, ha anunciado que su partido pedirá la dimisión de Carlos Dívar, si este no comparece en el Parlamento, informa Europa Press. 

"Los socialistas somos firmes defensores de la instituciones, entre ellas el Parlamento. Su obligación es dar explicaciones y si no viene a darlas nosotros pediremos su dimisión", ha asegurado durante una visita a la Feria del Libro de Madrid. "Creo que Dívar tiene la obligación de responder ante los ciudadanos". 

Asimismo, ha señalado que si finalmente el presidente del Tribunal Supremo comparece en el Parlamento le escucharán "atentamente" y después tomarán "una decisión", al tiempo que ha destacado que "lo mas importante es que se respete el funcionamiento normal y ordinario de las instituciones democráticas 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/06/actualidad/1338981671_170489.html 

LAS COARTADAS DE DÍVAR PARA SUS VIAJES A MARBELLA Y MÁLAGA SE RESQUEBRAJAN 

El Ayuntamiento “no puede asegurar” que el alcalde se reuniera en febrero de 2011 con el presidente del Supremo. Marbella también desmiente otro acto oficial 

A la extendida sospecha de que Carlos Dívar, presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, utilizó dinero público —12.996 euros— para fines privados (días de descanso en Puerto Banús) y de que se tomó al menos 20 días libres en fechas laborables, principalmente de 2009, se une ahora la posibilidad de que el presidente de los 4.500 jueces españoles mintiera sobre las causas que motivaron algunos de sus desplazamientos oficiales a Marbella. 

Los Ayuntamientos de Málaga y Marbella, ambos gobernados por el PP, no han querido confirmar a EL PAÍS que el motivo alegado por Dívar para justificar unos gastos endosados al Consejo General del Poder Judicial sea cierto en cuanto a las fechas y la convocatoria de las que habla. 

Las respuestas evasivas y ambiguas de portavoces oficiales de ambos Ayuntamientos sobre hechos relativamente próximos en el tiempo —son del año pasado— y la inexistencia de notas informativas sobre esos actos aparentemente públicos, apuntan a que el presidente del Supremo utilizó excusas falsas para justificar los gastos endosados al erario público en al menos dos de sus 20 viajes a Marbella que una parte del Consejo General del Poder Judicial ha puesto en cuestión y por lo que ha pedido, sin éxito, la dimisión del presidente. 

Cinco vocales del Consejo que fueron a Málaga no vieron ni supieron de él 

Dívar aseguró a la Fiscalía General del Estado que estuvo en Málaga entre los días 3 y 7 de febrero de 2011 para tratar con el alcalde, Francisco de la Torre (PP), sobre la saturación de los juzgados de lo mercantil de la ciudad debido a las numerosas quiebras empresariales que se producían como consecuencia de la crisis económica. 

El Ayuntamiento de Málaga, gobernado por el Partido Popular, asegura que entre De la Torre y Dívar “efectivamente ha habido al menos dos encuentros para abordar la necesidad urgente de crear más juzgados de lo mercantil”. Sin embargo, las fuentes oficiales consultadas afirman: “El Ayuntamiento de Málaga no puede asegurar que los encuentros se produjeran en las fechas que señala Dívar”. 

Antes de esas fechas, afirma el consistorio, De la Torre mandó una carta a Dívar para exponerle el problema de los atascos en los juzgados mercantiles y el impacto negativo que ese hecho tenía en la economía de la ciudad. El presidente del Consejo General del Poder Judicial, según las fuentes oficiales del Ayuntamiento de Málaga, acusó recibo de esta comunicación. 

Otras fuentes próximas al alcalde de Málaga indicaron a EL PAÍS que en la agenda municipal no se ha encontrado ninguna referencia a una reunión entre el alcalde y Dívar en las fechas señaladas por el presidente del Consejo General del Poder Judicial. 

En las mismas fechas en que Dívar afirma haberse reunido con el alcalde de Málaga, visitaron la ciudad los cinco vocales del Consejo General del Poder Judicial que se ocupan de Andalucía: Miguel Carmona, Manuel Torres Vela, Pío Aguirre, Antonio Dorado e Inmaculada Montalbán. La suya fue una visita oficial, de trabajo: se reunieron con el presidente de la Audiencia provincial para hablar de una sala de lo Penal y de otra de lo Civil. Y esos cinco vocales no tuvieron noticia de la supuesta estancia de Dívar en la ciudad ni vieron a su presidente en ningún momento. 

En el caso de Marbella, Dívar justificó los gastos de un viaje a este municipio entre los días 24 y 27 de junio de 2011 para asistir a un “acto oficial organizado por el Ayuntamiento”. 

La alcaldesa marbellí, Ángeles Muñoz, del PP, recuerda que coincidió en un acto con Dívar ese verano. Sin embargo, no se trataba de un acto oficial del Ayuntamiento de Marbella, al que este hubiera convocado al presidente del Supremo, sino de un acto público, que fuentes municipales no supieron concretar, en el que colaboraba el consistorio. 

El Ayuntamiento de Marbella tampoco sabe precisar la fecha en la que se produjo ese encuentro ni puede confirmar la veracidad de lo que manifiesta el presidente del Supremo. 

Otro de los viajes a Marbella (Málaga) denunciados por el vocal del Poder Judicial José Manuel Gómez Benítez se produjo entre el 25 y el 29 de noviembre de 2010 y está relacionado con una supuesta entrevista del presidente del Supremo con el presidente de la Audiencia Provincial de Cádiz, Lorenzo del Río, ahora presidente del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía. Preguntado por EL PAÍS sobre ese encuentro, Lorenzo del Río no quiso confirmar si había comentado con otros presidentes de Tribunales Superiores que la reunión que Dívar alega que mantuvo con él no se había producido. “No voy a decir nada”, señaló a EL PAÍS. “Cuando haya que decir lo que sea, ya lo haré”. Preguntado si se lo diría al fiscal, respondió: “Por supuesto”, informa José Yoldi. 

Pero el fiscal no le preguntó y archivó la denuncia de Gómez Benítez sin investigar si los motivos de los desplazamientos que había explicado Dívar eran ciertos y si había trabajado los días en que el Consejo General del Poder Judicial le pagó el alojamiento, la manutención y los gastos protocolarios. 

El presidente de la Audiencia de Cádiz tampoco confirma otra supuesta cita 

Juan José Martín Casallo, teniente fiscal del Tribunal Supremo que archivó la denuncia contra Dívar, admitió en el documento de archivo “que la aplicación a cada caso particular de lo [conocido sobre los viajes] no dejará de generar alguna duda”. Y continuó: “Por ejemplo, en la determinación del día o la hora en que deba entenderse terminado el carácter oficial del viaje y, por tanto, iniciado el tratamiento particular del mismo”. Hasta tal punto era así, que el fiscal admitía que Dívar fuera unas horas a la imposición de una medalla a un cargo judicial de Málaga y pasara gastos por cuatro días de alojamiento y manutención en Marbella. “Hay que tener siempre presente”, explicaba el fiscal en su decreto de archivo, “la proyección que el cargo del presidente del Consejo General del Poder Judicial (uno de los más importantes del Estado) tiene sobre todas y cada una de las actividades que realiza la persona que lo desempeña”. 

Entre esas actividades, los vocales han conocido que Dívar cenó en solitario el día 6 de enero de este año, festividad de Reyes, en Puerto Banús. Y que endosó esa cena al presupuesto del Consejo General del Poder Judicial como gasto protocolario. 

El fiscal eludió examinar si las causas que motivaron los 20 desplazamientos a Marbella eran ciertas, porque un acuerdo del pleno del Poder Judicial de 11 de septiembre de 1996 establecía que se autorizasen las justificaciones de viaje de todos los vocales sin necesidad de hacer constar el motivo concreto de la actividad que provocaba el desplazamiento. 

Y para zanjar el asunto, el fiscal se remite a lo que le cuenta sobre los desplazamientos el jefe de gabinete de Dívar, un cargo de su máxima confianza: “No significa que no existiera actividad relacionada con la representación y funciones que tiene la presidencia y que en ocasiones puede tener una naturaleza no compatible con la publicidad”. 

Ese hecho no impidió a Dívar informar de su encuentro con el alcalde de Málaga para tratar sobre la falta de juzgados mercantiles en la ciudad y el atasco que padecían los existentes por las quiebras de empresas afectadas por la crisis económica. Encuentro que Dívar fijó entre el 3 y el 7 de febrero, por el que gastó del erario público 871 euros, y que el Ayuntamiento de Málaga “no puede asegurar” que se produjera. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/05/actualidad/1338925796_742423.html 

UN CLIENTE DISCRETO CON SIETE ESCOLTAS 

Dívar frecuentaba los restaurantes más lujosos de la Costa del Sol 

El presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Dívar, es el cliente que todo hostelero desea para su establecimiento: discreto, cordial y poco dado a exigencias y divismos. En sus viajes a Marbella, la octava autoridad del protocolo de España —la cuarta si se excluye a los miembros de la Casa del Rey— gusta de frecuentar los mejores restaurantes de la Costa del Sol. Uno de sus sitios predilectos para cenar —con cargo a la partida de gastos protocolarios del Consejo— ha sido el restaurante del hotel de lujo Marbella Club. Este establecimiento, fundado en 1952 por el príncipe Alfonso de Hohenlohe, ideólogo de la Marbella glamurosa, pasa por ser el más distinguido, especial y caro de la ciudad. 

El restaurante, de línea tradicional francesa y centroeuropea, tiene, según los expertos, una carta poco espectacular pero de altísimo nivel, con especialidad en las carnes —“el cordero lechal lo bordan”, afirma un conocedor del hotel— y los suflés. “Son platos discretos. El cliente del Marbella Club no suele soportar que la comida tenga un protagonismo mayor que él”, afirma un hostelero marbellí con más de medio siglo de experiencia. 

El establecimiento, situado en la llamada Milla de Oro, entre el centro de la ciudad y Puerto Banús, tiene mucha práctica en apelar a la vanidad de sus clientes preferentes, a los que sitúa en mesas especiales y próximas entre ellas. Cenar a la carta o almorzar en el bufé del Marbella Club rara vez baja de los 100 euros por persona. 

El presidente del Supremo, en sus cenas, generalmente para dos personas —el segundo comensal sigue siendo secreto—, no se escondía. “Venía con toda la escolta y presentándose como quien es, pero una vez dentro no llamaba en absoluto la atención”, afirman fuentes del Marbella Club, un establecimiento en el que no es raro ver a personalidades con protección tanto pública como privada. Divar dispone de 21 guardaespaldas, repartidos en tres turnos. 

Otro de los lugares preferidos para comer de la máxima autoridad judicial española es el hermano pequeño del Marbella Club: el Hotel Puente Romano. Los restaurantes de este establecimiento están, según los expertos consultados, “tres o cuatro escalones por debajo del Marbella Club en clientela, comida y ambiente”, pero siguen siendo absolutamente exclusivos. Tanto el Marbella Club como el Puente Romano pertenecen al conocido empresario británico David Shamoon. 

El tercer restaurante en el que Dívar almorzó o cenó con su acompañante es el Villa Tiberio, también en la Milla de Oro. Este lugar, famoso por su comida italiana, suele estar frecuentado por clientes ingleses e irlandeses. “No es tan exclusivo como los otros dos, pero sigue siendo un sitio de cierto refinamiento”, afirma un buen conocedor de la hostelería marbellí. 

Para pasar la noche, aunque el acto que justificaba el viaje se desarrollara a 200 kilómetros, como los actos del Bicentenario de las Cortes de Cádiz, Dívar era fiel al mismo hotel: el Meliá Marbella Banús. En este establecimiento familiar de cuatro estrellas, antiguamente llamado Dinamar, un refresco cuesta 3,20 euros y el bufé de almuerzo 29,90. Las 221 habitaciones se distribuyen unas en torno a cuatro piscinas y otras con vistas al mar y al río Verde, que discurre por un lateral. 

En el hotel recuerdan a Dívar como un huésped “sencillo, cordial, correctísimo, prudente y discreto”. Según fuentes del servicio, el presidente del Tribunal Supremo y del Poder Judicial siempre entra en el establecimiento con los bonos de la agencia de viajes de El Corte Inglés, que tiene un convenio con el Consejo. Aunque los bonos generalmente son para una habitación estándar, las fuentes aseguran que siempre que hay disponibilidad de habitaciones se suele instalar a Dívar en una habitación de rango mayor, como una suite júnior. Una portavoz de Meliá afirmó que esta práctica es habitual en los hoteles de esta y otras cadenas cuando se trata de clientes frecuentes o especiales y que solo se lleva a cabo cuando existen plazas. “En ningún caso dejamos una habitación de mayor categoría sin vender para dársela a otro cliente que reserva una inferior”, afirma la portavoz. 

En el hotel, Dívar también hizo alguna cena. “Siempre eran cosas frugales: una tortillita o una ensalada”, afirma un trabajador. Según las fuentes consultadas, el presidente del Supremo, pese a acudir con sus escoltas al hotel, daba una imagen “austera y sin pretensiones”. Dívar nunca pidió una habitación determinada o atenciones especiales por su cargo. “Siempre saludaba muy cordial a los empleados. La verdad es que se hace duro verle en una situación así”, afirma un empleado del hotel. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/05/actualidad/1338926796_161589.html 

EL SUPREMO PIDE A LA FISCALÍA LA DOCUMENTACIÓN SOBRE DÍVAR 

La asociación Preeminencia del Derecho ha ratificado su querella y acusa al presidente del Supremo de estafa y apropiación indebida 

La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo ha pedido a la Fiscalía del Estado que le remita el expediente con todos los antecedentes sobre los viajes del presidente del Supremo, Carlos Dívar, a Marbella. Previamente la asociación querellante, Preeminencia del Derecho, ha ratificado en forma la querella contra Dívar. 

Una vez tenga la documentación en su poder, la sala de admisión, integrada por el presidente de la Sala de lo Penal, Juan Saavedra, y los magistrados Perfecto Andrés Ibáñez, José Ramón Soriano, José Manuel Maza y Miguel Colmenero, decidirán sobre si es competente para conocer de los hechos y si estos revisten indicios de criminalidad. 

La querella formulada contra Dívar imputa al presidente del Supremo delitos de estafa y apropiación indebida o, subsidiariamente, malversación de caudales públicos 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/05/actualidad/1338897966_267952.html 

EL PSOE IRÁ AL CONSTITUCIONAL SI EL PP SIGUE VETANDO LAS EXPLICACIONES DE DÍVAR 

La Mesa de la Cámara Baja contradice la doctrina del Tribunal Constitucional y los precedentes

CiU vota también en contra de que el presidente del Supremo dé explicaciones sobre sus viajes 

El PP ha vetado en la Mesa del Congreso las peticiones de comparecencia de Carlos Dívar, presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, ante la Comisión de Justicia de la Cámara. La portavoz socialista, Soraya Rodríguez, ha anunciado que su partido recurrirá la decisión y, si el PP sigue vetando las explicaciones de Dívar, acudirá al Tribunal Constitucional. 

En su comparecencia en el Congreso, la portavoz parlamentaria del PSOE ha eludido sin embargo pedir la dimisión de Dívar. Lo importante, ha afirmado, es que el presidente del Supremo dé explicaciones sobre sus viajes. Rodríguez fija así la posición de los socialistas en este asunto, ya que ningún dirigente del PSOE se había pronunciado todavía sobre si apuestan por el cese del presidente del CGPJ. La postura del principal partido de la oposición es, por tanto, esperar a las explicaciones de Dívar antes de pedir su dimisión. 

Los populares, con apoyo de CiU, han vetado directamente las peticiones de PSOE e IU, con el argumento de que el Congreso no está para controlar al CGPJ, tal y como defendió la pasada semana el ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón. 

La decisión de la Mesa contradice la doctrina del Tribunal Constitucional, que en 2003 falló que este órgano de la Cámara debe limitarse a tramitar las peticiones de comparecencia y no tiene capacidad para vetarlas. Esa sentencia, que consideró que el PP vulneró los derechos fundamentales de los diputados recurrentes, se produjo precisamente como consecuencia de un recurso del PSOE ante el bloqueo de una petición de comparecencia del entonces presidente del Consejo General del Poder Judicial. 

La Mesa sí ha dado luz verde a la comparecencia del fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce, una petición que había hecho la Izquierda Plural. 

Celia Villalobos ha sido la voz del PP en esa Mesa y ha encabezado la negativa de los populares, frente al socialista Javier Barrero. El PSOE, además de la doctrina del Constitucional, ha esgrimido los precedentes, porque hay al menos cinco comparecencias recientes del presidente del CGPJ en la Cámara en los últimos años, algunas de ellas a petición del PP. En concreto, el PSOE esgrime dos precedentes de Dívar en 2009 y tres del anterior presidente, Francisco Hernando, en 2004 y 2005. 

Además, la Junta de Portavoces, también con mayoría del PP, ha aceptado tramitar la moción de IU que pide una comisión de investigación sobre Bankia. Se debatirá y votará el próximo martes, pero al ser consecuencia de una moción no serviría para crearla, en el caso hipotético de que el PP la aceptara. Sin embargo, no se ha incluido para la próxima semana la petición del PSOE sobre una comisión de investigación que sí tendría capacidad de decidir, pero que no irá al Pleno antes del día 20 de junio. 

La Mesa del Congreso ha rechazado también la solicitud de que se constituya una comisión de investigación sobre la Casa Real, como habían solicitado la Izquierda Plural, ERC y BNG, por ser una iniciativa que va "en contra de la propia Constitución", según la vicepresidenta de la Cámara, Celia Villalobos. Villalobos, al término de la reunión del órgano de Gobierno de la Cámara, ha explicado  que la decisión de rechazar esta comisión se ha adoptado por unanimidad y ni siquiera ha habido que votar porque todos los miembros estaban "claramente" de acuerdo. 

La Izquierda Plural, ERC y BNG solicitaron la semana pasada la creación de una comisión específica sobre la Casa Real para introducir medidas de transparencia y control en la Jefatura del Estado, sobre todo en sus cuentas. Con esta iniciativa, los grupos proponentes querían acabar, según argumentaron, con el problema de "opacidad" y "falta de democracia" de la Monarquía con medidas de control parlamentario a sus actividades y sus cuentas. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/05/actualidad/1338890320_687930.html 

EL PRESIDENTE DEL SUPREMO CARGÓ AL ERARIO 24 CENAS Y 8 COMIDAS PARA DOS 

Incluyó como gasto protocolario una lujosa cena para él mismo la noche de Reyes 

El presidente del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, cargó como gastos protocolarios a los presupuestos de la institución que preside hasta 24 cenas y ocho almuerzos para dos personas, en restaurantes de lujo como Villa Tiberio, Marbella Club Golf Resort & Spa o Puente Romano, en los 20 viajes que realizó a Puerto Banús (Málaga), entre noviembre de 2008 y el pasado marzo, según fuentes del Consejo. No son los únicos gastos de protocolo que Dívar pasó para su abono por dicho organismo. 

Los gastos protocolarios o de representación de los que gozan algunas instituciones suelen tener como finalidad agasajar a otras personalidades de organismos similares de otros países o a representantes de otros poderes del Estado. En la empresa privada suelen estar orientados a obtener beneficios futuros, por lo que lo habitual es que se enmarquen dentro de una actividad económica de la empresa. 

Dívar cargó a los presupuestos, como gastos protocolarios, una cena de un solo comensal: él mismo 

En el Consejo del Poder Judicial, esos beneficios son más intangibles y van unidos al prestigio que debe tener una institución de esa naturaleza y, por tanto, esos gastos nunca pueden ser de naturaleza privada. Pero en el viaje que el presidente Dívar hizo a Puerto Banús del 2 al 9 de enero de este año cargó a los presupuestos, como gastos protocolarios, una cena de un solo comensal: él mismo. Fue la cena del viernes 6 de enero, día de Reyes, en el restaurante del hotel Puente Romano. En fecha tan señalada no hubo ninguna actividad oficial que justificase el cargo. 

Dívar, que probablemente se encontraba de vacaciones, abonó con cargo a su tarjeta personal los gastos de desplazamiento, alojamiento y manutención de ese viaje, pero no los gastos protocolarios. En ese periplo cargó al erario público una cena para dos personas, el 3 de enero, y dos comidas, también para dos, el 8 y el 9 de enero (domingo y lunes, respectivamente). Sin embargo, lo más singular es la cena de un solo comensal del día 6 de enero, en la que aparentemente el presidente se agasajó a sí mismo. 

En los tres primeros viajes de los 20 que Dívar reconoció que realizó a Puerto Banús en fines de semana de cuatro días o más, el presidente no pasó gastos protocolarios, sino únicamente los desplazamientos. En los viajes del 23 al 27 de abril de 2009, del 6 al 8 de noviembre de 2009, del 23 al 26 de septiembre de 2010, y del 25 al 29 de noviembre de 2010, Dívar solo pasó una cena para dos por viaje en restaurantes de lujo de Marbella. En el viaje del 9 al 14 de septiembre de 2009, además de la cena para dos, cargó una comida, lo mismo que en el periplo del 11 al 15 de septiembre de 2010, en el que incluyó una comida para dos personas en el Parador de Melilla. 

A partir de esas fechas, los gastos protocolarios aumentan notablemente y por cada desplazamiento se facturan al Consejo al menos dos cenas para dos en Villa Tiberio, el Marbella Club o Puente Romano. Así ocurre en los viajes del 3 al 7 de febrero de 2011, del 24 a 28 de marzo, del 10 al 15 de mayo, del 24 a 27 de junio, del 8 al 12 de septiembre y del 8 al 14 de noviembre, todos de 2011. En los tres viajes de 2012 que figuran en la documentación que el propio Dívar aportó a la fiscalía, y de los que abonó todos los gastos menos los protocolarios, constan dos cenas para dos y una para cuatro, en el viaje del 24 a 26 de febrero; dos cenas y dos comidas para dos, en el del 16 al 20 de marzo, y dos cenas —una de ellas la de un solo comensal— y dos comidas, en el viaje del 2 al 9 de enero 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/04/actualidad/1338840018_895257.html 

EL CONSEJO PAGÓ ESTANCIAS DE CUATRO DÍAS POR ACTOS DE DÍVAR DE UNAS HORAS 

El Consejo General del Poder Judicial pagó a su presidente, Carlos Dívar, estancias de cuatro días en Marbella (Málaga) con viaje, alojamiento y manutención incluidos, para acudir a actos públicos de unas horas que, a veces, se celebraban en una provincia distinta y, en algunos casos, a 200 kilómetros de distancia por carretera. Para justificar estas irregularidades, Carlos Dívar alegó que es presidente las 24 horas del día y que algunos viajes eran de carácter “reservado”. 

Además del dinero público utilizado supuestamente con fines privados, el caso Dívar presenta otra derivada: los días libres —hasta 20 en poco más de un año— que se tomó en fechas laborables. El presidente del Poder Judicial y del Supremo aseguró a la Fiscalía que hubo cinco desplazamientos a Marbella (de cuatro o cinco días de duración cada uno, coincidiendo siempre con algún fin de semana) en los que se pagó todos los gastos —salvo el desplazamiento, que corrió a costa del Consejo del Poder Judicial— porque se trataba de actividades privadas. En esos largos fines de semana, Dívar se tomó supuestamente esos 20 días libres en fechas laborables (jueves, viernes y lunes fundamentalmente). 

La relación de los viajes de Dívar investigados por la Fiscalía General del Estado así lo acredita. En el decreto dictado por el teniente fiscal del Supremo que archivó la denuncia del vocal del Poder Judicial José Manuel Gómez Benítez contra Carlos Dívar por supuesta malversación de fondos públicos, se diferencian los viajes en función de quién los paga o qué se paga con dinero público de cada uno de ellos. EL PAÍS ha comprobado los actos de los que hablan esos viajes y cuándo el Poder Judicial pagó con dinero público actividades supuestamente oficiales de Dívar de las que no existe ninguna información. El desglose de las principales anomalías detectadas es el que sigue: 

» Viajes mixtos. Se trata de desplazamientos de Dívar con algún motivo oficial en el que hay algunos días que el presidente del Supremo se queda en Marbella y se paga los gastos de hotel y manutención, pero cargando al Consejo los gastos del resto de los días. Son los que siguen: 

Cumbre Judicial Iberoamericana, en Cádiz, y Jornadas Jurídicas Malacitanas, un evento privado patrocinado por una caja de ahorros, en Málaga. Carlos Dívar, según la fiscalía, decidió viajar a Marbella el martes 8 de noviembre de 2011 aunque no tenía ningún acto oficial. Al día siguiente (9 de noviembre) Madrid, donde tiene la sede el Consejo General del Poder Judicial, celebraba la festividad de la Almudena. Dívar se paga la estancia en el hotel de Puerto Banús los días 8 y 9 de noviembre y, a partir de aquí, los gastos corren por cuenta del Consejo. Según la reconstrucción de los hechos, Dívar acude el día siguiente, 10 de noviembre (jueves) a la apertura de unas jornadas jurídicas malacitanas. El viernes 11 de noviembre, el sábado 12 y el domingo 13, hasta media tarde, continúa en Puerto Banús a cuenta del presupuesto del Consejo General del Poder Judicial sin que se conozca actividad oficial alguna. Llega a Cádiz y el lunes 14, antes de regresar a Madrid, inaugura la Cumbre Judicial Iberoamericana. 

Se alojaba en Puerto Banús aunque los actos se celebraran a 200 kilómetros 

Visita a Sevilla. Del 10 de mayo (martes) al 15 de mayo (domingo) de 2011, Dívar se desplazó a Marbella alegando que tenía un viaje oficial a las salas del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, con sede en Sevilla, a 177 kilómetros de distancia. Según la información que suministró el Consejo General del Poder Judicial a la fiscalía, Dívar se pagó los gastos de alojamiento y manutención de viernes 13 de mayo y sábado 14 de mayo, con lo que supuestamente estuvo visitando salas los días 10 (martes), 11 (miércoles) y 12 (jueves) en Sevilla. Solo hay confirmación de la visita de Dívar a Sevilla, rueda de prensa incluida, el 11 de mayo, por lo que el Consejo habría pagado otros dos días sin estar justificada ninguna actividad oficial. 

Reunión con el alcalde de Málaga. Del 3 de febrero (jueves) al 7 de febrero (lunes) de 2011, Dívar justificó gastos pagados por el Consejo en una reunión con el alcalde de Málaga para tratar sobre la creación de juzgados mercantiles como consecuencia del aumento de concursos que se estaban produciendo. Tan solo se pagó Dívar el alojamiento y la manutención del domingo 6 de febrero. Se entiende que su reunión con el alcalde se alargó desde el jueves 3 de febrero al sábado 6 de febrero. No hay respuesta desde el Consejo. 

» Viajes pagados por el Consejo donde Dívar corre con los gastos de alojamiento y manutención. Hay una variante en los desplazamientos de Dívar a Marbella que tampoco tiene explicación. Se trata de fines de semana largos (comienzan el miércoles o el jueves y se prolongan hasta el lunes o el martes) donde Dívar no señala ningún motivo de desplazamiento (que se paga, sin embargo, con dinero público) y él corre con todos los gastos de alojamiento y manutención (porque se trata de un viaje privado). Todos estos viajes (al menos cinco) suman hasta 20 días laborables que, según la información facilitada a la fiscalía, el presidente del Consejo General del Poder Judicial se tomó libres. 

Estuvo cinco días en Marbella antes de ir a un evento de una hora en Cádiz

» Viajes pagados íntegramente por el Consejo: desplazamiento, alojamiento y manutención. El presidente del Supremo viajó en varias ocasiones a actos oficiales, que duraban unas horas, y en los que sin embargo él permanecía en Puerto Banús durante cuatro días con cargo a los presupuestos del Consejo General del Poder Judicial. Son los que siguen: 

Imposición de una medalla. Del 24 de marzo (jueves) al 28 de marzo (lunes) de 2011, Dívar acudió a Marbella para la “imposición de la Cruz de San Raimundo de Peñafort a Francisco Arroyo Fiestas, presidente de la Audiencia Provincial de Málaga”. El acto de la imposición de la medalla tuvo lugar el viernes 25 de marzo a las 12.30 en la sala número cuatro de la Audiencia Provincial. Dívar llegó un día antes a Puerto Banús para ese acto y se quedó el sábado y el domingo a costa del presupuesto del Consejo General del Poder Judicial. 

Visita a Cádiz desde Marbella. El 25 de noviembre de 2010 (jueves) llegó Dívar a Marbella para una visita al presidente de la Audiencia Provincial de Cádiz y una visita al Ayuntamiento de esa ciudad (a 200 kilómetros de distancia). El viaje duró hasta el 29 de noviembre (lunes). 

Del 23 de septiembre (jueves) al 26 de septiembre (domingo) de 2010, Dívar justificó su viaje a Marbella para asistir a los actos del Bicentenario de las Cortes de San Fernando (Cádiz). El acto al que asistió Dívar tuvo lugar el 24 de septiembre (viernes) a las 12.30. Pero el Consejo pagó cuatro días de alojamiento y manutención en Puerto Banús. 

De sábado a miércoles para una reunión y una visita. Del 11 de septiembre (sábado) al 15 de septiembre (miércoles) de 2010, Dívar pasó gastos de su estancia en Marbella. El motivo del desplazamiento, según informó a la fiscalía, era una “reunión con el presidente de la Audiencia Provincial de Málaga y visita a la Ciudad de la Justicia y otras dependencias”. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/04/actualidad/1338837264_429159.html  

IU PRESENTA UNA INICIATIVA PARLAMENTARIA PARA PEDIR EL CESE DEL PRESIDENTE DEL CGPJ

Gaspar Llamazares considera que "existen motivos suficientes" para que abandone el cargo 

El diputado de IU por Asturias en el Congreso, Gaspar Llamazares, ha anunciado en Oviedo que su grupo parlamentario ha presentado una iniciativa parlamentaria para pedir el cese del presidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar. El diputado asturiano ha argumentado que existen "motivos suficientes" para pedir su cese de ambos cargos, dado que "no ha querido comparecer en el Congreso ni asumir responsabilidades" ante la denuncia por malversación de dinero público con viajes a Marbella cargados al Consejo, después de que se conociera que Dívar pasó gastos de 20 viajes a Puerto Banús. Para Llamazares, Dívar daña "el buen nombre de la justicia" con su falta de asunción de responsabilidades "públicas, políticas y éticas" y su actitud de utilizar el CGPJ como un "cortijo general". 

Asimismo, desde IU quieren ir más allá de la petición de cese y exigen la aplicación de medidas de transparencia y control por parte del Tribunal de Cuentas y de la Inspección del Estado. Igualmente, pretenden "acotar" la dedicación plena de la veintena de miembros del Consejo y sus competencias, que en algunos casos "duplican" las funciones del Ministerio de Justicia. Según Llamazares, con cinco miembros con dedicación plena sería "suficiente", mientras que el resto deberían estar ejerciendo en sus órganos jurisdiccionales. Así, para el diputado de IU es fundamental abrir un "debate de fondo" que contribuya a la "regeneración". 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/04/actualidad/1338806057_924367.html

El Constitucional avaló en 2003 el deber del presidente del CGPJ de comparecer

El PSOE registra la petición de que Carlos Dívar acuda al Congreso
La sentencia del Tribunal Constitucional de 2003 (PDF)

El Tribunal Constitucional avaló en una sentencia de 2003 que el presidente del Consejo General del Poder Judicial pudiera comparecer ante la Comisión de Justicia del Congreso de los Diputados en el caso de que así lo pida un grupo parlamentario, en contra de lo que defiende el ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardon.

El Gobierno, a través del ministro, ha anunciado que bloqueará las peticiones de comparecencia de Carlos Dívar, por entender que el Parlamento no puede controlar la actividad del Poder Judicial. El PSOE ha registrado su petición, pero no para exigir información sobre los viajes del presidente del Tribunal Supremo y el CGPJ, sino para conocer los acuerdos de esta institución, tal y como ha ocurrido en otras ocasiones. De hecho, el PSOE cita cuatro precedentes de comparecencias entre 2005 del entonces presidente de CGPJ, Francisco Hernando. Hay otros, como el de 2009, cuando el que fue al Congreso era Carlos Dívar y fue interpelado sobre decisiones del CGPJ.

más información
Gallardón da por zanjado el caso y el PSOE se lanza contra Dívar Dívar será quién decida si va al Congreso, dice la portavoz del CGPJ Floriano: “Es el CGPJ quien determinará la responsabilidad de Dívar” Dívar se atrinchera sin rendir cuentas de los viajes La sentencia del Constitucional invocada es de 2003, fue dictada por la Sala Segunda del Tribunal Constitucional, compuesta por Tomás S. Vives Antón, Pablo Cachón Villar, Vicente Conde Martín de Hijas, Guillermo Jiménez Sánchez, Elisa Pérez Vera y Eugeni Gay Montalvo. Respondía a un recurso del entonces portavoz del PSOE, Jesús Caldera, y concluye que "se ha vulnerado el derecho de los parlamentarios integrantes del Grupo Parlamentario Socialista del Congreso de los Diputados a ejercer sus cargos públicos en los términos que dimanan del artículo 23.2 de la Constitución".

Y "restablecerlos en su derecho y, a tal fin, anular los acuerdos de la Mesa del Congreso de los Diputados de 5 de diciembre de 2000 y 7 de febrero de 2001, por los que se inadmitió a trámite la solicitud de comparecencia ante la Comisión de Justicia e Interior del presidente del Consejo General del Poder Judicial, formulada por dicho grupo parlamentario".

Por otra parte, la Izquierda Plural (IU-ICV-CHA) ha pedido hoy la comparecencia del ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, y del fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce, además del presidente del CGPJ y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, para que expliquen los viajes de éste a Marbella, informa Efe.

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/01/actualidad/1338546157_606938.html

La portavoz del Poder Judicial afirma que Dívar será quien decida si va al Congreso

Bravo defiende que el presidente del Supremo "dio la cara" y que si se explicó suficientemente o no es una cuestión "subjetiva"

El presidente del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, será quien decida si acude o no a comparecer a la comisión de Justicia del Congreso, como han anunciado IU, por dos veces, y PSOE que van a solicitar. Así lo ha afirmado esta mañana la portavoz del Consejo General del Poder Judicial, Gabriela Bravo, en una entrevista en Radio Nacional de España. El ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, aseguró ayer que impedirá que Dívar sea citado.

Pero, sobre todo, Bravo ha defendido en la emisora la comparecencia de Dívar, por la "voluntad del presidente del Consejo de actuar con la máxima claridad". El presidente del Poder Judicial, también del Tribunal Supremo, compareció ayer por primera vez ante los medios -en una rueda de prensa con preguntas limitadas con la excusa de que tenía que regresar al pleno- tres semanas después de que estallara el escándalo por los viajes a Marbella el pasado 8 de mayo.

Bravo dice que Dívar compareció para satisfacer a la ciudadanía sus peticiones de que "diera la cara". "Así lo hizo", ha subrayado. "A partir de ahí todo es subjetivo, habrá sectores que piensen que no era suficiente y otros dirán que sí".

La portavoz del Consejo ha destacado que la fiscalía archivó la denuncia del vocal José Manuel Gómez Benítez, aunque ha obviado que no entró a investigar el asunto, y también ha justificado que no dimitiera, porque, ha dicho, solo lo pidieron cinco vocales, de lo que deduce que otros 16 "entendieron que no correspondía la dimisión del presidente". Bravo ha revelado también que, tras el pleno, un número importante de vocales le transmitieron al presidente su satisfacción.

Sobre el cambio en la normativa de gastos que el pleno del Consejo aprobó ayer, Bravo ha admitido que se hace por el "clima de sospecha" que se vive desde que estalló el caso de los viajes, que ha asegurado que no está justificado. "Los acontecimientos que hemos vivido a lo largo de estas tres semanas han provocado un menoscabo de la institución", ha reconocido. Hasta el punto, ha agregado, que se ha llegado a cuestionar a un vocal de intachable reputación como Miguel Collado. "Es importante cambiar las normas para reforzar y recuperar la confianza perdida", ha recalcado. Y ha zanjado: "En lo que nos tenemos que quedar es que [el presidente Dívar] ha salido; que el ciudadano tiene derecho a saber; que demos explicaciones de cómo desarrollamos nuestra actividad y, ayer, el presidente, las dio".

Por otra parte, el vicepresidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Fernando De Rosa, pide zanjar el asunto, informa Europa Press. "Espero que con las explicaciones que ha dado el presidente esta cuestión quede zanjada y nos pongamos a trabajar por la justicia y para la sociedad", ha declarado en una entrevista en la cadena Cope. De Rosa ha admitido que la situación ha sido "muy desagradable" para los vocales del consejo.
 

http://politica.elpais.com/politica/2012/06/01/actualidad/1338537811_602695.html

Gallardón da por zanjado el caso y el PSOE se lanza contra Dívar

El Gobierno no solo no pone reparos a la actuación de Carlos Dívar, sino que el ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, alabó hoy en los pasillos del Congreso la actuación del presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo y dio por zanjada la polémica.

“El Consejo ha dado una muestra de responsabilidad”, aseguró el ministro en el Congreso. Además, felicitó a los vocales porque contribuyen “al fortalecimiento de las instituciones y a la superación de la crisis”. Fuentes próximas al ministro explicaron que su defensa no se refiere a la persona, aunque no tenga nada que reprocharle, sino a la institución. Por eso, explicó que “vivimos en un momento ciertamente delicado, donde la fortaleza de nuestras instituciones y el normal funcionamiento de las mismas es un factor determinante para la superación de la crisis en estos momentos en España”.

Sin embargo, la explicación pública de Dívar no satisfizo al PSOE, ni a Izquierda Unida. Los socialistas confirmaron su cambio de posición y anunciaron la petición de comparecencia del presidente del CGPJ en la Comisión de Justicia del Congreso, y Gaspar Llamazares (IU) reiteró por tercera vez la petición que la Mesa del Congreso ha rechazado ya dos veces.

más información
Floriano: “Es el CGPJ quien debe determinar su responsabilidad” Para Alfredo Pérez Rubalcaba, las explicaciones son “claramente insuficientes”. El líder del PSOE recordó que ya había dicho que en este episodio hay “actitudes” que no puede comprender ni “suscribir”.

Sin embargo, el Gobierno ya dejó claro hoy mismo que impedirá que Dívar sea citado en la Comisión de Justicia del Congreso. Gallardón explicó que el presidente del CGPJ no tiene por qué acudir al Parlamento porque “no es competencia” del Parlamento “el control político del órgano de gobierno de la magistratura”. Y eso que Dívar, como el gobernador del Banco de España, ha mostrado su disposición a acudir al Parlamento si es solicitada su comparecencia.

Gallardón aseguró que de acuerdo con la Constitución, la responsabilidad de los miembros del Poder Judicial “corresponde ser exigida en el seno del propio Consejo”.

“Vivimos en un Estado donde los poderes afortunadamente están separados”, dijo el ministro.

Pero esta no ha sido siempre la posición del PP, porque en la anterior legislatura los populares forzaron una comparecencia de Dívar en la Comisión de Justicia de la Cámara baja para pedirle explicaciones y controlar su actuación en asuntos de su estricta competencia. El 16 de marzo de 2009, Dívar compareció en la Comisión de Justicia para que el entonces portavoz del PP, el exministro Federico Trillo, le preguntara por las actuaciones judiciales contra Baltasar Garzón o la protesta de jueces, entre otros asuntos que competen al Consejo.

El PP rectificaba la posición que había mantenido en 2006 cuando apoyó a Francisco Hernando, entonces presidente del CGPJ, que se negó por tres veces a acudir a la Cámara cuando fue citado por la Comisión de Justicia.

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/31/actualidad/1338472073_953887.html

DÍVAR: “NO HE COMETIDO NINGUNA IRREGULARIDAD MORAL, JURÍDICA O POLÍTICA” 

El presidente del Consejo General del Poder Judicial justifica sus viajes y asegura que nunca ha pensado en dimitir 

El presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Dívar, ha rechazado pedir disculpas por sus viajes a Marbella, ha asegurado que en todo momento distinguió los gastos privados de los oficiales y ha lamentado el daño que el asunto de sus desplazamientos ha generado al Consejo y al Tribunal Supremo. 

Un Dívar circunspecto, tenso y arropado por la portavoz del Consejo Gabriela Bravo, ha comparecido al mediodía, en un receso del pleno que celebró el Poder Judicial, para explicar y refutar las acusaciones de despilfarro y malversación de caudales públicos lanzadas por el vocal José Manuel Gómez Benítez. Acorralado, y ante una autentica maraña de periodistas y funcionarios del Consejo que llenaban el salón de actos, no le quedaban a Dívar demasiadas opciones después de que muchos de los vocales, en privado, supeditaran apoyarle a que compareciese ante la opinión pública y explicase sus 20 viajes de larguísimos fines de semana caribeños, de hasta seis días, a un lujoso hotel de Puerto Banús (Málaga) por importe de casi 13.000 euros. 

"No me he planteado el problema de la dimisión"  

Dívar empezó así: “Al inicio de la sesión plenaria de hoy he informado a los vocales de mi decisión de comparecer ante ustedes (la prensa) para expresar a la opinión pública en genera y a los jueces en particular que lamento profundamente que los acontecimientos de las últimas semanas han producido en la imagen de la justicia y las instituciones que representamos en este Consejo. Me produce amargura y preocupación este asunto, porque añade en el Poder Judicial desconfianza en unos momentos en que nuestro país afronta una de las más graves crisis económicas, por lo que es preciso la fortaleza de sus instituciones democráticas”. 

Dívar ha añadido: “Señalar con rotundidad que no existe irregularidad alguna en los viajes cuestionados, y que han obedecido a actividades relacionadas con mi cargo de presidente. Ninguno de esos desplazamientos han inhibido las normas de fiscalización. No obstante, ante las dudas que se hayan podido suscitar, siempre he disociado aquella parte de los mismos que tuvieran un contenido particular o los de la parte privada”. 

El presidente agregó: “Sobre la habitualidad de mi presencia en Marbella, he de decir que viajo con carácter oficial a todos los lugares de España. Y que cuando es a Andalucía intento conciliar la actividad pública con mi presencia en la provincia donde nací. Lamento profundamente que se haya cuestionado la probidad, profesionalidad e integridad moral de algún miembro de este Consejo, como Miguel Collado”, denunciado junto con Dívar ante el Tribunal Supremo por un abogado de Murcia. 

"Tiene carácter público y oficial, no privados"  

Ante de someterse a las preguntas de los periodistas, Dívar concluyó: “Hemos acordado en este pleno la necesidad de afrontar un plan de austeridad y transparencia que coincide con el compromiso de este Consejo con la transparencia, y vamos a mejorar los aspectos que no s hagan más responsable ante los ciudadanos. 

¿Se ha planteado dimitir en estos 22 días? Preguntó un periodista “No, no me lo he planteado el problema de la dimisión, aunque lo propusieron cinco vocales, el resto, uno por uno, me dijeron que no pensaban pedir mi dimisión. Es un acto de responsabilidad continuar al frente de la institución en este momento, ya que, además, dimitir sería como reconocer una culpabilidad en las cuestiones que se me achacan y esto no es así. Mi conciencia está absolutamente tranquila, no he cometido irregularidad ni jurídica ni moral”. 

¿No le parece irresponsable en los tiempos que hay que se aloje en hoteles de lujo en Marbella?, pregunto otro informador. “No han sido de lujo, han sido de cuatro estrellas, y han estado bastante económicos en general. Yo he disociado, diferenciado con total claridad gastos personales de lo que son gastos oficiales. En aquellos sitios en que he tenido gastos oficiales, ha sido abonado por el Consejo, siempre después de la fiscalización de los gastos por parte de la intervención del Estado. ¿Por qué? (se autopreguntó Dívar) Cuando voy a Málaga, el viaje afecta tanto a mi privada como la oficial, y puedo tener tiempo de descanso descanso. Durante cerca de cuatro años, aproximadamente, tres años y siete meses, los viajes han sido uno cada dos meses, y están desde 2008 a 2012”. 

"Para mí cualquiera de las antiguas pesetas tiene un carácter sagrado"  

El presidente del Consejo dijo también a la pregunta de por qué no había dado antes explicaciones: “Viajo con mucha frecuencia los fines de semana, soy presidente del Consejo durante las 24 horas del día. Tengo que aprovechar muchos viajes en fines de semana (…) y los gastos protocolarios que ha habido, como otro cualquiera de los presidentes de los poderes del Estado, tienen en algunos caso el carácter de reservado y por ello es necesaria la discreción, y no debe dársele publicidad para no involucrar a las personas”. 

Dívar insistió en el plan de austeridad y transparencia que prepara el Consejo: “De todas formas, en las nuevas normas que se aplicarán a partir del proyecto que nos presente comisión de presupuestos del Consejo, en el próximo mes, ya hay fecha concreta, me voy a someter exactamente igual que todos los altos cargos y vocales a una transparencia absoluta, de gastos, de presupuestos, etcétera. Y si hay alguna actividad reservada, siguiendo el ejemplo del presidente de las Cortes, que tiene comisión de servicios secretos, antes de marcharme apuntaría al vicepresidente del Poder Judicial, como al presidente que estaría en funciones, el lugar donde estoy y las personas con las que voy a estar, todo para una mayor transparencia. La normativa en vigor estaba desfasada, es cierto. No es lógico que no rijamos por normativa de 1996”, reflexionó. Esta normativa es la que permite a los vocales del Poder Judicial no tener que dar explicaciones de sus gastos y viajes. 

"No eran hoteles de lujo sino de cuatro estrellas y bastante económicos", ha señalado Dívar 

Dice usted que tiene la conciencia tranquila. ¿Por qué entonces ha tardado tanto en comparecer y explicar los viajes? – preguntó otro periodista. “¿Considera que tiene toda la autoridad o cree que está mermada tras este asunto? “Al día siguiente de la denuncia (de Gómez Benítez, ante la Fiscalía General del Estado) publiqué una nota. Posteriormente, y de acuerdo con la mayor parte de los vocales, lo que yo compartí, decidimos que había que guardar silencio mientras la denuncia se tramitada ante la fiscalía. ¿No estamos criticando los procesos paralelos, que si las filtraciones, que si las declaraciones inadecuadas, lo prudente era guardar silencio, de acuerdo con el Consejo. Cuando se produjo el decreto de la fiscalía”, ha añadido Dívar, “en cuestión de horas se convoco el pleno, y al día siguiente la sala de gobierno. Y hoy comparezco por mi propia voluntad. No he sido forzado por nadie, era el momento que consideraba oportuno. Me pregunta si en estos m omentos me considero mermado o disminuido para seguir con mis función o dar explicaciones al Parlamento, que es donde se exigen responsabilidades políticas. Que duda cabe que el ambiente que ha rodeado esto, la difusión, ha producido un malestar muy grave y un quebranto a mi persona. Si me pregunta si mi persona esta quebrantada moralmente por estos actos, la respuesta es sí; si me dice que si voy a ir al Parlamento, aparte de las comparecencias que tengo y que este año vamos a ampliar, dos comparecencias, cuando lo pidan compareceré, sí”. 

Otro informador preguntó por las 40 cenas en hoteles de lujo en Marbella y su opinión por el hecho de que los vocales respalden a Collado y no a él. “No sé la opinión de los otros vocales, yo también he respaldado a Collado, porque se ha visto involucrado en un asunto basado en declaraciones que no he hecho. Respecto a restaurantes de lujo, dire que una cosa es que el restaurante pueda ser más o menos lujoso, y otra el precio del servicio. Se ve en las facturas. De esas 40 cenas, hay una pluralidad muy grande que he pagado en 2011, 2008. Y los gastos no eran excesivamente cuantiosos para la personas que estábamos”. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/31/actualidad/1338452771_091652.html 

UNA COMPARECENCIA EN 13 FRASES 

El presidente del Supremo no ha admitido nigún tipo de culpa y ha asegurado que todos sus gastos tienen carácter oficial 

Estas son las frases más relevantes de la primera comparecencia ante la prensa del presidente del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, desde que el 8 de mayo estallara el caso de los viajes a Marbella: 

- Lamento profundamente la imagen que los acontecimientos de las últimas semanas han producido en este consejo. 

- No he cometido ninguna irregularidad ni moral, ni jurídica, ni política. 

- Allí donde viajo por España siempre lo hago con carácter oficial. Pero en mis viajes a Andalucía, el lugar donde nací, siempre intento conciliar mi cargo con mis aspectos personales. 

- Es un acto de responsabilidad en estos momentos continuar al frente de la institución. 

- No me he planteado dimitir (...) Sería como reconocer que he tenido alguna culpabilidad y esto no es así. Tengo la conciencia tranquila. 

- Soy presidente del Consejo las 24 horas del día. 

- Esos viajes protocolarios tienen, como viajes de los poderes del Estado, carácter reservado, por discreción. 

- He tardado en comparecer porque decidimos guardar silencio mientras se tramitaba la denuncia ante la Fiscalía del Estado. 

- Hoy comparezco por mi propia voluntad, no he sido forzado por nadie, pero es el momento que considero oportuno. 

- El ambiente que ha rodeado [el escándalo de los viales], la difusión, todo ello ha producido un malestar muy grande y un quebranto hacia mi persona. 

- Una cosa es que el restaurante pueda ser más o menos lujoso, y otra los gastos que ha podido producir. Se ve en las facturas que también he pagado yo en una pluralidad de tiempo, y los gastos no eran muy cuantiosos para las personas que estaban. 

- Jamás he querido decir que los gastos fueran una miseria. (...) Para mí cualquiera de las antiguas pesetas que procedan de arcas públicas tienen carácter sagrado. Jamás voy a decir eso cuando hay gente sin trabajo. 

- [Los gastos] tienen carácter público y oficial y no responden a relaciones personales. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/31/actualidad/1338465659_465890.html 

Benítez de Lugo: “Y su acompañante ¿qué? ¿Acaso ha acreditado Dívar que los gastos del acompañante no están incluidos?” 

Carlos Dívar, presidente del CGPJ y del Tribunal Supremo, compareció hoy ante los medios informativos para explicar que no piensa en dimitir; que sus viajes eran oficiales y que en caso de que no lo fueran los asumió económicamente; que iba a hoteles no de lujo sino de 4 estrellas y que los gastos no eran cuantiosos para la zona, (Marbella); que su acompañante era oficial y de consideración pública y que en determinados casos no puede dar más datos ya que se trata de cuestiones reservadas como les ocurre a otros altos cargos. El presidente de ADADE José Mariano Benítez de Lugo presentará su denuncia ante el Tribunal de Cuentas porque considera que “hay responsabilidades penales” y que “Dívar ha escurrido el bulto”. 

 “Parece de broma” 

“Tendría que haber concretado más si su acompañante era un cargo oficial o no”, comentaba el abogado. En cuanto a su mención a gestiones de carácter reservado, para Benítez de Lugo “parece un poco de broma”. El hecho de que el presidente del Supremo y del Consejo General del Poder Judicial afirme que a partir de ahora habrá más transparencia en este tipo de cuestiones, “significa que está reconociendo que hasta ahora no se estaba siendo transparente”. 

“¿Y los gastos del acompañante?” 

Por parte de ADADE, “seguimos en la idea de exigir responsabilidades contables, porque estamos convencidos de que existen”. En cuanto a las palabras de Dívar sobre que los hoteles no eran de lujo sino de 4 estrellas entre otras afirmaciones, el abogado matiza: “Es probable que a él le hicieran precio especial, pero aunque fuera una sola peseta del erario público, eso ya cuenta. Y además, ¿su acompañante qué? ¿Acaso ha acreditado que los gastos del acompañante no están incluidos?” 

“Huida hacia adelante” 

En esos mismos términos se expresaban al mediodía por los pasillos del CGPJ: “Huida hacia adelante”, “pura broma”, “no quería dar la imagen de que le obligaban a comparecer”; los comentarios eran de este tenor, muy parecidos a los que se podían escuchar también en ambientes frecuentados por jueces y magistrados de las instituciones próximas (Tribunal Supremo, Audiencia Nacional…). 

Escoltas, funcionarios y asesores 

La sala de prensa del Consejo General del Poder Judicial estaba repleta de periodistas, de escoltas y de funcionarios de la institución, entre ellos, algunos de los asesores del presidente nombrados por él (en total son cinco). Dívar entró en la sala acompañado por la portavoz del CGPJ y se sentó con semblante grave y las manos ligeramente temblorosas. Si bien en un primer momento el CGPJ había planteado una declaración sin preguntas de los medios, posteriormente se permitieron un total de cinco preguntas de los periodistas. 

Lamentos 

Dívar comenzó ratificando que la comparecencia era por voluntad propia: “Al inicio de la sesión del pleno de hoy he informado a los vocales del CGPJ de mi decisión de comparecer ante ustedes para expresar ante la opinión publica en general y ante los jueces y magistrados en particular que lamento profundamente el daño que los acontecimientos de las últimas semanas han producido a la imagen de la justicia española en instancias que represento en este Consejo”. 

Amargura 

Tras explicar que la situación “me produce amargura y preocupación” al producirse en un momento de crisis del país, aseguró: “Frente a los hechos denunciados afirmo con rotundidad que n o existe irregularidad alguna y siempre se han producido en relación con mi condición de presidente del consejo. Quiero insistir en que en ningún desplazamiento he eludido las normas de control y fiscalización. No obstante ante las dudas siempre he disociado la parte de los mismos con contenido particular y he asumido la parte privada”. 

Marbella en el corazón 

“En cuanto a mi presencia en Marbella, debo decir que yo viajo con carácter oficial a todos los lugares de España, pero en Andalucía intento que coincidan mis actividades publicas con el desplazamiento a la provincia donde yo nací” . Tras afirmar la probidad, honestidad y plena dedicación de los miembros del CGPJ, anunció que se había aprobado en ese mismo pleno realizar “un plan de austeridad y transparencia que aporte racionalidad y claridad de actuación que mejoren los aspectos que nos hagan mas responsables ante los ciudadanos, máxime en los momentos de sacrificio personal a los que estamos obligados”. 

Dimitir sinónimo de culpa 

Dívar aseguró que no había pensado en dimitir: “ No, no me he planteado el problema de la dimisión aunque lo propusieron en principio cinco vocales. El resto manifestó uno por uno que no pensaba pedirlo”. Para él, “es un acto de responsabilidad continuar al frente de la institución. Dimitir seria como reconocer que he tenido alguna culpabilidad cuando no es así. Mi conciencia esta tranquila, no he incurrido en ninguna irregularidad, profesional, moral ni política”. 

“No son hoteles de lujo, son de 4 estrellas” 

Ante la pregunta de su consideración sobre el uso de hoteles de lujo y consumo de cocteles en el mini bar, el presidente del CGPJ y del TS, respondió: “No han sido hoteles de lujo, solo de cuatro estrellas y bastante económicos en general para lo que es esa zona. He diferenciado con claridad los gastos personales y lo que son los gastos oficiales. En sitios o momentos en que he tenido un gasto oficial, ha sido abonado por el Consejo, siempre después de la intervención de la Intervención General del Estado. Los demás gastos los he pagado yo con carácter independiente porque cuando acudo a la provincia de Málaga estoy haciendo un viaje conjunto que afecta también a mi vida privada y en ese caso yo he abonado”. “Ni hoteles de lujo por tanto ni ese numero de viajes que se ha dicho –añadió- En tres años y siete meses, los viajes han sido cada dos meses del 2008 al 2012. 

Gastos protocolarios de carácter reservado 

¿Por qué viajaba tanto a Málaga Dívar en vez de hacer venir a sus subordinados? ¿Y con quien compartía las cenas? Ante esta pregunta, se explicó así: “Tenia que acudir al lugar donde están situados los juzgados, las presidencias, a tomar contacto directo con la realidad del momento. Yo viajo durante los fines de semana con mucha frecuencia. Soy presidente del CGPJ durante 24 horas al día. Tengo que aprovechar los fines de semana porque aquí la actividad habitual del Consejo me impide hacerlo de otro modo”. Sobre la personalidad del comensal acompañante espetó: “Tengo gastos protocolarios como cualquier otro de los presidentes de los poderes del Estado que tienen en algún caso carácter reservado, no se puede dar cuenta por discreción de las personas que han acudido en los casos de esos gastos protocolarios”. 

“Ahora habrá más claridad” 

Pero a partir de ahora habrá más claridad “Con las nuevas normas que nos presente el comité presupuestario el próximo mes, me voy a someter exactamente igual que todos los altos cargos, vocales, con los presupuestos, gastos, etc. y si algún gasto de la actividad fura reservado, siguiendo el ejemplo del presidente de las Cortes que tienen comisión de servicios secretos, yo apuntare tanto al vicepresidente del CGPJ como al presidente en funciones del TS, el lugar donde estoy, las personas con que voy a estar, etc.”, aclaró. 

Quebranto personal 

¿Por qué ha tardado tanto en hablar si tiene la conciencia tranquila? “Lo prudente-dijo- era guardar silencio”. Y después insistió: “Comparezco por mi voluntad, no he sido forzado”. Sobre su merma de autoridad dijo: “Qué duda cabe que lo que se ha producido ha provocado un malestar grave y un quebranto a mi persona”. No tiene objeción en acudir al Parlamento sobre este asunto. 

Gastos no cuantiosos 

¿40 cenas en viernes y sábado con otro comensal y de carácter reservado? A esta cuestión comentó el presidente: Una cosa es el restaurante que pueda ser mas o menos lujoso y otra los gastos que hayan podido producirse. Se ve todo en las facturas que he pagado yo. En 40 viajes hay pluralidad grande en muchas he pagado yo en el 2011, en el 2008, etc. Eran gastos no cuantiosos”. 

Pesetas sagradas 

La pregunta era obvia ¿le seguían pareciendo a Carlos Dívar una miseria como afirmó las cantidades de seis mil o trece mil euros? “No por Dios, jamás he querido decir eso, es posible que esa frase haya sido sacada de contexto. Dije Textualmente: “para mi cualquiera de las antiguas pesetas que pertenecen a los caudales públicos son sagradas” Nunca he considerado que esa cantidad fuera una miseria cuando hay personas que no tienen trabajo y otras que no tienen dinero para subsistir” 

Comensal publico, oficial y no privado 

Ante la pregunta de si la persona con la que había comido y cenado tenía carácter público o privado, y en concreto ante esta formulación: “¿Usted puede asegurar que la persona con la que ha comido y cenado es publica?”, Dívar aseguró rotundo: “Tiene carácter publico y oficial y no obedece a carácter privado”. 

¿Qué ocurriría si la querella que ahora va a plantear una asociación de abogados prosperase? Según Carlos Dívar, “cuando lleguemos pasaremos ese puente. Yo no sé que haría en una situación de ese tipo”. 

http://www.elplural.com/2012/05/31/benitez-de-lugo-%e2%80%9cy-su-acompanante-%c2%bfque-%c2%bfacaso-ha-acreditado-divar-que-los-gastos-del-acompanante-no-estan-incluidos%e2%80%9d/ 

VIAJES, LUJO Y SILENCIO 

El presidente del CGPJ ha tenido el respaldo de sus compañeros y el rechazo de la sociedad

La denuncia. El 8 de mayo, el vocal del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) José Manuel Gómez Benítez denunció ante la Fiscalía General del Estado al presidente del Tribunal Supremo y del CGPJ, Carlos Dívar, ante la posible comisión por parte de este de un presunto delito de malversación de caudales públicos al cargar a los presupuestos del Consejo gastos de viajes, en fin de semana, en hoteles de lujo y en restaurantes caros. 

Viajes y gastos. Entre septiembre de 2010 y noviembre de 2011 Dívar cargó al consejo gastos por un importe de 5.658,88 euros. Los gastos de desplazamiento, alojamiento y manutención de los escoltas del presidente del Consejo General del Poder Judicial (entre cinco y siete agentes) por estos viajes ascendieron a 26.741,85 euros. Dívar viajó hasta en 20 ocasiones a Puerto Banús (Marbella) desde noviembre de 2008 hasta marzo de este año. 

Lujo en “semanas caribeñas”. Todos los viajes denunciados tenían el mismo destino: uno de los hoteles de lujo de Puerto Banús (Marbella). Y fueron viajes de, al menos, cuatro días, de jueves a martes, lo que se conoce como “semana caribeña”. Incluían traslados en AVE, en clase club, gastos de alojamiento en un hotel de gran lujo en Puerto Banús y manutención con comidas en el restaurante de la piscina, en la habitación (room service), así como las bebidas en el bar de la piscina, en el bar del hotel y las consumiciones del minibar. También figuran comidas y cenas de dos comensales en distintos restaurantes de Marbella. 

La investigación. La Fiscalía General del Estado abrió una investigación al presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, pero en apenas diez días la archivó sin realizar las principales comprobaciones sobre el destino dado al dinero público gastado y días después de conseguir algunos de los datos que había solicitado al Consejo General del Poder Judicial. 

Sin censura interna. El Consejo General del Poder Judicial se reunió el 24 de mayo de 2012. Cinco vocales, incluido el denunciante, pidieron la dimisión de Dívar, pero otros siete, todos ellos del sector conservador, criticaron la actuación del denunciante, José Manuel Gómez Benítez, por la crisis desatada. Incluso pidieron su dimisión. 

Sin explicaciones. Carlos Dívar fue requerido por algunos de sus compañeros para que, tras el Consejo en el que se debatió su caso, fuera él quien saliera a dar explicaciones públicas a los medios de comunicación. “No lo voy a hacer”, dijo Dívar. Quien salió fue la vicepresidenta, Gabriela Bravo, que señaló que el presidente había dado las “explicaciones que ha considerado convenientes”. 

Una polémica viva. Pese al intento de cierre del asunto, algunos partidos, como Izquierda Plural, se apresuraron a solicitar la comparecencia de Dívar en el Congreso. También la pedirá el PSOE, mientras que el PP no se ha definido claramente. Sí lo han hecho más de 1.300 ciudadanos que, a través del Servicio de Atención al Ciudadano del Consejo General del Poder Judicial, han solicitado la dimisión del presidente de este organismo y del Tribunal Supremo 

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/31/actualidad/1338456520_734980.html

MÁS DE 13.000 FIRMAS EN INTERNET EXIGEN LA DIMISIÓN DE DÍVAR POR EL ESCÁNDALO DE SUS VIAJES 

El habitual pleno del Consejo General del Poder Judicial se desarrolla esta mañana en un ambiente previo de tensión y malestar. En él, aparte del orden del día habitual, se debatirán dos propuestas para que el presidente del CGPJ y del Tribunal Supremo Carlos Dívar de explicaciones públicas sobre sus viajes a Marbella. 

Mientras tanto, continúa la recogida de firmas exigiendo la dimisión de Dívar en la página web www.change.org,que a primera hora de hoy ya rozaba los 13.000 peticionarios. Otros ciudadanos están enviando escritos de forma directa al propio presidente. Pero en el CGPJ creen que no dimitirá. 

No creen que vaya a dimitir 

“Se aferrará al cargo, no dimitirá”, comentaban a EL PLURAL. COM fuentes del CGPJ. “Muy apretado se tiene que ver, para dejar el cargo. Eso sí, el año que viene, el mismo día que haya que renovar el Consejo, se renovará sin que pase un minuto de más”. Este comentario está generalizado en ámbitos judiciales próximos al CGPJ. Consideran que el respaldo de la Fiscalía, el archivo de la denuncia presentada por Preeminencia del Derecho por parte del Supremo y el que el pleno del CGPJ haya renunciado a plantear la dimisión como solicitaban determinados vocales, apunta hacia la continuidad en el cargo. Dívar comparecerá hoy ante la prensa tras el pleno pero, al menos en lo previsto en el momento de cerrar esta crónica, no contestará preguntas. 

Que dé explicaciones 

De hecho, el pleno que hoy se celebra como es habitual, llevaba en el orden del día dos propuestas más tamizadas. Por una parte la de tres vocales, entre ellos Margarita Robles, que piden que Dívar de explicaciones públicas. Por otra, la del vocal José Manuel Gómez Benítez, quien formuló la denuncia sobre los viajes del presidente, quien reclama que comparezca ante los medios de comunicación para explicar estos viajes a Marbella. A las diez de la mañana se anunciaba que comparecería ante los medios al mediodía. 

Los ciudadanos se indignan 

Entre tanto, el número de peticiones de dimisión de Dívar vía Internet a través de la página www.change.org alcanzaba prácticamente las 13.000 firmas a primera hora de esta mañana, mientras que las dependencias del CGPJ se habían recibido varios miles de misivas sin que se conozca el número exacto, en los mismos términos, planteando que el presidente de los jueces deje el cargo. 

El contenido de este escrito es el siguiente: 

Dimita señor presidente 

“. Sr Presidente.: Con estas líneas le exijo que proceda a presentar su inmediata dimisión, con carácter irrevocable, como Presidente del Consejo General del Poder Judicial.

Los, al menos, 20 viajes de fin de semana de cuatro días o más que realizó a Puerto Banús, donde pernoctó y mantuvo cenas para dos personas en restaurantes y hoteles de lujo, como Puente Romano o el Marbella Club Golf Resort & Spa, y cuyos gastos, supuestamente protocolarios, fueron cargados a la Institución que preside, así como su reiterada negativa a explicar y justificar convenientemente dichos gastos, hace que su permanencia en el Consejo General del Poder Judicial sea absolutamente insostenible. 

Conducta ética reprobable

Su conducta es ética y deontológicamente reprobable, además de infringir un principio básico que debe regir en cualquier Estado democrático: el de transparencia de los poderes públicos. La crisis institucional casi permanente que caracteriza el funcionamiento del Consejo se ha visto sumamente agravada como consecuencia de su conducta. 

¿Qué vínculo mantiene con el comensal?

Por ello, insistimos, en que debe presentar su dimisión inmediata con carácter irrevocable, sin perjuicio de explicar conveniente y adecuadamente a los ciudadanos –cumpliendo así, con un ejercicio básico de transparencia- cuáles eran los objetivos profesionales o institucionales de dichos viajes, quién costeó los mismos y qué vínculo político, profesional o de cualquier otra índole, mantiene con el comensal con el que compartía dichos viajes. 

http://www.elplural.com/2012/05/31/mas-de-13-000-firmas-en-internet-exigen-la-dimision-de-divar-por-el-escandalo-de-sus-viajes/ 

DÍVAR SE “HA ZUMBADO” CON OTRO SEÑOR “VEINTE CENAS CON VELITAS PARA DOS EN HOTELES DE SUPERLUJO” 

“Este señor se ha zumbado veinte cenas en un hotel de lujo. A mí que tenga la relación con quién le dé la gana tener. En eso barra libre, pero que lo pague él. Lo que no puede ser es que todo el mundo sepa con quién se está yendo este señor, que todo el mundo sepa lo que está haciendo, pero que nadie se atreva a decirlo”. Así de tajante se mostró este martes el periodista José María Calleja en el programa que Julia Otero dirige en Onda Cero sobre a la polémica generada en torno a Carlos Dívar, presidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ). 

Calleja, colaborador habitual de Julia en la Onda, abordaba si finalmente Dívar será juzgado por delitos de estafa y apropiación indebida tras las quejas recibidas por parte de los ciudadanos, o si por el contrario, determinados poderes fácticos irán enterrando el asunto hasta que la gente se olvide de él y ya no tenga problemas para continuar al frente de la Justicia española. 

“Relación con un señor” 

En opinión del periodista, lo que está claro es que Carlos Dívar “ha acabado con el prestigio de la justicia española” y de ese órgano “pomposamente llamado Consejo General del Poder Judicial”. Y si esto ha ocurrido es porque el presidente del CGPJ “desde luego no tiene veinte cenas en hoteles de superlujo con cargos que tengan que ver con la administración de justicia o con cuestiones que competan con su cargo, sino que tiene relación con un señor porque le apetece estar con ese señor”. 

“Con velitas para dos” 

En este contexto, Calleja explica que él es partidario de la “barra libre” en materia sexual, siempre y cuando sea uno mismo quien asuma los costes de sus relaciones sentimentales. Al respecto, Calleja añade lo siguiente: “Si dice que es una miseria (en relación a los costes de sus viajes a Marbella), perfecto, lo paga usted. Y si dice que tampoco era para tanto, que son cargos oficiales, pues explíquenos por qué era tan importante cenar con velitas para dos permanentemente todos los sábados durante veinte viajes en hoteles de superlujo con otro señor”. 

“Las rondas de este señor” 

“A mí me importa un rábano mientras lo pague él. Lo que no estoy dispuesto es que con su vida privada lo paguemos nosotros. A mí, en su vida privada, lo que quiera. Barra libre, lo que quiera. Pero que nosotros paguemos las rondas de este señor… ¡Qué broma es esta!”, agrega el colaborador de Julia en la Onda. 

Rezando por la homosexualidad 

Por último, el periodista recuerda a Julia Otero que Carlos Dívar es un “hombre de misa diaria” y un hipócrita. A este respecto, recuerda que un día el juez Fernando Grande-Marlaska (abiertamente homosexual) le dijo a Dívar que se iba a casar, a lo que el presidente del Consejo General del Poder Judicial le dio su más sincera enhorabuena. Sin embargo, Marlaska le aclaró que iba a ser con un hombre. Fue entonces cuando Dívar, siempre según la versión de José María Calleja, le dijo: “¡Pobrecito, probrecito, rezaré por ti!”. 

http://www.elplural.com/2012/05/30/divar-se-%e2%80%9cha-zumbado%e2%80%9d-con-otro-senor-%e2%80%9cveinte-cenas-con-velitas-para-dos-en-hoteles-de-superlujo%e2%80%9d/ 

BENÍTEZ DE LUGO: “SI EL TRIBUNAL DE CUENTAS SENTENCIA EN CONTRA, EL PRESIDENTE DÍVAR NO VA A DURAR NI CINCO MINUTOS”*

“Menoscabo de caudales públicos” esa es la acusación que el abogado José Mariano Benítez de Lugo como presidente ADADE, la Asociación de Abogados Demócratas de Europa quiere presentar ante el Tribunal de Cuentas contra Carlos Dívar, presidente del Consejo General del Poder Judicial, para que se vea obligado a devolver el dinero de viajes a Marbella y alojamiento y cenas en hoteles de lujo junto a un acompañante, aunque la Fiscalía haya archivado el caso. En esta situación, Benítez de Lugo ha manifestado a EL PLURAL.COM que la interventora del CGPJ puede tener responsabilidad y asegura que si la alta institución económica sentencia en su contra, “el presidente Dívar no duraría ni cinco minutos”. 

“Se trata de que Carlos Dívar reintegre en su caso el dinero que haya podido gastar indebidamente”, explica Benítez de Lugo. La presentación de esta acción pública ante el Tribunal de Cuentas pendiente aún de aprobar por la junta directiva de ADADE, “está bastante documentada. -añade- No hay muchas dudas”. 

La responsabilidad de la interventora 

En cuanto a la interventora del CGPJ María Begoña de Hoyos, el abogado Benítez de Lugo explica “desde luego el Tribunal de Cuentas puede plantear la responsabilidad directa y la subsidiaria y el papel de la interventora en este sentido sí puede entrar al menos en la categoría de cuestionable. Ha dado por buenas esas facturas y tal vez no debía haberlo hecho”. EL PLURAL.COM ya publicó el 9 de mayo que de demostrarse alguna irregularidad en el caso de los viajes de Dívar, habría que analizar el papel de la interventora. 

El secretario se negó a certificar 

En cuanto al secretario, Celso Rodríguez Padrón, “da la orden de pago tras el visto bueno de la interventora en una acción casi obligada; pero es que además, el secretario se negó a certificar una serie de gastos que pedía la Fiscalía, hasta el punto de que Carlos Dívar pidió a su jefe de Gabinete que le certificase esos documentos concretos”. La interventora actúa, explica Benítez de Lugo, como delegada del IGAE dando por bueno o no los gastos que se le presentan. Debe por tanto analizarlos bien. 

La fiscalía negó al secretario y aceptó al jefe de gabinete 

A la pregunta de si está completamente seguro de emprender esta acción, el abogado responde: “Estoy bastante seguro por los papeles que he leído y por la resolución del fiscal que me parece cuanto menos, manifiestamente mejorable”. Resalta Benítez de Lugo que “se da por bueno lo que dice el director del Gabinete del presidente ¡una persona nombrada por el propio Dívar! y por contraste, se omite la negativa del secretario. Esto es bastante elocuente”. 

Dívar no duraría ni cinco minutos 

La acción pública conlleva la petición de que se instruya un proceso ante el Tribunal de Cuentas exigiendo responsabilidades contables. “Se produciría un juicio por posible responsabilidad ante menoscabo de caudales públicos, y, de ser condenatorio, se produciría la obligatoriedad de pagar el dinero público indebidamente gastado por parte del presidente del CGPJ”. ¿Daría esto pie a otras acciones judiciales? “Sí podría ser que diera lugar, según como fuera la sentencia, a acciones de tipo penal”-aclara Benítez de Lugo- “Pero desde luego, si el Tribunal de Cuentas sentenciara en su contra, el presidente Dívar no iba a durar ni cinco minutos”. 

http://www.elplural.com/2012/05/30/benitez-de-lugo-%e2%80%9csi-el-tribunal-de-cuentas-sentencia-en-contra-el-presidente-divar-no-va-a-durar-ni-cinco-minutos%e2%80%9d/  

ARCHIVADA LA DENUNCIA DE UN ABOGADO CONTRA EL PRESIDENTE DEL SUPREMO 

La Sala de lo Penal no admite a trámite la denuncia de José Luis Mazón por estafa 

La Sala Penal del Tribunal Supremo ha archivado de plano la denuncia de un abogado contra el presidente del Consejo General del Poder Judicial y del alto tribunal, Carlos Dívar relacionada con los gastos privados de sus viajes a Marbella. La inadmisión y el archivo de la denuncia están motivados por un defecto de forma, ya que el Supremo ha reiterado que para actuar penalmente contra un aforado se exige la presentación de una querella y no basta una denuncia. 

El abogado denunciante, José Luis Mazón, presentó la denuncia en representación de una asociación que él mismo preside y que denomina Preeminencia del Derecho. En su exposición, se dirigió a la Sala de lo Penal asegurando que no era necesaria la presentación de una querella, sino que bastaba una denuncia, “al no tratarse de responsabilidad de jueces y magistrados por delitos cometidos en el ejercicio de sus funciones, y ser el denunciado un alto cargo del Estado”. El Supremo le ha contestado archivando de plano su denuncia en un tiempo récord, apenas veinticuatro horas después de presentada. 

Según fuentes judiciales, el Supremo no ha querido sustentar expectativas sobre una actuación destinada a ser archivada por un defecto de forma, por lo que ha decidido rechazarla en la primera oportunidad. La decisión fue anticipada a los medios informativos a través de una nota de prensa, a primeras horas de la tarde de ayer. 

El denunciante podrá presentar ahora una querella contra Dívar, que deberá pasar los habituales filtros del ministerio fiscal sobre competencia y fondo previos a la admisión, pero que ya no le saldrá gratis, pues deberá afianzarla económicamente con la cantidad que determine el tribunal. 

Hasta el momento, la fiscalía ha archivado la denuncia presentada por el vocal del Consejo José Manuel Gómez Benítez, al no apreciar una supuesta malversación de caudales. El pleno del Consejo ha declinado reclamar la dimisión de Dívar, moción que fue respaldada por solo cinco vocales del sector que encabeza la vocal Margarita Robles, de Jueces para la Democracia, en tanto la petición de dimisión del vocal denunciante fue respaldada por siete vocales del sector conservador. Ayer fue archivado de plano el primer intento de judicializar la conducta de Dívar ante el propio Supremo. Hoy, el pleno debatirá la propuesta de Robles y otros dos vocales de su asociación para que el presidente dé “explicaciones públicas”, y otra del vocal Gómez Benítez para que Dívar “comparezca ante los medios de comunicación para dar explicaciones sobre sus viajes a Marbella”. Gómez Benítez también ha pedido que se dé cuenta del número de peticiones de dimisión de Dívar recibidas en el Servicio de Atención al Ciudadano, que ayer superaban las 5.000, a las que hay que añadir otras 12.200 en Internet. 

Cinco vocales del sector conservador y afín al PP, que ahora sostiene a Dívar, encabezados por Manuel Almenar, han propuesto la elaboración de un plan de transparencia y austeridad, que tiene más posibilidades de ser aprobado que la comparecencia de Dívar ante los medios de comunicación. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/30/actualidad/1338382448_524906.html 

GUERRA EN EL PODER JUDICIAL A RAÍZ DE UNA DENUNCIA POR ESTAFA CONTRA DÍVAR 

Catorce vocales del Consejo defienden el honor de un vocal pero no el del presidente 

Desde el pasado 8 de mayo, cuando el vocal José Manuel Gómez Benítez denunció por malversación de caudales al presidente del Supremo y del Poder Judicial, Carlos Dívar, por los viajes de fin de semana de cuatro días a hoteles de lujo de Puerto Banús (Marbella, Málaga), cada día en la sede del Consejo es un sobresalto continuo. 

Hoy, sin ir más lejos, se conoció que la Asociación Preeminencia del Derecho, de la que es presidente el letrado José Luis Mazón —uno de los que más uso hacen en España de la figura de la acción popular—, presentó una denuncia contra Dívar por delito de estafa o apropiación indebida cometida por funcionario público, recogido en el artículo 438 del Código Penal o, subsidiariamente, malversación de caudales públicos. Todo ello por culpa de los viajes a Puerto Banús, sobre la base de las informaciones publicadas sobre el tema por este periódico. 

Y ahí se originó un incendio en el Consejo, con discusiones, reproches entre vocales, reuniones por grupos afines y la emisión pública de hasta cuatro comunicados. Lo nunca visto. 

El incendio se originó porque en la denuncia, aparte de instar la investigación de los viajes de Dívar, se ampliaba también al vocal Miguel Collado. El presidente, en una reunión de la Comisión Permanente, según algunos de los presentes, se había quejado: “¿Por qué han tenido esa crueldad conmigo, si hay otros vocales que gastan más?”. Y mencionó expresamente a Miguel Collado. De ahí que el letrado Mazón lo incluyera en la denuncia. 

Pero como Collado pidió explicaciones a Dívar, este rechazó haberle mencionado y emitió un desmentido de cuatro líneas en el que negaba haber hecho “manifestación alguna sobre gastos del vocal Miguel Collado”. El caso es que cuatro personas lo oyeron y algunas han ratificado que efectivamente le mencionó. 

Pero precisamente eso, la implicación de Collado en la denuncia, dio origen a la gresca, porque entre la mayoría de los vocales se considera que la conducta del vocal nada tiene que ver con la del presidente y que a él sí hay que defenderle y cerrar filas, mientras que otros vocales, encabezados por Almudena Lastra, consideran que salir en defensa de Collado, por comparación, deja a Dívar a los pies de los caballos. Algunas de las reuniones fueron calificadas por varios de los asistentes como “muy desagradables”. 

De modo que 13 vocales —Margarita Robles, Inmaculada Montalbán, Félix Azón, Fernando de Rosa, Miguel Carmona, Ramón Camp, Antonio Monserrat, Antonio Dorado, Pío Aguirre, Manuel Almenar, Gemma Gallego, Carles Cruz y Manuel Torres Vela— hicieron pública una declaración de apoyo y solidaridad con Collado, del que destacaron “su honestidad, integridad y dedicación a la carrera judicial y a la ciudadanía”. El primer denunciante, Gómez Benítez, también salió en defensa de Collado, ya que en su comunicado señaló que no había observado en los gastos de sus viajes “indicio alguno de desviación de fondos públicos para pagar gastos privados”, ni le consta que eso haya sucedido. 

Collado, por su parte, también salió en defensa de su honradez porque su actuación a lo largo de casi cuatro años “no puede quedar empañada por unas acciones carentes de todo fundamento”. 

Por otro lado, 8.379 ciudadanos habían firmado ayer la petición de dimisión de Carlos Dívar a través de Internet. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/29/actualidad/1338305820_914495.html 

MÁS DE 1.300 CIUDADANOS PIDEN EN EL PODER JUDICIAL LA DIMISIÓN DE DÍVAR 

Otras iniciativas similares en Internet superan las 3.000 firmas 

El Servicio de Atención al Ciudadano del Consejo General del Poder Judicial se vio ayer desbordado por los más de 1.300 ciudadanos que solicitaron la dimisión del presidente del citado organismo y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, que no ha dado explicaciones satisfactorias sobre los 20 viajes realizados en fines de semana de al menos cuatro días a Puerto Banús (Marbella, Málaga), desde noviembre de 2008, sin que aparentemente hubiera actividad oficial que lo justificara. 

Un departamento que suele recibir muy pocos escritos al día, casi se bloqueó ayer ante la avalancha de solicitudes de dimisión del presidente. Una de las vocales instó a que toda esta inusual actividad se notifique al pleno, que se celebrará el próximo jueves; que se informe del volumen de peticiones recibido y que se traslade al presidente la necesidad de comparecer ante los medios de comunicación para dar explicaciones. 

Una iniciativa similar, pero en Internet, promovida por la web Change.org había conseguido a media tarde de ayer 3.177 firmas para instar la dimisión de Dívar. La responsabilidad del presidente del CGPJ, según los promotores, “no es política, como se viene diciendo, sino deontológica”. Es decir, que “tiene que ver con lo que está bien y lo que está mal, con lo que se puede o se debe hacer”. El presidente del Supremo “no ha negado los hechos que se le imputan”, señalan en su portal, “simplemente ha conseguido que el fiscal diga que esos hechos no son delictivos”. 

Además, en el foro que los jueces tienen en la extranet del Consejo del Poder Judicial se ha puesto en marcha otra iniciativa para recabar apoyos para pedir la dimisión en bloque del presidente y de todos los vocales del CGPJ. De momento, 31 jueces han respaldado la petición “para que quede claro que [los jueces] nos desmarcamos de esa caterva”. 

Por otro lado, los vocales Margarita Robles, Félix Azón e Inmaculada Montalbán, miembros de Jueces para la Democracia, presentaron ayer un escrito para su debate y aprobación en el pleno que se va a celebrar el próximo jueves, en el que señalan que el hecho de que el presidente no asumiera ningún tipo de responsabilidad ni diera explicaciones suficientes “ha determinado que se extienda una opinión generalizada de falta de transparencia y de utilización poco responsable de los fondos públicos por parte de todos los miembros del CGPJ”. A ello ha contribuido que no siempre se ha actuado con austeridad y transparencia, por lo que los citados vocales creen que la falta de explicaciones “no puede generar una sombra de duda sobre la actuación de todos los miembros del Consejo”. La confusión entre lo público y lo privado no está justificada y, sin perjuicio de que se inicie la elaboración de un plan de transparencia que evite que hechos similares se repitan, los vocales exigen que Dívar ofrezca explicaciones públicas sobre los viajes y que “se dé publicidad a todos los gastos globales realizados en el seno del CGPJ desde el inicio de este mandato”. 

Otros vocales, como Manuel Almenar, Pío Aguirre, Gemma Gallego, Miguel Collado y Antonio Monserrat, elegidos a propuesta del PP, presentaron otro escrito en el que consideran imprescindible que dentro de un nuevo plan de transparencia se expliquen las actividades y gastos de los viajes y que tengan carácter público las agendas de los vocales en sus reuniones territoriales. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/28/actualidad/1338234605_209618.html

 UNA ASOCIACIÓN DENUNCIA EN EL TRIBUNAL SUPREMO A CARLOS DÍVAR POR ESTAFA O MALVERSACIÓN 

La asociación Preeminencia del Derecho, representada por el abogado José Luis Mazón, ha denunciado hoy en el Tribunal Supremo al presidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) por los delitos de estafa o apropiación indebida "o en su defecto por malversación de caudales públicos".

En el texto de la denuncia, que se presenta por los gastos privados derivados de una veintena de viajes a Marbella (Málaga) que Dívar cargó al CGPJ, Mazón califica la investigación realizada por la Fiscalía -que concluyó que los hechos no constituían delito- de "farsa o pantomima" y añade que demuestra el "lacayismo o dependencia del poder político de turno" del Ministerio Público. 

"Es por este escándalo que esta asociación detrae parte de su tiempo en hacer lo que la propia Fiscalía tenía que haber efectuado, denunciar judicialmente el caso para que se investigue", afirma 

Mazón critica también al vocal del CGPJ José Manuel Gómez Benítez, que denunció a Dívar ante la Fiscalía en lugar de ante la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo, "no sujeta a instrucciones gubernamentales". 

"El principio de que cada uno se paga sus fiestas fue roto en la conducta del presidente del Consejo General del Poder Judicial desplazando los costes económicos, total o parcialmente, de sus fines de semana 'caribeños' a las arcas públicas", añade el letrado, que dice que la conducta de Dívar "es propia de los ambientes del Lazarillo de Tomes o la Pícara Justicia". 

La denuncia se refiere también al argumento empleado por la Fiscalía para archivar la denuncia de Gómez Benítez de que algunos de los viajes de Dívar sobre los que no existe justificación pudieran tener carácter reservado o "una naturaleza no compatible con la publicidad". 

"Es decir, que el presidente del Consejo Judicial efectúa misiones 'secretas' de las que no puede desvelar detalle, algo que no tiene ningún fundamento normativo y que es obviamente una excusa de mal pagador", dice Mazón. 

La denuncia, además, se hace eco de una información publicada por El País según la cual Dívar, al conocer la denuncia, aseguró que otros vocales del CGPJ -como Miguel Collado- gastaban más que él y dice que "debe de ser igualmente investigado". 

Los delitos que se imputan a Dívar en la denuncia están castigados con penas de cárcel e inhabilitación. 

Además de pedir al Supremo que admita a trámite la denuncia "y abra una investigación seria e imparcial sobre la conducta" de Dívar, la asociación solicita que se reclame el expediente completo de la Fiscalía sobre el asunto y "los justificantes de todos los gastos de los 20 fines de semana objeto de la denuncia de Gómez Benítez si no figuraren ya" en el mismo. 

También pide que se cite a declarar a Dívar en calidad de denunciado o investigado "a fin de que aclare todas las circunstancias de los viajes expresados y el cargo de gastos personales al Consejo".  

http://www.eleconomista.es/legislacion/noticias/4002096/05/12/una-asociacion-denuncia-en-el-tribunal-supremo-a-carlos-divar-por-estafa-o-malversacion.html

MÁS DE 1.300 CIUDADANOS PIDEN EN EL PODER JUDICIAL LA DIMISIÓN DE DÍVAR 

Otras iniciativas similares en Internet superan las 3.000 firmas 

El Servicio de Atención al Ciudadano del Consejo General del Poder Judicial se vio ayer desbordado por los más de 1.300 ciudadanos que solicitaron la dimisión del presidente del citado organismo y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, que no ha dado explicaciones satisfactorias sobre los 20 viajes realizados en fines de semana de al menos cuatro días a Puerto Banús (Marbella, Málaga), desde noviembre de 2008, sin que aparentemente hubiera actividad oficial que lo justificara. 

Un departamento que suele recibir muy pocos escritos al día, casi se bloqueó ayer ante la avalancha de solicitudes de dimisión del presidente. Una de las vocales instó a que toda esta inusual actividad se notifique al pleno, que se celebrará el próximo jueves; que se informe del volumen de peticiones recibido y que se traslade al presidente la necesidad de comparecer ante los medios de comunicación para dar explicaciones. 

Una iniciativa similar, pero en Internet, promovida por la web Change.org había conseguido a media tarde de ayer 3.177 firmas para instar la dimisión de Dívar. La responsabilidad del presidente del CGPJ, según los promotores, “no es política, como se viene diciendo, sino deontológica”. Es decir, que “tiene que ver con lo que está bien y lo que está mal, con lo que se puede o se debe hacer”. El presidente del Supremo “no ha negado los hechos que se le imputan”, señalan en su portal, “simplemente ha conseguido que el fiscal diga que esos hechos no son delictivos”. 

Además, en el foro que los jueces tienen en la extranet del Consejo del Poder Judicial se ha puesto en marcha otra iniciativa para recabar apoyos para pedir la dimisión en bloque del presidente y de todos los vocales del CGPJ. De momento, 31 jueces han respaldado la petición “para que quede claro que [los jueces] nos desmarcamos de esa caterva”. 

Por otro lado, los vocales Margarita Robles, Félix Azón e Inmaculada Montalbán, miembros de Jueces para la Democracia, presentaron ayer un escrito para su debate y aprobación en el pleno que se va a celebrar el próximo jueves, en el que señalan que el hecho de que el presidente no asumiera ningún tipo de responsabilidad ni diera explicaciones suficientes “ha determinado que se extienda una opinión generalizada de falta de transparencia y de utilización poco responsable de los fondos públicos por parte de todos los miembros del CGPJ”. A ello ha contribuido que no siempre se ha actuado con austeridad y transparencia, por lo que los citados vocales creen que la falta de explicaciones “no puede generar una sombra de duda sobre la actuación de todos los miembros del Consejo”. La confusión entre lo público y lo privado no está justificada y, sin perjuicio de que se inicie la elaboración de un plan de transparencia que evite que hechos similares se repitan, los vocales exigen que Dívar ofrezca explicaciones públicas sobre los viajes y que “se dé publicidad a todos los gastos globales realizados en el seno del CGPJ desde el inicio de este mandato”. 

Otros vocales, como Manuel Almenar, Pío Aguirre, Gemma Gallego, Miguel Collado y Antonio Monserrat, elegidos a propuesta del PP, presentaron otro escrito en el que consideran imprescindible que dentro de un nuevo plan de transparencia se expliquen las actividades y gastos de los viajes y que tengan carácter público las agendas de los vocales en sus reuniones territoriales. 

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/28/actualidad/1338234605_209618.html

EL PP IMPEDIRÁ LA COMPARECENCIA DE DÍVAR EN EL CONGRESO

IU había solicitado por segunda vez la presencia ante el Parlamento del presidente del Supremo

El PP impedirá la comparecencia en el Congreso, solicitada por el grupo de IU, del presidente del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, Una denuncia contra el también presidente del Consejo General del Poder Judicial, planteada por un vocal, por supuesta malversación de fondos en el uso de dinero público en 20 viajes a Puerto Banús (Marbella) y que después fue archivada, ha provocado la división en el seno del Consejo General del Poder Judicial sobre si Dívar debe o no dimitir. El grupo parlamentario del PP ha argumentado que no es este un asunto que deba controlar el Parlamento.

Los socialistas no tienen una posición tomada en este asunto, aunque no son partidarios de que prospere. Primero porque ya ha habido una decisión judicial en este asunto, al ser archivado el caso por el fiscal. Después, porque el Consejo General del Poder Judicial ya ha tratado este asunto en un pleno.

La comparecencia fue ya rechazada por la Mesa del Congreso el lunes, porque entonces estaba en pleno proceso judicial. Pero el portavoz de Justicia de la Izquierda Plural (IU-ICV-CHA) en el Congreso, Gaspar Llamazares, había vuelto a registrar una nueva solicitud de comparecencia de Dívar, ante la Comisión de Justicia para dar cuenta de los viajes de fin de semana a Marbella (Málaga) después de que se haya cerrado la investigación abierta por la fiscalía.

Según Llamazares, Dívar debía dar cuenta de "las derivaciones que para un cargo de tanta responsabilidad como el suyo, el prestigio de la Judicatura, en general, y del propio CGPJ, en particular, tienen todas las informaciones conocidas sobre este oscuro asunto".

En la rueda de prensa del Consejo de Ministros, la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, ha tratado de eludir el asunto. Preguntada sobre la posibilidad de que el Gobierno modifique la ley para que las instituciones no puedan dejar gastos sin justificar, Santamaría ha respondido que todas las instituciones del Estado son supervisadas por la Intervención General del Estado.

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/25/actualidad/1337945731_641824.html

DÍVAR: “NI VOY A DIMITIR NI VOY A DAR EXPLICACIONES A LA PRENSA”

La fiscal Lastra acusó a Benítez de delinquir y este le amenazó con una querella

El denunciante explica que ha querido atajar un caso de despilfarro

Cinco vocales quieren que dimita Dívar; siete que lo haga Benítez

La imagen del Consejo General del Poder Judicial como institución del Estado saltó ayer por los aires en el pleno extraordinario convocado para que su presidente Carlos Dívar ofreciera explicaciones a los vocales sobre los 20 viajes de fin de semana de cuatro días o más que realizó a Puerto Banús (Marbella, Málaga), donde pernoctó y mantuvo cenas para dos personas en restaurantes y hoteles de lujo, como Puente Romano o el Marbella Club Golf Resort & Spa, entre otros.

Cinco vocales —Félix Azón, Margarita Robles, Carles Cruz, Inmaculada Montalbán y José Manuel Gómez Benítez— reclamaron la dimisión de Dívar por su conducta irregular, que ha supuesto un grave quebranto para el consejo y para la judicatura.

Pero lo sorprendente fue que en el pleno en el que el presidente tenía que dar explicaciones y pedir disculpas, no lo hizo, y otros siete vocales —Almudena Lastra, Gemma Gallego, Concepción Espejel, Gabriela Bravo, Antonio Dorado, Claro José Fernández-Carnicero y Fernando de Rosa— exigieron la dimisión del vocal José Manuel Gómez Benítez, que le había denunciado. La razón fue que a su entender había actuado con falta de lealtad con la institución y por —como explicó Lastra— haber presentado una denuncia “por un delito de malversación de caudales públicos, y ello a sabiendas, en su condición de jurista de reconocido prestigio, catedrático de derecho penal, de que no concurrían los elementos del tipo penal”, es decir, que sabía que no era delito.

Gómez Benítez no se quedó callado y atacó duramente a la fiscal Lastra, según fuentes del consejo. Reivindicó la presentación de la denuncia porque si en su día se pudieron investigar los fondos reservados del Ministerio del Interior es mucho más fácil hacerlo con estos viajes si se tiene intención de hacerlo, pero el fiscal no ha querido. El vocal denunciante dijo que sufragar gastos privados con presupuesto público es un delito de libro y dirigiéndose a Lastra le dijo que al decir que él sabía que no había delito le estaba imputando un delito de acusación y denuncia falsa. Y le retó a que presente una querella contra él y que ante los tribunales se dirima si es delito o no.

Gómez, muy enojado, dijo que si ella no interponía la querella, lo haría él por delito de calumnias, y que, a través de la exceptio veritatis (la verdad exime del delito) se investigaría todo lo que el fiscal no ha querido investigar.

La vocal Lastra, en nombre de cinco de sus compañeros, criticó duramente “la campaña de desprestigio y confusión” que según ella intencionadamente ha llevado a cabo Gómez Benítez y respaldó expresamente a Dívar, por considerar que “el presidente del consejo y del Tribunal Supremo, para lo bueno y para lo malo, lo es todos los días del año”, por lo que le reiteró “la confianza otorgada en el nombramiento”.

Lastra apeló a la honestidad de Gómez Benítez para que renunciara a su cargo.

Este se negó. “Por responsabilidad ante los ciudadanos y ante los jueces, no puedo dimitir”, explicó. Eso sí, pidió disculpas únicamente por no haber informado al pleno de su intención de denunciar a Dívar por los viajes. No obstante señaló que la obligación de la autoridad de denunciar los delitos de los que se tenga conocimiento es personal y no se puede llevar a debatir al pleno lo que constituye materia penal.

La mayoría de los vocales pidieron explicaciones a Gómez Benítez acerca de por qué había presentado la denuncia contra Dívar.

El vocal contestó que hay mucha gente que no necesita que le explique por qué presentó la denuncia, porque actuar para atajar el despilfarro de gastos de altos cargos es hacer política con mayúscula, la que quieren los españoles. Preguntado sobre quién es esa gente, Benítez respondió que 5,5 millones de parados, millones de jóvenes sin futuro, los que no saben qué hacer para llegar a fin de mes y aquellos que actúan contra la corrupción. Eso, dijo, es hacer “política con mayúsculas”.

Miguel Carmona, uno de los representantes de Jueces para la Democracia en el consejo, que fue el único de los integrantes de esa asociación judicial que no respaldó la petición de dimisión de Dívar, como había pedido su secretariado, contestó a Gómez Benítez que lo que había hecho era “política de corral”.

Mientras tanto, la explicación de Dívar a sus compañeros brilló por su ausencia. “Yo en este momento no puedo dimitir”, señaló el presidente, “porque eso se interpretaría como una asunción de responsabilidades, que yo no siento que tengo y que sería contrario a esa exculpación que ha hecho el fiscal”.

Un importante número de vocales le reclamó que fuera él y no la vocal portavoz, Gabriela Bravo —una de las que de forma más entusiasta había salido en su apoyo—, el que saliera a dar explicaciones públicas a los medios de comunicación que esperaban en el salón de actos. Sin embargo, Dívar dijo: “No lo voy a hacer”.

Y fue en ese momento, ante la soberbia de Dívar en esa respuesta, cuando Carles Cruz, que hasta ese momento se había resistido a firmar el documento de asociación pidiendo la dimisión del presidente, se animó a firmarlo.

A última hora, el vocal Manuel Almenar intentó que se aprobara un borrador de acuerdo que contaba con el apoyo de 10 vocales, en su mayoría integrantes de la Asociación Profesional de la Magistratura.

Ese borrador destacaba que el pleno del CGPJ, en relación con los hechos de la denuncia interpuesta contra el presidente, manifestaba “el profundo pesar por el quebranto a que se ha dado lugar, no solo para el Poder Judicial, sino para todos y cada uno de los jueces y magistrados que lo conforman”.

“Resulta comprensible la repercusión mediática y social, conscientes como somos de la difícil situación que atraviesa nuestro país”, recogía el texto, que concluía: “Por este motivo, en el día de hoy se acuerda iniciar para su aprobación en el próximo pleno la elaboración de un plan de transparencia en la ejecución del presupuesto de este consejo, en el que se delimite de la forma más exhaustiva posible, y con el fin de que estos hechos no vuelvan a producirse, el régimen de fiscalización de todos los gastos que se realicen, con expresa justificación y correlativa motivación”.

Dívar se acogió a que el pleno era deliberativo para rechazar la propuesta.

Bravo: “Dívar lamenta el quebranto para el Supremo y el Poder Judicial”

La portavoz del CGPJ asegura que el presidente no dimitirá al creer que su actuación fue correcta

Gabriela Bravo, portavoz del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), ha señalado que el presidente del Tribunal Supremo y del Consejo, Carlos Dívar, ha dado explicaciones esta mañana al pleno sobre sus viajes a Málaga. “Ha dado las explicaciones que ha considerado convenientes”. Según Bravo, Dívar “ha lamentado el quebranto que todo esto ha supuesto para el Supremo y el Poder Judicial y la carrera judicial”. También se ha comprometido Dívar, según Bravo, “a asumir medidas encaminadas a una mayor transparencia, entre otras las orientadas a especificar el motivo de los viajes”.

Tras sus explicaciones, ha habido intervención de vocales. En concreto, según Bravo, ha habido siete vocales “que han valorado y criticado la actuación del vocal José Manuel Gómez Benítez”, el vocal que ha desatado la crisis que vive el Consejo al denunciar a Dívar ante la Fiscalía General del Estado por malversación de caudales en los 20 viajes que hizo a Puerto Banús (Marbella), en largos fines de semana, desde 2008. “Una amplia mayoría de vocales”, afirmó Bravo, “ha criticado que no llevara previamente al pleno los hechos que motivaron la denuncia, y que el pleno no lo supiera con carácter previo”. Los siete vocales, del sector conservador, que han criticado la actuación de Benítez y le han pedido la dimisión son Almudena Lastra, Gemma Gallego, Concepción Espejel, Claro José Fernández Carnicero, Antonio Dorado y yo misma”, dijo la portavoz. Uno de los consejeros que pidieron la dimisión de Benítez ha pedido mantener su anonimato.

En relación a Dívar, la portavoz Gabriela Bravo ha matizado que “la mayoría de los vocales del Consejo no le han pedido su dimisión y han manifestado su confianza en su actuación. Aunque para una mayoría de vocales, las explicaciones han sido satisfactorias, otros creen que no lo habían sido suficientemente, aunque le apoyan. Pero ninguno de esa amplia mayoría de vocales, aun discrepando en la intensidad de las explicaciones, ha pedido su dimisión”. Ninguno salvo cinco vocales, cuatro por escrito: Margarita Robles, Félix Azón, Inmaculada Montalbán y Carles Cruz. Aunque no lo ha hecho por escrito, Benítez también ha pedido la dimisión de Dívar. Según Bravo, ni Dívar ni Benítez han aceptado dimitir; el primero porque entiende que su actuación ha sido correcta y que así lo ha avalado la fiscalía al archivar la denuncia por malversación que le interpuso Benítez.

La portavoz Gabriela Bravo también ha informado de que, antes de finalizar el pleno, el vocal conservador Manuel Almenar ha presentado un borrador “con la finalidad de elaborar un plan de austeridad y transparencia que impida que estas actuaciones vuelvan a suceder y que haya más transparencia de gastos”. Almenar destacó que, frente a esta petición, el presidente y algunos vocales se negaron a que se votase este borrado al entender que se trataba de una sesión deliberativa cuyo contenido es secreto

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/24/actualidad/1337870912_591047.html

CINCO VOCALES DEL CGPJ PIDEN QUE DIMITA DÍVAR, Y SIETE QUE LO HAGA BENÍTEZ

Cuatro vocales del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) han pedido la dimisión de su presidente, Carlos Dívar, durante el pleno extraordinario para pedir explicaciones por los 20 viajes de fines de semana de cuatro días o más a Puerto Banús (Marbella) con cenas de dos personas en restaurantes de lujo. El vocal que denunció a Dívar, José Manuel Gómez Benítez, no ha pedido su renuncia en el pleno, pero ya lo había hecho con anterioridad. En la reunión, que ha durado cinco horas y que se ha celebrado en el más completo hermetismo, sin teléfonos móviles ni Internet para evitar filtraciones, otros siete vocales han pedido la dimisión Benítez.

 “Ante la insuficiencia de las explicaciones” en relación a las que se refieren los hechos, “solicitamos su dimisión [de Dívar] por el quebranto que los mismos han supuesto no solo para el poder judicial”, sino para “todos” los jueces, según el escrito de los cuatro vocales que han pedido la dimisión del presidente del Poder Judicial. De acuerdo con el escrito, la exclusión por  parte de la Fiscalía General del Estado de responsabilidades penales no exime a Dívar en ningún caso de las responsabilidades políticas, toda vez que "han sido vulneradas las exigencias de transparencia y austeridad que son exigibles a todo servidor público y mucho más a quienes revisten la representación del poder judicial".

Los cinco vocales aseguran que la solicitud de dimisión está dirigida exclusivamente al presidente y que “ha sido él con su actuación y sus desafortunadas explicaciones sin haberse disculpado públicamente hasta la fecha quien ha dado lugar a esa situación”.

Sin embargo, Dívar ha mantenido ante los vocales que sus viajes a Málaga eran oficiales y ha defendido que no tienen ninguna obligación de revelar la identidad de las personas con quienes se ha entrevistado, según fuentes del CGPJ. Además, el presidente del Poder Judicial y del Tribunal Supremo ha asegurado que distinguió gastos oficiales y privados, por lo que  considera que su actuación ha sido completamente correcta, confirman las mismas fuentes.

En cuanto a la petición de dimisión de José Manuel Gómez Benítez, los siete vocales le han afeado su conducta por haber denunciado a Dívar ante la Fiscalía General del Estado sin haber planteado la cuestión previamente en un pleno del CGPJ.

Durante el pleno, se ha discutido la modificación de la norma de 1996, que permite a los vocales no justificar sus gastos oficiales, aunque no se ha producido ninguna votación al respecto.

Desde que el pasado lunes el teniente fiscal del Tribunal Supremo, Juan José Martín Casallo, hizo público el archivo de las diligencias informativas abiertas con motivo de la denuncia por malversación de caudales públicos presentada por Benítez, se han sucedido numerosas reuniones de los vocales para llegar a un acuerdo. Se trataba de encontrar un mínimo común denominador con el que ir juntos al pleno y tratar de lavar la imagen de descontrol del gasto del Consejo y despilfarro de su presidente. Un Consejo -está integrado por 20 vocales y el presidente- que clama por la honradez de sus miembros y que está muy enfadado por la falta de explicaciones de Dívar.

Hay quien sostenía que habría vocales que reprobarían la conducta de Dívar, pero que no votarían en su contra. Y el presidente piensa en sobrevivir, dando por sentado que el que resiste gana, y que como dijo el ministro Alberto Ruiz-Gallardón, saldrá reforzado si no se produce su remoción.

Lo curioso del caso es que Dívar puede beneficiarse de las luchas internas por el poder en el Consejo. Ninguno de los vocales quiere que le asocien con el presidente, pero su salida supondría que el vicepresidente, Fernando de Rosa, ocuparía su puesto hasta el final del mandato, puesto que nadie cree que los vocales puedan ponerse de acuerdo para elegir a otro presidente. En ese caso, De Rosa, únicamente presidiría el Consejo, mientras que el presidente de Sala más antiguo, en este caso Juan Antonio Xiol, pasaría a presidir el Supremo.

Y esa solución gusta a algunos, pero horroriza a otros, porque hay quien analiza que eso favorecería un incremento en las cotas de poder por parte de los vocales Margarita Robles y Manuel Almenar, que ya en la actualidad constituyen un poder fáctico de primer orden y manejan con regularidad el capítulo de nombramientos de altos cargos para el Supremo, los Tribunales Superiores de Justicia y la Audiencia Nacional. Es decir, que para evitar que el tándem adquiera más poder, algunos están dispuestos a hacer lo que sea, incluso a perpetuar a Dívar a pesar de que son conscientes de que la solución es pésima, porque muy probablemente salgan a la luz otros viajes sospechosos del presidente que no fueron los de Marbella y en fin de semana.

Ayer mismo se le pidieron explicaciones sobre otro viaje diferente que hizo pasar por oficial. La explicación que Dívar ofreció como coartada es que había ido a reunirse con una persona. Pero los vocales llamaron a esa persona y esta negó haberse reunido con el presidente.

El caso es que la inmensa mayoría de los vocales saben que los viajes a Marbella no eran oficiales y también con quién cenaba el presidente, pero no quieren hacer sangre. Solo si Dívar en un error de cálculo intenta alguna jugada extraña —el viernes pasado había pedido los gastos de viajes y protocolo de todos los vocales, pues había dicho que si él caía no lo haría solo— o les miente podría provocar que un grupo de vocales —a algunos de los que se han reunido estos días los funcionarios les llaman “los indignados”— se ponga de acuerdo en hacerle caer. De momento, las componendas de poder son más importantes que el repudio a la inmoralidad y a la falta de estética.

La Unión Progresista de Fiscales, como ya hizo Jueces para la Democracia, ha reclamado la dimisión de Dívar, pero este va a tratar de eludirla todo lo que pueda. Con 70 años pasaría a la jubilación y perdería sueldo (130.000 euros), coche oficial, escoltas...

Lo cierto es que ya hubo un precedente del intento de remoción de un vocal que resultó un fiasco. Pascual Sala, presidente del Consejo entre 1990 y 1996, planteó la destitución del vocal Pascual Estivill por estar incurso en una causa de remoción.

Estivill estaba entonces implicado en una causa por delito fiscal por la que fue condenado en el Tribunal Supremo y en otro proceso por el que acabó en la cárcel por mercadear con prisiones y libertades. La propuesta de Sala solo obtuvo 8 de los 17 votos posibles. Siete vocales votaron en contra y dos se abstuvieron. De modo que el Consejo ya ha vivido este tipo de experiencias.

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/24/actualidad/1337857851_355496.html

BENÍTEZ A DÍVAR: “DIGA LO QUE DIGA EL FISCAL, TANTO VIAJE NO ES ÉTICO NI ESTÉTICO”

Robles: “El presidente no explicó nada y lo que hizo no gusta a la opinión pública”

Carlos Dívar, presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Supremo, viajó durante los últimos cuatro años al menos en 20 ocasiones a Puerto Banús (Marbella), consumiendo dinero público no solo para su estancia y manutención sino para los siete escoltas que le siguieron en fines de semana que se alargaron en algunas ocasiones hasta seis días. La Fiscalía General del Estado considera que Dívar, que no justificó el motivo de muchos de sus viajes ni la causa de los gastos protocolarios que hizo, no malversó fondos públicos y ha archivado la denuncia que puso el vocal del Consejo, José Manuel Gómez Benítez, catedrático de Derecho Penal.

El incidente motivó una reunión de urgencia tras el archivo de la Fiscalía. Dívar convocó el pasado lunes a los 20 vocales. No estuvieron todos: faltaron Félix Azón, Ramón Camp, Antonio Monserrat y Margarita Uría. La cuestión a tratar era la denuncia contra Dívar, su archivo por la fiscalía, y el uso de fondos públicos por parte del presidente.

Lo que sigue es la reconstrucción de esa cita basada en el relato de algunos de los miembros del Poder Judicial que participaron en la reunión.

Carlos Dívar, presidente del Consejo. Me enteré por EL PAÍS de la denuncia. El vocal no me avisó, aunque no tengo ninguna animadversión hacia él. Creo que cuando se pertenece a un órgano colegiado, lo mínimo, por lealtad, es llevar a pleno este asunto, que me ha supuesto un quebranto personal e institucional. Doy traslado del decreto del fiscal para que lo estudien. Y estoy dispuesto a explicar lo que deseéis en el próximo pleno [del 31 de mayo]. Tengo que desmentir que yo haya pedido la relación de gastos de todos los vocales del Consejo. Creo que estamos dando una imagen poco transparente en materia de gastos y hay que ajustarse más para actuar con más transparencia. Yo apoyé la propuesta de Gómez [Benítez] de austeridad.

José Manuel Gómez Benítez (vocal y denunciante). Yo tampoco guardo animadversión al presidente, propondré al pleno que en los desplazamientos se haga constar la actividad y las personas que provocan los actos protocolarios. Yo también voy a trabajar por la transparencia. Dicho esto, diga lo que diga la fiscalía, tanto viaje a Marbella no tienen justificación ni ética ni estética desde el punto de vista legal, y debilita la imagen del Consejo y del Supremo y nuestra legitimidad. La decisión de presentar la denuncia es que había una nota anónima que luego se retiró del expediente.

Gemma Gallego. ¿Y después del archivo, José Manuel, qué piensas hacer, vas a dimitir?

Margarita Robles. Nos ha convocado para informar y no nos ha informado de nada, solo se ha limitado a hacer valoraciones. La fiscalía tenía dudas sobre sus viajes, en el decreto de archivo hay dudas. Y además, esos 20 viajes no le han gustado a la opinión pública. Desde un punto de vista ético y político no se entiende. Son unos viajes que hasta la propia fiscalía dice que tiene dudas.

Carlos Dívar. La fiscalía ha sido clara y contundente. Y los gastos están justificados, aunque esa verdad no se la pueda imponer a otros. Yo no he tenido relación con la fiscalía para nada.

Fernando de Rosa (vicepresidente). No es necesario esperar al día 31 de mayo [fecha del pleno al que se remitió el presidente para explicar sus viajes] para hablar de este asunto, debe hacerse antes.

Pío Aguirre. No es muy respetuoso haber obviado al pleno del Consejo e interponer una denuncia directa ante la Fiscalía sin un debate previo en el pleno.

José Manuel Gómez Benítez. Es que no me fío del pleno.

Dívar salió de la reunión sin despejar si adelantaría la fecha para dar las explicaciones que le pedían algunos vocales. Pero momentos más tarde, su jefe de gabinete, Eduardo Menéndez, pidió al secretario general del Consejo, Celso Rodríguez, que trasladase a todos los vocales que el presidente había decidido convocar un pleno extraordinario el jueves 24 de mayo con un tema único, sus viajes.

Todos los consejeros saben cómo empezará el pleno del Poder Judicial del jueves (con su presidente muy tocado y la imagen de la institución por los suelos), pero no vislumbran su final. “Hay una gran preocupación”, señala un vocal. Les queda algo más de un año de mandato y no quieren que este Consejo sea recordado “como el Consejo de la corrupción”, coinciden en señalar otros. “Individual y colectivamente se han hecho muchas cosas positivas y sería injusto que caigamos todos en el mismo saco”, reflexionan.


En el asunto de los larguísimos viajes de Dívar no ha habido políticas de grupo, conservadores o progresistas. En medio del escándalo, de ambos lados han salido voces críticas hacía Benítez, por su deslealtad e individualismo, y contra Dívar, partidarias, al menos en privado, de que dimitiera. Pero ha habido miedo de forzarle a dimitir. Saben que el cese de Dívar habría desatado una caza de brujas hurgando facturas de unos y otros.

Y con vistas al pleno de mañana no hay, de momento, una posición común. Solo hay consensos de corrillos que pasan por modificar cuantas normas sean precisas (por ejemplo, el acuerdo plenario de 1996 que permite al presidente y consejeros no tener que dar explicaciones de sus viajes) para evitar episodios parecidos y aumentar la transparencia del Consejo.

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/22/actualidad/1337714991_576864.html

 “NADIE SE CREE QUE DÍVAR HAYA TRABAJADO TANTO EN MARBELLA”

"Los hechos de la denuncia por malversación contra Dívar han quedado confirmados", dice Benítez

El vocal José Manuel Gómez Benítez recibió ayer a mediodía el archivo de su denuncia por malversación contra el presidente Carlos Dívar.

Pregunta. ¿Qué le ha parecido la decisión?

Respuesta. En primer lugar, los hechos de la denuncia han quedado confirmados. Y en segundo, no puede quedar duda de que pagar viajes privados con fondos públicos ha sido, es y será un delito de malversación de caudales, pero hay que investigarlo, y eso es lo que no se ha hecho.

P. ¿Eso cree?

R. El problema de esta decisión es que nadie se cree que Dívar haya viajado tantos fines de semana a Marbella para trabajar y que haya estado trabajando en esos días. No se lo cree ni el propio fiscal, porque lo único que viene a decir es que no ha investigado sobre las actividades oficiales supuestamente realizadas por el presidente en estos fines de semana. Es decir, que ha creído sus explicaciones sin practicar ninguna investigación. La función del fiscal no es creerse la versión del denunciado, sino investigarlo. Y eso no lo ha hecho.

P. ¿Tiene usted constancia de que los datos proporcionados por Dívar no se ajustan a la verdad?

R. A muchos vocales nos han llegado informaciones de que algunas de las actividades y entrevistas supuestamente realizadas algunos de los fines de semana no responden a la realidad.

P. ¿Eran actividades privadas?

R. Eso es lo que tenía que haber investigado el fiscal, preguntando a los cargos mencionados por el presidente, pero ha preferido escudarse en la normativa del Consejo que no exige que se especifiquen las actividades oficiales que motivan los viajes.

P. 20 fines de semana de cuatro días con cenas en restaurantes del lujo. ¿No es excesivo?

R. Hay viajes sobre los que el presidente no ha dado explicación alguna. El fiscal dice que esos viajes inexplicables pueden ser materia reservada, pero lo dice porque así lo mantiene el jefe de gabinete del presidente que es hombre de su confianza, sin que se la haya preguntado.

P. ¿Y tantas cenas solo para dos personas?

R. El fiscal dice que los gastos protocolarios están desvinculados de los viajes y eso es no haber querido entender nada, porque esos gastos se deben a cenas los viernes y sábados por la noche para dos personas durante esos fines de semana. Se ampara de nuevo en que la normativa no exige identificar a los comensales, pero eso no le exime de haber preguntado al respecto.

P. ¿Sabe usted quién es el famoso comensal por el que se preguntan en todas las tertulias?

R. No. Eso es lo que pretendía que el fiscal le hubiera preguntado entre otras cosas al presidente, pero ha preferido escaparse diciendo que los usos del Consejo no obligan a identificar a los comensales y los gastos protocolarios no están relacionados con los mismos. Con ese argumento no hay forma de controlar los gastos de representación del Consejo.

P. ¿Qué va a pasar en el pleno del jueves?

R. El presidente tendrá que dar explicaciones detalladas de sus actividades y sus gastos y espero que, al menos, se aprueben normas que permitan el control de los gastos para que nadie pueda abusar haciendo pasar por oficiales lo que pueden ser gastos privados, como hace tiempo propuse.

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/21/actualidad/1337631217_613323.html

JUECES PARA LA DEMOCRACIA EXIGE LA DIMISIÓN DE DÍVAR POR SUS VIAJES

La asociación considera que el archivo de las diligencias no excluye las responsabilidad política

La asociación progresista de magistrados Jueces para la Democracia exigió ayer “la inmediata dimisión del presidente del Consejo General del Poder Judicial”, Carlos Dívar, por no haber dado ninguna explicación a los 20 viajes de fin de semana de cuatro días que realizó a Puerto Banús (Marbella, Málaga) en los últimos tres años.

La asociación judicial considera que Dívar ha dispuesto de tiempo suficiente para explicar este asunto y que el archivo de las diligencias abiertas por la fiscalía no clausura las responsabilidades políticas en las que ha podido incurrir. “Tratándose de servidores públicos”, precisa el comunicado que ha hecho pública la asociación, “el parámetro de evaluación no puede ser el ordenamiento jurídico penal, sino un código de conducta más vinculado a la ética pública”.

El secretariado de Jueces para la Democracia, al tener conocimiento de que el jueves se celebrará un pleno del Consejo para debatir la cuestión, ha hecho “una llamada a la responsabilidad de sus vocales para que salven el prestigio de la institución, pidiendo igualmente y a su vez la dimisión de su presidente”.

Aunque la petición se formula a todos los vocales, hay cinco vocales que son miembros de Jueces para la Democracia: Carles Cruz, Miguel Carmona, Félix Azón, Inmaculada Montalbán y Margarita Robles.

Además, el secretariado de la asociación judicial reclama que se instauren “prácticas institucionales transparentes y mecanismos de control eficaces en la gestión de los presupuestos del consejo (…), poniendo fin a los espacios de opacidad”.

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/22/actualidad/1337684537_299503.html

“DÍVAR TIENE BARRA LIBRE Y A CUATRO PENSIONISTAS LES MULTAN POR PROTESTAR”

Miembros de una plataforma, multados por concentrarse frente al Supremo durante los juicios a Garzón, piden la retirada de las sanciones

Familiares de víctimas y represaliados del franquismo que fueron multados por concentrarse frente al Tribunal Supremo para protestar, sin autorización, por el juicio contra Baltasar Garzón han entregado esta mañana a la delegación del Gobierno en Madrid 3.120 firmas pidiendo que se les retiren las sanciones, por un monto total de 4.400 euros, así como un escrito encabezado por el líder de IU, Cayo Lara, solicitando lo mismo.

 “Ni somos antisistema, ni kale borroka. Somos jubilados, pensionistas”, ha explicado Julián Rebollo, presidente de la Plataforma contra la Impunidad del franquismo, que recibió dos multas por sendas faltas graves y un monto de 2.000 euros.Las sanciones le sitúan como “organizador” de la protesta por llevar “un megáfono” y “transmitir consignas” al resto de participantes, y considera una agravante que en uno de los momentos de la concentración frente a la sede del Tribunal Supremo iba a entrar en el complejo el ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón.

 “No entendemos que el señor Dívar [Carlos, presidente del Supremo ] se vaya de rositas y ni lo investiguen cuando lo han denunciado por malversar fondos y a nosotros, en cambio, nos hagan pagar estas multas cuando la mayoría cobra una pensión. Parece que unos tienen barra libre y a otros, pensionistas, nos hagan paga miles de euros por protestar en su puerta. Nos quieren callar la boca a base de multas”, ha denunciado Rebollo. “El Gobierno está volviendo a actitudes de dictadura. Pero nosotros vamos a seguir protestando y pidiendo que se juzguen los crímenes del franquismo porque hasta que no se haga, España no será verdaderamente democrática”. Rebollo ha pedido una entrevista con la delegada el Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, y ha enviado una carta al ministro del Interior informándole de lo ocurrido.

Precisamente este jueves, se cumplirán dos años de la protesta que familiares de víctimas de la Guerra Civil y la dictadura han realizado cada semana en la Puerta del Sol, imitando a las Abuelas de Plaza de Mayo de Argentina para pedir que se juzguen los crímenes del franquismo. Al acto asistirá el poeta Marcos Ana, el preso que más tiempo estuvo recluido en las cárceles franquistas: 23 años. Ahora tiene 92. También está previsto que acudan personalidades del mundo de la cultura que han venido apoyando las reivindicaciones de la Plataforma contra la impunidad del franquismo.

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/22/actualidad/1337687718_035152.html

EL FISCAL EXCULPA A DÍVAR Y AVALA EL GASTO DE DINERO PÚBLICO SIN JUSTIFICAR

El presidente del Supremo no explicó el motivo de seis viajes ni otros gastos

El secretario del Consejo no quiso certificar que eran desplazamientos oficiales

El teniente fiscal del Tribunal Supremo, Juan José Martín Casallo, archivó la denuncia por malversación de caudales públicos presentada por el vocal del Poder Judicial, José Manuel Gómez Benítez, contra el presidente de ese organismo y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, por haber viajado 20 veces a Puerto Banús (Marbella), en fines de semana de al menos cuatro días, supuestamente para actividades oficiales. El fiscal archivó la denuncia sin realizar las principales comprobaciones de investigación sobre el destino dado al dinero público gastado y apenas dos días después de conseguir algunos de los datos que había solicitado al Consejo General del Poder Judicial.

Decreto de archivo de la denuncia (PDF) Vocales del Poder Judicial estudian exigir responsabilidades a Dívar La fiscalía investiga ya los gastos de los viajes del presidente del Supremo Los largos fines de semana de Dívar Un vocal denuncia al presidente del Supremo por malversación El decreto de archivo recoge que el presidente Carlos Dívar no tuvo “una intención de lucrarse o de aprovecharse en su beneficio” pues llegó a abonar parte de los gastos en esos desplazamientos a Marbella y concluye que “no existe prueba alguna, ni directa ni indiciaria, que permita afirmar que la conducta del Presidente del Consejo deba ser sometida a los parámetros del Derecho Penal”.

La Fiscalía General del Estado avala con su decreto de archivo de la denuncia la más laxa manera de controlar el gasto público, porque se admite que, en muchos de los desplazamientos, no se conoce para qué viajó Dívar ni a qué dedicó los gastos protocolarios, en cenas para dos en distintos hoteles, como el Marbella Club Golf Resort & Spa o Puente Romano, entre otros.

El secretario general del Consejo del Poder Judicial, Celso Rodríguez Padrón, al que el fiscal encargado del caso había pedido una certificación de que los viajes de Dívar eran oficiales, se había negado a hacerlo. Rodríguez Padrón alegó que él no estuvo allí y que no tenía constancia de actividades oficiales en las fechas de algunos de los viajes, por lo que no podía emitir certificación al respecto.

A la vista de que Rodríguez Padrón se había negado a certificar el carácter oficial de los desplazamientos del presidente pagados con dinero público, el jefe de Gabinete de Dívar, Eduardo Menéndez, envió un escrito al fiscal el 18 de mayo —en el que este se ha basado para decretar el archivo—, en el que precisa que algunos viajes pueden tener carácter reservado, debido a que “en ocasiones pueden tener una naturaleza no compatible con la publicidad”. El puesto de Menéndez es de confianza y de libre designación. Menéndez aspiró en marzo de este año a ser nombrado magistrado de la Sala Tercera del Tribunal Supremo con el aval de Dívar, pero en la votación correspondiente del pleno del Consejo no alcanzó la mayoría necesaria.

El fiscal justifica no haber realizado ninguna investigación sobre si los viajes de Dívar eran oficiales o no, porque de acuerdo con la normativa del Consejo, en la justificación de los viajes no tiene que constar el motivo oficial que da origen al desplazamiento y da por supuesto que cuando el Consejo ha pagado todo el gasto, se trata de un viaje oficial. Sin embargo, el fiscal podría haber comprobado con las personas que Dívar cita que se reunió durante sus viajes, la veracidad de los mismos. Uno de ellos, Lorenzo del Río, ahora presidente del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía y anteriormente presidente de la Audiencia de Cádiz, no quiso confirmar si había comentado con otros presidentes de Tribunales Superiores que la reunión que Dívar alega que mantuvo con él no se había producido. “No voy a decir nada”, señaló. “Cuando haya que decir lo que sea, ya lo haré”. Preguntado si se lo diría al fiscal, respondió: “Por supuesto”.

Desde que tuvo conocimiento de la denuncia, Dívar trasladó a otras personas del Consejo que si él caía no iba a caer solo. En la reunión de la Permanente llegó a decir, según algunos de los presentes: “¿Por qué han tenido esa crueldad conmigo, si hay otros vocales que gastan más?” Y mencionó expresamente a Miguel Collado. Dívar convocó el lunes por la mañana a varios vocales individualmente para preguntarles por su posición. Algunos lo interpretaron como una intimidación. Previamente, a través de su jefe de Gabinete, había solicitado una relación de todos los gastos de viajes y atenciones protocolarias de los vocales, pero ante las quejas de una vocal, que amenazó con pedir su dimisión en un pleno, dio marcha atrás y la petición se centró en la disminución global del gasto desde 2008.

Por la tarde, Dívar convocó a los vocales, donde se quejó del quebranto institucional y personal que ha provocado la denuncia. Sin embargo, aunque estaban presentes 15 vocales, se le instó a convocar un pleno extraordinario para tratar de forma monográfica la situación de crisis institucional que se ha provocado.

Gallardón: "El Consejo y Dívar han salido fortalecidos"

Las primeras palabras del ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón, sobre la polémica por los viajes del presidente del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Dívar, han sido para felicitarse por el archivo del caso. Así, Gallardón ha asegurado que tanto el Consejo como Dívar han salido “fortalecidos” del normal funcionamiento del Estado de Derecho, materializado en la investigación de los hechos denunciados por uno de los vocales, su tramitación y su "calificación".

La fiscalía, "desde su autonomía", ha certificado que ninguna de las conductas de Dívar es "susceptible de ningún tipo de reproche penal”, ha afirmado el ministro. Después de "celebrar el funcionamiento de las instituciones" y "constatar que su fortaleza siempre es un activo absolutamente fundamental", Gallardón ha remarcado que ahora, una vez certificado que no hay reproche penal, "sale fortalecida la institución, el presidente y por lo tanto el Estado de Derecho".

http://politica.elpais.com/politica/2012/05/21/actualidad/1337605320_465158.html

DE ROSA CREE QUE LA INVESTIGACIÓN CONTRA DÍVAR “AFECTA A CUESTIONES PARTICULARES” 

El vicepresidente del Consejo General del Poder Judicial aboga por “dejar trabajar a la Fiscalía” 

El vicepresidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Fernando de Rosa, ha asegurado esta mañana en Valencia que la denuncia planteada contra el presidente de la institución, Carlos Dívar, sobre el pago a cargo de la entidad de gastos de fines de semana en hoteles de lujo, “es un tema que afecta a cuestiones particulares del presidente”. De Rosa, que ha asistido junto con la portavoz del CGPJ, Gabriela Bravo, a una reunión de la junta de gobierno del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de la Comunidad Valenciana para hablar de la nueva demarcación judicial, ha añadido: “Estoy convencido de que lo resolverá de la mejor manera posible”. 

A la pregunta de si Dívar debería dimitir, el vicepresidente del CGPJ manifestó: “Yo no me voy a pronunciar sobre cuestiones que afectan al presidente Dívar, y por tanto hay que dejar trabajar a la Fiscalía”. De Rosa, que sustituiría provisionalmente a Dívar en caso de que este dimitiese, cree que la denuncia planteada por otro miembro del CGPJ contra el presidente, no afecta a la institución: “Se trata de un tema que no atañe en nada al funcionamiento y la actividad del Consejo General del Poder Judicial, este es un tema que afecta a cuestiones particulares del presidente”. 

“Estamos ahora a la espera de lo quediga la Fiscalía", explica De Rosa

De hecho, aseguró que el CGPJ no ha tomado medidas sobre la denuncia contra el presidente: “Estamos ahora a la espera de lo que diga la Fiscalía y por tanto habrá que dejar trabajar a la Fiscalía con toda tranquilidad, con toda normalidad… Llegado el momento, la propia ley Orgánica [del Poder Judicial] establece los mecanismos” 

José Manuel Gómez Benítez, vocal del CGPJ y catedrático de Derecho Penal, presentó el pasado día 7 una denuncia en la Fiscalía General del Estado contra Dívar por una supuesta malversación de fondos públicos. Aportó los gastos de hasta seis viajes a un hotel de lujo de Puerto Banús (Málaga), a los que hay que sumar otros 14 de las mismas características. Se trataría de viajes de fines de semana largos (cuatro días), denominados en el CGPJ “semana caribeña”, que no tendrían relación, según la denuncia, con desplazamientos oficiales.

http://ccaa.elpais.com/ccaa/2012/05/14/valencia/1336997354_309881.html

EL PRESIDENTE DEL SUPREMO PASÓ GASTOS DE 20 VIAJES A PUERTO BANÚS EN TRES AÑOS

 

El presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, viajó 20 veces en fines de semana largos —la mayoría de ellos de cuatro días o más— al mismo hotel de lujo en Puerto Banús (Marbella, Málaga), desde noviembre de 2008 hasta marzo de este año, sin que en las fechas en las que se realizaron los viajes se tuviera constancia de actos oficiales que los justificaran. Los gastos que Dívar cargó a los presupuestos del Consejo General del Poder Judicial por esos periplos se elevan a 18.654 euros. 

Así figura en la ampliación de la denuncia que el vocal del Poder Judicial José Manuel Gómez Benítez presentó este jueves mismo en la Fiscalía General del Estado con información de otros 14 desplazamientos como complemento al escrito de denuncia por presunto delito de malversación de caudales públicos por seis viajes que interpuso el pasado 8 de mayo. 

El fiscal del Estado, Eduardo Torres-Dulce, firmó este jueves un decreto por el que abre diligencias informativas para examinar la documentación que sobre esos primeros seis viajes denunciados remitió el Consejo del Poder Judicial. La denuncia original de Gómez Benítez se refería únicamente a seis desplazamientos, por importe total de 5.658 euros, todos en fin de semana, pero no pudo aportar las facturas porque solo pudo consultarlas y tomar nota de ellas en presencia del secretario general del Consejo, Celso Padrón. Las diligencias de investigación de la fiscalía para comprobar si los hechos revisten características de delito serán tramitadas por el teniente fiscal del Tribunal Supremo, Juan José Martín Casallo. 

Los indicios aportados por el vocal Gómez Benítez —catedrático de Derecho Penal en la Universidad Complutense—, podrían constituir un delito del artículo 433 del Código Penal, que castiga con multa de 6 a 12 meses y suspensión de empleo o cargo público por un periodo entre 6 meses y 3 años a la autoridad que destinare a usos ajenos a la función pública los caudales o efectos puestos a su cargo por razón de sus funciones. 

Caso de que así lo apreciara el teniente fiscal del Supremo, deberá dar cuenta de la denuncia a la Sala Penal de este Tribunal, que es la competente para conocer de los procesos contra aforados como el presidente del Consejo. 

En la ampliación de la denuncia, Gómez Benítez señala que adjunta el resumen de gastos que le ha proporcionado el Consejo de 11 viajes más a Málaga, realizados por Dívar en fines de semana —cuatro de jueves a lunes, uno de jueves a martes, dos de viernes a domingo, uno de viernes a martes y tres en periodos más prolongados que incluyen el fin de semana— que fueron realizados fuera del periodo al que se refería la denuncia original. Los fines de semana de cuatro días son conocidos en el Consejo y el Tribunal Supremo como “semana caribeña”, ya que realmente se acude al lugar de trabajo únicamente tres días por semana. 

A esos 11 nuevos viajes de fin de semana hay que añadir los seis originales y otros tres viajes más comprendidos en el periodo de tiempo al que se refería la denuncia —de septiembre de 2010 a noviembre de 2011—, pero cuya documentación nunca fue aportada a Gómez Benítez. Las facturas y restantes documentos correspondientes a esta nueva serie de viajes de fin de semana a Puerto Banús no ha sido facilitada todavía. 

Del extracto proporcionado por el secretario general del Consejo hay cinco viajes, los últimos cuatro desde noviembre de 2011 y el realizado entre el 6 y el 8 de noviembre de 2009 en que Dívar no cargó al consejo los gastos de desplazamiento en AVE a Málaga. Según la denuncia original, Dívar se desplazaba desde Madrid en AVE, clase club, y luego se trasladaba a Marbella con su séquito integrado por dos o tres coches oficiales y entre cinco y siete escoltas, cuyos gastos también pagaba el Consejo. 

 En 10 de los viajes, Dívar no facturó al Consejo los gastos de alojamiento y manutención —es de suponer que los abonó él mismo—, aunque en todos menos en dos incluyó los gastos por atenciones protocolarias, las consabidas cenas para dos personas en restaurantes y hoteles de lujo de Marbella, como Puente Romano, el Marbella-club Golf Resort &Spa o el Hotel Casino Torrequebrada. Fuentes del Consejo señalaron que Dívar comenzó a pagar los gastos por desplazamientos, hospedaje y manutención desde noviembre de 2011, cuando el vocal Gómez Benítez se interesó por el detalle de sus facturas de gastos. 

Las mismas fuentes consideran muy difícil que Dívar pueda justificar como actos oficiales 20 viajes de fin de semana largo a Puerto Banús. La investigación está ya en manos de la Fiscalía del Supremo. 

www.elpais.es 11.05.12

Los vocales del Poder Judicial evitan salir en defensa del presidente Dívar

Dívar tilda de “miseria” los gastos que supuestamente malversó
El presidente del Supremo, sorprendido por que Gómez Benítez denuncie en vez de informar
La mayoría de los vocales del Consejo consideran que los gastos son "una cuestión personal"

Los vocales del Consejo General Poder Judicial, lejos de salir de defensa de su presidente, Carlos Dívar —denunciado por presunto delito de malversación de fondos públicos, por los gastos de sus viajes de fin de semana a hoteles de lujo en Marbella—, le han dejado solo. Cada vez que alguno de los miembros del Consejo ha sido objeto de algún ataque, la institución ha replicado con un comunicado y declaraciones a los medios de comunicación de la portavoz, Gabriela Bravo, o de los presidentes de alguna de las comisiones. Este miércoles, no.

La mayoría de los vocales del Consejo General del Poder Judicial consideran que la denuncia del vocal José Manuel Gómez Benítez ante el fiscal general del Estado por los gastos suntuarios del presidente Carlos Dívar en restaurantes caros y hoteles de lujo los fines de semana de cuatro días es algo ajeno al propio Consejo y que debe de ser el propio presidente el que salga al paso si lo desea.

“No se trata de actos realizados durante su actividad oficial del Consejo, sino de los fines de semana. Por tanto, se trata de una cuestión personal del propio presidente y el Consejo no tiene por qué pronunciarse sobre la cuestión”, manifestó una vocal que estuvo reunida con varios de sus compañeros por la mañana para debatir la cuestión y aseguró que ese era su sentir mayoritario. “Los vocales creemos que, como se dice ahora, es momento de dejar trabajar a la fiscalía”, para que aclare la cuestión, precisó.

Mientras tanto, Dívar declaró a la cadena SER que los gastos por los que ha sido denunciado “son una miseria”. Los gastos en cuestión, correspondientes a seis viajes de fin de semana de cuatro días a un hotel de gran lujo en Puerto Banús (Marbella, Málaga), ascendieron a 5.658,88 euros, que fueron cargados al presupuesto del Consejo por entender Dívar que se trataba de viajes oficiales, aunque en la denuncia se hacía constar que en los expedientes no consta ninguna actividad oficial que los motive, especialmente porque esas actividades no suelen tener lugar los fines de semana.

El presidente Dívar hizo público un comunicado en el que mostraba su sorpresa porque Gómez Benítez denunciara los hechos ante el fiscal general del Estado, en lugar de informar previamente al órgano del que forma parte.

En la nota de la Presidencia (no del Consejo), Dívar señala que confía en “la actuación rigurosa e independiente de la Fiscalía” y le ofrece su colaboración para poner a su disposición la información y documentos que precise.

Insiste en que hay que diferenciar entre gastos personales, que, según dice, han sido asumidos por el propio presidente, y gastos con cargo al presupuesto del Consejo, “que están perfectamente documentados y justificados, tramitados legalmente con la fiscalización de la interventora delegada de la Intervención General del Estado, una vez comprobada la corrección del gasto”. Dívar recuerda que el Consejo siempre ha actuado con transparencia en su gestión, como lo demuestra que actualmente sus gastos estén siendo auditados por el Tribunal de Cuentas.

Señala que el dispositivo de seguridad y el número de escoltas no le corresponde decidirlo al Consejo, sino al Ministerio del Interior, y precisa que al vocal denunciante se le seguirán facilitando los documentos y justificantes de los viajes del presidente y de los vocales que ha solicitado.

Precisamente, las reiteradas peticiones del vocal Gómez Benítez que no fueron satisfechas determinaron que este invocara el artículo 18.6 del Reglamento de Organización y Funcionamiento del Consejo, en el que se especifica que cualquier vocal tiene derecho a conocer cualquier documento que se encuentre en el Consejo. Las pocas facilidades prestadas por Dívar para conocer los documentos de sus viajes obligaron a Gómez Benítez a pasar largas jornadas en el despacho del secretario general, ante el que podía cotejar los gastos y facturas sin poder hacer copia de los documentos.

El vocal Gómez Benítez ha reclamado la documentación de todos los viajes del presidente realizados entre 2008 y septiembre de 2010, así como los posteriores a noviembre de 2011, pero todavía no le ha sido facilitada.

Dívar viajaba en AVE, clase club, hasta Málaga, pero después utilizaba entre cinco y siete escoltas, y hasta tres coches oficiales de séquito en su desplazamiento a Marbella. El presidente cargaba al Consejo los gastos de hotel, comidas y bar, así como las cenas protocolarias. En la nota enviada, Dívar señala que confía en “la actuación rigurosa e independiente de la Fiscalía” y le ofrece su colaboración para poner a su disposición la información y documentos que precise.

Insiste en que hay que diferenciar entre gastos personales, que según dice, han sido asumidos por el propio presidente, y gastos con cargo al presupuesto del Consejo “que están perfectamente documentados y justificados, tramitados legalmente con la fiscalización de la interventora delegada de la Intervención General del Estado, una vez comprobada la corrección del gasto”. Dívar recuerda que el Consejo siempre ha actuado con transparencia en su gestión, como lo demuestra que actualmente sus gastos estén siendo auditados por el Tribunal de Cuentas.

Señala que el dispositivo de seguridad y el número de escoltas no le corresponde decidirlo al Consejo, sino al Ministerio del Interior, y precisa que al vocal denunciante se le seguirá facilitando los documentos y justificantes de los viajes del presidente y de los vocales que ha solicitado.

www.elpais.es 10.05.12

DÍVAR DICE QUE LOS GASTOS POR LOS QUE SE LE ACUSA DE MALVERSACIÓN SON “UNA MISERIA” 

El presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Dívar, ha hecho público hoy un comunicado en el que muestra su sorpresa porque el vocal del Gómez Benítez denunciara ante el fiscal del Estado que supuestamente malversó gastos, en lugar de informar previamente al organismo del que forma parte. Además, el presidente del Supremo ha declarado a la cadena SER que estos gastos son "una miseria". "Están todos con su recibo correspondiente pagados por mí y los viajes oficiales, que además es una miseria, están ya cargados a la institución", ha afirmado. 

En la denuncia presentada a la Fiscalía, figura que Dívar habría endosado al Consejo las facturas de al menos seis viajes no oficiales por importe de 5.658,88 euros. 

Además, la mayoría de los vocales del Consejo General del Poder Judicial consideran que la denuncia del vocal Gómez Benítez ante el Fiscal General del Estado por los gastos suntuarios del presidente Dívar es algo ajeno al propio Consejo. “Se trata de una cuestión personal del propio presidente y el Consejo no tiene que pronunciarse sobre la cuestión”, ha manifestado una vocal, que aseguró conocer el sentir mayoritario de sus compañeros. 

“Los vocales creemos que, como se dice ahora, es momento de dejar trabajar a la fiscalía”, para que aclare la cuestión, ha precisado. El también vocal Gómez Benítez presentó ayer ante la Fiscalía General del Estado una denuncia contra Carlos Dívar por considerar que ha podido cometer un delito de malversación de caudales públicos, al cargar a los presupuestos de este último organismo gastos de viajes privados, siempre coincidiendo con fines de semana, muchos de ellos ampliados a cuatro días, en hoteles de lujo de Puerto Banús (Marbella, Málaga) y restaurantes caros. 

En la nota enviada, Dívar señala que confía en “la actuación rigurosa e independiente de la Fiscalía” y le ofrece su colaboración para poner a su disposición la información y documentos que precise. 

Insiste en que hay que diferenciar entre gastos personales, que según dice, han sido asumidos por el propio presidente, y gastos con cargo al presupuesto del Consejo “que están perfectamente documentados y justificados, tramitados legalmente con la fiscalización de la interventora delegada de la Intervención General del Estado, una vez comprobada la corrección del gasto”. Dívar recuerda que el Consejo siempre ha actuado con transparencia en su gestión, como lo demuestra que actualmente sus gastos estén siendo auditados por el Tribunal de Cuentas. 

Señala que el dispositivo de seguridad y el número de escoltas no le corresponde decidirlo al Consejo, sino al Ministerio del Interior, y precisa que al vocal denunciante se le seguirá facilitando los documentos y justificantes de los viajes del presidente y de los vocales que ha solicitado. 

Precisamente, las reiteradas peticiones del vocal Gómez Benítez que no fueron satisfechas determinó que este invocara el artículo 18.6 del Reglamento de Organización y Funcionamiento del Consejo en el que se especifica que cualquier vocal tiene derecho a conocer cualquier documento que se encuentre en el Consejo. Las “facilidades” prestadas por Dívar a conocer los documentos de sus viajes obligó a Gómez Benítez a pasar largas jornadas en el despacho del secretario general ante el que podía cotejar los gastos y facturas sin poder hacer copia de los documentos. 

Quedan muchos más viajes del presidente por conocer pero, a pesar de haber sido solicitada la documentación por el vocal Gómez Benítez, esta no ha sido facilitada. Quizá ahora no le quede más remedio que proporcionársela al fiscal, si finalmente abre una investigación al respecto. 

www.elpais.es 09.05.12

UN VOCAL DEL PODER JUDICIAL DENUNCIA AL PRESIDENTE DEL SUPREMO POR MALVERSACIÓN 

Gómez Benítez acusa a Dívar ante el fiscal general del Estado de gastar 5.658 euros de dinero público en viajes privados de fines de semana a hoteles de lujo 

El vocal del Poder Judicial José Manuel Gómez Benítez denunció ayer ante la Fiscalía General del Estado a Carlos Dívar, presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, por considerar que ha podido cometer un delito de malversación de caudales públicos al cargar a los presupuestos de este último organismo gastos de viajes privados, siempre coincidiendo con fines de semana, muchos de ellos ampliados a cuatro días, en hoteles de lujo de Puerto Banús (Marbella, Málaga) y restaurantes caros. 

El citado vocal, que ya propuso hace varias semanas un plan de austeridad para evitar despilfarros del organismo en los viajes, presentó ayer un escrito ante el fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce, en el que explica que el presidente Carlos Dívar endosó al Consejo las facturas de al menos seis viajes no oficiales, todos ellos realizados en fines de semana entre septiembre de 2010 y noviembre de 2011 por importe de 5.658,88 euros y todos con el mismo destino: uno de los hoteles de lujo de Puerto Banús. 

Gómez Benítez recuerda en su denuncia que el presidente Dívar “no tiene su domicilio en Málaga, sino en Madrid, y no consta en los expedientes [cuyos datos ha puesto a disposición de la Fiscalía] actividad oficial alguna que los motive, y que estas actividades no suelen tener lugar los fines de semana”. 

Señala también Gómez Benítez que los gastos de desplazamiento, alojamiento y manutención de los escoltas del presidente del Consejo General del Poder Judicial (entre cinco y siete agentes) por estos viajes ascendieron a 26.741,85 euros y que, aunque “deben legalmente ser cargados al presupuesto del Consejo, se incluyen en el escrito porque son indicativos del gran costo que estos desplazamientos de fines de semana con tan elevado número de escoltas suponen para la Hacienda Pública”. 

 ampliar foto El escrito de Gómez Benítez precisa que la denuncia presentada ante la Fiscalía General del Estado solo abarca a estos seis viajes, no porque no haya más desplazamientos de fin de semana a la ciudad de Marbella entre septiembre de 2008 y septiembre de 2010 y posteriores a noviembre de 2011, sino porque, a pesar de que el vocal solicitó formalmente a los órganos del Consejo la documentación correspondiente, todavía no le ha sido proporcionada. 

Si el fiscal general del Estado considera que los hechos denunciados son constitutivos de delito, deberá presentar una querella ante la Sala Segunda del Supremo, que es la competente para instruir un proceso contra el presidente del propio Supremo y del Consejo del Poder Judicial. 

Los hechos descritos podrían constituir un delito del artículo 433 del Código Penal, que sanciona con multa de 6 a 12 meses y suspensión de empleo o cargo público entre 6 meses y 3 años a la autoridad que destinare a usos ajenos a la función pública los caudales o efectos puestos a su cargo por razón de sus funciones. 

Los viajes a los que hace referencia la denuncia se efectuaron entre abril de 2010 y noviembre de 2011. Las estancias lo son por al menos cuatro días, esos amplios fines de semana que en el Consejo del Poder Judicial se conocen ya como “semana caribeña” y alguno de sus vocales ya ha denunciado antes. 

Los largos fines de semana de Dívar Además, llama la atención que aunque Carlos Dívar se desplaza en AVE, clase club, de Madrid a Málaga y de nuevo regreso a Madrid, luego llega a emplear en su séquito hasta tres coches oficiales en Marbella, que obviamente se habían desplazado previamente por carretera. 

También es muy llamativo que prácticamente todas las noches durante esos fines de semana, Dívar tiene cenas protocolarias o de representación y que siempre son únicamente para dos personas en restaurantes de lujo. 

Aunque desde Presidencia se incorporó al expediente una nota con los supuestos motivos de los viajes, Gómez Benítez señala en el escrito que tanto la nota como los justificantes de esos gastos han sido retirados. 

El vocal hace constar que “tan solo la imposición de la Cruz de San Raimundo de Peñafort al entonces presidente de la Audiencia de Málaga, que tuvo lugar el viernes 25 de marzo de 2011, y la III Ronda de Talleres de la Cumbre Judicial Iberoamericana, que inauguró el presidente el lunes 14 de noviembre de 2011, responden a actos oficiales acreditados. Las Jornadas Jurídicas Malacitanas, que tuvieron lugar el jueves y viernes 10 y 11 de noviembre, son un evento privado, cuyos gastos fueron costeados, según consta en la nota, por la entidad patrocinadora”. 

Este periódico preguntó a Gómez Benítez la razón de que presentase ahora esta denuncia. “Lo he puesto en conocimiento del fiscal general del Estado porque tengo la obligación legal de hacerlo”, respondió. “Y no quiero que nadie sospeche que estoy encubriendo este tipo de conductas una vez que se sabe que tengo conocimiento de las mismas”, precisó. 

El vocal aseguró: “En mi denuncia hay datos que ponen de relieve conductas más propias de personajes de una monarquía bananera que de un país moderno que se encuentra además en serias dificultades económicas”. 

Ahora, la función de investigación le corresponde al fiscal general del Estado y él deberá decidir si los indicios son suficientes para iniciar una causa penal. El caso podría llegar a provocar el cese de Dívar, bien por renuncia o por decisión de tres quintos de los miembros del Consejo. 

Gómez Benítez es vocal del Poder Judicial elegido a propuesta del PSOE. Dívar es presidente del Consejo y del Supremo a propuesta del Gobierno socialista que presidía José Luis Rodríguez Zapatero previo acuerdo con el Partido Popular. 

El cese de un presidente del Supremo y del Poder Judicial se puede producir, según establece el artículo 126 de la ley que regula el funcionamiento de este organismo, “a propuesta del pleno del Consejo, por causa de notoria incapacidad, o incumplimiento grave de los deberes del cargo, apreciada por tres quintos de sus miembros”. 

“TENGO LOS RECIBOS” 

“Tengo los recibos y los puedo presentar”. Así de tajante se mostró el presidente del Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Dívar, cuando EL PAÍS le llamó para que ofreciera su versión de los hechos sobre la denuncia presentada por el vocal José Manuel Gómez Benítez de que cargó a los presupuestos del Consejo los gastos de viajes privados que había realizado a hoteles de lujo de Puerto Banús. 

Dívar indicó que no conocía la existencia de la denuncia, ni el fiscal general del Estado le había llamado para comunicarle su presentación, pero aseguró que las facturas de sus gastos por viajes privados las había pagado él. 

Cuando se le expuso que no se refería a viajes oficiales, sino a desplazamientos privados realizados en fines de semana de cuatro días a Marbella, el presidente del Tribunal Supremo afirmó: “No es cierto que haya cargado gastos privados al Consejo. Los he pagado yo. Tengo los recibos y los puedo presentar”. 

Carlos Dívar señaló que “los actos oficiales son distintos, lo otro lo he presentado perfectísimamente”. 

Cuando este periódico quiso precisar si él consideraba privados u oficiales los seis viajes cuyos gastos se denuncia que se han cargado al Consejo, Dívar dijo: “En este momento no tengo la lista, pero se podría mirar”. 

Fuentes del Consejo añadieron ayer que esos gastos “fueron fiscalizados por la interventora del Estado”. El fiscal deberá ahora comprobarlo. 

www.elpais.es 09.05.12 

LOS LARGOS FINES DE SEMANA DE DÍVAR 

Todos los viajes son al menos de cuatro días, lo que en el Consejo llaman “semana caribeña” 

Dos de los viajes a los que hace referencia la denuncia de Gómez Benítez contra Carlos Dívar se realizaron en 2010 (del 11 al 15 de septiembre y del 25 al 29 de noviembre), y los otros cuatro el año siguiente (del 3 al 7 de febrero, del 24 al 28 de marzo, del 8 al 12 de septiembre y del 8 al 14 de noviembre). Todos los viajes son por lo menos de cuatro días, es decir, fines de semana que suelen empezar en jueves y terminan en martes, lo que en el Consejo ya se conoce como “semana caribeña”. 

En el viaje del 11 al 15 de septiembre de 2010 (de sábado a miércoles), además de los billetes en AVE a Málaga, en clase club, se incluye un traslado en barco a Ceuta y el uso de un Mercedes 500. Los gastos de alojamiento corresponden a un hotel de gran lujo en Puerto Banús y los de manutención reflejan comidas en el restaurante de la piscina, en la habitación (room service), así como las bebidas en el bar de la piscina, en el bar del hotel y las consumiciones del minibar. Entre las atenciones protocolarias figuran cenas de dos comensales en distintos restaurantes de Marbella. El servicio de seguridad estuvo integrado por cinco escoltas, que se alojaron en el mismo hotel, y dos vehículos oficiales. 

El viaje del 25 al 29 de noviembre de 2010 incluye gastos similares en el mismo hotel y las consabidas cenas de dos comensales. Los escoltas fueron cinco. 

El desplazamiento del 3 al 7 de febrero de 2011 originó gastos muy parecidos en el mismo hotel, así como las cenas protocolarias de dos personas, entre las que destaca la del 5 de febrero en el restaurante del Marbella-Club Hotel Golf Resort & Spa. El servicio de escolta fue similar. 

El viaje del 24 a 28 de marzo de 2011 recoge como siempre los gastos de AVE en clase club, los del hotel, con las consumiciones de rigor y las cenas para dos personas de atención protocolaria, entre las que destaca la del día 27 en el Marbella-Club Hotel Golf Resort & Spa. El servicio de seguridad en esa ocasión estuvo compuesto por siete escoltas y tres vehículos oficiales. 

El del 8 al 12 de septiembre de 2011 recoge los mismos gastos por conceptos similares, comidas y bebidas en la piscina del hotel, etcétera. Entre los gastos protocolarios, con las cenas para dos, como de costumbre, destacan los del 10 de septiembre en el Marbella-Club Hotel Golf Resort y Spa y los del día 11 en el Hotel Puente Romano. Solo hubo cuatro escoltas en esta ocasión. 

Finalmente, en el viaje del 8 al 14 de noviembre de 2011, de martes a lunes, se reflejan los mismos gastos en el hotel de Puerto Banús y también en el Reina Cristina de Algeciras. Entre las cenas protocolarias, de dos personas siempre, en distintos restaurantes de Marbella, destaca la del Hotel Casino Torrequebrada. Siete escoltas, que se alojaron en los mismos hoteles y tres coches oficiales integraron la seguridad. 

El escrito incluye la referencia a una nota anónima, sin fecha ni firma, que según parece procedía de Presidencia y que fue mostrada al vocal Gómez Benítez, pero no está incorporada a los expedientes, en la que supuestamente se justificaban los viajes de la siguiente manera: viaje 11-15 septiembre 2010: reuniones con el presidente de la Audiencia Provincial de Málaga. Visita a la Ciudad de la Justicia y otras dependencias judiciales. 

Viaje 25-29 noviembre de 2010. Entrevista con el entonces Presidente de la Audiencia de Cádiz. Visita al Ayuntamiento. 

Viaje 3-7 febrero de 2011: Reunión con el alcalde de Málaga para tratar sobre la creación de juzgados mercantiles como consecuencia del aumento de concursos que se estaban produciendo. 

Viaje 24-28 marzo de 2011: Imposición de la cruz de San Raimundo de Peñafort a Francisco Arroyo Fiestas, presidente de la Audiencia de Málaga. Viaje 8-12 septiembre de 2011: Reuniones con Manuel Estrella, nombrado nuevo presidente de la Audiencia de Cádiz. Viaje 8-14 noviembre de 2011: Jornadas Jurídicas Malacitanas con cargo a Cajamar. Talleres de la Cumbre Judicial Iberoamericana en Cádiz (carácter oficial). Cargo con tarjeta de crédito personal del presidente entre los días 8-10 noviembre. 

Sin embargo, Gómez Benítez señala en la denuncia que tanto la nota como los justificantes de esos gastos han sido retirados de la documentación. 

www.elpais.es 09.05.12 

DÍVAR RENUNCIA A VIAJAR A COSTA DE MARFIL TRAS AFEÁRSELO UN VOCAL DEL PODER JUDICIAL 

El presidente del Supremo tenía previsto desplazarse a Costa de Marfil

El presupuesto para la estancia y los trayectos era de 13.900 euros 

El presidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, decidió ayer finalmente renunciar a un viaje a Costa de Marfil que costaba 13.900 euros y que tenía previsto realizar entre el 22 y el 26 de abril. El vocal José Manuel Gómez Benítez había cuestionado el desplazamiento por innecesario y porque, al tratarse de una reunión preparatoria de una asamblea general de jueces de lo contencioso-administrativo que se celebrará en Madrid dentro de mes y medio, debía acudir un técnico de segundo nivel y no el presidente y su séquito, todos en primera clase. 

Al conocer las objeciones, Dívar había retirado del orden del día de la comisión permanente la aprobación del presupuesto del periplo, pero no había renunciado al viaje, sino que se presentaría para su validación en otra reunión. Así lo expresó su jefe de gabinete cuando fue preguntado por los miembros de la permanente. 

Ayer, sin embargo, Dívar declaró a este periódico: “No se va a celebrar el viaje”. El presidente del Supremo no ofreció razones de su cambio de postura pero confirmó que la renuncia se realizaría en una próxima reunión de la misma comisión. 

El viaje coincidía con otro a Buenos Aires, del 22 al 29 de abril, donde este año se celebra la Cumbre Judicial Iberoamericana y cuya presidencia corresponde a España, o sea, al presidente Carlos Dívar. Sin embargo, a pesar de la importancia del evento —del Consejo iban a asistir cinco vocales, tres letrados y un magistrado del Tribunal Supremo, con un presupuesto inicial de 90.000 euros— Dívar ha delegado la alta representación de España en el vicepresidente. Preguntado al respecto, Dívar aseguró: “Estos viajes me fatigan mucho. No voy a la cumbre porque hemos decidido que en cada ocasión vaya una persona diferente y yo ya estuve el año pasado. La comisión que va es suficientemente amplia”. 

La comisión permanente tenía que haber aprobado los presupuestos de tres viajes, los dos mencionados —todo en primera clase—, y otro de dos vocales a una reunión de jueces del área de los Balcanes que se va a celebrar en Estambul y cuyo coste se elevaba a 6.000 euros. El vocal José Manuel Gómez Benítez había presentado sendos escritos en los que apelaba a la contención del gasto de los fondos públicos. Respecto al viaje a la Cumbre Judicial Iberoamericana, cuestionaba que tuviera que acudir tan nutrida representación y que todo el personal viajara en primera. 

Como el viaje a Costa de Marfil había quedado fuera del orden del día, el debate se centró en el de Buenos Aires. Los billetes de avión habían sido contratados a casi 4.000 euros cada uno, pero desde la comisión se pudo comprobar que había billetes disponibles en primera a 2.200 euros. La sorpresa saltó cuando se conoció que los billetes de tres de los vocales ya se habían emitido a pesar de que el gasto todavía no se había aprobado. La permanente obligó a cancelarlos y contratar otros nuevos por el precio reducido. 

Tras el debate, el vicepresidente De Rosa, que presidía la permanente por ausencia de Dívar, y que iba ser el máximo representante español y el destinado a presidir la cumbre, renunció a viajar, por lo que la alta representación recae ahora en el vocal de relaciones internacionales Manuel Carmona. Además se ha reducido a uno —había tres previstos— el número de letrados acompañantes. El nuevo presupuesto fue aprobado con cuatro votos a favor y uno en contra de Margarita Robles. 

El viaje a Estambul tampoco llego a votarse. Se suponía que se trataba de una invitación de la asociación de jueces de los Balcanes, pero al conocer una de las vocales que viaje y estancia corrían por cuenta del Consejo, renunció al mismo. La aprobación quedó pendiente. 

www.elpais.es 04.04.12

EL PODER JUDICIAL RECHAZA UN PLAN PARA MODERAR ABUSOS EN LOS VIAJES 

Gómez Benítez denuncia que varios vocales viajan diariamente en primera a su residencia para dormir en casa y que muchos solo trabajan de martes a jueves 

El pleno del Consejo General del Poder Judicial rechazó el jueves pasado un plan de austeridad propuesto por el vocal José Manuel Gómez Benítez para poner un poco de orden en los abusos en los que, según el citado vocal, incurren continuamente algunos de sus vocales y el propio presidente, Carlos Dívar. Los gastos por viajes durante el último año se elevan a casi medio millón de euros, de los que una gran parte se atribuyen a desplazamientos particulares que se financian con cargo al presupuesto del Consejo. 

José Manuel Gómez Benítez considera un escándalo que no pocos vocales duerman en sus domicilios de provincias prácticamente todos los días, adonde viajan en primera clase con cargo al contribuyente, y que algunos pasen hasta dos semanas sin aparecer por la sede del Consejo en la madrileña calle de Marqués de la Ensenada. 

Además, critica que la gran mayoría viaje a su lugar de residencia el jueves en lugar del viernes por la tarde y regrese el martes, en lugar del lunes por la mañana, lo que se conoce en la sede del organismo con la expresión “semana caribeña”. 

Por último, denuncia los desplazamientos del presidente, que siempre viaja con numeroso séquito, más el personal de seguridad, lo que considera un dispendio. Especialmente, varios viajes de fin de semana al sur de España, es decir, fuera de su lugar de residencia. Gómez Benítez sostiene que la mejor medida para la austeridad en los viajes es que estos gastos tengan que ser publicados. Por ese motivo, Gómez Benítez propuso en ese mismo pleno del órgano de dirección de los jueces un plan de ocho puntos en el que pretendía que en la documentación sobre desplazamientos del presidente y de los vocales con cargo al presupuesto del Consejo se hiciera constar expresamente la actividad concreta que motivaba el viaje. 

Igualmente, reclamaba que, “salvo en circunstancias personales o familiares excepcionales”, la obligación de dejar constancia en el expediente de la actividad concreta motivo del desplazamiento fuera “aplicable a los viajes al lugar del domicilio fuera de la Comunidad de Madrid (...) cuando el desplazamiento tenga lugar en días que no coincidan con los fines de semana (de viernes por la tarde a lunes por la mañana) o con días festivos”. 

Muchos vocales argumentan que viajan en jueves porque los viernes los dedican a visitar juzgados o sedes judiciales en su comunidad. Y que eso lo hacen también algunos lunes. Pero el vocal Gómez Benítez considera que simplemente realizan la llamada “semana caribeña” y que, por tanto, si no acuden a la sede del Consejo los lunes o viernes deben justificar su ausencia indicando el lugar y la actividad que estaban realizando. Gómez Benítez proponía que, para reducir el gasto en desplazamientos, los vocales concentraran las visitas a las sedes judiciales en determinados días del mes. 

Además, en caso de que los desplazamientos no fueran en automóvil, instaba a que los vocales y el personal de los servicios técnicos viajaran en clase económica o similar cuando lo hicieran con cargo al presupuesto. Únicamente se permitiría viajar en clase preferente en vuelos internacionales de duración superior a dos horas y media. 

Otra de las medidas propuestas hacía referencia a que los puntos y bonificaciones sobre precios que conceden las compañías aéreas y ferroviarias por los viajes realizados con cargo al Consejo deberían revertir al organismo —para reducir o amortizar el coste de otros viajes oficiales— y no a los vocales y a sus esposas, como ocurre ahora. 

También se proponía que los viajes del presidente y de los miembros de la Comisión de Relaciones Internacionales se deberían realizar con propuestas razonadas de presupuesto y limitar los viajes y el personal que se desplaza a lo imprescindible, además de estar justificado el desplazamiento del personal auxiliar. 

La propuesta fue acogida con mucha frialdad, y algunos vocales pretendieron que se votara por separado cada uno de sus puntos. Uno de los vocales anunció que estaba dispuesto a votar a favor del acuerdo propuesto, pero que era contrario al punto relativo a que se especificase a qué se dedicaban los vocales durante los lunes y los viernes en los que no estaban en la sede del Consejo. 

Nadie quiso hacer más observaciones, pero puesto el acuerdo a votación fue rechazado por 15 votos en contra y cuatro a favor. Dos ya se habían marchado. Los cuatro votos favorables fueron los del propio Gómez Benítez, Margarita Robles, Claro José Fernández Carnicero y el presidente Carlos Dívar. Curiosamente se produjo entonces una explicación de voto sucesiva de todos los vocales. Todos defendieron que hubieran votado aspectos concretos, pero no todo el bloque de reformas. 

Otros vocales han calificado de “insultante” y de “planteamiento infumable” la propuesta de Gómez Benítez y han dejado claro que los cuatro que votaron a favor son residentes en Madrid. Gabriela Bravo, la portavoz del Consejo, aseguró que se han rebajado un 35% los gastos de desplazamientos. Los vocales del CGPJ ganan unos 112.000 euros al año y el presidente 130.000. 

www.elpais.es 24.03.12

DÍVAR COMPARA EL USO DEL CATALÁN EN LA JUSTICIA CON EL DEL MANDINGA 

Dívar critica las "interpretaciones sesgadas" de las resoluciones judiciales Barcelona. (Redacción y agencias).- La comparación entre el catalán con el mandinga -lengua que se habla en varios países del África Occidental, sobre todo en Senegal y Gambia- por parte del presidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Carlos Dívar, ha encendido los ánimos de los diputados catalanes en la Comisión de Justicia del Congreso. 

En pleno debate sobre el uso de las lenguas cooficiales en la Administración de Justicia, Dívar ha pretendido demostrar su sensibilidad con este asunto al recordar que una vez solicitó personalmente la traducción para una persona que solo hablaba mandinga. El comentario ha enfadado a varios diputados catalanes, especialmente al de ERC, Joan Tardà, que ha exigido una rectificación. "Retire o aclare esa referencia desgraciada a la lengua mandinga", ha asegurado el republicano. 

También desde su cuenta de Twitter, el propio Tardà ha expresado públicamente su indignación por esta declaración y por la posterior en la que Dívar ha asegurado que "lee en catalán". El diputado del PSC, Àlex Sáez, también ha mostrado su enfado desde su cuenta de Twitter. 

Dívar niega querer ofender 

Durante su intervención, Dívar ha negado tener ningún interés de "ofensa" al aludir a la lengua mandinga después de que Tardà le exigiera que retirara dicha alusión. Según Dívar, si hizo mención a la citada lengua africana es porque en una ocasión tuvo que valorar que una persona pudiera expresarse en dicho idioma ante su juzgado. "Más lo haría en defensa de la lengua catalana", ha agregado el presidente del Poder Judicial, para añadir que admira profundamente la cultura catalana y su lengua. Dívar se ha disculpado, y ha asegurado a a Tardà que una de sus lecturas preferidas es Salvador Espriu 

"Se están dirigiendo a un modesto y humilde presidente que lee en catalán", ha señalado, para indicar que el uso de la lengua catalana en los tribunales corresponde al ámbito legislativo. "En todo cuanto procede una igualdad y un derecho y una defensa de las lenguas vernáculas, si hay algún impulso, estaríamos dispuesto a hacerlo", ha agregado. 

http://www.lavanguardia.com/politica/20120213/54253676265/divar-compara-catalan-con-mandinga.html

ESPAÑA, CADA VEZ MÁS CERCA DE LOS SANTOS LUGARES GRACIAS A «FUNDACIÓN TIERRA SANTA»  

Fomentar el diálogo intercultural e interreligioso, ayudar al desarrollo socioeconómico de las minorías étnicas y religiosas, fundamentalmente la palestina-cristiana y promover en España el conocimiento de los Santos Lugares y el turismo religioso son algunos de los objetivos de la Fundación Tierra Santa que presentó este miércoles su programa de actividades 2012. 

El acto, que reunió a más de 350 asistentes, fue presidido por Daniel de Fernando, socio fundador de MdF Family Partners y patrono portavoz de la Fundación, y contó con la participación de Carlos Dívar, presidente del Consejo General del Poder Judicial, Pedro López Aguirrebengoa, embajador de España, Covadonga O´Shea, periodista y escritora, y David Hatchwell, presidente de la Comunidad Judía de Madrid y empresario. 

Daniel de Fernando expuso los principales objetivos de la fundación, que se centran en “ fomentar el diálogo intercultural e interreligioso en Tierra Santa mediante actividades dirigidas a promover el desarrollo cultural y económico, especialmente de la minoría cristiana, que hoy en día representa el 1,5% de la población”. 

Tres ejes fundamentales 

Con esta finalidad, la fundación basa su actividad en tres ejes fundamentales: cooperación al desarrollo y acción social, con la puesta en marcha de proyectos de acción social directa y de formación y fomento del empleo para colectivos desfavorecidos y minorías; acción cultural, a través de programas para promover el conocimiento de Tierra Santa en España, con conferencias, exposiciones, mesas redondas y acuerdos de cooperación con universidades; y turismo religioso, organizando viajes de peregrinación a la zona. 

Daniel de Fernando también destacó las principales acciones llevadas a cabo durante el primer año de trayectoria de la fundación, entre las que se incluyen ayudas para la integración laboral de jóvenes cristianos en colaboración con la Escuela de Hostelería del Instituto Pontificio de Notre Dame Center de Jerusalén; programas internacionales de voluntariado arqueológico para la excavación de las ruinas de la antigua ciudad Magdala, ubicada en las orillas del mar de Galilea; apoyo al seminario dirigido a jóvenes periodistas en formación “Mensajeros de la Paz”, celebrado en Jerusalén con el soporte de la Universidad Francisco de Vitoria y la Universidad Hebrea, cuyo objetivo es crear una red de comunicadores y transmisores de paz; así como actividades dirigidas a promover el desarrollo de la mujer en la zona. 

Durante el transcurso del acto los ponentes, con trayectorias vitales muy diferentes, relataron a los asistentes su experiencia personal en Tierra Santa y ofrecieron su visión de la zona. 

Covadonga O´Shea relató su viaje a Tierra Santa calificándolo como una experiencia inolvidable “rica en vivencias culturales y espirituales”, mientras que David Hatchwell destacó la “labor relevante de las iniciativas de la fundación y la necesidad de considerar este territorio como parte de la humanidad por ser un hervidero de espiritualidad”. 

Por su parte, Pedro López Aguirrebengoa dio una visión histórica del conflicto territorial, destacando “el papel de aproximación y unión que debería desempeñar el factor religioso”, y la importancia de la labor de la fundación para promover el conocimiento de Tierra Santa, como ayuda al desarrollo del proceso de paz. Por último, Carlos Dívar, habló de “la disminución paulatina pero constante de los cristianos en Tierra Santa y la importancia de la labor de la fundación para fomentar el diálogo interreligioso entre las comunidades cristiana, judía y musulmana”.  

El acto finalizó con la ponencia del P. Juan María Solana L.C., Director del Instituto Pontificio Notre Dame de Jerusalén, quién presentó Magdala Center, uno de los proyectos turísticos de peregrinaje más importantes en construcción en Tierra Santa ubicado a orillas del lago de Galilea, en Magdala (ciudad de nacimiento de María Magdalena), y que es uno de los que cuenta con el apoyo de la fundación. 

La obra contempla desde un hotel para peregrinos y la construcción de un lugar de culto, hasta un parque arqueológico que albergará un museo para la preservación y exposición de las ruinas de una de las siete sinagogas más antiguas del mundo, que data del siglo I y que fue encontrada durante las excavaciones, así como un Centro para la Dignidad de la Mujer, inspirado en la figura de Sta. María Magdalena. 

Según señaló el Padre Juan Solana, el proyecto Magdala Center pretende fomentar el entendimiento y el proceso de paz, y “será punto de encuentro para peregrinos, turistas y académicos del todo el mundo”. 

Tierra Santa entidad sin ánimo de lucro, en el auditorio Caixa Forum de Madrid cedido desinteresadamente para este evento. 

· Apoya en Tierra Santa entre otros, el Magdala Center, el proyecto cristiano más importante en construcción en la zona del lago de Galilea, que fomentará el empleo local, con más de 250 puestos de trabajo directos y más de 1.000 indirectos 

http://religionenlibertad.com/articulo.asp?idarticulo=20172 19.01.2012

El presidente del CGPJ reedita la "Misa de Apertura de Tribunales" con Rouco

El poder Judicial, ese pilar del Estado Derecho, iniciará el curso con una ceremonia de carácter religioso por segundo año consecutivo. El anacronismo denominado “Misa de Apertura de Tribunales” se reeditará el próximo lunes gracias a su autor intelectual, el presidente de Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Carlos Dívar, un ultra católico confeso que fue sorprendentemente elegido para el cargo por el Gobierno socialista de José Luis Rodríguez Zapatero. Dívar, no conforme con imponer una ceremonia religiosa como pistoletazo de salida al curso, ha vuelto a invitar a su amigo, el cardenal arzobispo de Madrid y presidente de la Conferencia Episcopal (CEE), Antonio María Rouco Varela, para oficiarla. Rouco es uno de los máximos responsables de la politización y beligerancia del episcopado español que alcanzó sus puntos máximos en la pasada legislatura ante el matrimonio homosexual. La fe vuelve a las más altas instancias del Estado.

Durante la mañana del próximo lunes la sotana de Rouco estará, nunca mejor dicho, diciendo misa en el CGPJ. Dívar ha invitado “de manera personal” a magistrados, jueces y vocales al acto que se ha sacado de la manga, según recoge El Confidencial Digital.

La Misa de Apertura
Hasta 2007, al empezar el curso judicial se celebraba una ceremonia por los magistrados fallecidos durante el periodo anterior. Dívar impuso la presencia de Rouco y la figura de Misa de Apertura a finales de septiembre de 2008, el mismo día en que juraba el cargo asegurando que “
los criterios personales del juez no pueden emerger en el espacio público”.

Elección... ¿socialista?
Pero que un juez ultra conservador se lleve muy bien con el jerarca de los obispos –“ojalá todos los españoles fueran tan católicos como Dívar”, ha llegado a exclamar Rouco- no es noticia. Lo noticiable es que sea un Gobierno socialista el que le aúpe a las más altas esferas jurídicas teniendo en cuenta la importancia de presidir y de mantener medianamente neutral el Poder Judicial.

La derecha festiva...
El nombramiento de Dívar lo pactaron PP y PSOE el 22 de septiembre de 2008 y generó una polémica inmediata.
La derecha política y, por supuesto, la mediática cantaron victoria –más aun teniendo en cuenta que también se acordó poner a Fernando de Rosa, ex consejero de Justicia del PP en Valencia, como número dos del CGPJ-. Si el portavoz de Justicia del PP, Federico Trillo, elogiaba al “jurista de prestigio” que dirimiría el CGPJ, El Mundo se congratulaba de la “buena elección” que reconocía a un “profesional de perfil conservador y firmes convicciones religiosas” sin ocultar, eso sí, una deuda de gratitud con el magistrado: el archivo de una querella contra el rotativo.

...y los progresistas ojipláticos
Más reacia se mostró la prensa progresista, que objetó, además de su vertiente extremadamente católica, el bajo perfil de Dívar y el incumplimiento de la que, hasta septiembre de 2008, era la norma tácita para ocupar su cargo: haber pasado por la magistratura del Tribunal Supremo y tener una carrera de catedrático universitario de reconocido prestigio. El entonces titular de Justicia del Gobierno, Mariano Fernández Bermejo,
defendió la elección apelando a la “neutralidad” y “prudencia” del juez religioso. Un extremo al que se aferró Bermejo mientras salían a la luz los vínculos entre Dívar y la Hermandad del Valle de los Caídos.

El Valle de los Caídos
Y es que Dívar, además de ser ponente en los encuentros organizados anualmente por la Hermandad, las llamadas “Conversaciones en el Valle”, colaboraba con la revista del grupo en la que llegó a escribir frases célebres como
“sólo en amar a Cristo y hacerle amar se encuentra la única y verdadera Justicia”. Su carrera de conferencista la completaba con conferencias, precisamente, en el Arzobispado de Rouco donde dio su “Testimonio cristiano en la vida pública” según se titulaba el encuentro.

Veto al aborto
Así las cosas, cuando el 29 de septiembre de 2008 Dívar aseguró que
“la función jurisdiccional no es acción política” sino “estatal” muchas cosas no encajaban. Las peores sospechas se confirmaron el pasado 24 de julio cuando por primera vez en los 30 años de historias del CGPJ el órgano era incapaz de pronunciarse sobre una norma. Por si quedaban dudas, se trataba de la Ley del aborto, que se quedó sin el aval del Poder Judicial por el veto del presidente “imparcial”.

www.elplural.com 19.09.09

El rechazo del presidente del CGPJ complica el informe del aborto

                                                            

El vocal de CiU tiene en sus manos el sentido del dictamen no vinculante

El Gobierno y el PSOE están en vilo por el sentido del informe que, finalmente, apruebe el Consejo General del Poder Judicial sobre el proyecto de ley del aborto. La Comisión de Estudios del Consejo aprobó ayer un informe elaborado por la vocal Margarita Uría, que avala plenamente la constitucionalidad del texto elaborado por el Gobierno, pero debe superar aún el escollo del pleno previsto para el día 23 de julio.

El informe que avala el texto del Gobierno debe ir a pleno el 23 de julio

La aprobación de un texto favorable a la norma se ve dificultado por la posición del presidente del Consejo, Carlos Dívar, y deja la decisión final en manos del vocal propuesto por CiU, Ramón Camp.

Los vocales de la mayoría progresista y fuentes del Gobierno y del PSOE dan por seguro que Dívar, conocido por sus fuertes convicciones religiosas, no apoyará un texto que defienda la ampliación del aborto. Fuentes del Consejo aseguran que, aunque aún no ha habido un pronunciamiento público de Dívar, el presidente ha trasladado a su entorno que se sumará el día 23 a la posición crítica de los vocales conservadores.

Esta posibilidad ha alertado al Gobierno porque, aunque el informe no es vinculante, sí tiene una importante significación política, al tratarse de una norma muy polémica y debido a que el PP ha basado su oposición en la supuesta inconstitucionalidad del texto.

Hace casi un año, José Luis Rodríguez Zapatero renunció a designar a un presidente progresista y optó por Dívar, devoto católico y próximo al presidente de la Conferencia Episcopal, Antonio María Rouco Varela. De hecho, una de sus primeras decisiones al frente del Consejo fue la de abrir el año judicial con una misa oficiada por Rouco. Dirigentes del PSOE y miembros del Gobierno no se han repuesto aún de la sorpresa por aquella decisión de Zapatero. Ahora esa sorpresa va camino del disgusto.

Cuando era magistrado de la Audiencia Nacional, Dívar sí se pronunció claramente en contra del aborto. Por ejemplo, el 6 de febrero de 2001 publicó un artículo en la web de la Hermandad del Valle de los Caídos en el que utilizaba como referente personal esta frase del Papa Juan Pablo II: "Quien negara la defensa a la persona humana más inocente y débil, a la persona humana ya concebida, aunque todavía no nacida, cometería una gravísima violación del orden moral. Nunca se puede legitimar la muerte de un inocente. Se minaría el mismo fundamento de una sociedad". Rouco impulsó recientemente un documento que instaba a los católicos a no colaborar desde las instituciones con la aprobación de la nueva ley del aborto.

En el pleno, hay nueve vocales designados por el PSOE y otros nueve por el PP. Margarita Uría, designada por el PNV, es autora del informe aprobado ayer en la Comisión y, por tanto, se alinea con el grupo progresista en favor del anteproyecto.

Si Dívar, finalmente, se alinea con el bloque conservador, se daría un empate que desharía Camp, ex diputado de CiU. Este partido no tiene una posición definida y, por ejemplo, en el Congreso da libertad de voto a sus diputados. Vocales progresistas confían en que Camps incline la balanza del Consejo a su favor.

El informe defiende claramente la constitucionalidad del proyecto y rechaza que una ley de plazos -con aborto libre hasta la semana 14- incumpla la jurisprudencia del alto tribunal. Cita expresamente como referencia a la práctica totalidad de países de nuestro entorno que ya tienen leyes de plazos y sí hace recomendaciones para incorporar en el trámite parlamentario. Por ejemplo, como adelantó EL PAÍS, que se busque una fórmula de conocimiento paterno, que no consentimiento, para las mujeres de entre 16 y 18 años. Es decir, que los padres sean informados en esos casos, dando por hecho que a esa edad las mujeres tienen madurez suficiente para decidir, ya que el Código Civil les concede capacidad para emanciparse.

Pide, no obstante, que se haga más precisa la redacción y el establecimiento de los supuestos. El informe sugiere que se cree un registro de sanitarios objetores de conciencia, que sea más extensa la información que se dé previamente a las gestantes y que se dote de mayor proporcionalidad a las penas previstas por incumplir la norma.

La portavoz de Igualdad del PSOE en el Congreso, Carmen Montón, se felicitó por la aprobación del informe porque "hace cada día más insostenible la tesis del PP sobre la supuesta inconstitucionalidad". Montón se mostró dispuesta a estudiar las recomendaciones y mejoras que hace el Consejo General del Poder Judicial, para incorporarlas en el trámite parlamentario.

www.elpais.es 16.07.09

“Sólo en Amar a Cristo y hacerle Amar, en una vida coherente y cabal, se encuentra la única y verdadera Justicia”

“Sólo en Amar a Cristo y hacerle amar, en una vida coherente y cabal, se encuentra la única y verdadera Justicia”, afirmó el nuevo presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo a propuesta de Zapatero, Carlos Dívar, en un artículo publicado en la revista de la Hermandad del Valle de los Caídos.

Tal y como informó en el día de ayer este periódico, la proposición de Carlos Dívar para convertirse en el nuevo presidente del órgano de poder de los jueces ha supuesto una gran controversia. De todos es ya conocido que Dívar ha sido elegido por unanimidad, por lo que cuenta con toda la legitimidad posible y un gran consenso en la toma de la decisión a pesar de que el magistrado no parece alinearse con la ideología progresista y profesa fuertes convicciones religiosas. Por ejemplo, el magistrado ha publicado varios artículos en la revista de la Hermandad del Valle de los Caídos y ha participado como ponente en un encuentro anual.

“Sólo Dios”
En uno de estos artículos, titulado Justicia y Juan Pablo II, Carlos Dívar llegó a escribir que “sólo Dios, el Bien Supremo, es la base inamovible y la condición insustituible de la moralidad” y que “sólo en Amar a Cristo y hacerle Amar, en una vida coherente y cabal, se encuentra la única y verdadera Justicia”.

Obediencia
“En cualquier caso -recalcó Dívar-, los católicos, obedeciendo al Papa, nunca nos equivocamos”.

Contra el nacionalismo
En cuanto a los nacionalismos, Dívar lo tiene claro: “Esta ideología es la negación de patriotismo, pues mientras el patriotismo, amando lo propio, estima también lo ajeno, el nacionalismo desprecia todo lo ajeno y si no logra destruirlo, trata de apropiárselo”.

¿Imposiciones?
Por último, destaca la que
en opinión de Ignacio Escolar es la mejor frase de todas: “Me produce una profunda preocupación cuando observo que algunos grupos quieren imponer a la comunidad internacional puntos de vista ideológicos o modelos de vida que defienden pequeños sectores de la sociedad. Quizás esto sea más patente en campos como la defensa de la vida o la salvaguardia de la familia”. Frente a estas inquietantes reflexiones, Dívar transmite más tranquilidad al valorar las críticas vertidas estos días contra él como un aliciente para hacer lo mejor posible su trabajo. Hoy, por ejemplo, elegirá al vicepresidente del CGPJ.

www.elplural.com 25.09.08

"AHORA YA ERES EL JEFE, COÑO" 

Elegido el pasado miércoles por los veinte vocales del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) por unanimidad, el magistrado Carlos Dívar ha tomado hoy posesión como presidente del órgano de gobierno de los jueces y del Tribunal Supremo, puesto en el que sustituye a Francisco José Hernando. 

El acto celebrado en la sede del alto tribunal ante los plenos del Consejo y del Supremo ha estado presidido por Ramón Trillo, quien está al frente de la sala de lo contencioso-administrativo del Alto Tribunal y es el presidente de Sala más antiguo. Dívar, hasta ahora presidente de la Audiencia Nacional, ha sido apadrinado por el magistrado más antiguo del Alto Tribunal, Aurelio Desdentado, y el más reciente, Fernando Pignatelli. 

La anécdota del acto la han protagonizado Trillo y Dívar cuando tras serle colocado al nuevo presidente del Poder Judicial un collar símbolo de la alta magistratura y en medio de los aplausos de los asistentes se ha podido oír a través de los micrófonos decir a Dívar: "Yo creo que me aplauden a mí", a lo que Trillo ha añadido: "Ni se han sentado. Ni se han sentado. Bueno, ahora ya eres el jefe, coño". 

A la toma de posesión han asistido, entre otras personalidades, la presidenta del Tribunal Constitucional, María Emilia Casas, el presidente del Senado, Javier Rojo, el ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo, el fiscal general del Estado, Cándido Conde-Pumpido, y los nuevos vocales del CGPJ. 

Controvertido nombramiento

Su nombramiento fue controvertido desde el mismo momento en que se conoció. Las principales críticas han provenido desde los vocales progresistas, al tratarse de un magistrado con una conocida personalidad católica y conservadora. El Supremo tampoco ha recibido su elección con demasiado entusiasmo al considerar el alto tribunal ha quedado poco representado en el nuevo CGPJ. El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, pactó con el líder del PP, Mariano Rajoy, el nombramiento de Dívar, un acuerdo que no se trasladó a los negociadores del pacto de la Justicia. 

Antes de tomar posesión, esta mañana ha asistido a una misa en la Iglesia de Santa Bárbara de Madrid con motivo de la Apertura del Año Judicial, que ha sido oficiada por el cardenal arzobispo de Madrid y presidente de la Conferencia Episcopal, Antonio María Rouco Varela.

Primer discurso 

A las cinco de la tarde el nuevo presidente del CGPJ y el Supremo pronunciará su primer discurso en el acto solemne que da inicio al nuevo Año Judicial y que preside el Rey. En esta ceremonia intervendrán con sendos discursos Dívar y Conde-Pumpido y también está prevista la asistencia de las principales personalidades relacionadas con el mundo de la Justicia. 

Este acto se iba a celebrar el pasado 15 de septiembre, pero fue retrasado hasta hoy para dar tiempo a que el PSOE y el PP cerraran un acuerdo para renovar el órgano de gobierno de los jueces, que llevaba casi dos años en funciones. 

(www.elpais.com, 29/09/08)

El nuevo presidente del Poder Judicial, ¡colaborador de la Hermandad del Valle de los Caídos!

Esta mañana los nuevos vocales del Consejo General del Poder Judicial nombrarán previsiblemente a Carlos Dívar nuevo presidente del órgano de poder de los jueces. La proposición del hasta ahora presidente de la Audiencia Nacional por parte del Ejecutivo ha supuesto una gran controversia, puesto que el magistrado no parece alinearse con la ideología progresista y tiene fuertes convicciones religiosas. El magistrado, además ha publicado varios artículos en la revista de la Hermandad del Valle de los Caídos y ha participado como ponente en un encuentro anual, "Conversaciones en el Valle", organizado por el mismo grupo. Esta mañana, en la Cadena SER, Carles Francino preguntó al ministro de Justicia por esta ideología y le recordó, en concreto esta controvertida colaboración con la Hermandad. Mariano Fernández Bermejo pidió que no se compute a Dívar por su religiosidad, y destacó que ha sido un ejemplo de “neutralidad permanente” a lo largo de su trayectoria profesional.

Solo unas horas antes de que los veinte nuevos vocales del CGPJ que ayer juraron sus cargos ante el rey designen como presidente del organismo a Carlos Dívar, Mariano Fernández Bermejo quiso alabar su trayectoria profesional, pidiendo que no se le juzgue por sus ideas religiosas. La propuesta de este magistrado por parte de Zapatero generó una gran sorpresa, puesto que no se le conoce por tener un perfil progresista, sino más bien todo lo contrario, además de ser un ferviente católico declarado.

Prudencia y discreción
El locutor de la SER Carles Francino recordó al ministro que Dívar ha colaborado incluso con la ultraconservadora Hermandad del Valle de los Caídos, algo a lo que Bermejo no quiso dar especial importancia. Según afirmó, el magistrado “tiene una larguísima trayectoria como juez” en la que ha “destacado por su prudencia” y su “discreción”, a su juicio “virtudes esenciales” en esta profesión.

"Neutralidad permanente"
Además destacó que Dívar ha hecho un “ejercicio de neutralidad permanente”, por lo que “es un ejemplo para todos los jueces en el ejercicio de dejar fuera del despacho sus condiciones personales”.

Aplicar la ley con imparcialidad
“Me gustaría que cuando se le enjuicie no se tenga esto en cuenta. A mí no me importa reconocer mi laicidad y no se me computa por ello, y con el hay que hacer lo mismo”, apuntó, e insistió en que Dívar “ha aplicado la ley y lo ha hecho siempre con esa imparcialidad”.

Decisión "intachable"
Aunque no aclaró si es o no su candidato favorito para la presidencia, destacó que la opción de Zapatero “es intachable” e introducirá, si finalmente es designado por los vocales “un factor de neutralidad que va a venir muy bien en ese Consejo”.

Mejoras en el CGPJ
Para Bermejo, el futuro presidente del Poder Judicial será un “factor compensatorio” ante la mala imagen que actualmente tiene el organismo, muy acusado de estar politizado. “La figura de Dívar ayudará a superar esa visión”, argumentó. “Ahora tendremos un nuevo Consejo que tiene que demostrar que es capaz de hacer olvidar al anterior”, matizó, y señaló que Justicia dará su “apoyo absoluto” para que la institución cumpla con sus funciones.

www.elplural.com 24.09.08

El Supremo recibe con malestar generalizado a su nuevo presidente

Los magistrados critican que el alto tribunal esté marginado en el nuevo Consejo

Magistrados del Tribunal Supremo de todas las tendencias creen que el Gobierno y el PP han maltratado al alto tribunal con la designación como presidente de Carlos Dívar y con la presencia de una única magistrada del Supremo entre los nuevos vocales propuestos para el Consejo del Poder Judicial, según opiniones recabadas ayer por este periódico. Dívar, que concitó los elogios de los portavoces que han negociado el nuevo Consejo, José Antonio Alonso (PSOE) y Soraya Sáenz de Santamaría (PP), será elegido hoy por los 20 vocales del Poder Judicial en su sesión constitutiva.

Los portavoces del PSOE y del PP coinciden en alabar a Carlos Dívar

Las impresiones recogidas oscilaban entre el "horror" sin paliativos que produce el candidato entre los sectores progresistas y laicos y el "desconcierto" de los magistrados conservadores, que no entendían que desde el PSOE se nombrase a un juez conservador y profundamente católico para presidir el Supremo. Los sectores moderados priorizaban el talante conciliador de Dívar y abogaban por darle "un margen de confianza".

Entre el sector progresista, por el contrario, los calificativos sonaban con "d" de Dívar: "Dislate", "disparate" o "despropósito". "Estoy horrorizado", confesaba uno de los progresistas más significados. "Que un Gobierno socialista, de izquierdas, laico y progresista nombre a Dívar presidente del Supremo es para que venga Dios y lo vea".

En todos los sectores cundía la impresión de que el presidente debería haber procedido del Supremo y que el alto tribunal ha sido "postergado" e incluso "despreciado" por el Ejecutivo de Zapatero al contar con una única vocal, Margarita Robles, en el Consejo General del Poder Judicial. Así, y en contra de la costumbre, ni el presidente ni el vicepresidente serán magistrados del Supremo. Incluso algún "amigo de Dívar" al que no le parecía tan mal el nombramiento consideraba que éste era "extraño" y que tendrá dificultades con un Consejo tan politizado. Otros lo vinculan al supuesto propósito del Gobierno de despojar de competencias al Supremo y dejarle como tribunal de unificación de doctrina, reduciendo la plantilla a la mitad. "Al Supremo no se le ha tenido en cuenta. Parece que al Gobierno le interesa más la Audiencia Nacional", dijo otro moderado.

La designación de Dívar provocó desconcierto en diputados del PSOE, pero su portavoz, José Antonio Alonso, aseguró que es un profesional "respetado", que "dará tranquilidad y estabilidad institucional" al órgano de gobierno de los jueces. Sáenz de Santamaría, visiblemente satisfecha, destacó su "perfil independiente".

Conato de rebelión de los vocales del PSOE contra el pacto Zapatero-Rajoy

El jefe del Gobierno pone a Dívar, juez muy religioso, al frente del Poder Judicial

El nuevo Consejo General del Poder Judicial puede echar a andar con tensión ya desde el primer pleno, el que debe elegir al presidente y al vicepresidente del órgano de gobierno de los jueces. Todo porque el pacto entre José Luis Rodríguez Zapatero y Mariano Rajoy para el Consejo ha causado sorpresa e indignación en el ámbito judicial y sólo ha sido recibido con indisimulada satisfacción en las filas del PP. El primero propone al magistrado Carlos Dívar para la presidencia del Consejo y del Tribunal Supremo y el segundo a Fernando de Rosa como vicepresidente. Y los 20 vocales han de aceptar y votar el pacto que conocieron ayer por los medios de comunicación.

  • Alonso reunió a los progresistas en una sede del PSOE para que cumplan el pacto

  • Satisfacción en el PP por la decisión del presidente del Gobierno

En el reparto pactado en julio correspondían nueve vocales a cada uno de los partidos, pero desempataba el presidente y hasta el PP aceptaba que éste fuera progresista. Sin embargo, Zapatero ha optado por un juez muy religioso y así se lo comunicó en julio a Rajoy, que aceptó encantado. Ninguno de los dos se lo notificó hasta ayer a los negociadores de sus partidos. La decisión ha puesto al borde de la rebelión a una parte de los vocales propuestos por el PSOE, que no entienden que se nombre a dos personas "muy conservadoras" para la cúspide del Poder Judicial. "Pase que el presidente [Dívar] sea conservador, pero que también lo sea, y además muy significado, el vicepresidente, no es admisible". Zapatero desechó otras propuestas marcadamente progresistas, como la del magistrado del Supremo Ángel Juanes, y optó por un "perfil institucional" que aleje al Consejo de las polémicas, según la versión oficial. "No está vinculado a los principios ideológicos del Gobierno y puede favorecer los consensos necesarios en el organismo", aseguran fuentes del Ejecutivo

Quien sí está vinculado al PP es De Rosa, ex consejero de Justicia de la Generalitat de Valencia, con un perfil "extremadamente conservador y político", según el sector progresista del Consejo y de la Asociación Jueces para la Democracia (JpD). Los cinco vocales de JpD elegidos a propuesta del PSOE se reunieron ayer por la mañana en la sede de esta asociación para perfilar su estrategia con vistas al nuevo Consejo. En la reunión, algunos vocales, entre ellos Miguel Carmona (ex magistrado de la Audiencia de Sevilla), se mostraron contrarios a aceptar "el paquete pactado entre Zapatero y Rajoy". "A todos nos ha sorprendido, y es posible que haya más de un vocal que rompa el acuerdo y, en concreto, no vote a De Rosa como vicepresidente", señaló un asistente.

Los nuevos vocales jurarán hoy el cargo ante el Rey y previsiblemente mañana se reunirán para elegir como presidente a Dívar, actual presidente de la Audiencia Nacional. Pero lo que no está claro es si el nombramiento de De Rosa como vicepresidente será aceptado por unanimidad o habrá votos discrepantes.

Sólo una minoría de vocales asistentes defendió con ardor la capacidad jurídica de Dívar y su perfil institucional, mientras casi todos se lamentaban de que el elegido no fuera un progresista. La discusión se tornó más agria respecto a De Rosa. Algunos vocales pusieron de manifiesto que Dívar presidirá un consejo en el que ya se han cedido nueve vocales al grupo conservador, los mismos que el bloque progresista. Y que su voto será fundamental para desempatar en asuntos como el informe a la futura ley del aborto y Dívar es conocido por sus firmes convicciones religiosas.

A las siete y media de la tarde la discusión siguió ayer ante el portavoz socialista en el Congreso, José Antonio Alonso, que convocó a los vocales propuestos por el PSOE. La reunión, significativamente, se celebró en la sede de la Fundación Ramón Rubial del PSOE, en la calle Ferraz de Madrid. Alonso trató de apaciguar los ánimos y les pidió que cumplan el pacto Zapatero-Rajoy.

El Consejo es un organismo encargado de los principales nombramientos judiciales (magistrados del Supremo, dos miembros del Constitucional y los presidentes de los tribunales superiores de justicia), que dirige la inspección judicial e impone sanciones disciplinarias y que informa de proyectos de ley del Gobierno. El voto del presidente puede ser crucial en caso de empate (hay 20 vocales, nueve del PSOE, nueve del PP, uno de CiU y otro del PNV) en los informes sobre proyectos de ley.

En diferentes ámbitos de la justicia se reprodujo la misma sorpresa por la propuesta. Miguel Ángel Gimeno, portavoz del JpD, definió a Dívar, sin entrar en su enorme cualificación personal, "como un hombre conservador y extremadamente religioso". Pero sobre De Rosa piensa que es una "persona muy significada en su militancia política con el PP". "Este pack no nos gusta", zanjó. Tampoco le ha gustado que Zapatero haya anticipado el nombre de Dívar antes de ser "deliberado y nombrado, como establece la ley, por los vocales". En la moderada Asociación Francisco de Vitoria, la segunda con más afiliados de la carrera, causó "indignación" el anuncio. Su portavoz, Lorenzo del Río, entiende que el hecho de que "Zapatero anuncie el nombre del nuevo presidente antes de ser nombrado por los vocales refuerza la idea de un control político".

Federico Trillo, portavoz de Justicia del PP, aseguró que la propuesta de Dívar es una buena decisión y le definió como un "jurista de prestigio".

www.elpais.es 23.09.08

Un juez que no molesta a nadie

Dívar lleva 28 años en la Audiencia luchando contra el terrorismo

La sorpresa fue general. Nadie, ni en la Audiencia ni en el Supremo, apostaba por Carlos Dívar (Málaga, 31-12-1941) como candidato a presidir el Consejo General del Poder Judicial y el Tribunal Supremo. Probablemente porque Dívar no cuenta con ninguno de los supuestos requisitos no escritos que deben poseer los que acceden a tal cargo: que sean magistrados del Supremo o catedráticos de universidad de reconocido prestigio. Dívar es presidente de la Audiencia Nacional desde hace siete años, y los 21 años anteriores los pasó como juez central de instrucción. Es decir, que ha estado media vida instruyendo casos de terrorismo, narcotráfico y crimen organizado, pero nunca ha formado parte de un tribunal colegiado y jamás ha dictado una sentencia, circunstancia que teóricamente también parecía importante.

Está soltero, no es ninguna lumbrera jurídica y no se le conocen artículos o publicaciones que hayan marcado tendencia en el ámbito del Derecho.

¿Qué virtudes adornan entonces a este juez para tamaño nombramiento? Pues que siendo un hombre de profundas convicciones religiosas y pensamiento tradicional cristiano no molesta a nadie. Es disciplinado y respetuoso con el poder y tiene sentido institucional. Sólo así se explica que en pleno proceso de paz llegase a declarar que el acercamiento de los presos de ETA al País Vasco era "una política penitenciaria que se utilizó en otros momentos" y que podía "volverse a usar y ser efectiva, práctica y eficaz".

Además, ha mostrado su talante conciliador en el caso del 11-M y su discreción es una auténtica tortura para los periodistas. En 2006 fue reelegido presidente de la Audiencia Nacional por unanimidad del CGPJ.

Ha dado conferencias en el Arzobispado de Madrid sobre "el testimonio cristiano en la vida pública" y en la página web de la Hermandad del Valle de los Caídos figura un escrito suyo sobre Justicia y Juan Pablo II, en el que concluye: "sólo en amar a Cristo y hacerle amar, en una vida coherente y cabal, se encuentra la única y verdadera Justicia".

www.elpais.es 23.09.08

Carlos Dívar presidirá el CGPJ y el Supremo

Zapatero propone al actual presidente de la Audiencia.- Fernando de Rosa, consejero de Justicia valenciano, será vicepresidente a propuesta del PP

Carlos Dívar, actual presidente de la Audiencia Nacional, será el nuevo presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, a propuesta de José Luis Rodríguez Zapatero.

Fernando de Rosa será vicepresidente del CGPJ a propuesta del PP. De Rosa era hasta ahora consejero de Justicia de la Generalitat de Valencia.

Fuentes del PP mostraron su satisfacción por la elección de Carlos Dívar y garantizaron que los vocales que han sido elegidos a propuesta suya le votarán en el primer pleno que se celebrará mañana martes.

El presidente del Gobierno, quien ya ha informado al líder del PP, Mariano Rajoy, ha tomado la decisión tras consultar a la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, el portavoz socialista en el Congreso, José Antonio Alonso, y el ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo.

El pasado día 8 se materializó el acuerdo entre PSOE y PP para desbloquear el Gobierno de los jueces que llevaba dos años pendiente de renovación. La lista definitiva, compuesta de nueve vocales propuestos por el PSOE, nueve por el PP, uno por CiU y otro por el PNV, constató la fractura ideológica del Consejo y permitió a los dos grandes partidos asegurarse el control.

Dívar nació en Málaga en 1941. Es presidente de la Audiencia Nacional desde 2001 y el magistrado más antiguo de esta institución, donde antes fue juez central de instrucción. El futuro presidente del CGPJ había ejercido antes como juez en Castuera (Badajoz), Durango (Vizcaya) y Orgaz (Toledo), hasta que en 1979 fue destinado como magistrado a San Sebastián.

CARLOS DÍVAR: "NO ME AVERGÜENZO DE AQUÉL AL QUE AMO SOBRE TODAS LAS COSAS" 

Ayuda a presos en apuros y tiene consuelo hasta para los funcionarios de la Audiencia Nacional. Carlos Dívar, nuevo presidente del Poder Judicial y del Supremo, es adorador nocturno y apasionado de Tierra Santa. Es de los creyentes que no se avergüenza de su fe. Por eso, cuando el entrevistador de la revista Alba le pregunta: "Ustedes, los adoradores nocturnos, rezan cuando todos duermen..." El presidente de los magistrados responde: "Es que, como dice el apóstol san Pablo, hay que orar sin descanso. Por otra parte, Pío XII definía la oración como 'la respiración del alma', y todos sabemos que ni dormidos podemos dejar de respirar".  

¿Se reza mejor de noche?  

El silencio es más profundo, nadie te interrumpe, te concentras más. Esto hace que Dios te hable más de cerca al corazón. No hay que olvidar que Jesús gustaba de orar por la noche.  

¿Y más? ¿Se reza más?  

Aunque nunca se ora lo suficiente, hay que hacer horas extras: por los que no rezan, por los que no creen, por los que no le conocen...  

¿Qué les diría a éstos?  

Que llorarían de alegría si supieran cómo nos ama Jesús. Muchos de los que no aman a Dios es porque no le conocen.  

Tantos años en la Adoración Nocturna... ¿qué le han enseñado?  

Que lo verdaderamente importante en la vida es Jesús en el Santísimo Sacramento del Altar. Es decir, Jesús en Cuerpo, Sangre, Alma y Divinidad. Lo más importante.  

También es congregante mariano...  

Desde pequeño. Me eduqué en Bilbao y allí aprendí a dirigirme a Nuestra Señora bajo la advocación de la Virgen de Begoña.  

Ser congregante mariano y adorador nocturno...  

Aquí quedan reflejados los dos grandes amores de mi vida: la Santísima Virgen y la Eucaristía.  

¿Qué papel tuvieron ahí sus padres?  

Les debo mucho en cuestión de fe: crecí viéndolos hacer oración, rezar el Rosario, ir a Misa... El hogar como iglesia doméstica (así la definió el Concilio) es clave en la vida del cristiano.  

¿También lo es la oración?  

“Todo apostolado que no esté basado en la oración está destinado al fracaso”. Eso dijo Juan Pablo II en su primera visita a España.  

Antes citaba a Pío XII para definir la oración. ¿Cómo la definiría usted?  

Como la conversación con Dios, con Jesús. El trato íntimo con Dios.  

Dice Requero que la imagen que tiene de Dios no es la de un presidente del Supremo elegido por consenso entre PP y PSOE, sino la de un padre.  

Toda la revelación de Jesucristo consiste en decirnos que Dios es padre para expresar así todo el amor que nos tiene.  

Entonces, ¿se lo imagina como a un padre?  

No es que me lo imagine, es que dentro de mi corazón lo siento como un padre que me ayuda, me aconseja y, sobre todo, perdona mis muchas faltas. Él es el que tiene la iniciativa de amor, no nosotros.  

¿Y el Juicio Final? ¿Cómo se imagina el Juicio Final?  

El Evangelio ya nos dice cómo tenemos que hacerlo: “Allá vendrá Jesús para juzgar a vivos y muertos y dirá: ‘Venid, benditos de mi Padre. Porque tuve hambre y me disteis de comer, tuve sed y me disteis de beber...’”. Será un juicio de caridad.  

¿Eso le reconforta?  

Claro, porque no nos preguntarán por artículos o dogmas, sino si hemos pasado por el mundo haciendo el bien. Como dijo san Juan de la Cruz: “Al atardecer de la vida seremos juzgados por el Amor”.  

No le veo nada partidario de dejar sus creencias en casa antes de ir al despacho...  

El amor de Dios, que es el que ha dirigido toda mi vida, nunca puede quedarse en casa.  

¿Y si se viera obligado a elegir?  

Yo tengo que actuar conforme a mi conciencia. No puedo dejar de creer por tener un cargo público. Mi vida es una unidad. Antes de abandonar a Dios, abandonaría mi trabajo, sin hacer ningún ruido.  

Hay hombres públicos a los que les da pudor hablar de Dios. A, usted, en cambio...  

Dios está tanto en mi vida pública como en la privada y yo no puedo renunciar a Él ni en una ni en otra. Jesús dijo: “Quien se avergüence de mí yo me avergonzaré de él delante de mi Padre”.  

Y usted, claro, no quiere que eso le pase...  

No, no quiero. Además, ¿cómo voy a avergonzarme de Aquel al que amo sobre todas las cosas?

Alba, Domingo, 4 de enero 2009

 

EL JUEZ DIVAR DICE QUE 'EL MUNDO' "EN ABSOLUTO" INJURIÓ NI OFENDIÓ AL GOBIERNO 

Carlos Divar Blanco, juez central de Instrucción número 4 de la Audiencia Nacional, razonó su decisión de rechazar la querella presentada contra el diario El Mundo por el fiscal general del Estado, Leopoldo Torres, entre otros argumentos, en la inexistencia de delito. En concreto, afirmó que en la información sobre la concesión por el Consejo de Ministros de una subvención a la empresa Construcción Modular Andaluza (CMA), relacionada con Juan Guerra, hermano del vicepresidente, falta "en absoluto" de intención de deshonrar, desacreditar o menospreciar al Gobierno. La resolución fue hecha pública ayer.El juez Divar, tras resumir las frases publicadas por El Mundo consideradas injuriosas para el Gobierno por el fiscal del Estado, estima que contienen el relato objetivo de "las circunstancias y motivaciones aparentes de una concesión", en la que ni siquiera la alusión al favoritismo es entendida como delictiva, ya que describe la sospecha periodística de que se favoreció a CMA, con casi nulo patrimonio social y uno de cuyos directivos era "familiar próximo de uno de los concedentes". El magistrado advierte que "los órganos judiciales no pueden quedar como involuntarios árbitros decisores de contiendas propiamente políticas". 

Concesión discrecional 

El juez Divar recuerda la prevalencia del derecho a la información sobre el "derecho al respeto gubernamental que el artículo 161.1 del Código Penal pretende amparar". Asimismo, considera que para la existencia de injuria es "imprescindible que la expresión se produzca en deshonra, descrédito o menosprecio" del que se pretende ofendido. Asegura que en este supuesto "en absoluto se aprecia tal intención", sino que se describen las aparentes motivaciones gubernamentales "en el marco discrecional que los reales decretos ( ... ) sobre beneficios en grandes áreas de expansión industrial establecen para las ayudas a las empresas".Sobre la pretendida calumnia por imputar un delito de revelación de secretos, "sería preciso", razona el juez, "que se hubiera predicado la infidelidad de ministro determinado, o de forma que permitiera conocer su identidad de forma inequívoca (por ejemplo, haciendo referencia a la cartera de que es titular)". Agrega que la información de El Mundo no atribuye "de forma directa" la infidelidad, "sino a través de persona que la conoció (el 'alto dirigente del PSOE')", por lo que, al ser "inexistente la imputación, desaparece la posibilidad de apreciar la figura del desacato". 

www.elpais.es 22.02.90

VOLVER

© Copyright. 1998 - 2012. www.losgenoveses.net. Ningún derecho reservado. Aquí es todo de gratis y sin comisiones
( Página diseñada para ver con Explorer 8 o superior  a 1024 x 768 píxeles )